0

Beneficios de las alcachofas

Tabla de contenidos

Como en cada programa, os presentamos el producto de la semana. Un alimento fresco, de temporada, rico y saludable que debemos incluir en nuestra dieta. Es el turno de la alcachofa, que se consume entre los meses de noviembre y marzo.

La alcachofa es una hortaliza muy antigua, verde o morada según el tipo, que tiene unas propiedades «fantásticas», según enfatiza Ángela Quintas, gracias a su composición. Vamos a destacar seis componentes con los beneficios que derivan de ellos.

  1. Contiene cinarina, que es una sustancia que estimula la secreción de bilis, que favorece la digestión de las grasas. ¡Pero ojo! La grasa que estás ingiriendo en ese momento, es decir, mientras comes las alcachofas, no la que tienes almacenada en el cuerpo.

  2. Es rica en fibra, que ayuda a reducir la glucosa en sangre al tiempo que protege contra el estreñimiento.

  3. Posee fitoesteroles, que contribuyen a controlar los niveles de colesterol en sangre.

  4. Cuenta con flavonoides (quercitin y rutin), que protegen contra las enfermedades cardíacas y favorecen la acción antioxidante.

  5. Tiene inulina, que es un carbohidrato que se metaboliza lentamente en el organismo formando fructosa en lugar de glucosa. La fructosa es un azúcar que se puede asimilar sin la necesidad de insulina, lo que convierte a la alcachofa en un alimento especialmente favorable para personas con diabetes.

  6. Además, la alcachofa contiene fósforo, hierro, magnesio, calcio y potasio así como diversas vitaminas, entre las que destacan la vitamina B1, la vitamina C y la niacina.

Otra ventaja de las alcachofas es que son muy fáciles de preparar y dan mucho juego en la cocina. Hay un sinfín de recetas deliciosas tanto con la alcachofa de ingrediente principal, como de acompañante.

Para saber en qué época es mejor comprarlas y en qué debemos fijarnos a la hora de escoger unas buenas alcachofas, nos hemos acercado hasta el Mercado de Antón Martín, al puesto de Jose, en la primera planta. Puedes escuchar lo que nos ha explicado en este audio, junto con los consejosde Ángela Quintas.

¿Por qué se utiliza tanto en las dietas?

La alcachofa tiene menos de un 1% de grasa y poca cantidad de hidratos por lo que su valor calórico es muy bajo: en torno a las 22 kilocalorías por cada 100 gramos.

Como ya hemos comentado anteriormente, ayuda en la digestión de las grasas y esa cualidad es, precisamente, la que se confunde muchas veces con su capacidad de “quemar grasas”, pero no son procesos equivalentes.

Ningún alimento, por muy beneficioso que sea, puede ayudarnos ni a a bajar de peso ni a estar bien por dentro, sino que se requiere un estilo de vida sano que conjugue ejercicio físico con una dieta variada y equilibrada.

Noticias relacionadas

  • Receta con alcachofa: Conserva de verduras de invierno en escabeche suave

Seguir leyendo

Sin duda uno de los alimentos favoritos de varias personas son las tradicionales alcachofas, que además son consideradas como súperalimentos.

¿Cómo consumirlas? La mejor forma de disfrutar una deliciosa alcachofa es al vapor y cocidas. Además quedan increíbles si las acompañas con un jugo de limón mezclado con aceite de oliva.

Eso sí, debes tener en cuenta que si las hojas están blandas o tienen colores más oscuros es síntoma de que no están frescas.

Beneficios de la alcachofa

Acá te contamos todos sus beneficios para nuestra salud:

  • Aporta una sensación de saciedad gracias a sus fibras vegetales, por lo que favorece la pérdida de peso.
  • Gracias a su alto contenido en fibra, te ayudará a regular el tránsito intestinal.
  • Controla el apetito.
  • Aporta vitaminas y minerales como magnesio, potasio, sodio, hierro, vitaminas A y vitaminas B.
  • Combate la temida retención de líquidos y elimina toxinas.
  • Reduce los triglicéridos en sangre y ayuda a disminuir el colesterol malo.
  • Combate el estreñimiento.
  • Ayuda a depurar el hígado, la vesícula y la sangre, lo que nos ayudará a sentirnos mejor por dentro y por fuera de forma natural. Esto ocurre gracias a la cinarina, un principio activo que aporta numerosos beneficios.
  • Alivia la sensación de acidez en el estómago.
  • En casos de obesidad, ayuda a reducir la grasa.

¿Alcachofa para perder peso?

Además, varios portales de salud explican que es muy utilizada en dietas adelgazantes porque es un alimento que sacia tu apetito y elimina líquidos. Por lo mismo, una opción es probar el té de alcachofa. Además tiene pocas calorías.

Lee: Prueba este jugo de kiwi, apio y espinacas que ayudará a tu memoria

Para eso debes remojar las hojas de alcachofa en una taza de agua hirviendo y dejarla al fuego durante 10 minutos. Luego las sacas y las dejas reposar durante 5 minutos. Puedes consumir hasta 3 tazas diarias, idealmente una antes de cada comida (30 minutos antes).

¡Un alimento muy beneficioso en esta época del año!

Beneficios de las alcachofas para adelgazar

La alcachofa (Cynara scolymus) es una planta cada vez más utilizada como coadyuvante de dietas de adelgazamiento. Tanto en la alimentación, como los comprimidos y sus extractos, la alcachofa ayuda a adelgazar, cuando se acompaña de una dieta baja en grasas (pero con la presencia de alimentos ricos en grasas saludables), rica en verduras, frutas, con alimentos ricos en proteínas de calidad y sin comida chatarra.

Foto de alcachofas en un mercado. La alcachofa como verdura es rica en fibra y diurética, pero posee menos cinarina (principio activo para el hígado) que en extracto o comprimidos.

Efectos de la alcachofa: ¿Cómo funciona para bajar de peso?

El modo de actuación de la alcachofa para adelgazar es el siguiente:

  • El principio amargo de la alcachofa (cinarina) aumenta en gran medida la producción y expulsión de bilis (propiedades colagogas y coleréticas). La bilis se compone utilizando las grasas del cuerpo, y el aumento de la expulsión de bilis significa que estas grasas quedan libres en el intestino.
  • Este aumento de la bilis en los intestinos es capturado por la fibra de la propia alcachofa, y de otras verduras de la dieta, que forma una especie de «red» ayudando a que las grasas que contiene la bilis (que es muy rica en colesterol) no sean reabsorbidas y se eliminen por las heces.

De esta manera, gracias a los efectos de la fibra y la ayuda potenciadora de los principios amargos de la alcachofa, se consigue un drenaje o eliminación del colesterol y grasas del organismo.

Suplementos de alcachofa para perder peso

Estas mismas propiedades se pueden conseguir al combinar el extracto o comprimidos de alcachofa (que son ricos en cinarina) con una dieta rica en fibra, es decir, con abundancia de verduras y frutas.

Para mejorar estos efectos, se recomienda acompañar de mucha hidratación, para que la fibra se hidrate y tenga más capacidad de retención de grasas. Se aconseja tomar de 3 a 5 vasos de agua o líquido a lo largo del día (agua, té verde, infusión,…). Estas pautas son igualmente efectivas contra el estreñimiento.

Componentes de las alcachofas para perder peso

Las alcachofas son una verdura con muy pocas calorías y ricas en fibra. El efecto positivo se produce por el incremento de fibra en la dieta, junto con las propiedades colagogas y coleréticas de los principios amargos de las alcachofas.

Principalmente, los componentes responsables de su acción son:

  • Cinarina: Principio amargo que tiene propiedades protectoras del hígado, colagogas y coleréticas (que estimulan la producción y expulsión de bilis), para expulsar grasas del organismo, diurética.
  • Fibra: Principalmente contiene inulina y mucílagos. Disminuye el azúcar de la sangre, ayuda a reducir el colesterol y mejora el estreñimiento.
  • Vitaminas, minerales y flavonoides: Contiene mucho potasio, magnesio, ácido fólico y flavonoides como cinarósido, con propiedades antioxidantes.

Alcachofa para adelgazar: ¿Es mejor en la alimentación o en pastillas?

Muchas personas recurren a los suplementos de alcachofa para adelgazar o bajar el colesterol en lugar de comer alcachofas, lo que no es recomendable. Siempre es preferible consumir alcachofas en forma de alimento ya que es así como resulta más nutritiva, saciante, diurética y adelgazante.

Además, de forma opcional, se puede acompañar la dieta de suplementos de alcachofa. Se deberá tener en cuenta que las alcachofas como verdura son muy ricas en fibra, vitaminas, minerales y flavonoides, pero contienen menos cinarina que el extracto.

Foto de alcachofa.

100 gramos de alcachofa aportan:

– 47 calorías,

– 10 g. hidratos de carbono,

– 5,5 g. de fibra(alto contenido),

– 3 g. de proteína,

– 0 g. de grasa (bajo contenido)

Productos con alcachofa para adelgazar

Los extractos o comprimidos de alcachofa tienen propiedades para el hígado debido a mayor contenido en cinarina, mientras que no contienen tanta fibra ni vitaminas y minerales como sí tiene la alcachofa fresca.

Por otra parte, sobre si se recomiendan o no esta clase de suplementos, puede que para depurar el hígado sea más aconsejable utilizar una planta muy parecida a la alcachofa pero con más propiedades (respaldada por más estudios científicos) como es el cardo mariano (Comprar suplementos que sean muy ricos en silimarina) (Cómo tomar cardo mariano).

Suplementos de alcachofa para bajar de peso

Cualquier suplemento para adelgazar se debe acompañar de una dieta con alimentos ricos en fibra (principalmente verduras) para que sea más efectivo. Siguiendo estos consejos, los productos con alcachofera son muy recomendados para perder peso, ya que potencian el efecto de eliminar grasas y además ofrecen otros beneficios para la salud.

Beneficios de adelgazar con alcachofa

  • Por su intenso efecto colerético, los comprimidos de alcachofa es un buen coadyuvante de las dietas de adelgazamiento, siempre que se acompañen de mucha hidratación y de una dieta rica en fibra y pobre en grasas.
  • Es una planta tónica y protectora del hígado, que mejora sus funciones y la evolución de enfermedades como el hígado graso.
  • La alcachofera también es un remedio para reducir el colesterol alto y tiene propiedades digestivas.

¿Cómo se toma la alcachofa?

  • Suplementos de alcachofera: Suelen venderse comprimidos de 600 mg. y se toman de 1 a 2 comprimidos, 3 veces al día con un vaso de agua.
  • Alcachofa en la alimentación: Resulta muy beneficiosa principalmente por su alto contenido en fibra y vitaminas como el ácido fólico. Para obtener los beneficios de la cinarina, se recomienda utilizar los suplementos.

Contraindicaciones de la alcachofa

Más información sobre Beneficios de las alcachofas, valor nutricional y propiedades.

Escrito por Editorial Equipo de Botanical-online encargado de la redacción de contenidos

8 beneficios de la alcachofa que no te esperabas

Es casi imposible de pelar y nunca entiendes si en realidad estás comiendo la parte comestible. Sin embargo, es un alimento muy rico y versátil que podrás preparar al horno, con arroces, o incluso, como nos propone Aneto, en caldo, una opción ligera de tomar alcachofa y rica en nutrientes.

Ya sea frío o caliente, este caldo incluye todo lo bueno de la alcachofa y agrega un extra de fibra con los espárragos verdes, cebolla, hinojo, jengibre y sin sal. Es perfecto dietas hipocalóricas e hiposódicas.

Pero antes de lanzarnos a su preparación. ¿Por qué deberíamos decantarnos por esta verdura? Marta Vergés en su libro Cómete el tarro (Planeta) nos detalla sus múltiples beneficios.

  • Es una gran depuradora del hígado, el mayor filtro del organismo.
  • Estimula la producción de bilis y elimina grasas.
  • Sus propiedades digestivas la hacen ideal para tratar enfermedades como el ácido úrico, el reuma y los problemas de cálculos en la vesícula biliar.
  • Su alto contenido en fibra ayuda a regular el estreñimiento, pero curiosamente también las diarreas.
  • Es uno de los mejores vegetales cuando se lleva a cabo una dieta de reducción de calorías.
  • Tiene propiedades diuréticas, elimina la retención de líquidos del cuerpo y de toxinas, lo que la hace perfecta para tratar dolencias de gota, de artritis, enfermedades hepáticas, problemas circulatorios, y para reducir grasas en caso de obesidad.
  • Combate el colesterol y regula la tensión alta.
  • Alivia las molestias del estómago y existen incluso estudios que demuestran que, gracias a los ácidos cafeico, pantoténico y los flavonoides que contiene, ayuda a prevenir algunos tipos de cáncer.

Si este verano quieres disfrutar de todos estos beneficios y del sabor inigualable de la alcachofa pero mantenerte lejos de la cocina puedes rendirte al caldo ecológico de alcachofa de Aneto. Este caldo saciante te ayudará a cuidarte y nutrirte pero siempre con una sensación de ligereza que es lo que más nos pide el cuerpo en verano.

Es una auténtica inversión para tu salud que tu cuerpo agradecerá pero, además, sin quitarte tiempo y es que este este caldo se puede tomar con cuchara o se puede beber con lo que nos permite tener la comida lista en un instante o disfrutar de un fresco y sano tentempié cuando el hambre acecha.

¿Cómo tomar alcachofa?

La alcachofa es una hortaliza tan sabrosa como polivalente.Entre sus hojas se esconde todo un tesoro de vitaminas, minerales y antioxidantes. Un regalo para nuestra salud, considerado desde siempre como un aliado para el organismo.

Por sus notables virtudes, durante la Edad Media, por ejemplo, la alcachofa fue uno de los alimentos más caros que existía. Se trataba de uno de los ingredientes más sabrosos en esa época.

La alcachofa ha sido siempre un alimento muy apreciado. Se sabe que los griegos y los romanos ya la consumían; luego, durante la Edad Media, se introdujo en Inglaterra de la mano del rey Enrique VII. Más adelante en el tiempo, cruzó el Canal y logró que Catalina de Médici se convirtiera en una de sus más fervientes consumidoras.

Las alcachofas, también conocidas como Cynaras, tienen varias tipologías. De ellas se aprovechan todas las partes para disfrutar de sus maravillosas propiedades. Esa es la razón por la que, por ejemplo, podemos encontrarlas en forma de cápsulas.

Si la prefieres consumir en su forma natural, recuerda elegir aquella que tenga más peso y que tenga las yemas gruesas y un tono verde claro; estas son las más saludables. A continuación, veremos todos los beneficios de esta estupenda hortaliza.

Por sus maravillosas propiedades digestivas, es ideal para tratar enfermedades como el ácido úrico,el reuma y los problemas de cálculos en la vesícula biliar. También reduce los triglicéridos en sangre, por lo cual se hace realmente valiosa para combatir el colesterol.

Otra de sus ventajas es que nos ayuda a regular el estreñimiento y las diarreas.Asimismo, la alcachofa alivia la acidez de estómago y elimina dolores, distensiones y molestias.

De hecho, de acuerdo a ciertos datos de la revista Phytotherapy Research, la alcachofa contribuye a mejorar los síntomas de pacientes con síndrome del intestino irritable (SII). En concreto, los extractos de la hoja de alcachofa consumidas diariamente redujeron en un 26 % los síntomas del SII y mejoraron la calidad de vida un 20 %.

Por otra parte, gracias a sus beneficios para ayudar a reducir el colesterol, las alcachofas son unas aliadas magníficas para mejorar los problemas de arteriosclerosis y la tensión alta. Su capacidad para cuidar de nuestro estómago y ayudar en la digestión permite que la alcachofa sea también perfecta para eliminar el flujo de la bilis.

Te puede interesar: Aprende a preparar infusión de salvia y conoce sus beneficios

Otras ventajas de la alcachofa

  • La alcachofa se utiliza en las dietas; gracias a sus fibras vegetales, es más que perfecta para controlar el apetito. Al absorber el agua del estómago, da una sensación de saciedad muy provechosa.
  • La alcachofa nos aporta un sinfín de vitaminas y minerales: magnesio, potasio, sodio, hierro, vitamina A, vitaminas B, transforma el azúcar en energía… Es, sin duda, una hortaliza más que básica para nuestra dieta diaria.
  • Tiene propiedades diuréticas, elimina la retención de líquidos del cuerpo y elimina toxinas. Es, por ende, ideal para problemas de gota, artritis, enfermedades hepáticas, problemas circulatorios y para reducir grasas.
  • Los ácidos cafeico, pantoteico y los flavonoides de la alcachofa son muy adecuados para prevenir y mejorar ante algunos tipos de cáncer.

¿Cómo tomar la alcachofa?

La mejor manera para disfrutar de las alcachofas es al vapor y cocidas. Una vez hechas, puedes acompañarlas con un poco de aceite de oliva y vinagre de manzana. Son tan sanas como sabrosas.

Recuerda que, para cocinarlas, debes limpiarlas y recortarlas un poco,tanto el tallo como la piel del exterior. El tallo, por su parte, es muy adecuado sopas y en ensaladas.

Si quieres disfrutar de ellas hervidas, ponlas en una olla con agua y añade luego el jugo de 1 o 2 limones.Acto seguido, tapa la olla y, cuando el agua comience a hervir, déjalas cocer unos 30 o 40 minutos a fuego lento. Finalmente, sácalas y escúrrelas; será entonces cuando las tengas listas para consumir.

Lee también: Infusión de semillas de apio: un remedio natural para la hipertensión

Cómo preparar té de alcachofa adelgazante

Como apuntamos anteriormente, la alcachofa suele utilizarse a menudo para realizar dietas adelgazantes. Gracias a sus propiedades para saciar el apetito y para eliminar líquidos, se alza por sí sola como una de las hortalizas más adecuadas para estos casos.

Un modo de hacerlo es mediante el té de alcachofa. Te explicamos cómo hacerlo y de qué manera tomarlo:

Ingredientes

  • 20 gramos de hojas de alcachofa.
  • 1 taza de agua hirviendo (250 ml).

Preparación

  • Lleva las hoja de la alcachofa ya limpia a un cazo con agua hirviendo.
  • Dejar hervir durante unos diez minutos.
  • Pasado este tiempo, quítalas del fuego, escúrrelas y déjalas reposar otros cinco minutos.

Puedes consumir hasta 3 tazas diarias de esta infusión. Para que el efecto saciante de la alcachofa sea más efectivo,se recomienda tomar 1 taza de té de alcachofa 30 minutos antes de cada comida.

En definitiva, estamos en presencia de una sobresaliente herramienta natural para mejorar nuestra salud. Según tu caso particular, puedes aprovechar cualquiera de sus indiscutibles beneficios con solo consumir un poco de manera regular.

La alcachofa es un elemento que ha reinado la cocina saludable por muchísimo tiempo, es por ello, que conoceremos aún más sus otros beneficios.

Porque este elemento cumple con numerosas funciones a nivel del cuerpo, que si fueran reconocidas, sería un producto estrella en el mercado.

Esto es gracias a su composición extraordinaria, que le permite a la persona disfrutar plenamente de todos sus beneficios.

¿Qué es la alcachofa?

La alcachofa es el fruto de una planta conocida como alcachofera, la cual proviene del continente africano y que posteriormente se extendió al mediterráneo y de allí al resto del mundo.

Este producto se produce dos veces al año, siempre fuera de las temporadas de invierno, pues es oriunda del trópico.

Su siembra alrededor del mundo es gracias a los cruces genéticos con otras especies, que le confinaron características realmente extraordinarias.

¿A qué se debe sus extraordinarios beneficios?

Esto se debe a su composición variada pero muy completa, pues tiene en su haber diferentes moléculas altamente importantes para nuestro cuerpo.

Es por ello, que conociendo toda su conformación permitirá ampliar el panorama, para conocer aún más todos sus beneficios.

La alcachofa está compuesta por:

  • Vitamina A
  • Vitamina C
  • Inulina
  • Cinarina
  • Flavonoide
  • Luteolina
  • Principios amargos, entre otros.

Los beneficios que tiene la alcachofa para la salud del ser humano son muy variados, por ende, le permite a las personas mantener un bienestar en todos los aspectos.

Gracias a su rica composición molecular, le confiere poderes para combatir las siguientes afecciones:

Ayuda con los Trastornos Digestivos.

La alcachofa es un fruto que tiene una participación muy beneficiosa a nivel del sistema digestivo.

Es por ello, que numerosos gastroenterólogos recomienda su consumo para el tratamiento de muchos trastornos del comer y a nivel gastrointestinal.

Principalmente, por su alto contenido de fibra, favorece el tránsito intestinal y combate el estreñimiento.

Además estimula el apetito, ideal para personas que sufren trastornos de la alimentación como anoréxicos.

Alcachofa para adelgazar, un quema grasas natural.

La alcachofa es un excelente purificante del cuerpo, pues elimina todos esos males que consumimos.

Pues, trabaja en el cuerpo eliminando el llamado colesterol malo, de forma natural, para mantener la homeostasis del cuerpo.

Además, es capaz de eliminar los triglicéridos que afectan directamente a todos los sistemas del cuerpo humano.

Esto es importante para una mejor salud a nivel cardíaco y para favorecer la pérdida de peso.

Un remedio completo para nuestro Hígado.

Es uno de los mejores beneficios que tiene la alcachofa para la salud, pues trabaja eficazmente para combatir numerosas patologías a este nivel.

¿Cuáles son las afecciones?

  • Alteraciones hepáticas
  • Daño en el hígado
  • Mejora el metabolismo del hígado por los medicamentos
  • Promueve la regeneración del hígado, reduciendo las alergias causadas por los alimentos.
  • Hepatitis

Es decir, tiene una marcada actividad a éste nivel, pues es capaz de combatir todas las afecciones del hígado.

Además, en sus alrededores, porque también previene la aparición de cálculos biliares.

Un excelente Diurético Natural.

Por su alto contenido en agua, la alcachofa se convierte en un elemento muy promotor de la diuresis.

Lo cual es ideal para combatir numerosas afecciones del cuerpo en general, pues la diuresis es un mecanismo de homeostasis.

Al ser diurético, es importante para:

  • Reducir edemas
  • Perder peso
  • Eliminar la retención de líquidos
  • Controlar la tensión arterial
  • Mejora el funcionamiento del riñón.
  • Reduce considerablemente la posibilidad de padecer de cálculos renales.

Beneficios de la Inulina para Diabéticos.

La inulina es un tipo de azúcar, que al ser procesada por el cuerpo se convierte en fructosa.

Es por ello, que su recomendación es totalmente recomendada para personas que sufren de diabetes.

Además, se vuelve un platillo dulce, con muchas propiedades, eliminando en éstas personas los sentimientos y antojos por las cosas dulces.

¡Así que prueba la inulina para que disfrutes de sus increíbles efectos para la salud y el tratamiento de las diabetes!

Efectos en la salud Cardiovascular.

La alcachofa tiene importantes beneficios para la salud en general, por ende el sistema cardiovascular no puede ser la excepción.

Este producto mejora la circulación, elimina toxinas de la sangre y evita diferentes trastornos a este nivel.

Es por ello, que es ideal para el tratamiento de numerosas afecciones como las siguientes:

  • Infartos de miocardio
  • Problemas a nivel coronario.
  • Enfermedades a nivel vascular
  • Prevención de la arteriosclerosis
  • Elimina Urea de la sangre
  • Evita la formación de trombos
  • Entre otros.

Formas de uso de la Alcachofa.

La alcachofa son las flores de las alcachoferas, por ello, es que es un alimento común como cualquier otro.

Por ende son muchos los platillos que se pueden crear usando como base este secular elemento.

En la medicina natural, se utilizan tanto la flor como las hojas de la planta en varias expresiones.

Se pueden preparar infusiones con las hojas de ésta planta, para consumir principalmente en ayunos.

De esta forma obtienes lo beneficios completos de ésta planta para tu salud en general.

  • Cápsulas

Gracias a la farmacéutica, existen en el mercado numerosas cápsulas, que permiten tener sus propiedades a tu alcance.

Las dosis recomendada es 1, después de cada comida, es decir, tres veces al día.

Nunca sobrepasar las 10 cápsulas diarias porque puede ser perjudicial para la salud.

  • Tinturas

En base al extracto de ésta planta se obtienen fabulosas tinturas, para ser utilizadas en diferentes formas.

  • Su flor completamente en la cocina

La alcachofa es un rico elemento culinario, por ende puedes utilizarla en distintas formas, aunque por lo general, se realizan al vapor.

Para así, poder ablandar ésta flor.

Contraindicaciones de la Alcachofa.

Este producto es sumamente seguro de consumir por ende, no se conocen efectos adversos reales.

Sin embargo, pueden aparecer cuando se abusa de su consumo o se ingieren altas dosis de cápsulas o comprimidos.

¿Para quiénes está contraindicado?

  • Mujeres en menopausia
  • Mujeres en períodos de lactancia
  • Lactante y niños menores de 7 años
  • Aquellas personas que padecen de problemas a nivel biliar
  • Personas que sufran de problemas en el colón y no puedan consumir fibra.

Si te Gustó, Comparte!!

Propiedades y beneficios de la alcachofa para bajar peso

La alcachofa se está poniendo muy de moda como alimento para bajar de peso. Aunque esta planta mediterránea tiene magníficas propiedades diuréticas y se ha utilizado desde antiguo para favorecer la función hepática, lo más recomendable es incorporarla como parte de una dieta sana, equilibrada y sensata. No hace falta que diga que no sirve de nada atiborrarse de alcachofas y terminar el almuerzo con una tarta de chocolate.

Y, aunque están deliciosas, tampoco nos vamos a torturar comiendo solo esta verdura como pregona alguna que otra dieta de adelgazamiento sin el más mínimo fundamento dietético o médico, por cierto. Aún así, esta planta tiene magníficas propiedades medicinales y son beneficiosas para la salud. Conócela para incorporarla como parte de una dieta sana y poder así disfrutar de esta verdura.

Qué Cynara cardunculus o alcachofa para bajar de peso

Pertenece a la familia del cardo silvestre y es originaria del Norte de África. El nombre científico es Cynara cardunculus. Ya en la época del Imperio Romano eran utilizadas en gastronomía.

La parte más jugosa se encuentra en el corazón. Para llegar hasta allí hay que desechar las barbas duras que lo rodean. Tienes que tener en cuenta que las alcachofas se endurecen y “florecen” pasado un tiempo. No la dejes mucho tiempo en el frigorífico. Si no quieres que pierdan humedad, envuélvelas en papel de periódico.

Adquiere siempre alcachofas frescas que no estén oxidadas ni moteadas, que no se encuentren muy abiertas y aparezcan firmes al tacto. En la actualidad también se comercializan congeladas o envasadas, procesos que no merman sus cualidades dietéticas.

Propiedades medicinales y beneficios para la salud de la alcachofa

La alcachofa solo tiene 20 calorías cada 100 gramos. Es rica en folatos, hierro, niacina, potasio y zinc. Tiene cantidades discretas de calcio, yodo y magnesio así como de casi todos los grupos de vitaminas.

De todos modos lo que aporta su acción colerética (aumento de la bilis) es la cinarina. Los esteroles junto al magnesio y al potasio, actúan en sinergia con esta sustancia para potenciar su acción diurética.

Entonces, ¿qué beneficios posee la alcachofa?

Las propiedades beneficiosas para la salud de la alcachofa se conocen desde el siglo XVI cuando se utilizaba para mejorar la digestión. A partir de la década de los setenta de la pasada centuria, el extracto de alcachofa ha sido utilizado en numerosos estudios que han demostrado su efecto medicinal. En general, se utiliza para:

  • Proteger y mejorar la salud del hígado con un aumento de la secreción biliar. Favorece todas las funciones hepáticas y, por tanto, la digestión. Es apta para los hígados perezosos, ictericia y para las personas que asimilan mal las grasas.
  • Reduce la tasa de colesterol total en sangre simplemente incorporándolas como parte de una dieta sana.
  • Es un diurético tradicional favoreciendo, por tanto, la eliminación de líquidos y como coadyuvante en las dietas de adelgazamiento.
  • La alcachofa contiene inulina, un componente que ayuda a balancear los niveles de insulina de los aquejados por diabetes.
  • Es un ligero laxante.
  • Estimula la regeneración de las células hepáticas.

El extracto de alcachofa se comercializa en capsulas o en pastillas como ayuda natural a la hora de hacer dieta.

¿Sirve la alcachofa para adelgazar o bajar de peso realmente?

La alcachofa forma parte de la dieta mediterránea y es una verdura apta para incorporarla cuando se intenta perder peso. No obstante, hay que tener cuidado a la hora de cocinarlas. Es mejor consumirlas hervidas con un poco de sal y unas gotas de limón.

También se pueden preparar con pequeños trocitos de jamón magro, pechuga de pollo, cebollas, ajos y tomates. Están deliciosas sofritas con una sola (y una sola) cucharada de aceite de oliva. Se puede rematar el plato con un poco de perejil picado.

¿Te apuntas? ¿Te gustan?

Por Candela Vizcaíno

Es una de las familias de los girasoles, estas son en realidad un cardo perenne, eran cultivadas originalmente en el mediterráneo, pero por la caída del imperio Romano, se vio un caimiento en su cultivo, por lo cual tardo mucho en regresar su producción hasta el año 1500 en Italia, luego de que estas empezaran a comercializarse en América, después de introducirse en los jardines de zonas franceses y españoles.

Este contiene un componente esencial para nuestro cuerpo en caso de tener diabetes, que es el de la inulina, que es un carbohidrato metabolizarle lentamente por nuestro organismo. Al igual que tiene muchísimas otras propiedades necesarias para nuestro organismo.

Se dice que esta es una de las milagrosas en quemar grasa, en vez de abordar, pero la verdad es que esta no aporta casi ningún tipo de caloría por cada 100 gramos, teniendo en cuenta que cada 100 gramos poseemos unas 22 calorías, esto es prácticamente nada en comparación a muchos otros alimentos que los consumimos y ya estamos presenciando luego de un tiempo una subida de peso.

La alcachofa al ser tan rica en muchísimos minerales y proteínas, se promueve a que se consuma en dietas para bajar de peso, ya que se complementa con muchas otras proteínas como carnes blancas, que permiten al organismo mantener un gasto calórico mayor al que se consume, con lo cual seguro en poco tiempo podremos conseguir los resultados deseados, sin ningún tipo de problema.

El consumo por si sola de ella, es realmente peligroso, ya que al no tener tanto contenido calórico, se tiene que podría ser muy peligroso, ya que al tener un bajo consumo de calorías, se tiene un agarre de las proteínas de nuestros músculos, con lo cual podríamos presentar un gran problema de salud.

Beneficios de las alcachofas

  • Debido a su gran aporte de fibra, se logra reducir la mayor cantidad de glucosa que se encuentra en la sangre de personas diabéticas, la presencia de inulina también es de gran aporte para los diabéticos, ya que es un carbohidrato de absorción lenta.
  • La fibra también ayuda en mucho para luchar en contra del estreñimiento y la presencia de colesterol de la sangre, con lo cual se evita problemas cardiacos.
  • Las personas con problemas de digestión suelen recurrir a la alcachofa, debido a que por sus propiedades logran conseguir contrarrestar los efectos de digestiones pesadas.
  • Es perfecta para lograr bajar de peso en el menor tiempo posible, siempre y cuando se logre acompañar con alguna proteína o arroz integral.
  • El ácido úrico es uno de los problemas que se presentan en las personas con gota, por lo que la alcachofa es muy recomendable, ya que esta lo reduce lo más posible.

Contraindicaciones de la alcachofa

  • Las personas con cálculos biliares no es muy recomendable que lo consuman, ya que tiene una alta producción de bilis.
  • Es recomendable que las madres no lo consuman mucho, ya que hace que la producción de leche si están dando al bebe se reduzca considerablemente, ademas de que estas propiedades pasan al bebe por medio de la leche.

La alcachofa, valores nutricionales
y mucho más que «dieta depurativa»

La alcachofa tiene muy pocas calorías y está indicada para personas con problemas circulatorios, de hígado o de corazón.

María Val, Sabormediterraneo.com

La alcachofa es un componente habitual de la «dieta mediterránea», forma parte de esos caprichos que proporcionan muy pocas calorías, pero que además tiene otras virtudes como la de regular el nivel de colesterol y estar indicado para personas con problemas circulatorios o de corazón.

La alcachofa posee una cantidad escasa de calorías, tan sólo 17kcal por cada 100 gramos, pero es una de las hortalizas más ricas en fibra de nuestras huertas, aportándonos así una sensación de plenitud tras la comida, sin olvidar los beneficios digestivos que nos aporta dicha fibra, regulando el tránsito intestinal.

Entre las cualidades de la alcachofa, su parte comestible proporciona un 12% de glúcidos, cuya sexta parte la constituye un azúcar muy peculiar, la inulina, que la toleran muy bien los diabéticos, por lo que se considera un magnífico alimento para ellos. También favorece el metabolismo de las grasas, contribuyendo a la regulación de las funciones hepáticas.

La dieta de la alcachofa está considerada como un dieta depurativa. El efecto diurético otorgado por uno de sus componentes, la cinarina, y el ligero efecto laxante que provoca el magnesio presente en esta flor hacen que resulte un alimento recomendable para la eliminación de líquidos y grasas de nuestro organismo.

El mineral más abundante en esta flor es el potasio, pero también destaca la alcachofa por ser una hortaliza rica en magnesio, fósforo y calcio; minerales beneficiosos para el sistema nervioso que se ven reforzados por la presencia de vitamina B1, vitamina A, y C.

Beneficios de la alcachofa: mucho más que una verdura para adelgazar

Se puede preparar de muchas formas, tiene muchos beneficios y ayuda a mantener la línea. Tal vez, ahora que estamos inmersos en plena operación bikini, ha llegado el momento de incluirla más a menudo en nuestro día a día. Y es que en nuestra lista de alimentos saludables que alargarán tu vida, tampoco podían faltarnos las deliciosas alcachofas.

Descubre: 50 deliciosos alimentos que alargarán tu vida: ¡inclúyelos en tu dieta!

© iStock

Que beneficios nos aporta la alcachofa a nuestra salud

  • Es buena para el hígado.
  • Depuradora sanguínea.
  • Estimula la digestión.
  • Es diurética.
  • Favorece la eliminación de urea, colesterol y ácido úrico.
  • Contiene vitaminas A, B 1, B 2 y C, y minerales como el hierro, fósforo, manganeso, magnesio, calcio, potasio, sodio y cobre.

Indicada en la congestión e insuficiencia hepática, insuficiencia renal, infecciones intestinales, gota, artritis, litiasis, cansancio, intoxicaciones, reumatismo y diabetes. Tiene efectos anti-inflamatorios y regula el funcionamiento de la vesícula biliar, controlando la secreción de la bilis y evitando la formación de cálculos biliares. Igualmente, ejerce un efecto muy benéfico sobre la célula hepática, protegiéndola y regenerando sus tejidos.
​La hoja de alcachofa disminuye los niveles de colesterol en la sangre y la presión arterial, además del riesgo de sufrir arteriosclerosis y cualquier otra enfermedad vascular. Estimula el funcionamiento de los intestinos, ideal en caso de estreñimiento. Rebaja el nivel de azúcar en la sangre, lo que ayuda a combatir y prevenir la aparición de la diabetes
Es un diurético natural, ayudando a las personas que sufren de obesidad, enfermedades circulatorias, hepáticas, gota o artritis, entre otras. Da buenos resultados en quienes sufren de uremia, arenillas en la vejiga y los riñones, cansancio, reumatismo.

¿Cómo elegir y conservar las alcachofas?

Una alcachofa es fresca si en relación a su tamaño es la más pesada, si tiene sus hojas bien apretadas y si su color es verde claro brillante, sin manchas negras. Se recomienda guardarlas hasta un máximo de tres días en la nevera, siempre con los tallos.
Pero deben consumirse poco después de su cocción porque su sabor se altera con facilidad y tienden a desarrollar toxinas. Al momento de hervirlas hay que evitar hacerlo en ollas de hierro o aluminio, pues generalmente las oscurecen y alteran sus propiedades.

¿Cómo comerlas?

Las alcachofas pueden comerse en ensalada, la mejor forma para aprovechar todas sus propiedades. En la mayoría de los casos se hierven, en este caso recomendamos utilizar el agua de cocción ya que sino se pueden desaprovechar sus valores. Preparadas al horno son deliciosas bañándolas en aceite de oliva. Además, pueden hacerse fritas, rebozadas, rellenas, guisadas, con arroz y a la plancha o a la brasa, solo es cuestión de echarle imaginación.

admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *