0

Colegios internos en malaga

EL Colegio Unamuno oferta enseñanza homologada de Educación Secundaria Obligatoria (ESO) y Bachillerato en las modalidades de Humanidades y Ciencias Sociales y de Ciencias y Tecnología. Ofrece también las modalidades de Internado y Seminternado de lunes a viernes para todos sus alumnos.

Objetivos

  • Potenciar la Formación Personal a través de la Educación en Valores.
  • Fomentar la Convivencia diaria en un ambiente de Respeto y Tolerancia.
  • Hacerles conscientes de la importancia de las Normas y de la Disciplina de Vida en su proceso formativo.
  • Fortalecer su Voluntad y mejorar su Autoestima y Seguridad en sí mismo.
  • Crear en ellos Hábitos de Estudio en un ambiente de trabajo adecuado.
  • Enseñarles a estudiar y a planificar su trabajo mediante un seguimiento personalizado en los estudios.
  • Atender de forma individual a aquellos alumnos que no tienen base a través de los grupos reducidos en las clases y la ayuda de los profesores en los Estudios Asistidos
  • Fomentar Hábitos de Vida saludables a través de la práctica deportiva diaria.

Formación Integral

La Formación Integral se constituye como el eje en torno al cual gira todo el PROYECTO EDUCATIVO que se lleva a cabo con los alumnos. Por lo tanto, al mismo tiempo que trabajamos para conseguir el éxito de nuestros alumnos en el ámbito académico, llevamos a cabo nuestra labor buscando su evolución a nivel personal.

En el colegio Unamuno esto se concreta en nuestro día a día a través del trabajo diario de lo que nosotros denominamos «Aspectos Básicos”, y que son la Puntualidad, el Orden y Limpieza, el Trato Educado y Respeto Mutuo, la Urbanidad y Buenos Modales y la Presencia y Aspecto Personal , que se potencian en todas y cada una de las actividades del Colegio.

Seguimiento y Evaluación Semanal

En el colegio Unamuno nuestro método, se basa en una Enseñanza Personalizada, y en el control y seguimiento diario que se hace de los alumnos.

Este seguimiento se realiza con la ayuda de un Programa Informático de Gestión que permite a los profesores, educadores y tutores conocer de forma exhaustiva y diaria la evolución de los alumnos para llevar a cabo un trabajo individualizado y establecer los objetivos acordes a las necesidades de cada alumno, a los que se les evalúa semanalmente, valorando sus progresos como forma de motivación y refuerzo a corto plazo.

La evaluación semanal abarca tanto los aspectos académicos como los relacionados con el cumplimiento de las normas y la disciplina.

Grupos Reducidos

Para llevar a cabo una ATENCIÓN PERSONALIZADA, los alumnos reciben las clases en GRUPOS REDUCIDOS, de manera que los profesores pueden conocer de forma más profunda las necesidades de cada uno y proporcionarles la ayuda precisa.

Estudios

Tras acabar las clases los alumnos comienzan las sesiones de estudio, que cuentan con la presencia de su educador y de un profesor que les ayudará a solucionar las dudas que se les vaya presentando.

En las sesiones de estudio, los alumnos aprenden a planificar su trabajo para lo que cuentan con la ayuda de las AGENDAS y FICHAS DE ESTUDIO y en caso de que los profesores lo estimen necesario asistirían a clase de refuerzo para afianzar contenidos básicos no alcanzados.

El estudio da comienzo con la ORGANIZACIÓN del trabajo que tienen que llevar a cabo los alumnos. Para ello, cada uno habrá apuntado durante el día las tareas de las distintas asignaturas en su AGENDA DE CLASE y al empezar el estudio ORGANIZARÁ la realización de esas tareas en su FICHA DE ESTUDIO, teniendo en cuenta a los profesores de apoyo que le van a ayudar en los estudios de ese día, el tipo de tarea que tiene que realizar y el tiempo que va a tener que destinar a cada una.

Planificado el estudio el alumno comienza su trabajo. Éste se realiza en silencio, sin distracciones y de forma individual, bajo la supervisión permanente del EDUCADOR responsable y del PROFESOR DE APOYO correspondiente.

Fines de Semana

Como elemento de continuidad semanal, el Fin de Semana supone un instrumento a través del cual el alumnado continúa su proyecto de formación personal y académica, brindándosele la posibilidad de trabajar los objetivos no alcanzados durante la semana.

Será el Tutor y el Educador del alumno quien decida, en función del rendimiento durante la semana, qué alumnos requieren permanecer durante el Fin de Semana en el Colegio para llevar a cabo las actividades de recuperación.

Las Familias

Para el colegio Unamuno los padres son los máximos responsables de la educación de sus hijos y colaboran de manera activa, comprometida y coordinada en su proceso formativo. Para ello, la primera acción que se lleva a cabo en el Colegio y que constituye la Piedra Angular del Proyecto Educativo es la Entrevista a la Familia.

Esta Entrevista de Admisión tiene como finalidad, conocer la situación del futuro alumno desde la perspectiva de sus padres y de él mismo. De esta forma, iniciamos su formación en el Colegio desde la ubicación de su propia realidad, estableciendo objetivos personales a desarrollar y reflexionando de forma comprometida y conjunta sobre el punto de partida del alumno.

De esta entrevista, la Dirección del Colegio Unamuno realiza un Informe Personal del Alumno que se proporciona a su Tutor y Educador para que conozcan su situación y puedan así facilitarle su incorporación, adaptándose a sus necesidades e intereses concretos.

En la provincia de Málaga hay un total de 813 centros de educación sostenidos por fondos públicos, según publica la Consejería de Educación de la Junta de Andalucía. En este listado aparecen instituciones de todo tipo, como pueden ser los CEIP (Colegio de Educación Infantil y Primaria), IES (Instituto de Educación Secundaria), CDP (Centro docente privado), hasta CPR (Colegio Público Rural) o CDPEI (Colegio de Educación Especial). La variedad es muy amplia en la provincia de Málaga y, en concreto en la capital, hay 240 colegios de todas las tipologías.

Entre los colegios de Málaga capital encotramos tanto colegios públicos como colegios privados, donde lo que más destacan son los colegios de educación infantil y colegios de primaria -100 en total-, seguidos de los colegios concertados de Málaga capital (56), institutos de secundaria (54), colegios de educación permanente -20- y colegios privados (6). Los datos de la capital se ajustan bastante a los nacionales. En España, hay 2 millones de alumnos estudiando en los colegios concertados, 100.000 profesores impartiendo clase y esta tipología supone el 25% de la oferta educativa española.

¿Dónde puedo matricular a mi hijo?

Las primeras dudas suelen ser si escoger entre un colegio público o concertado, o incluso optar por un colegio bilingüe. En primer lugar se debe ver, desde un punto de vista económico, qué tipos de centro están disponibles en la provincia para matricular a un niño. Existen tres tipologías diferentes:

-Colegios públicos en Málaga:

Estos colegios en Málaga públicos están gestionados por la Administración Pública y la escolarización es gratuita, aunque las excursiones deberán abonarse. Para optar a una plaza en un centro público se deben seguir los pasos del proceso de admisión establecidos anualmente por la Junta de Andalucía.

-Colegios privados en Málaga:

Son la antítesis de los colegios públicos. Son gestionados por una entidad privada y la financiación es aportada por los padres y madres de los alumnos. Cada centro establece el proceso de admisión de acuerdo a sus propios principios.

-Colegios concertados en Málaga:

Los colegios concertados de Andalucía son financiados parcialmente por la Administración para determinada etapas escolares. En el caso de Málaga, es la Junta la que paga las nóminas de los docentes. Aquí, el dinero público subvenciona un parte de los costes operativos del centro y los padres y madre de los escolares desembolsan una cantidad de dinero inferior a la de los colegios privados. En estos casos, es el centro el que paga sus gastos de agua, gas, etc. Y los padres pueden aportar dinero a través de asociaciones como el AMPA. En las etapas concertadas la admisión se rige de igual forma que en los colegios públicos en Málaga.

¿Qué servicios ofrece un centro público?

En estos colegios en Málaga públicos, los alumnos solo deben pagar por las excursiones o actividades extraescolares que se realicen. Asimismo, desde la enseñanza pública apuntan a esta revista que, en el supuesto de que el centro tenga comedor, este servicio también se paga por separado. Además, en muchos casos, también se le proporciona una ayuda para transporte a aquel alumno que vive lejos del centro escolar.

En cuanto al material escolar, en los colegios públicos de Málaga los libros son gratuitos durante la Primaria y Secundaria. Sin embargo, sí deben comprarse durante el periodo de Bachillerato. El procedimiento para que cada alumno tenga libros es sencillo. Por ejemplo, cuando un alumno pasa de sexto de Primaria a 1º de la ESO devuelve los ejemplares al final del curso y estos son entregados a otro alumno que comience en sexto. En el caso de que el alumno no devuelva los libros, no podrá optar a un libro gratuito en el próximo curso. Además, si el estudiante rompe y/o pierde el libro, deberá abonarlo. Asimismo, la enseñanza pública ofrece otros servicios. Los programas PARCE y PALI. Según han explicado docentes que imparte clase en los programas anteriormente nombrados, el PARCE se basa en impartir unas clases en la tarde a aquellos alumnos que tengan problemas en alguna asignatura básica como matemáticas o lengua. Son los propios profesores los que deciden qué alumnos deben asistir a estas clases. En cuanto a los docentes, son los del centro quienes imparten las clases y se les cobra de manera separada a su nómina. Si el docente decide no dar la clase, la Junta busca profesores extraescolares para dar el servicio.

En cuanto al programa PALI, está orientado a alumnos extranjeros. Es un tipo de servicio que se da especialmente en la zona de costera de la provincia –que es la que mayor número de alumnos foráneos recibe-. En el programa PALI se les da un refuerzo de español a los alumnos que hablan otra lengua y también está orientado a las familias de estos jóvenes para que su proceso de adaptación sea más rápido. Ambos son servicios gratuitos.

¿Qué diferencias hay entre colegios privados y colegios concertados en Málaga Capital y provincia?

El colegio concertado surge de la colaboración público-privada. Es un híbrido entre ambas por lo que se diferencian de los privados en aquellos puntos que tienen que ver con la Administración Pública. En el caso de Andalucía, es el gobierno autonómico el que abona la nómina de los profesores de los colegios concertados. Los colegios sufragan los gastos de agua, luz, etc. En España, un alumno de un centro público le cuesta a la Administración unos 6.900 euros, según el informe anual “Datos y cifras del Curso Escolar 2014-2015″, mientras que un alumno de un centro concertado se queda en 2.900 euros. Los colegios concertados reciben de la administración una parte de los gastos generales del centro, sin llegar a completarlos, así como el salario del personal docente mediante el sistema de pago delegado (si bien tanto la ratio profesor/alumno como el salario del profesorado son inferiores a los de la pública). Por este motivo los colegios se ven obligados a solicitar aportaciones voluntarias o a organizar otras actividades que contribuyan a sufragar el total de gastos del colegio, según la CECE (Confederación Española de Centros de Enseñanza).

Calendario de escolarización

1-31 marzo 2018: Periodo de presentación de solicitudes para alumnos desde infantil hasta bachillerato.

5 abril: Infantil a bachillerato: Relación baremada del alumnado solicitante.

13 abril: Tramitación de la audiencia.

14 mayo: Sorteo público para dirimir empates.

15 mayo: Publicación de la Resolución del procedimiento de admisión.

22 mayo: Publicación de la Resolución de adjudicación de plaza del alumnado no admitido en el centro docente elegido como prioritario (reubicación).

23 mayo: Reclamaciones/recursos de alzada.

1 junio: Plazo de matriculación (segundo ciclo de educación infantil, educación primaria y educación especial).

1 julio: Plazo de matriculación (educación secundaria obligatoria y bachillerato).

El gran error

Campillos. «El Internado». El colegio de San José (1973-1986)

  • Estás en > Inicio >
  • Declive/Renacer >
  • El gran error
  • Capítulo anterior
  • Capítulo siguiente

Se cometieron errores, como en todas partes, que, a la larga, pasaron factura. Uno de ellos, que yo califico como el mayor, fue la construcción del segundo colegio, lo que se llamó el «colegio nuevo».
Hasta entonces, los alumnos del colegio SAN JOSE, lo eran del «colegio viejo», el de toda la vida, aquel que se ubicaba en la paralela a la calle Real ( Extramuros s/n) y que respondía a la descripción que ya hemos hecho.
Este colegio era el «original», el primero, y el que respondió a las exigencias del alumnado hasta el año 1975 en que se inauguró el nuevo.

A Don José y a PROMASA se les llenó la cabeza de proyecto de ampliación y de cifras que hablaban de macro beneficios y concibieron un macrocolegio. Yo, sinceramente, creo que allí empezó el inicio de la caída. Algunos «ex promasas» con los que hace poco he hablado, coinciden conmigo en este aspecto.

Una reducción de matrícula, como la que hubo, disponiendo tan sólo del colegio viejo, hubiese podido ser problemática pero asumible en un centro con las cuentas saneadas, pero con el endeudamiento excesivo que supuso la construcción del nuevo colegio, esa reducción de matrícula fue otro factor determinante para entrar en la crisis en que se entró.
Nunca fui partidario de la ampliación, y así lo expresé en algunos de los claustros que celebramos para tratar la cuestión, pero el entusiasmo era tanto y tanta la ambición que nadie quería ver ni pensar en posibles problemas.
Recuerdo uno de aquellos claustros en el que, incluso, se habló de crear un Club para el Profesorado con piscina, picadero, pistas de tenis, golf, etc. etc. ¡Menos mal que no se hizo!
El nuevo colegio se construyó en la carretera de Gobantes a un kilómetro escaso del pueblo de Campillos.
La verdad es que nunca me gustó. No tenía ese «sabor» que tenía el viejo, a pesar de ser viejo y, en algunos aspectos, hasta impresentable. (La verdad, daba un poco de apuro enseñarlo a quienes venían a visitarlo…)
Yo siempre aposté por una reforma y adecentamiento del viejo, y, si acaso, en construir otro pabellón, puesto que había espacio suficiente, pero no en desembolsar una millonada como costó aquella aventura del nuevo colegio. En mi pueblo se dice que «en una mano cabe lo que cabe, y que si se quiere coger más de lo que cabe, se te cae todo…» Se quiso abarcar tanto que se cayó casi todo.
¿Y cual fue el motivo de esta ampliación?
Pues como siempre, unos buenos años y un «overbooking» de alumnos, de tal forma que los mayores, de cursos superiores, debían salir del colegio a dormir en pensiones o en casas particulares que se contrataron para hacer esa función. Lógicamente, acierta quien piense que la ubicación del alumnado en las aulas era un problema secundario, ya que, como dije anteriormente, la ratio de este centro estiraba como si fuera de goma aunque se rozara la masificación.
Se creyó que esta afluencia de alumnos iba a durar siempre y se decidió ampliar construyendo un nuevo colegio, y, en mala hora se amplió.
Volveremos sobre esta cuestión más adelante……
¿A quien iría destinado ese nuevo colegio? Pues a los alumnos mayores, es decir, a los de BUP y COU. Los de EGB quedarían en «el viejo».
Impartí clases en esas aulas, sólo durante algunos cursos de verano, tiempo durante el que todas las etapas se unían en un mismo edificio. No creo que deba repetirlo. Nunca me gustó ese colegio. Mi lugar estaba abajo, en «el viejo».

PISTAS DEPORTIVAS

Esos cursos de verano a los que acudía por primera vez un gran número de alumnos «nuevos en el centro» era una especie de «cantera» de alumnado, ya que bastantes de ellos quedaban matriculados para el siguiente curso académico, al comprobar sus padres el éxito obtenido.
Económicamente, el verano era interesante para nosotros, los profesores, porque duplicábamos nuestro sueldo, pero era enormemente agotador, ya que debíamos adaptarnos a la casuística de cada alumno y a las exigencias de sus respectivos profesores cuando volvieran a examinarse en sus colegios de origen.
El régimen de notas y sanciones era el mismo que durante un curso reglado.

Recuerdo un primer día de curso de verano (creo que uno de los muy pocos en que llegara tarde a mi trabajo). Me encontré con Don José que me esperaba con mi horario en mano para entregármelo. Llegaba francamente dormido. Siete y veinte de la mañana… Le pregunté donde estaba mi primera clase. Me lo indicó y entré. Creo que eran alumnos de primero o segundo de BUP.
Di los buenos días y empecé a explicar lo fundamental que tiene que distinguir muy bien en Inglés todo alumno que se dedique a estudiar esta lengua: el problema de las interrogativas.
Al poco rato de clase, vi que todos me miraban con cara de no entender nada. Uno de ellos se atrevió, por fin, a decir… «Señor Profesor, nosotros somos de Francés»…
¡Era duro el verano en el SAN JOSE!

Enlaces de interés

Información útil sobre el uso de cookies en este sitio Web

En cumplimiento con lo establecido en el artículo 22.2 de la Ley de Servicios de la Sociedad de la Información y del Comercio Electrónico (LSSI) y en adecuación con la Directiva Europea 2009/136/CE, le informamos que este sitio Web acepta el uso de cookies.

¿Qué son las cookies? Una cookie es un pequeño fichero de texto que almacena información útil en el disco duro de su ordenador. Cada vez que visite este sitio Web, nuestro servidor reconocerá la cookie y nos proporcionará información sobre su última visita.

¿Puedo evitar el almacenamiento de cookies en mi ordenador? La mayoría de los navegadores aceptan la utilización de cookies de forma automática, pero usted puede modificar la configuración del navegador para que no lo haga.

¿Qué tipo de cookies utiliza este sitio Web? En concreto, este sitio utiliza las siguientes cookies:
Cookies analíticas.- Las cookies analíticas recogen información para evaluar el uso que usted hace de la Web y la actividad general de la misma. La analítica de la Web es la medida, recolección, análisis y creación de informes de los datos de Internet con el propósito de entender y optimizar el uso de sitio Web.
Cookies técnicas.- Las cookies técnicas son las estrictamente necesarias para el uso de este sitio Web.
Cookies funcionales.- Las cookies funcionales son las estrictamente necesarias para proporcionar los servicios solicitados por los usuarios en este sitio Web.

La madre de una alumna de 14 años ha denunciado en la comisaría provincial de Málaga que su hija recibió el pasado domingo una paliza a manos de unos compañeros en el colegio privado San José de Campillos, que funciona como internado. La alumna reside en Málaga capital, pero está interna durante toda la semana en el colegio.

No obstante, fuentes cercanas al centro escolar matizaron ayer esta información y explicaron que se trató de una pelea que se originó por la mañana entre un estudiante de 16 años y una alumna de 14.

Según la versión del centro, los jóvenes volvieron a enfrentarse por la tarde en el patio y en ese momento ya se implicaron más alumnos en una disputa multitudinaria.

Cuentan las mismas fuentes que el centro aplicó la normativa de convivencia y sancionó a los alumnos con sendas expulsiones del colegio.

Cuando la dirección llamó a la madre para comunicarle lo sucedido, ésta fue al colegio donde supuestamente fue insultada e increpada por otros alumnos. Es, a raíz de ese momento, según las fuentes, cuando los familiares deciden denunciar.

La Delegación Provincial de Educación confirmaba ayer que el colegio ha aplicado la normativa de convivencia y establecido las sanciones oportunas, aunque matizaba que, al tratarse de un centro privado, la Administración autonómica no puede intervenir aunque sí vigilar lo sucedido.

El colegio San José de Campillos es conocido tradicionalmente por la férrea disciplina que impone a sus alumnos.

Internados. No siempre… la última opción

Los colegios internos varían tanto como las necesidades particulares de los padres que optan por ceder la Educación de sus hijos a un tercero. Los hay severos por vocación, centros conscientes de que su tarea pasa por enmendar trayectorias erráticas. Otros ofrecen instalaciones sofisticadas y refinados entretenimientos a alumnos diversos. Algunos tienen un poco de ambas cosas. También existen aspectos comunes a la mayoría, como el poco tiempo libre que cabe en horarios perfectamente programados. O la condición de esforzarse de lunes a viernes para poder salir el fin de semana. Lo más importante: preguntar, visitar y comparar sin descanso hasta que estés seguro de que has dado con lo que buscas.

Colegio Lar. Mos (Pontevedra)
Ubicado a escasos 15 kilómetros de Vigo, su residencia no se halla en el mismo complejo escolar: los alumnos la abandonan para asistir a clase y no retornan hasta después de la cena. La habitación, especifica el centro, sirve únicamente como “lugar de descanso” y en ella no se realiza “ningún tipo de actividad”. El colegio dispone de una amplia oferta académica, incluidos ciclos formativos y conservatorio de música. Piscina climatizada y pista polideportiva cubierta.

Colegio Santa Apolonia. Santiago de Compostela (La Coruña)
A las afueras de Santiago. Sus “principios educativos” aspiran a una “enseñanza personalizada” a través de un sistema “basado en experiencias en las que el alumno/a es protagonista y constructor de su propio conocimiento”. Las extraescolares cubren un amplio espectro, desde hortofruticultura hasta equitación pasando por escalada en un rocódromo.
www.staapolonia.net

Colegio San Luis. Pravia (Asturias)
Hora y cuarto de descanso tras la comida es el único respiro en un horario que, entre 9 de la mañana y 9 de la noche, sólo tiene cabida para clases, estudio y extraescolares. Fundado en 1894, el colegio se encuentra relativamente cerca del mar y del triángulo urbano Oviedo-Gijón-Avilés.

Colegio San Agustín. Salamanca
Sólo para chicos (aunque el centro en sí sea mixto), el régimen de residencia “ofrece una formación integral, abarcando los aspectos académicos, humanos, convivenciales y espirituales”. El colegio, que ocupa un inmenso y sólido edificio cercano al río Tormes, organiza “convivencias de conocimiento” en la que potenciales alumnos pasan allí dos días.

Colegio Montfort. Loeches (Madrid)
Un lujo de instalaciones (piscina olímpica exterior y otra climatizada, pistas de tenis, campo de fútbol con hierba artificial, cuidados jardines, mini-cine…) para que los alumnos “se sientan felices y libres de los problemas cotidianos”. El ideario, “educar para la libertad y la responsabilidad personal”. Enseñanza bilingüe en Infantil, Primaria y primer ciclo de Secundaria.
montfort.uax.es

Colegio SEK-El Castillo. Villafranca del Castillo (Madrid)
Advierte a los padres interesados que su propuesta queda “lejos del viejo concepto de los antiguos internados”, entendido éste como solución de urgencia ante trayectorias erráticas. Hípica y esgrima entre sus múltiples opciones deportivas. Salidas durante la semana para asistir a actividades culturales. Excelente oferta lúdico-deportiva en un amplio campus ubicado en una de las zonas residenciales más elitistas del noroeste madrileño. Bilingüe en Infantil y Primaria.

Colegio Alfonso XII. San Lorenzo del Escorial (Madrid)
A cargo de los agustinos, ocupa más o menos la cuarta parte del monasterio con más renombre de nuestro país, un espacio que se complementa con 40.000 metros cuadrados de instalaciones deportivas. Concertado en las etapas obligatorias. Su lema, “un templo, un palacio, un museo: nuestro colegio”.

Colegio Mayol. Toledo
Situado a las afueras de la ciudad, dispone de una residencia masculina con un máximo de 68 plazas dirigida a chicos de todas las edades hasta los 18 años. Tiene un ideario católico y “orienta” en este sentido, aunque “respetando el derecho de los padres y alumnos a la libertad religiosa”.

Colegio San José. Villafranca de los Barros (Badajoz)
Para alumnos de ESO y Bachillerato. Perteneciente a los jesuitas. A diferencia de la mayoría de colegios internos, los estudiantes se van a casa los fines de semana salvo en situaciones excepcionales, independientemente de su rendimiento durante la semana. Las horas de estudio discurren en las habitaciones. Bonita capilla neogótica y elegante salón de actos.

Colegio Marcelo Spínola. Umbrete (Sevilla)
El antiguo palacio arzobispal de la localidad sevillana de Umbrete acoge este centro que ofrece “habitaciones individuales” a aquellos alumnos que “no puedan desplazarse diariamente al colegio”. Comparativamente modestas, sus instalaciones incluyen un “laboratorio de ciencias naturales con una amplia colección de diversas especies en estado de conservación procedentes de todo el mundo”.

Colegio Ave María Casa Grande. Granada
En los números 3 y 20 de una calle próxima al Sacromonte, sendas residencias para chicos y chicas sujetos a un rígido código de conducta. “Está prohibido”, aclaran unas largas y detalladas normas de convivencia, “el uso de aparatos electrónicos: calefactores, radiadores…”. Actividades extraescolares clásicas y sin grandes alardes.

Colegio San Francisco Javier. Santurce (Vizcaya)
Sobrio aspecto exterior el de este centro que “además de enseñar, educa”. Como novedad, entre las actividades optativas ofrecen jazz y tiro con arco. El tiempo de ocio está sujeto a una “detallada planificación” por parte de monitores y profesores especializados.

Colegio San José. Nanclares de la Oca (Álava)
Un vetusto e imponente edificio (que fue, antes que colegio, balneario y seminario) acoge a este centro propiedad de los hermanos menesianos. Sus responsables recomiendan el régimen de internado para “reforzar en el alumno hábitos de orden, convivencia, trabajo y exigencia personal”. Los chavales no llevan uniforme. Se cena a las 20:15 y las luces se apagan a las 22:30.

Colegio Internacional del Pirineo. La Massana (Andorra)
Esquí, golf, rafting o piragüismo son sólo algunas de las actividades reservadas a los alumnos del centro, que emula a esos internados alpinos de élite repartidos por la geografía suiza. Clases en español e inglés según el modelo homologado por nuestro ministerio de Educación. A partir de las cinco, el horario es flexible y responde al comportamiento y trayectoria del alumno. Edades, entre 9 y 18 años. Mixto. Entorno de ensueño.

Colegio PIVE. Tona (Barcelona)
Ocupando un antiguo casino de principios del siglo XX, centro “familiar” y laico en el que “lo más importante es el diálogo” y el “trato humano y respetuoso”. Pequeña piscina exterior y coquetos jardines rodeando sus instalaciones. El periodo lectivo termina a las seis y da paso a actividades que incluyen visitas pedagógicas y proyectos humanitarios.

Iale School. La Eliana (Valencia)
Enseñanza bilingüe y de inspiración católica en un área residencial a 20 kilómetros de Valencia. Polideportivo cubierto, piscina de verano y gran cantidad de pistas de tenis y pádel. Las residencias acogen a alumnos desde la ESO. Se informa a los padres sobre el rendimiento de sus hijos a través de un dossier semanal. Las tardes se dedican en exclusiva al deporte y, tras la cena, a diversas actividades de ocio.

Caxton College. Puçol (Valencia)
Moderna arquitectura y currículum británico para chicos y chicas entre 11 y 18 años. El régimen de internado se realiza en familias de acogida españolas o inglesas, pudiendo el alumno pasar la semana completa o salir de viernes a domingo. Con piscina climatizada, “sala de cardio-fitness”, fisioterapeuta y quiromasajista, en poco se parece el Caxton Sport Centre a las instalaciones deportivas de un colegio al uso.

Colegio San José de Campillos. Campillos (Málaga)
“Sabemos que nuestro colegio tiene fama de ser exigente y nos sentimos orgullosos de ello”, admiten los responsables del centro. Laico y mixto, cuenta con piscina exterior y canchas para deportes de equipo. Como nota original, también dispone de 3.500 metros cuadrados con huerto y animales.

Colegio Unamuno. Málaga
Habitaciones con aire acondicionado y baño completo en dos residencias (masculina y femenina) distribuidas en pabellones según la edad. Se espera de los alumnos una “observación exigente de las normas y la disciplina diaria”. El centro tiene proyectado un gran polideportivo con piscina climatizada y canchas de tenis. Situado en una zona de espectaculares chalets, sus instalaciones destilan calidad sin ostentación.

Colegio Sagrada Familia (SAFA). Sigüenza (Guadalajara)
El conocido como Safa nunca ha ocultado su vocación de internado duro y exigente. No en vano, afirma que su “leit motiv” es “la austeridad y educar a los residentes en el espíritu de sacrificio y de servicio a los demás”. Llegar tarde al comedor se considera “falta muy grave”. Las normas de vestimenta/aspecto son rigurosas. Ejemplo: el pelo de los chicos, “ni largo ni al cero”; las chicas, “sólo un anillo en cada mano” siempre que no sea de oro o plata. Es mixto con residencias separadas.

admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *