0

Clorato de potasa afonia

Tabla de contenidos

  • Me han puesto un implante dental y me han mandado varidasa. ¿Puedo tomar paracetamol para el dolor?
  • Me han recetado varidasa para un grano enquistado , pero no me quita dolor , porque será ?
  • Buenos días, la varidasa produce aumento de la presión arterial? Muchas gracias.
  • Hola. Estoy tomando varidasa por una hinchazón en los ganglios que ya me ha mejorado. Llevo solo dos días de tratamiento. Mi médico me ha dicho que debo tomarlas durante seis días. El caso es que mañana tengo una fiesta muy importante y me apetece bastante ingerir alcohol. Mis preguntas son: 1. ¿Puedo…
  • Tengo un poco la faringe irritada con lo que me molesta el oido.El medico me ha recetado Varidasa y Faricron 7 dias, descanso una semana y 7 dias de nuevo. ¿No es mucho? ¿Y podría beber alcohol? Gracias!
  • El varidasa sirve para una fibrina en la amigdala ? Tarda mucho en irse?
  • Llevo un mes afónica. Me han dicho m puede ir bien Varidasa q opina?
  • Me han recetado Varidasa por que tengo un edema de Reinke este medicamento es para desaparezca el edema o para algo más? pregunto
  • Tengo mal curado un esguince en el tobillo izquierdo por tener que seguir trabajando ahora doloroso también el tobillo derecho por forzar lo y los flexo extensores de las muñecas me duelen e impiden el giro lateral de la mano,así como tendinitis en el brazo derecho,en éste tengo operado 5 metacarpiano…
  • Varidasa sirve para tratar insuficiencia venosa?

REMEDIOS PARA EL DOLOR DE GARGANTA

Aunque el famoso veranillo de San Miguel nos está dando una generosa tregua, el otoño caerá por su propio peso de un momento a otro. El frío aguarda traicionero ese día en el que salgamos de casa por la mañana una chaqueta más floja de lo que corresponda. Hoy nos ocuparemos de los remedios para el dolor de garganta. Hablaremos sobre qué fármacos pueden ayudarnos a aliviar ese incómodo dolor que, a pesar de ser leve, nos supone un inconveniente a la hora de desarrollar nuestra actividad diaria.

¿Por qué nos duele la garganta al llegar el frío?

Uno no ha tenido infancia si no recuerda a su madre persiguiéndole de modo inquisitorial para que cerrase, no sólo la cremallera del anorak sino también la boca en la calle para no coger frío. ¿Acaso hay alguien que no haya sido alguna vez amordazado con una bufanda de lana? De lana de la que pica. Quién hubiera pillado esas maravillas de forro polar o Goretex que hacen ahora.

Las madres no siempre tienen (tenemos) razón pero en su favor hay que decir que en este caso, cuando el río suena, agua llueva. El frío y la sequedad provocan una irritación en la mucosa de la garganta que por sí misma puede originar el dolor. Además, esta irritación puede disminuir las defensas de la mucosa que de este modo pasa a ser más vulnerable para los agentes patógenos externos. Es decir, el frío irrita la garganta y además pone una autopista a los bichos para que atraviesen la barrera defensiva.

¿Se debe tomar antibiótico para el dolor de garganta?

Es la verdadera pregunta del millón que causa duelos y quebrantos en las boticas.

El porcentaje de amigdalitis y faringitis de origen bateriano (la culpa fue del estreptococo) está SOLAMENTE en torno al 10% en adultos y el 30% en niños. Esto quiere decir que la mayoría de infecciones en la garganta son víricas y por tanto no deben tratarse con antibióticos. El uso de antibióticos en una infección vírica no sólo no sirve para nada sino que puede ser perjudicial debido a que favorece la aparición de resistencias.

La mala noticia es que para una amigdalitis o faringitis vírica no disponemos de tratamiento que ataque el origen de la infección. La buena es que tratar los síntomas que la acompañan no solo ayuda a nuestro confort sino que puede evitar que se agrave el proceso.

¿Cuáles son los remedios para el dolor de garganta más utilizados?

Antiinflamatorios

Por delante de caramelos y caramelitos, en el alivio de los síntomas del dolor de garganta nos encontramos a los antiinflamatorios como ibuprofeno o aspirina. Hay que recordar las diferencias entre paracetamol e ibuprofeno por las cuales en este caso el ibuprofeno es más aconsejable que el paracetamol.

A caballo entre los antiinflamatorios y los caramelos nos encontramos con la novedad de este año: Strepfen. Contiene Flurbiprofeno, un primo segundo del ibuprofeno. A diferencia de éste, el Flurbiproteno no se presenta en formato de comprimidos para tragar sino que se disuelve en la boca con sabor a miel y limón.

Caramelos

Al chupar un caramelo corriente y moliente aumentamos la producción de saliva. Aunque la saliva tiene cierto poder antimicrobiano por la lisozima A, el efecto más tangible de la saliva sobre la garganta es la lubricación natural para evitar la irritación y el refejo de tos.

Todo abuelo que se precie lleva en el bolsillo los típicos caramelos de menta o eucalipto. Esto puede tener sentido si valoramos las propiedades refrescantes del mentol (el «fresquito» actuaría como una suerte de anestésico). También puede ser refrescante el regaliz como en el caso de las Pastillas Juanolas. En el caso de los caramelos de miel como Ricola cambiamos el efecto refrescante por el suavizante al actuar la miel como demulcente, es decir, como protector de la mucosa.

En cualquier caso, se trata de simples caramelos con concentraciones «fitoterapéuticas» muy limitadas (en ocasiones tan limitadas a un simple aroma) y cuya utilidad radica, básicamente, en el confort momentáneo. Debido a que se usan a discreción, es importante que este tipo de caramelos sean sin azúcar.

Caramelos para chupar con antisépticos y anestésicos

¿Qué hay dentro de estos caramelos que en realidad no son caramelos?

ANTISÉPTICOS: A pesar de su sabor a eucalipto, mentol o miel, en este caso no hablamos de caramelos sino de fármacos que incluyen antisépticos en su composición. Se trata de compuestos parecidos a los que utilizamos cuando desinfectamos las heridas (clorhexidina). Se incluyen para intentar eliminar pequeños microorganismos que «estorban» en la garganta y cuyo crecimiento puede originar un problema mayor.

ANESTÉSICOS: Junto con los antisépticos se incluyen en la composición anestésicos como la lidocaína o la benzocaína que adormecen ligeramente la superficie de la garganta para distraer al dolor durante algún tiempo.

Algunos ejemplos de pastillas para chupar con antisépticos y anestésicos son Faringesic, Garydol o Frenagar que contienen clorhexidina y benzocaína. El abanderado con anestésico por excelencia es el Strepsils con Lidocaína.

Relativamente reciente en España es el uso como anestésico del mucolítico ambroxol en forma tópica. Hay estudios que le atribuyen un mayor efecto anestésico que a las clásicas lidocaína y benzocaína. Se comercializa como Lizipadol.

ANTIBACTERIANOS: Además de antisépticos y anestésicos, otros activos en la composición de estos comprimidos pueden ser los antibacterianos de acción local como bacitracina o tirotricina. Algunos ejemplos son la clásica Lizipaína o Bucometasana.

ANTIINFLAMATORIOS: Por último, algunos antiinflamatorios como la enoxolona pueden formar parte de la composición. Por ejemplo, en el Angileptol.

Insisto en recordar que aunque tengan aspecto de caramelo y sepan a caramelo, no son caramelos y deben ser administrados adecuándose a la posología y a la edad correspondiente. Si nos tomamos alguno más de la cuenta, el sorbitol (un edulcorante) puede hacer de las suyas soltándonos la tripa.

Sprays orales

Hay sprays para la garganta de todo tipo en función de su actividad:

– Demulcente: Arkovox es un spray compuesto principalmente por própolis y miel que suaviza por contacto la mucosa de la garganta.

– Antiinflamatoria: el spray Anginovag además de contener antisépticos y antibacterianos presenta un corticoide con efecto antiinflamatorio como la hidrocortisona. Es una opción muy completa aunque sabe a rayos.

– Protectora: el spray Pharysol es una opción relativamente reciente que basa su mecanismo de acción en la formación de una película que recubre la mucosa y la protege. Independientemente de si esta película es realmente una película o un peliculón o no, lo cierto es que puede aliviar el dolor por contacto. Otra opción de moda es el uso de sprays con vitamina E como Vea Oris debido al posible efecto protector sobre la mucosa del aparato respiratorio.

Colutorios

Aunque menos usados hoy en día, hay quien los sigue prefiriendo para realizar gargarismos. El Tantum Verde, por ejemplo, contiene bencidamida como antiinflamatorio. Es importante considerar la cantidad de alcohol de algunos de estos colutorios.

Vitaminas

Hay determinados estudios que establecen un posible efecto protector de las vitaminas A y E sobre la mucosa del aparato respiratorio. La toma continuada durante un tiempo de Auxina A+E podría tener efectos protectores a este nivel.

Remedios para la afonía

Los cantantes y locutores que desfilan por la farmacia lo tienen claro: al parecer no se ha inventado aún nada que supere al clorato potásico para recuperar la voz.

Remedios para el dolor de garganta en embarazadas

Salvo indicación médica, no se deben tomar los fármacos anteriormente mencionados ya que no está establecido que su consumo sea seguro durante el embarazo.

Hasta donde he podido encontrar, únicamente especifica en el envase que el producto es apto para embarazadas el spray Pharysol (el que hace la película o el peliculón).

Por otro lado, hay que extremar las precauciones ya que algunos compuestos naturales que aparentemente son inofensivos como el regaliz están contraindicados en el embarazo si se consumen en altas dosis. Hablamos, por ejemplo, de una embarazada con «antojo» que acaba «enganchada» a las Juanolas.

Remedios para el dolor de garganta durante la lactancia

Durante la lactancia las posibilidades de aliviar los síntomas aumentan ya que las madres lactantes no sólo pueden tomar ibuprofeno sino algunos de los comprimidos para chupar con anestésicos como Lizipaína, Frenagar o Bucometasana.

El uso de sprays con corticoides durante la lactancia, si bien no entraña riesgo para el bebé, no es aconsejable.

Remedios para el dolor de garganta en niños

Existen determinados productos naturales que pueden utilizarse en niños para aliviar el dolor de garganta. Que existan estos productos no significa que todos los niños con dolor de garganta deban tomarlos. Sin embargo, sí es conveniente saber que existen producto adecuados a cada edad para aquellos padres que lo demandan (y que si no dan estos productos a sus hijos le darán otros quizá menos convenientes por su cuenta y riesgo). El dolor de garganta y sobre todo, la tos, llega a ser un problema para muchas familias.

Al igual que ocurre con los adultos, con estos fármacos conseguimos un mero tratamiento sintomático para aliviar las molestias asociadas a este dolor y en ningún caso vamos a tratar la causa del mismo.

A partir de 1 año: Jarabe Juanola Própolis con miel para suavizar la irritación de la garganta. Tiene un elevado contenido en azúcar debido a la miel y quizá no sea conveniente su uso en niños tan pequeños. Es importante recordad que no debe usar en menores de tres años ningún tipo de caramelo por el riesgo de atragantamiento.

A partir de 3 años: Pastillas Arkovox sin azúcar con erísimo y matricaria. Si buscamos una una acción emoliente, este tipo de productos es una mejor alternativa a la los caramelos convencionales.

A partir de 6 años: Strepsils de varios sabores como limón, fresa, naranja o ciruela. No se deben usar en niños tan pequeños Strepsils con lidocaína.

A partir de 12 años: Strepsils con lidocaína, Bucometasana.

Es importante recordar que los niños menores de 3 años no deben tomar (ni inhalar) nada que lleve mentol por el riesgo de espasmo laríngeo. Esto incluye las «friegas» con Vicks Vaporub (incluso el famoso untado en los pies). Una alternativa es el Bálsamo Reconfortante de Mustela a base de tomillo y pino.

El consejo de la Boticaria

Insisto en la importancia de cambiar el chip con respecto a la toma de antibióticos ante un mero dolor de garganta. Los antibióticos no matan a los virus y dado que los virus son los responsables de la mayoría de faringitis y amigdalitis, no solo estamos matando moscas a cañonazos sino que nos estamos dando un tiro en el pie.

Recordemos que el ibuprofeno es muy listo y sabe dónde actuar y que cualquiera de los remedios para el dolor de garganta mencionados anteriormente puede ayudarnos a calmar la irritación y el picor. Personalmente, creo que los sprays como Anginovag o los comprimidos para chupar con acción antiséptica, anestésica y antiinflamatoria son algunas de las mejores opciones.

No olvidéis vuestra bufanda … ¡que el invierno os respete!

Varidasa comprimidos

Fuente del texto y de las imágenes: Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS)

VARIDASA Comprimidos
Estreptoquinasa y Estreptodornasa

Lea todo el prospecto detenidamente antes de empezar a tomar el medicamento.

  • Conserve este prospecto, ya que puede tener que volver a leerlo.
  • Si tiene alguna duda, consulte a su médico o farmacéutico.
  • Este medicamento se le ha recetado a usted y no debe dárselo a otras personas, aunque tengan los mismos síntomas, ya que puede perjudicarles.
  • Si considera que alguno de los efectos adversos que sufre es grave o si aprecia cualquier efecto adverso no mencionado en este prospecto, informe a su médico o farmacéutico.

Contenido del prospecto:

  1. Qué es VARIDASA Comprimidos y para qué se utiliza
  2. Antes de tomar VARIDASA Comprimidos
  3. Cómo tomar VARIDASA Comprimidos
  4. Posibles efectos adversos
  5. Conservación de VARIDASA Comprimidos
  6. Información adicional

1. QUÉ ES VARIDASA Comprimidos Y PARA QUÉ SE UTILIZA

Varidasa pertenece al grupo de medicamentos denominados antitrombóticos.

Varidasa está indicado en el tratamiento de la inflamación aguda o crónica, infecciosa en combinación con antibióticos o traumática (con edema y/o hematoma).

2. ANTES DE TOMAR VARIDASA Comprimidos

No tome Varidasa

  • Si es alérgico (hipersensible) a la estreptoquinasa, estreptodornasa o a cualquiera de los demás componentes de este medicamento.
  • Si padece trastornos en la coagulación de la sangre (diátesis hemorrágica conocida).
  • Si padece hipertensión grave no controlada.
  • Si tiene niveles bajos de fibrinógeno.
  • Si tiene bajos niveles de plaquetas en sangre (trombocitopenia).

Tenga especial cuidado con Varidasa
En caso de producirse una reacción alérgica, incluyendo shock anafiláctico, disnea (dificultad para respirar) y urticaria, se debe interrumpir el tratamiento con Varidasa.

Se debe tener especial precaución al administrar Varidasa a pacientes que padezcan alguna de las situaciones siguientes:

  • Hemorragia gastrointestinal grave reciente.
  • Operaciones importantes recientes (6º a 10º día de postoperatorio, en función de la gravedad de la operación).
  • Traumatismo reciente y resucitación cardiopulmonar.
  • Biopsia reciente de algún órgano, punciones en vasos no compresibles, inyecciones intramusculares o intubación.
  • Parto reciente, aborto.
  • Pacientes con tratamiento concomitante con anticoagulantes orales (INR>1,3).
  • Lesión hepática o renal grave.
  • Lesiones orgánicas susceptibles de sangrar (p. ej. úlcera péptica activa).
  • Pericarditis aguda y/o endocarditis bacteriana subaguda.
  • Hemorragia interna activa, existente o reciente.
  • Accidente cerebrovascular reciente; cirugía intracraneal o intraespinal.
  • Neoplasia intracraneal.
  • Traumatismo craneoencefálico reciente.
  • Neoplasia conocida con riesgo de hemorragia.
  • Pancreatitis aguda.
  • Retinopatía hipertensiva de grados III/IV.

Varidasa debe utilizarse con precaución en pacientes con antecedentes de disminución de la función hepática.

Uso de otros medicamentos
Informe a su médico o farmacéutico si está utilizando, o ha utilizado recientemente otros medicamentos, incluso los adquiridos sin receta.

El tratamiento previo o simultáneo de Varidasa con anticoagulantes o sustancias que actúan sobre la formación o función de las plaquetas (p. ej. inhibidores de la agregación plaquetaria, dextranos, antifibrinolíticos tales como ácido aminocapróico, aprotinina y ácido traxenámico, analgésicos antiinflamatorios no esteroideos especialmente ácido acetilsalicílico, indometacina, fenilbutazona y otros inhibidores de la agregación plaquetaria especialmente sulfinpirazona) podría incrementar el riesgo de hemorragia.

Embarazo y lactancia
Consulte a su médico o farmacéutico antes de utilizar cualquier medicamento.

No se ha demostrado la seguridad y eficacia de Varidasa durante el embarazo ni durante la lactancia, por lo que no se recomienda su uso en estas situaciones.

Uso en niños
No se recomienda el uso de Varidasa en pacientes menores de 18 años, ya que no se ha establecido su seguridad y eficacia en estos pacientes.

Conducción y uso de máquinas
No se han descrito efectos sobre la capacidad para conducir o manejar maquinaria.

Información importante sobre algunos de los componentes de Varidasa:
Varidasa contiene colorante amarillo anaranjado S (E-110), por lo que puede provocar reacciones de tipo alérgico.

3. CÓMO TOMAR VARIDASA Comprimidos

Siga exactamente las instrucciones de administración de Varidasa indicadas por su médico.
Consulte a su médico o farmacéutico si tiene dudas.

Su médico le indicará la duración de su tratamiento con Varidasa. No suspenda el tratamiento antes, ya que podría no ejercer el efecto deseado.

Los comprimidos de Varidasa son para administración por vía oral.

La dosis media recomendada es de un comprimido, cuatro veces al día, durante 4-6 días.
En cuadros agudos, pueden utilizarse dosis mayores como medida terapéutica de ataque que consistirá en dos comprimidos tres veces al día, y si fuese necesario la dosis podría aumentarse hasta dos comprimidos cuatro veces al día.

Si toma más Varidasa de lo que debiera
En caso de sobredosis o ingestión accidental, consulte inmediatamente a su médico o farmacéutico, o llame al Servicio de Información Toxicológica, teléfono 91 562 04 20 (indicando el medicamento y la cantidad ingerida).

Si olvidó tomar Varidasa
Si olvidó una dosis del medicamento, tome la siguiente dosis cuando le corresponda. No tome una dosis doble para compensar las olvidadas.

4. POSIBLES EFECTOS ADVERSOS

Al igual que todos los medicamentos, Varidasa puede tener efectos adversos, aunque no todas las personas los sufran.

Se han descrito los siguientes efectos adversos, según las categorías de frecuencias indicadas a continuación:

Muy frecuentes: al menos 1 de cada 10 pacientes
Frecuentes: al menos 1 de cada 100 pacientes
Poco frecuentes: al menos 1 de cada 1.000 pacientes
Raros: al menos 1 de cada 10.000 pacientes
Muy raros: menos de 1 de cada 10.000 pacientes

Trastornos del sistema inmunológico
Frecuentes: Desarrollo de anticuerpos antiestreptoquinasa.
Poco frecuentes: Hipersensibilidad y reacciones alérgicas incluyendo shock anafiláctico, disnea (dificultad para respirar) y urticaria.

Trastornos gastrointestinales
Poco frecuentes: Nauseas, diarrea, dolor epigástrico, vómitos.

Trastornos de la piel y del tejido subcutáneo
Muy raros: Exantema eritematoso (lesión inflamatoria en el lugar de administración), dermatitis, picor.

Trastornos hepatobiliares
Poco frecuentes: Incremento transitorio de los enzimas hepáticos (transaminasas) y de la bilirrubina.

Trastornos generales
Poco frecuentes: Dolor de cabeza, dolor de columna (dorsalgia), dolor muscular (mialgia), escalofríos y/o aumento de la temperatura corporal, sensación de debilidad (astenia), malestar general.

Si considera que alguno de los efectos adversos que sufre es grave o si aprecia cualquier efecto adverso no mencionado en este prospecto, informe a su médico o farmacéutico.

5. CONSERVACIÓN DE VARIDASA Comprimidos

Mantener Varidasa fuera del alcance y de la vista de los niños.

Conservar en el embalaje original para protegerlo de la luz y la humedad.
No conservar a temperatura superior a 30ºC.

No utilice Varidasa después de la fecha de caducidad indicada en la caja. La fecha de caducidad es el último mes que se indica.

Los medicamentos no se deben tirar por los desagües ni a la basura. Pregunte a su farmacéutico cómo deshacerse de los envases y de los medicamentos que no necesita. De esta forma ayudará a proteger el medio ambiente.

6. INFORMACIÓN ADICIONAL

Composición de Varidasa Comprimidos

  • Los principios activos son estreptoquinasa y estreptodornasa. Cada comprimido contiene 10.000 Unidades Internacionales y 2.500 Unidades de estreptodornasa.
  • Los demás componentes son fosfato de calcio dibásico dihidratado, almidón de maíz, acacia, estearato de magnesio y colorante amarillo anaranjado S (E-110).

Aspecto del producto y contenido del envase
Varidasa son comprimidos ranurados de color naranja claro. Se presenta en envases de 20 ó 40 comprimidos.

Titular de la autorización de comercialización
INDUSTRIAL FARMACEUTICA CANTABRIA, S.A.
Carretera Cazoña-Adarzo, s/n.
39011 – Santander

Responsable de la fabricación
Toll Manufacturing Services S.L.
Aragoneses, 2
28108 – Alcobendas (Madrid)

Este prospecto fue aprobado en: Mayo 2007

CLORATO POTASICO ORRAVAN 30 COMPRIMIDOS PARA CHUPAR

Acción y mecanismo

Sialagogo, astringente y antiséptico débil. Pertenece al grupo de los cloratos. Actúa liberando ácido clórico (oxidante) con débil acción antiséptica.

Indicaciones

– Alivio sintomático de la y la (mal aliento) consecuente.

Posología

Normas para la correcta administración

dejar disolver lentamente en la boca, sin masticar ni tragar.

Precauciones

Evita tratamientos prolongados, especialmente en pacientes con
insuficiencia renal, insuficiencia hepática o alteraciones
sanguíneas.

Consejos al paciente

Consejos al paciente:

– Dejar disolver léntamente en la boca.
– No se debe sobrepasar la dosis diaria de 8 comprimidos en adultos.
– Evitar tratamientos prolongados, especialmente en pacientes con insuficiencia renal, insuficiencia hepática o alteraciones sanguíneas.
– No administrar a niños menores de 6 años.

Reacciones adversas

Los efectos adversos de clorato potásico son, en general, infrecuentes aunque moderadamente importantes. Las reacciones adversas más características son:
-Raramente (<1%): con dosis elevadas, alrededor de 5 g en adultos y de 1 g en niños, se pueden provocar intoxicaciones agudas manifestadas mediante náuseas, vómitos, diarrea, dolor abdominal, hemorragia, anemia hemolítica y metahemoglobinemia.

Sobredosis

– Síntomas: El clorato potásico es muy tóxico. La dosis mortal es de 5 g en adultos y de 1 g en niños. Unaintoxicación aguda puede cursar con dolor abdominal, náuseas, vómitos y diarrea. Posteriormente, formación de metahemoglobina (no responde a zul de metileno), anemia hemolítica (hemorragia) e insuficiencia renal. Tambien puede producir convulsiones, daño hepático y coma.
– Tratamiento: lavado gástrico, exanguinotransfusión, bicarbonato (iv) y hemodiálisis.

Te despiertas un buen día por la mañana. Sabes que va a ser un día intenso porque debes acabar de preparar una presentación importante del trabajo para mañana y ayer tuviste la fiesta de cumpleaños de tu mejor amigo y fuiste a dormir tarde. Al salir de tu habitación te cruzas con tu madre en el pasillo y, cuando vas a devolverle los “buenos días”… ¡¡¡Horror!!! ¡¡¡Eres incapaz de pronunciar una palabra audible!!! Estás completamente afó[email protected] ¡Diós mío! ¡Y mañana es la presentación! ¡Y yo aquí, sin voz!

¿Te has encontrado alguna vez en una situación parecida?

En ese caso seguro que en tu cabeza resonó la siguiente pregunta:

¿¿¿Cómo puedo recuperar la voz en un día???

Foto obtenida en blog.enfemenino.com

Eso mismo me preguntó mi amiga Cristina el domingo pasado.

Tenía un curso de formación interno en su empresa que impartía ella misma y a la que acudía gente (unas 15 personas) que se habían desplazado desde distintos puntos de la geografía española a Barcelona para la ocasión. Así que suspender el evento estaba totalmente descartado.

Y sin embargo, tenía serias dificultades para hablar de tú a tú conmigo. Así que no hacía falta pensar mucho para intuir cómo le podía ir hablando a una audiencia de 15 personas.

“¿Hay algo que me ayude a recuperar la voz en tan poco tiempo?”

Concierto en invierno

Durante muchos años (unos 25) yo canté en un coro. A pesar de ser un coro amateur, la escasez de tenores siempre hacía que mi presencia (y la del resto de tenores), en condiciones, fuera determinante para el éxito de los conciertos.

Como ensayábamos en la Parroquia de Santo Tomás de Aquino, cada 28 de enero dábamos un concierto en la iglesia para festejar el día de Santo Tomás. Eso implica que cada año debíamos cantar cuando hacía más frío. Y aunque eso no era nada extraordinario, acostumbraba a pasar que siempre había uno u otro que llegaba resfriado al concierto. Y en ocasiones, sin voz.

El frío y la fatiga (por ejemplo la ocasionada por haber salido de fiesta la noche antes) son quizás los dos peores enemigos de nuestras cuerdas vocales.

Dentro de ese mundillo siempre hay gente que te recomienda distintos remedios caseros para recuperarse de una afonía pasajera como esta. Sin embargo, de todas las cosas que probé durante todos esos años, hay una que destaca por encima del resto por su eficacia y rapidez.

Clorato de potasa

El clorato de potasa son unas pastillitas que puedes adquirir en la farmacia y que actúan como sedante para tu faringe.

Debo advertirte que tienen un gusto horrible, pero en cuestión de unas horas, empiezas a recuperar tu voz.

Puede que leas por la red que se utiliza también el clorato de potasa en las inyecciones letales. No te asustes. Supongo que todo es cuestión de concentraciones. Puedo asegurarte que yo me habré tomado 3 o 4 en una tarde y lo única que casi me mata es el sabor

Por lo que he podido leer en algunos blogs de farmacias, el clorato de potasa sigue siendo hoy en día el mejor remedio para curar la afonía pasajera de forma rápida. De hecho, es el método que muchos actores y cantantes siguen usando.

Déjame subrayar de nuevo lo de afonía PASAJERA. Todo lo que te cuento en este artículo es válido para las afonías puntuales que puedas tener a causa de un resfriado o de la propia fatiga por haber estado un tiempo prolongado forzando la voz (por ejemplo, cantando a pleno pulmón en un concierto de tu grupo favorito). Para afonías crónicas, el clorato no hace nada. En ese caso es recomendable dejarse aconsejar por un foniatra o un logopeda y, si procede, apuntarse a clases de canto.

Por suerte para Cristina, lo suyo era absolutamente pasajero, así que le recomendé el clorato de potasa.

¿Cómo le fue a Cristina?

Cristina, recuperó la voz a tiempo.

El martes me llamó Cristina para decirme que se había obrado el milagro.

Pudo retrasar la presentación para ganar unas horas y se tomó el clorato de potasa (dos pastillas por la tarde y dos por la mañana, antes de la presentación). Lo suficiente como para recuperar la voz necesaria para impartir la formación, que, por cierto, fue todo un éxito.

¿Te has encontrado alguna vez sin voz el día antes de una presentación? ¿Qué hiciste para recuperarla? Gracias por dejar tu comentario.

En el próximo artículo mucho más. Si no quieres perdértelo, puedes suscribirte aquí y recibirás los próximos artículos en tu correo electrónico.

Comprar Clorato Potasico Aromatizado Orravan (30 Comprimidos Para Chupar)

Principio Activo

El ácido clórico es un principio activo que le otorga a esta fórmula ese carácter antiséptico, depurador y bactericida. Por ello es que cada comprimido te brinda un buen cuidado de tu boca, ya que ataca cualquier acumulacion de germenes en tu boca.

Indicaciones y beneficios

Estos comprimidos para chupar que han sido elaborados por los laboratorios Orravan, no deben ser masticados o tragados por la persona. Son productos cuya fórmula se basa en el contacto constante con la saliva del paciente, debe diluirse para que actúe adecuadamente. A pesar de que puede ser considerado como un caramelo, debe ser chupado pacientemente, para que el ácido clórico surta efecto. Los beneficios de utilizar un medicamento para el aliento como este, se presentan en el tratamiento del mal aliento crónico. La halitosis es una enfermedad que puede surgir, debido a la acumulacion de agentes patógenos en tu boca.

Composición

Cada comprimido contiene una serie de ingredientes y componentes químicos, que son determinantes en su fórmula refrescante. El ácido clórico, el clorato potásico y los saborizantes artificiales, te brindan un producto eficaz y de calidad.
Este producto contiene: Agente de carga: Isomaltosa, Cloruro potásico, antiaglomerante: Talco, Aroma de menta, Estabilizantes: Dióxido de silicio y estearato de magnesio, aroma de eucaliptus.

Público objetivo

El público adecuado para este producto, varía ya que cada comprimido puede ser tomado por jóvenes y adultos. Todos pueden tratar el mal aliento con un medicamento como este, ya que es un problema que puede surgir inesperadamente. Los niños menores de 6 años no pueden consumir este producto, ya que debe diluirse en la boca y ellos podrían masticarlo, tragarlo.

Modo de empleo

Lo primero que debes hacer es tomar un comprimido y dejar que se disuelva en tu boca, no lo mastiques ni tampoco te lo trages. La dosis recomendada para adultos es de 1 comprimido cada 2 o 3 horas, teniendo como tope diario, la cantidad de 8 comprimidos. Para niños mayores de 6 años, la dosis es de medio comprimido cada 3 horas.

Contenido y presentación

Vienen contenidos en un envase plástico, que tiene una capacidad para 30 comprimidos por unidad.

Cómo recuperar la voz cuando te quedas afónico

No sabes cuánto necesitas a tu voz, hasta que te quedas afónico, con ronquera o sin poder ni siquiera hablar.

Compartir charlas, hablar por los codos, hablar solos, cantar, discutir, gritar para animar a nuestro equipo favorito…. para todo necesitamos la voz, incluso para trabajar. Que nos lo digan a los que trabajamos de cara al público o a los que utilizan la voz como instrumento de trabajo, como los profesores o cantantes.

Quedarse sin voz, es un verdadero impedimento para continuar con nuestro ritmo de vida habitual, por eso a continuación, te contamos qué puedes hacer para recuperarla cuanto antes cuando sufres afonía.

En este vídeo te resumimos el post en menos de dos minutos 😉

Por qué nos quedamos afónicos

¿Sabes por qué tenemos afonía después de gritar, forzar la voz o cantar más de la cuenta?

La voz se distorsiona porque las cuerdas vocales se inflaman y no pueden vibrar con normalidad.

¿Y después de un resfriado? En este caso ocurre algo similar. Las infecciones en las vías respiratorias altas también hacen que las cuerdas se irriten y se inflamen.

Causas de la afonía

Como ves, las causas de la afonía pueden ser diversas, cualquier factor que contribuya a irritar o inflamar las cuerdas vocales puede hacer que perdamos la voz.

  • Infecciones en la garganta
  • Alergias
  • Cambios bruscos de temperatura
  • Forzar la voz
  • El reflujo esofágico en este caso el ácido contenido en el estómago puede llegar a la garganta causando molestias e irritando las cuerdas vocales.
  • Consumo de sustancias irritantes como por ejemplo el alcohol o el tabaco
  • Lesiones en las cuerdas vocales como nódulos o pólipos

Afonía o disfonía

En realidad la afonía es la pérdida total de la voz, así que si todavía puedes articular las palabras aunque tu voz esté realmente alterada sufres disfonía.

Dada la aclaración y para entendernos y seguir utilizando un lenguaje más coloquial, en el resto del post seguiremos hablando de afonía 😉

¿Cuánto dura la afonía?

Cuando las alteraciones de la voz son debidas a causas menores como un resfriado o irritación, la afonía no suele durar más de una semana.

Otras circunstancias como por ejemplo las lesiones en las cuerdas vocales pueden hacer que la afonía sea crónica o persistente.

IMPORTANTE: Si tu afonía dura más de dos semanas o sufres alteraciones de la voz con frecuencia no debes tratarla por tu cuenta, acude al médico para establecer su causa y empezar con el tratamiento más adecuado.

Cómo tratar la afonía o ronquera

Si quieres recuperar tu voz debes centrarte en reducir la irritación e inflamación de las cuerdas vocales. Puedes hacerlo siguiendo uno a uno estos sencillos pasos:

Reposo vocal

Nos pesa mucho darte esta noticia, pero si quieres volver a cantar o a hablar por los codos debes dejar de hablar durante 2 o 3 días en la medida de lo posible. Tu voz y tus cuerdas vocales necesitan descansar para recuperarse y poder volver a vibrar con normalidad.

También ayudaras a reducir la inflamación si evitas carraspear, toser y respirar por la boca.

Aunque no te lo parezca hablar susurrando es peor para tus cuerdas vocales, también debes evitarlo.

Si quieres recuperarte rápido, es mejor que no frecuentes ambientes demasiado ruidosos que te obliguen a forzar la voz.

Hidratación

Es importante mantener las cuerdas vocales hidratadas, intenta beber al menos 2 litros de agua al día. Si tu cuerpo está hidratado las mucosas se suavizan, reducirás la molesta sensación de sequedad en la garganta y tus cuerdas vocales se recuperarán antes.

Las fuertes calefacciones del invierno también resecan las cuerdas vocales, así que intenta mantener la humedad ambiental entre 40-60% para que la sequedad no irrite aún más la mucosa. Con utilizar un humidificador o un difusor de aceites esenciales unas horas al día bastará.

Sustancias irritantes

Debes evitar a toda costa irritar más las cuerdas vocales, así que nada de alcohol, alimentos picantes o bebidas y alimentos muy fríos o muy calientes.

No hace falta decir que el humo del tabaco contribuye a resecar e irritar las cuerdas vocales. No fumes y evita los ambientes cargados de humo.

Por si lo necesitas, aquí te dejamos las claves para que dejar de fumar sea un éxito.

Tratamiento

Si tienes molestias en la garganta puedes recurrir a un antiinflamatorio como el ibuprofeno de 400mg.

En tu farmacia puedes encontrar también las típicas pastillas para chupar tipo lizipaina, en general tienen efecto antiséptico (que puede ayudar a evitar infecciones) y en ocasiones anestésico (que ayuda a aliviar el dolor). Este tipo de medicamentos estimulan también la producción de saliva y reducen la irritación con lo que se puede recuperar ligeramente la voz. Recuerda que no son caramelos, lee detenidamente su prospecto y no sobrepases la dosis establecida

IMPORATANTE: Nunca hay que tomar antibióticos para la afonía, a no ser que te los haya recetado el médico debido a una infección bacteriana en la garganta. En este caso la ronquera iría acompañada de fiebre y malestar importante.

Remedios naturales para la afonía

Si eres fan de los remedios naturales puedes optar por pastillas a base de ingredientes como el regaliz, aloe vera, propoleo o equinacea, como por ejemplo las pastillas Golaplus.

Puedes usarlas cuando estas afónico y también si quieres prevenir la afonía y proteger tu voz en determinadas situaciones.

Toma 3 o 4 pastillas al día según necesidades. Tienen sabor a regaliz.

Y no olvides que si los síntomas se prolongan demasiado hay que acudir al médico para que revise las causas de la afonía. Si no quieres utilizar un megáfono la próxima vez que te quedes sin voz, recuerda nuestros consejos y verás como te recuperas más pronto.

También te puede interesar:

Me duele la garganta al tragar

Remedios para calmar la tos

Faringenilo 20 comprimidos para chupar

Descripción

Disponible por 5,69 € en farmaferoles.com, Faringenilo 20 comprimidos para chupar, es un medicamento.

1. Qué es Faringenilo y para qué se utiliza

ACCIÓN Y MECANISMO
La benzocaína es un anestésico local tipo éster, bloquea la iniciación y propagación de los impulso nervioso al impedir la despolarización de la membrana axoplásmica, al interferir la entrada de los iones sodio.
El clorato potásico es un sialagogo, astringente y antiséptico débil. Pertenece al grupo de los cloratos. Actúa liberando ácido clórico (oxidante) con débil acción antiséptica.

POSOLOGÍA
Adultos y niños mayores de 6 años: 1 comprimido/3-4 h. En casos agudos 1 comporimido/2 h.
Durante tratamientos continuados, dosis máxima, 8 comprimidos/día.

NORMAS PARA LA CORRECTA ADMINISTRACIÓN
los comprimidos deben disolverse en la boca, sin tragarlos ni masticarlos.

CONTRAINDICACIONES
– Hipersensibilidad a la benzocaína, o a otros derivados del ácido p-aminobenzoico (PABA).
– Niños menores de 6 años.

CONSEJOS AL PACIENTE

– Los comprimidos no deben masticarse ni tragarse, ya que su acción es local.
– Se aconseja no comer mientras persista la anestesia ante el riesgo de aspiración o morderse la lengua o mucosa bucal.
– Si los síntomas persisten más de dos días, se agravan o van acompañados de fiebre alta, dolor de cabeza, náuseas, o vómitos, se debe consultar con su médico.

ADVERTENCIAS ESPECIALES

– La aplicación bucal de anestésicos locales puede originar problemas en la deglución y por tanto riesgo de
aspiración, por lo que se recomienda no comer en la hora siguiente a la aplicación.

INTERACCIONES
Sulfamidas: el PABA, producto del metabolismo de la benzocaína, puede inhibir la acción de las sulfamidas.
Evitar la administración conjunta.
– Interacciones con pruebas analíticas: No utilizar benzocaína 72 h antes de la realización de la prueba de
punción pancreática con bentiromida, ya que existe la posibilidad de interferencia en el resultado de la prueba.

EMBARAZO
No hay estudios adecuados y bien controlados en humanos. Debido a la pobre absorción sistémica, el riesgo fetal parece ser mínimo utilizando dosis moderadas durante cortos periodos de tiempo, no obstante, el uso de este medicamento sólo se acepta en caso de ausencia de alternativas terapéuticas más seguras.

LACTANCIA
Se ignora si este medicamento es excretado con la leche materna. Debido a pobre absorción sistémica, se puede esperar una mínima excreción con la leche materna y por lo tanto un riesgo para el lactante no significativo utilizando dosis moderadas durante cortos periodos de tiempo.

NIÑOS
Los niños tienen mayor tendencia a padecer toxicidad sistémica. No se debe administrar a niños menores de 6 años sin consultar con el médico.

ANCIANOS
Los ancianos tienen mayor tendencia a padecer toxicidad sistémica, por lo que se aconsejan dosis menores que en adultos.

REACCIONES ADVERSAS
La vía de administración y a las dosis empleadas, hacen poco probable la aparición de reacciones adversas.
Los efectos adversos son, en general, leves y transitorios, aunque importantes en algunos casos.
Las reacciones adversas más características de benzocaína son:
-Raramente (<1%): reacción anafilactoide, sensación de quemazón bucal.
-Excepcionalmente (<<1%): metahemoglobinemia caracterizada por cianosis.
El contacto prolongado de la benzocaína con las membranas mucosas puede producir deshidratación del epitelio y endurecimiento de las mucosas.
Las reacciones adversas más características de potasio, clorato son:
-Raramente (<1%): con dosis elevadas, alrededor de 5 g en adultos y de 1 g en niños, se pueden provocar intoxicaciones agudas manifestadas mediante náuseas, vómitos, diarrea, dolor abdominal, hemorragia, anemia hemolítica y metahemoglobinemia.

Remedios para aclarar la garganta

padezco faringitis crónica, os comento mis trucos para no morirme de asco en ciertas épocas del año:
– faringenilo: de las pastillitas de chupar, son las mejores que he probado con diferencia, son baratas y se venden sin receta, además tienen un leve anestésico y saben bien, quizá su único inconveniente si eres cantante es que el leve anestésico haga que no controles igual de bien tu garganta. Lamento hacer publicidad.
– zumo de un limón con miel, dos veces al día
– leche caliente con miel antes de dormir y para desayunar
– no hablar por la calle cuando hace frío, llevar cuando hace frío siempre bufanda y gorro hasta las orejas, en casa jamás descalzo. Respirar siempre por la nariz es fundamental, hasta cuando se tienen muchos mocos porque se está resfriado y es difícil. Si el aire pasa directamente de la boca a la garganta llega muy frío y la irrita, si entra desde la nariz esto no pasa.
– tratamientos con vitamina A: la vitamina A refuerza las mucosas, también la de la garganta, habitualmente los tratamientos consisten en tomar 10 pastillas, 1 al día, durante 10 días, haciendo esto durante 3 meses, 1 vez al año. Este tratamiento debe ser consultado con un médico antes de ser realizado, el exceso de vitamina A puede acarrear problemas secundarios.
– tratamientos con antibióticos: en caso de infecciones severas en la garganta el medico te receta antibióticos, aunque siempre es preferible no llegar a este punto, llegados al caso hay que completar siempre los tratamientos con antibioticos hasta el final, aunque notemos mejoría a los pocos dias hay que completar siempre el tratamiento prescrito por el medico, si no se hace así, la infección vuelve y además con más fuerza. Este tipo de tratamientos son jodidos porque te debilitan un poco y pueden causar trastornos gastrointestinales.
– fumar hachis en pipa, cachimbas, sisas, etc. provoca unas lesiones gravísimas en la garganta, el humo del hachis alcanza temperaturas muy altas, además no se enfría porque al estar en pipa va directo a la boca y de ahí a la garganta, su elevada temperatura produce las lesiones.
Por último decir una cosa, yo era cantante, de heavy metal na menos, y ahora no puedo dar ni tres notas seguidas. Durante años maltraté mi garganta currando de noche de segurata a la intemperie, fumando tabaco y canutos , dando berridos en el trabajo, bebiendo cosas muy frías mientras fumaba, fumando mientras cantaba…. etc, con esto quiero decir que lo de cuidarse la garganta no es ninguna chorrada y que se pierde más de lo que uno se piensa con el paso del tiempo a no ser que te la cuides mucho, además de que el cuerpo no se «regenera» igual cuando tienes 18 que cuando tienes 26.

admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *