0

Como limpiar azulejos cocina

Tabla de contenidos

Si las paredes de tu cocina están revestidas con azulejos, debes encargarte de su limpieza cada cierto tiempo. Se trata de una de las formas más comunes de proteger las paredes de esta estancia, ya que son muy decorativos, resistentes y gracias a ellos la humedad, la grasa y la suciedad no impregnan la pared. Pero se queda en los azulejos.

Para que luzcan como el primer día, es fundamental limpiar los azulejos de la cocina. Suelen pasar desapercibidos en el día a día, pero cuando están manchados y sus colores ya no se ven igual, deslucen completamente este espacio, por mucho que tengamos todo lo demás impoluto.

Por eso, vamos a enseñarte paso a paso a limpiar los azulejos de la cocina y algunos trucos que te facilitarán la tarea.

Cómo limpiar los azulejos de la cocina

Debemos prestar atención sobre todo a los azulejos que cubren el frontal donde se encuentren los fuegos para cocinar porque es en esta zona donde más restos de grasa se acumulan cada vez que preparamos nuestros platos.

Primero hay que retirar todos los objetos que podamos tener sobre las encimeras para evitar que se mojen y también aquellos que cuelguen de las paredes que vayamos a limpiar, en caso de tener algún adorno. De este modo, nada entorpecerá nuestra labor.

Después, te aconsejamos pasar la escoba por el suelo para retirar el polvo y así evitar que el suelo se ensucie más en caso de que caiga agua al suelo durante la limpieza.

Y a continuación podremos ponernos manos a la obra. Solo hay que escoger qué fórmula quieres usar para limpiar los azulejos de la cocina de entre las que te proponemos.

También te recomendamos que empieces siempre limpiando de arriba a abajo, para que así la suciedad caiga y no manche lo que ya has limpiado.

En caso de que la suciedad esté muy incrustada, pon una olla con agua a hervir para que la grasa del frontal frente a los fogones se reblandezca y después salga mejor.

Limpiar los azulejos de la cocina con agua y jabón

La mezcla más básica de todas pasa por tomar un barreño, llenarlo de agua caliente y añadir jabón líquido.

Empapa en él una esponja y usa la cara áspera para frotar la suciedad de los azulejos. En caso de que no haya mucho acumulado, puedes usar la cara suave.

Una vez hayas frotado toda la superficie, retira los restos de jabón con una bayeta húmeda y seca después usando un paño limpio o bien papel de cocina.

Te recomendamos este tipo de limpieza para el día a día y así evitar limpiezas más profundas y complicadas.

Limpiar los azulejos de la cocina con amoníaco

Si en tus azulejos se ha acumulado mucha grasa o bien quieres hacer una limpieza y desinfección completa, o quieres que recuperen su color blanco inmaculado de antaño, puedes preparar un barreño de agua caliente con amoniaco.

Para usar esta mezcla es muy importante que lo hagas con guantes de goma y con las ventanas abiertas para que los vapores del amoniaco no te mareen.

Con esta mezcla, limpia los azulejos y frota las juntas para después aclarar todo con otra bayeta con agua. Luego seca con un paño y habrás terminado.

Limpiar los azulejos de la cocina con vinagre

El vinagre blanco o de vino es un excelente producto limpiador cuando hablamos de retirar grasa y desinfectar a la vez.

En un barreño añade agua caliente y una parte de vinagre blanco por cada tres de agua. Mezcla bien y usa una bayeta o una esponja humedecida con ello para frotar toda la superficie a limpiar.

Una vez termines, repasa los azulejos con una bayeta empapada en agua limpia. Después, seca la superficie.

Limpiar los azulejos de la cocina con bicarbonato

Otra de las fórmulas que puedes usar con los azulejos de la cocina es una gran aliada de la limpieza de la cocina: agua con bicarbonato. En este caso debes diluir el bicarbonato y humedecer en ese agua una esponja para luego frotar los azulejos.

También puedes añadir al agua con bicarbonato unas gotas de jabón y agua oxigenada. La combinación hará que la suciedad salga casi por sí sola, sobre todo si la aplicas sobre los azulejos y la dejas actuar alrededor de 10 minutos.

Limpiar los azulejos con productos desengrasantes

También puedes optar por comprar en el mercado un producto desengrasante. Generalmente se venden en formato spray, por lo que su aplicación es muy cómoda y no tendrás que preparar ningún tipo de mezcla. Sigue las instrucciones del producto para lograr los mejores resultados.

Cómo limpiar las juntas de los azulejos

Con el paso del tiempo, las juntas de los azulejos se ponen negras y se ensucian. Esto es algo normal y, a veces, hay que prestarles una atención especial porque la suciedad no sale con la limpieza normal que empleamos con los azulejos.

Para ello, podemos adquirir productos especiales para limpiar las juntas. Sigue las instrucciones y verás como las juntas recuperan el tono blanco.

También puedes usar algunos de los productos que ya te hemos propuesto para limpiar los azulejos de la cocina y así no tienes un bote más en la cocina.

Para ello, toma un cuenco, pon un par de cucharadas de bicarbonato de sodio y añade agua poco a poco, mezclándolo, hasta conseguir una pasta homogénea. Repártela por las juntas usando un cepillo de dientes y déjala reposar unos minutos. Después retírala usando una esponja o una bayeta y verás como la suciedad es arrastrada por la mezcla.

Consigue que tus azulejos vuelvan a brillar

Si los azulejos han perdido su brillo original por muy bien que los hayas limpiado, puedes repasarlos con limpiacristales. Conseguirás que se vean más bonitos y relucientes y también que duren así algo más de tiempo. Solo tienes que aplicar el producto y extenderlo con un paño o con papel de cocina.

La limpieza de los azulejos de cocina no es algo que debas dejar pasar. Si al menos una vez a la semana los repasas, no tendrás que gastar tiempo y energía en limpiezas más profundas.

Si pensamos en la tarea de limpiar azulejos, lo vemos como un proceso en el cual tendremos que invertir bastante tiempo. Sin embargo, en Dimas Plus queremos ayudarte para que estas cosas no te cuesten mucho esfuerzo y puedas usar el tiempo extra en otras cosas que sí que interesan.

A veces, pasa que tenemos que limpiar los azulejos después de una obra en la cocina o baño. Por eso, es importante evitar dejarnos alguna zona de los azulejos sin limpiar pues el polvo y las partículas pueden ser poco beneficiosos para las personas.

Incluimos unos consejos extra que son geniales para conseguir un brillo increíble tras limpiar los azulejos de la cocina y del baño.

Métodos para limpiar azulejos

Los métodos caseros son en gran parte muy buenos para acabar con los desperfectos del hogar. Lo primero que pensamos en dejar este “marrón” en manos de los profesionales, pero este tipo de trabajos los podemos hacer nosotros perfectamente. No te pierdas estos métodos de limpieza de azulejos, usando productos que tiene todo el mundo en su hogar.

Limpiar azulejos con Vinagre

Puede darse en la cocina o en el baño, mucho más en el segundo, y su limpieza debe ser minuciosa. Limpiar las juntas de los azulejos del baño y dejarlas blancas puede dar una sensación mucho más positiva que si no la limpiaras.

El remedio casero que, por cierto, verás que es un líquido casi multiusos y que su uso se extiende a otros campos, es el vinagre. En especial el blanco, vendido como producto de limpieza la mayoría de las veces, o el vinagre de vino, que puedes tener en la cocina.

  • PASO 1. Mezclado una buena cantidad de vinagre blanco con agua en un cubo, lo removemos y con papel de periódico, lo mojamos en el líquido.
  • PASO 2. Pasamos el papel humedecido por los azulejos y las juntas, insistiendo en las partes que se resistan.
  • PASO 3. Con un paño limpio y previamente mojado levemente con agua, retira los restos de la mezcla del vinagre con agua de los azulejos y juntas.

Limpiar azulejos con Bicarbonato

Este mineral puede sacarte de más de un apuro. Como con el vinagre, el bicarbonato de sodio tiene miles de usos y sus resultados son más que destacables. Eso incluye la cosmética y la salud.

  • PASO 1. En un recipiente, añade la mitad de una taza de bicarbonato de sodio, una cucharada de jabón líquido y un cuarto de una taza de agua oxigenada. Mézclalo bien y rellena con la mezcla un dispensador de líquido.
  • PASO 2. Aplica la mezcolanza de productos para limpiar los azulejos sobre los mismos y las juntas que los separan durante 10-15 minutos. El bicarbonato eliminará las manchas y el agua oxigenada dejará los azulejos blancos.
  • PASO 3. Este proceso también es efectivo al limpiar las juntas de los azulejos del baño con moho. Con la esponja ve limpiando poco a poco e intercalándolo con baños de la esponja en agua y jabón.
  • PASO 4. Con la esponja limpia, elimina cualquier resto de suciedad y ya habrías terminado.

Limpiar azulejos con Amoniaco

Mucho cuidado con la manipulación de este líquido porque es uno de los líquidos más corrosivos y puede dar lugar a importantes heridas en la piel. No te olvides de llevar puestos unos guantes de limpieza cada vez que uses el amoniaco.

Es el mejor aliado para limpiar azulejos ennegrecidos que se dan lugar tras la acumulación de grasa.

  • PASO 1. Primero, ponte los guantes y en un cubo diluye el amoniaco con agua para reducir en parte su fuerte olor y el carácter corrosivo. Incluso así, sigue siendo un líquido para controlar con cuidado. Abre ventanas y puertas que te ayuden a ventilar el espacio a tratar.
  • PASO 2. Moja una esponja y escúrrela para que te chorree por el brazo. Con movimientos firmes, vete raspando la suciedad de las baldosas y sus juntas. Repite el proceso hasta que la superficie esté inmaculada y haya recuperado su color original.
  • PASO 3. Con un trapo, seca las baldosas. Lo más destacable del amoniaco es que las baldosas blancas obtendrán un color blanco perfecto debido a su carácter corrosivo.

Limpiar azulejos con un Cepillo de dientes

El método perfecto para limpiar las juntas de los azulejos del baño o la cocina. Acompañado de la famosa pasta de dientes y que nos facilitará el trabajo de limpieza en esta zona tan difícil.

Su uso no tiene ningún misterio. Aplicas la pasta de dientes sobre las cerdas del cepillo y empiezas a restregarlo sobre los azulejos. El cepillo, gracias a sus filamentos sintéticos, llega a las partes de las juntas que menos acceso tenemos y que en multitud de ocasiones acumulan más suciedad.

El resultado es muy positivo y las juntas no volverán a ser las mismas tras este lavado. El blanco que había cuando instalasteis baldosas o azulejos la primera vez, saldrá a la luz.

Limpiar azulejos con Vapor de Agua

El vapor es fácil de producir y con este método podemos aprovechar el tiempo siempre que vayamos a limpiar los azulejos del baño o la cocina. Permite reblandecer la suciedad de las paredes y su retirada es fácil y sencilla.

  • Podemos aprovechar después de darnos una ducha, cuando el vapor todavía está en el baño, y pasar alguno de los productos citados anteriormente o con un paño limpio, retirar la suciedad acumulada.
  • O, por el contrario, mientras estamos esperando a que se cocine un estofado o el cocido del domingo, pero esta opción no es que sea muy práctica, cogiendo la olla y usando el vapor que emana del preparado.

3 trucos EXTRA para sacar brillo después de limpiar azulejos

Ahora bien, te vamos a dejar estos trucos para que el brillo de los azulejos no se perciba apagado y que al limpiarlos no dejen marcas sobre su superficie.

Limpiacristales

El primer producto en el que piensas cuando vas a abrillantar alguna superficie como cristales o como las mismas baldosas. Solo tenemos que pulverizar sobre los azulejos y con el trapo que usamos para limpiar normalmente las ventanas, retiramos el líquido y ya de paso, alguna partícula de suciedad que pueda haber quedado.

Vinagre de manzana

Con un cuento mezclamos vinagre de manzana y agua tibia, mitad y mitad. Cogemos un dispensador y lo aplicamos sobre los azulejos de manera similar al bicarbonato. Lo dejamos unos minutos y lo retiramos con un trapo mojado en agua caliente y se deja secar posteriormente.

Otra manera es aplicar la mezcla directamente sobre un paño rugoso y pasarlo por los azulejos. El brillo se maximizará mucho más.

Polvos de talco

El propósito de este truco es evitar productos químicos cuanto podamos. Se aplica una vez limpiados los azulejos y las baldosas.

  • PASO 1. En relación con la limpieza inicial, mezcla vinagre blanco con agua y un chorro de limón en un recipiente. Esto ayudar a duplicar la eliminación de bacterias y gérmenes. Moja una esponja y frótala contra la superficie y posteriormente sécalo con un paño limpio.
  • PASO 2. Con un trapo de algodón, aplícale polvos de talco y pásalo nuevamente por los azulejos.

Al principio del post te hemos propuesto ponerte en contacto con expertos para realizar la limpieza de los azulejos. Y quien más expertos que nosotros para ofrecerte el mejor servicio de limpieza. No dudes en escribirnos a nuestra página web para conseguir más información.

10 CONSEJOS para limpiar una TV de PANTALLA plana

No asear la cocina periódicamente tiene consecuencias muy desagradables después de un tiempo.

Una de estas es la acumulación de grasa en los azulejos, que tras el paso de los días, se convertirá en una capa difícil de retirar.

Debes saber que estas zonas ayudan a la proliferación de hongos y bacterias, gracias a su superficie porosa y húmeda.

¡No te preocupes! Tenemos el truco para arrancar la grasa de los azulejos de tu cocina. La solución es aplicar alguno de estos limpiadores caseros.

1. Mezcla de vinagre y agua

Mezcla en una botella con atomizador, tres partes de agua caliente por una de vinagre blanco, algunas gotas de limón y agita muy bien; también lo puedes utilizar con los azulejos del baño.

El vinagre blanco, por ende es ácido, propiedad que ayuda a remover la suciedad y la grasa de alguna superficie. También ayudará a matar las bacterias que provocan los malos olores.

2. Mezcla de bicarbonato de sodio y agua

Combina 1/3 de taza de bicarbonato de sodio con un poco de agua caliente hasta hacer una pasta; con ayuda de una esponja o un cepillo, aplica sobre el área sucia y retira con agua fría.

El bicarbonato, es un polvo cuyas propiedades antibacterianas y desodorantes, lo convierten en un limpiador natural.

3. Agua oxigenada y bicarbonato

Forma una mezcla con 1 taza de agua oxigenada y 1/3 del polvo; aplica sobre la zona más cochambrosa y espera 30 minutos antes de retirarla.

Este producto, que por lo regular usamos para las heridas, actuará eficazmente sobre los microorganismos que se podrían estar reproduciendo ahí.

¡Con estos trucos quedarán resplandecientes!

A la hora de limpiar paredes recubiertas de azulejos, todos los trucos para limpiar azulejos son buenos para vencer la pereza que produce una tarea tan monótona, y bastante poco grata sobre todo cuando se trata de abordar la limpieza de azulejos grasientos de la cocina.

Así que ármate de utensilios y productos. Nosotros te vamos a facilitar los trucos para limpieza de cocina.

Para empezar vamos a ver cómo se pueden limpiar azulejos cocina.

Trucos para limpieza de azulejos en la cocina

Por mucho que utilices el extractor de la campana, la grasa se instala irremediablemente con los vapores de la cocción. Y retirarla normalmente no resulta tan fácil.

Para saber cómo limpiar las baldosas de la cocina, más rápidamente sigue nuestros pasos:

  1. Ten a mano los siguientes utensilios y productos:
  • Guantes resistentes para proteger tus manos.
  • Una escalera, para llegar a la parte más alta de las paredes a la hora de limpiar azulejos de la cocina.
  • Un par de barreños para tener a mano agua caliente. Uno para introducir y aclarar el estropajo con el que trabajarás sobre la suciedad, y otro para limpiar constantemente la bayeta de aclarado con agua posterior y rematar la limpieza de azulejos.
  • Un estropajo salva uñas.
  • Un estropajo de aluminio.
  • Productos para limpiar azulejos: amoníaco, jabón desengrasante o alcohol de quemar.
  • Una bayeta absorbente.
  • Trapos de algodón.
  • Un cuchillo con punta poco afilada, u otro instrumento similar, para trabajar sobre las juntas de azulejos.
  • Blanqueador de juntas para baldosas.
  • Escobón, cogedor, fregona y cubo.
  • Detergente o lejía, para terminar la limpieza fregando todos los derrames sobre el suelo.
  1. Quita todos los adornos para evitar obstáculos. Así trabajarás más rápidamente al frotar las paredes en la limpieza de azulejos.
  2. Barre el suelo antes de iniciar la limpieza de las paredes para evitar que cuando el agua resbale hasta éste se cree una capa mayor de suciedad sobre el pavimento.
  3. Ponte unos guantes, y llena un barreño con agua bastante caliente.
  4. Súbete a la escalera y comienza a limpiar azulejos desde la parte más alta de la pared para comenzar a hacer la limpieza de los azulejos, porque inevitablemente el agua y la suciedad comenzará a descender hacia abajo. Moja el estropajo salva uñas en el agua muy caliente, y añade un chorro de amoníaco, o aplica directamente sobre los azulejos el detergente desengrasante en espray, sobre un tramo. Frota para extender el producto en la zona y a continuación utiliza la bayeta con agua sola para arrastrar la suciedad, aclarando y repitiendo si es necesario, para limpiar azulejos muy sucios.
  5. Si se siguen apreciando gotas de grasa, repite la operación, y cambia el agua de los baldes con mucha frecuencia. Recuerda que el agua caliente disuelve mejor la grasa, para limpiar baldosas cocina, así que procura que esté a una alta temperatura, pero sin quemarte las manos.
  6. Cuando el tramo trabajado esté totalmente limpio, utiliza el trapo de algodón para frotar los azulejos hasta que estos queden secos y brillantes otra vez.
  7. En las zonas próximas a los fogones, es posible que las incrustaciones de grasa sean mayores, y para eliminarlas con mayor facilidad y menos esfuerzo, entre los trucos para limpiar azulejos de cocina, puedes utilizar sobre el estropajo salva uñas el de aluminio, que arrancará las gotas de grasa más resistentes, junto con el producto que hayas elegido. Después aclara y seca igual que en el resto de las zonas.
  8. Si las juntas de los azulejos sobre la vitro presentan mayor concentración de grasa, puedes envolver la punta del cuchillo con un trapo viejo, y presionar siguiendo la línea para eliminar la capa de suciedad directamente.
  9. Para terminar la limpieza de azulejos de la cocina, puedes utilizar algún producto blanqueador de juntas de alicatados que se venden en droguerías y supermercados, si estos presentan un color amarillento. Este tipo de producto blanqueador de juntas suele venir provistos de un aplicador, por lo que simplemente deberás trabajar pintando la raya nuevamente siguiendo las líneas de las juntas. Si después de blanquear juntas de azulejos, sobra algo de producto, utiliza un paño seco y limpio para retirar los restos que sobresalen, restregando alrededor. De ésta manera los azulejos de la cocina presentarán un aspecto totalmente renovado, y con mayor brillo aún.
  10. Termina recogiendo totalmente la suciedad del suelo con la fregona, y realizando la limpieza de baldosas.

Consejos adicionales:

Las aguas grasientas que se generan en la limpieza de azulejos pueden ser evacuadas por el inodoro para evitar atascos posteriores, pero si no quieres estar desplazándote constantemente con cada cambio de aguas hasta el cuarto de baño, cuando termines la limpieza de la cocina, vierte una buena cantidad de vinagre, calienta una olla grande de agua, y viértela también lentamente por el desagüe del fregadero, para disolver la grasa que se habrá solidificado dentro de las tuberías al enfriarse.

Acostúmbrate a limpiar la zona de azulejos sobre fogones diariamente. Esto evita que se produzcan concentraciones más densas de grasa, que posteriormente resulten mucho más difíciles de eliminar en la limpieza de cocina.

Trucos para limpiar azulejos del baño

Los azulejos del baño no son los más difíciles de limpiar. No obstante, presentan cierta suciedad resistente por las acumulaciones de cal, moho y grasa corporal. También por jabón y productos de aseo, que son los más difíciles de quitar al limpiar baldosas de baño.

A la hora de hacer la limpieza, existen diferentes productos para limpiar azulejos baño. Muchos de ellos son naturales y no tendrás que acudir al supermercado para comprarlos.

Para empezar necesitarás:

  • Guantes para proteger tus manos a la hora de limpiar azulejos de baño.
  • Escalera para acceder a las zonas más altas.
  • Un par de baldes para tener agua caliente a mano. Uno será para aclarar el estropajo o bayeta con producto. El otro sólo con agua caliente limpia para enjuagar la bayeta de aclarado después de la limpieza de baldosas.
  • Estropajo salva uñas.
  • Cepillo de uñas y algún cuchillo o elemento similar con punta, para limpiar juntas azulejos.
  • Trapos absorbentes de algodón para secar y conseguir brillo.
  • Vinagre de limpieza por su potente poder contra la cal, o bicarbonato y jabón lavavajillas.

Para limpiar azulejos de baño, puedes seguir los pasos que te explicamos a continuación:

  1. Comienza la limpieza de azulejos siempre por la parte superior, con ayuda de la escalera.
  2. Realiza la limpieza con el estropajo empapado en agua y vinagre caliente, o bien añadiendo a éste jabón líquido y polvo de bicarbonato, sobre todo para las zonas con incrustaciones de cal, óxido o restos de jabones.
  3. Trabaja la limpieza por tramos, siempre en orden de arriba hacia abajo.
  4. Retira la suciedad con una bayeta escurrida y mojada solo en agua caliente.
  5. Seca con los trapos de algodón, y frota para obtener brillo.
  6. Utiliza el cepillo limpia juntas, o envuelve el objeto con punta en un trapo para trabajar siguiendo las líneas que forman las juntas de azulejos ducha, o la unión con la bañera. Deja actuar la solución de jabón más bicarbonato durante unos minutos para reblandecer la suciedad y poder eliminarla mejor.

Consejo adicional:

Te recomendamos que siempre ventiles después de ducharte. De esa manera evitarás que los vapores de agua se instalen en las paredes con sus partículas de suciedad. También evitarás que el moho prolifere en las juntas.

También te recomendamos que te acostumbres a secar los azulejos ducha cada vez que la utilices. Ten un trapo seco en algún cajón del cuarto de baño, e incluso un espray con agua y vinagre. Así aprovecharás el vapor con un poco de producto pulverizado, para arrastrar los restos de suciedad con mayor frecuencia.

Para ahorrar tiempo y esfuerzo a la hora de limpiar azulejos, utiliza una máquina de limpieza a vapor.

Y ahora que ya conoces buenos trucos para hacer la limpieza de azulejos de cocina y baño, si te falta tiempo, no puedes, o simplemente no te apetece dedicarte a éstas ingratas tareas, en La Empresa de Limpieza te lo ponemos muy fácil, contactando con nosotros.

La bayeta que ha revolucionado el modo de limpiar y que deja las paredes y el techo como nuevas

La bayeta que ha revolucionado el modo de limpiar y que deja las paredes y el techo como nuevas

Cuando se inventó la fregona a buen seguro que muchos pensaron que no tenía nada de misterioso ponerle un palo a una bayeta para fregar el suelo. Pero el que patentó el invento acabó forrándose por haber tenido una idea que seguro que a muchos otros sólo se les ocurrió a posteriori. Eso parece ser lo que le ha pasado al inventor de una bayeta con cremallera que desde hace meses se vende en tiendas de «todo a 100» y supermercados especializados de toda España que permite limpiar las paredes y los techos armado sencillamente con una escoba.

El mecanismo de funcionamiento de este «aparato» no podía ser más sencillo. Basta con abrir la bayeta, colocarla en la escoba y luego cerrar la cremallera. «Por lo que cuesta esta bayeta no merece la pena coger otra», señalan quienes han probado este invento en foros de internet y grupos de redes sociales. El precio al que hacen referencia es casi hasta simbólico. Y es que la bayeta en cuestión (de microfibra) se puede encontrar en diferentes comercios a poco más de un euro. (Aquí puedes leer el producto que tienes que usar para dejar como nuevos tus grifos).

Hace un tiempo ya te hablamos en nuestra sección de decoración (en este enlace lo puedes leer) de lo de moda que están entre las limpiadoras determinado tipo de bayetas. Son baratas, cumplen su función y no se estropean con facilidad. Y es que a la hora de limpiar no hace falta gastarse mucho dinero. Sólo hay que saber qué productos comprar y para eso nada mejor que seguir de forma periódica nuestros trucos de limpieza.

A la hora de mantener nuestra casa lo más importante de todo es saber cómo hacer la limpieza. No tiene porqué llevarte mucho tiempo hacer las tareas. Ni tan siquiera planchar. Todo es saber hacerlo. En este enlace tienes, por ejemplo, un truco que te va a resultar más que útil cuando necesites poner a punto la ropa que acabas de coger del tendal. En este otro enlace te contamos, por ejemplo, cómo puedes limpiar la mampara de la ducha, que e suna zona que normalmente dejamos descuidada y que va a acumulando restos de jabón, de agua sucia o incluso de cal. Luego cuando queremos afrontar su limpieza nos resulta más que complicado y tenemos que pasar horas haciendo trabajo de limpieza en el baño que luego no se ve reflejado con unos resultados brillantes. Esperamos que nuestros trucos de limpieza te sean de utilidad.

Compartir en Twitter Compartir en Facebook

Bayeta de limpieza. Tipos y usos

Habitualmente, llamamos bayeta a un paño o producto textil confeccionado con determinados tejidos que generalmente son algodón o microfibras, las cuales tienen la propiedad de absorber cualquier tipo de líquidos. Las bayetas son útiles de limpieza que se utilizan para limpiar cualquier tipo de superficies lisas. Se emplean bien añadiendo un producto limpiador o desinfectante, bien por sí solas para recoger el agua sobrante.

Las bayetas profesionales se utilizan tanto para limpiar encimeras, fregaderos, como para limpiar las diversas piezas de la vajilla, sanitarios, azulejos o mesas, etc. Por lo general, se trata de bayetas multiusos que sirven para gran variedad de materiales: plástico, PVC, acero, cromados, metal, cerámica, etc. Sin embargo, existen modelos específicos para determinadas superficies como las destinadas a cristales o a carrocerías de automóviles.

Tipos de bayeta

  • Bayetas sintéticas. Son las más habituales, fabricadas con componentes como poliéster, viscosa, polipropileno y otras fibras. Son las bayetas más extendidas y habituales y suelen ser las más eficientes, como la bayeta amarilla, o la bayeta de cruces.
  • Bayetas tubulares de punto de algodón. Suelen ser fibras de algodón, que puede ser reciclado o no, tienen menos poder de absorción que las sintéticas, pero tienen otro tipo de propiedades como la suavidad o resistencia.
  • Bayetas de microfibra. Son las bayetas más eficientes y son llamadas ecológicas más que por su materia prima, por su eficiencia, por no necesitar productos químicos, o por su durabilidad (hasta 8 años o más de 400 lavados)

Comprar ahora bayetas y paños de limpieza baratos

Usos

  • Levemente humedecidas. Las bayetas humedecidas se usan principalmente para limpiar superficies que no pueden ser mojadas de manera masiva o que son especialmente delicadas, como ordenadores, TV, teclados, superficies cromadas, acero inoxidable, azulejos, superficies vitrificadas, cristal o espejos.
  • Absorber líquidos. Las más absorventes son las bayetas sintéticas, para recoger agua, aclarar superficies previamente humedecidas con productos químicos, como baños, encimeras, cocinas, etc.
  • Quitar grasas. En cocinas profesionales, campanas extractoras y escenarios relacionados con la cocina, utilizadas con desengrasante profesional son eficientes para la limpieza profesional.

Formatos

  • Bayeta cortada De uso en el hogar o por parte de profesionales, con diversas medidas y formas cuadrada o rectangular. Son más cómodas y normalmente suelen estar asociadas a bayetas de microfibra. Suelen presentarse en formatos de 3 o más unidades.
  • Bayeta en rollo. En el mercado profesional suelen ser más habituales las bayetas presentadas en rollos, desde 4 metros hasta 8 metros de bayeta con un ancho variable. En ocasiones se presentan con precorte o directamente para cortar según disponga el usuario.
  • Bayeta universal superabsorbente en formato de rollo para cortar

Agua y jabón una manera de limpiar discos de vinilo.

Muy bien, quizá penseis que para tener nuestra colección de discos de vinilo limpia era necesario la adquisición de sofisticados productos de limpieza dedicados a ello exclusivamente, pero no, por muy sorprendente que resulte el agua y el jabón es una de los métodos más utilizados en todo el mundo para tener limpia nuestra colección.

Pero antes de comenzar a limpiar debemos hacernos algunas preguntas importantes, ¿debo de limpiar todos mis discos?, ¿Qué discos realmente necesitan una limpieza?.
Ciertamente es una tarea un poco subjetiva, ya que cada uno puede tener un criterio o visión de lo que está sucio o no, pero por regla general un disco con manchas, rayados o polvo es un disco que precisa de una limpieza.

Muchos coleccionistas suelen reproducir sus discos en platos de vinilo y disfrutar así del clásico y genuino sonido que nos brinda, en cambio otros prefieren únicamente tener el disco precintado, semi-precintado, o abierto pero sin ser reproducido vez alguna. Estos últimos casos evidentemente permiten que el vinilo luzca como nuevo. Tener limpio tu vinilo también permite que el desgaste del mismo sea menor y la calidad de sonido sea más alta que cuando está sucio.

Si posees discos de segunda mano ya usados o eres de los que los reproducen habitualmente tus vinilos, hay una manera muy simple de limpiarlos AGUA y JABÓN:

Explicaremos de manera muy básica como hacerlo, además de ser muy simple:

1. Buscamos un pequeño cubo o recipiente donde mezclaremos la solución mágica que limpiará nuestros vinilos.

2. Seguidamente llenamos el recipiente de agua, preferiblemente usa agua destilada, libre de cal y cloro, con eso evitaremos futuros cercos blancos al secar.

3. Vierte una proporción razonable de jabón en el agua, hemos de puntualizar que cuando nos referimos a jabón no es literalmente la pastilla de jabón que usamos para limpiarnos las manos, simplemente con un jabón dedicado para la limpieza de la vajilla basta.

4. Mezcla la solución y espera a que desaparezca la espuma más espesa.

5. Aplica la solución con un trapo suave y fino o con una valleta de micro-fibra sobre la superficie del vinilo. (IMPORTANTE: ten cuidado de no mojar ni limpiar la etiqueta central, ya que es por lo general de papel y podrías dañarla o deteriorarla facilmente).

Articulo en proceso de elaboración. No concluido

Este método es una forma barata y sobre todo sencilla de tener tu colección lo más limpia posible, si aún así tienes alguna duda al respecto puedes consultarnos tus dudas. Aún así recuerda que la responsabilidad de la limpieza de tu colección es exclusivamente tuya, si no estás totalmente seguro de aplicar este método no lo hagas.

Cómo Limpiar Azulejos de la Cocina Y Baño

Trucos para limpiar azulejos de cocina y baño

Cepillo de dientes

Este truco te servirá para limpiar los azulejos del baño y la cocina.

  1. Coge un cepillo de dientes viejo para llegar a todos los rincones y eliminar la suciedad por completo.
  2. Mojalo en una disolución de agua y lejía.
  3. Úsalo en especial para eliminar la suciedad de las juntas de los azulejos.
  4. Usa una esponja o bayeta para ir enjuagando la superficie de las baldosas a medida que las limpies.

Limpieza con Vinagre

El baño y la cocina son los lugares dónde se instalan azulejos y esto hace que sea indispensable un mantenimiento diario para que estén limpios y garantizar una higiene total. Un buen truco casero de limpieza del hogar consiste en eliminar las marcas de agua de los azulejos limpiando con vinagre. Este truco para limpiar azulejos es muy efectivo, y puedes usarlo tanto con vinagre blanco de limpieza como con vinagre de vino de la cocina.

Limpieza con Bicarbonato de sodio

El bicarbonato será más efectivo en los azulejos de la cocina, ya que tiene gran poder desengrasante y desincrustante. Se aplica en un trapo o una esponja humedecidos y se frotan los azulejos. A continuación se seca con otro trapo diferente que esté seco. Lo mejor del bicarbonato es que es natural y tiene gran poder desinfectante.

Limpieza con Amoniaco

Otro de los mejores trucos para limpiar azulejos es usar el amoniaco. Este producto es muy eficaz especialmente para las baldosas de la cocina pero hay que tener cuidado porque es corrosivo y podría irritarte ojos y piel. Nuestras recomendaciones:

  • Diluirlo en agua antes de aplicar
  • Usar guantes como protección
  • Ventilar bien la habitación donde vas a limpiar

Truco para sacar brillo

Entre nuestros consejos de limpieza no podía faltar uno para sacar brillo a los azulejos. Este truco se aplicará al finalizar la limpieza de las baldosas y para hacerlo necesitarás un líquido limpia cristales y un trapo limpio y seco. Aplica el líquido limpia cristales mediante un pulverizador y frota toda la superficie para que todos los azulejos te queden perfectamente relucientes.

Para sacar brillo a los azulejos, puedes usar líquido limpia cristales y un trapo limpio y seco. Una vez que tengas las baldosas limpias, pulverízalas con un spray limpia cristales y verás como quedan relucientes y con un aspecto diferente.

Limpiar azulejos cocina puede tomarte tiempo ya que pueden estar muy sucios debido a la grasa, el vapor, polvo, moho entre otras cosas. Como ama de casa siempre queremos tener nuestra cocina impecable. Debido a ello a continuación te daremos algunos consejos que te ayudaran.

Productos esenciales para limpiar azulejos cocina

Los consejos que te daremos para limpiar azulejos cocina a continuación son muy fáciles. Son productos que la mayoría de nosotros tenemos en nuestros hogares. Estos consejos nos ayudaran a tener un resultado más eficaz de lo que imaginamos. Sin importar en qué estado estén los azulejos de tu cocina.

Si te pones por costumbre limpiar azulejos cocina semanalmente, conseguirás mantenerlos en buenas condiciones y limpios con poco esfuerzo. Ahora bien empezaremos diciendo los productos caseros que necesitaras para limpiar azulejos cocina.

Productos a usar

  • Agua tibia
  • Jabón desengrasante
  • Lavavajillas
  • Trapo seco
  • Esponja
  • Desinfectante aromatizante.

Pasos para Limpiar Azulejos Cocina

La naturaleza de las amas de casa es que su cocina -su principal lugar de desenvolvimiento- este lo más impecable posible. Para lograr tal cometido se deben seguir una serie de pasos que pueden parecer algo tediosos, rutinarios e incluso estresantes. A continuación te presentaremos los procedimientos.

Con los siguientes pasos,los cuales requieren poco esfuerzo conseguirás excelentes resultados. A pesar de que los azulejos de tu cocina se encuentren en muy mal estado, podrás lograr cambios notables. Como por ejemplo, mantener en muy buenas condiciones y resplandecientes los azulejos de tu cocina.

El procedimiento

  1. Para limpiar azulejos cocina, a dos litros de agua tibia agrega aproximadamente una taza del jabón de tu preferencia
  2. Remover constantemente la solución hasta que quede espumoso y homogénea, en la cual no se distinga sus componentes
  3. Moja en su totalidad una esponja preferiblemente de textura rustica
  4. Friega intensamente y de manera circular la superficie total del azulejo de tu preciada cocina
  5. Limpia de una forma dedicada toda el área superficial de la cocina
  6. Retira en su totalidad el jabón con gran cantidad de agua
  7. Vuelve a utilizar dos litros de agua tibia pero esta vez con desengrasante, ya que este se encargará de disolver la grasa de los azulejos de tu cocina.

Pasos finales

A continuación tienes que repetir el procedimiento de fregar intensamente la superficie de los azulejos

  1. Lavas los azulejos con abundante agua para quitar de ellos el desengrasante
  2. Luego pasa un paño seco asegurándote de arrancar toda la grasa de los azulejos y así también se puede evitar la aparición de humedad
  3. Por ultimo paso aplicamos un desinfectante con el aroma de tu preferencia.

Y en el dicho caso de que los azulejos se encuentren en la pared es recomendable pasar un trapito húmedo. Para quitar el polvo que allí se puede acumular y entonces podemos comenzar con los procedimientos ya mencionados en el artículo sobre limpiar azulejos cocina.

Trucos para Limpiar Azulejos Cocina

Ahora te daremos los siguientes trucos que seguramente te ayudaran a hacer menos engorrosa y más fácil la importante tarea de limpiar azulejos cocina. Tarea que todos debemos realizar de un momento a otro ya que es necesaria la buena higiene de tu cocina, lo que beneficiará a toda la familia.

Con estos trucos caseros y fáciles de realizar, te van ayudar a limpiar azulejos cocina además de permitirte sacar profundamente toda la suciedad. Garantizará la pulcritud y limpieza, elimina fuertes manchas, y saca intenso brillo a los azulejos de tu cocina, te aseguramos que estos Quedaran Radiantes.

Limpiar Azulejos Cocina: Cepillo de dientes

Este ingenioso truco esmuy fácil ya que simplemente consiste en tomar un cepillo de dientes. Preferiblemente con un periodo de tiempo de uso, de manera que sus cerdas estén más duras y puedan llegar más profundos. Y así arrancar la mayor cantidad de suciedad posible.

Ahora frótalo intensamente de manera circular sobre la superficie del azulejo, esto te va a permitir llegar a los rincones del mismo. Ya que son muy difíciles de limpiar con la esponja y te ayudara en gran manera. Además, eliminas las pequeñas y numerosas partículas de sucio que allí se encuentren que poco a poco se van acumulando.

Limpiar Azulejos Cocina: Con vinagre

Cuando limpiamos los azulejos de la cocina siempre utilizamos productos que en muchas ocasiones son costosos, peligrosos, nocivos para la salud. Ya que contienen elementos químicos que no conocemos en vez de eso podemos recurrir a un producto tan común e inofensivo como el vinagre.

La ventaja del vinagre es que además de ser mucho más económico, fácil de conseguir y que no causa daño alguno a nuestra salud. Es mucho más efectivo que otros productos genéricos. Con él podemos eliminar las marcas de aguaque son en muchas ocasiones difíciles de borrar.

El proceso

El vinagre es el mejor agente en blanqueadores en estos casos. Con este respecto podemos utilizar vinagre blanco y también vinagre de vino. El procedimiento es muy fácil consiste tan solo en agregar el vinagre puro y dejar que sus propiedades actúen aproximadamente 12 minutos.

A continuación frotar con la esponja para poder ayudar a eliminar la mancha con este sencillo procedimiento. Se pueden lograr grandes resultados especialmente si lo hacen como aquí te hemos indicado. Así tus azulejos quedarán radiantes como si la mancha nunca hubiese existido.

Limpiar Azulejos Cocina: Con bicarbonato de sodio

Uno de los productos caseros comunes y que tienen gran poder y utilidad a la hora de limpiar es el Bicarbonato de sodio. Además es completamente natural y seguro de usar en ambientes que no están siendo controlados por profesionales. Lo cual es beneficioso para las familias que cuentan con niños pequeños o mascotas.

Seres vivos delicados como estos no resisten muy bien los residuos de productos más invasivos o más complejos.El bicarbonato nos puede ayudar en gran manera a eliminar la grasa y otras sustancias difíciles de arrancar de superficies apreciadas y delicadas como los azulejos.

El procedimiento es muy fácil. Debes espolvorear el bicarbonato sobre los azulejos de tu cocina. Luego con un trapo, o puede ser una esponja que esté humeda, se frota la superficie del mismo y deja hacer su magia. Te darás cuenta que poco a poco elimina el sucio.

Limpiar Azulejos Cocina: Con Amoniaco

Este es uno de los mejores trucos que recomiendan las empresas de limpieza, ya que es un excelente producto. Para usarlo con las baldosas de tu cocina, para eliminar el detestable sucio pegajoso e indeseable que en muchas ocasiones aparece. De esta manera eliminas todos los problemas e inconvenientes con la mugre.

Aun así debes tener algo de cuidado, este producto puede resultar peligroso si no tomas las medidas de seguridad adecuadas. Debes usarlo con guantes y si está en tus posibilidades mascarilla porque podría irritarte los ojos y hacerte daño en la piel. Las recomendaciones más favorables son las siguientes:

Pasos a seguir

  • Ponerte los guantes y la mascarilla asegurándote de que cubran las zonas que corran posible riesgo
  • En un balde de agua tibiade 2 lts, diluir una taza de amoniaco incoloro
  • Debes asegurarte de que la habitación donde utilices esta solución, cuente con una ventilación adecuada. ya que el olor puede llegar a ser muy fuerte.
  • Empapas la esponja en su totalidad en la solución de agua con amoniaco
  • Frotas de manera uniforme, circular y constante sobre toda la superficie de los azulejos
  • Si es de tu agrado puedes optar por lavar la superficie de los azulejos, si no al secarse con el pasar de pocos minutos desaparece el olor.

Limpiar Azulejos Cocina: Para sacar brillo

Ahora que te hemos mostramos en este artículo todo que los consejos que se han podido recolectar. Y además de los trucos para mantener tus azulejos impecables, te daremos otra recomendación, pero esta para sacarle brillo. Y quedaran relucientes deleitables a la vista de tu familia y visitas.

Este lo vamos a utilizar una vez que hayamos terminado la limpieza y blanqueamiento de los azulejos. Al tenerlos limpios será mucho más fácil sacarles brillo con los productos que en este artículo te hemos mencionado.

Para lograr nuestro objetivo necesitaremos un líquido especial de limpiar cristales de gusto. Además de un paño que este seco y limpio de preferencia que sea de tela algodón. Puedes comprar este excelente producto en el siguiente enlace de Amazon.

Deja todo impecable

Ahora debes poner manos a la obra, aplicando el limpia cristales de forma generosa sobre los azulejos de tu cocina. A continuacióncon el paño de algodón secas los azulejos y al instante notarás la gran diferencia. Gracias al sencillo trabajo que realizaste, te quedaran relucientes e impecables.

Tu cocina quedara resplandeciente y agradable a nuestros ojos y olfato y lo mejor de todo será que lograste resultados profesionales. Sin tener que gastar tanto dinero o acudir a terceros te sentirás realizado y orgulloso por un trabajo bien hecho.

Limpiar Azulejos Cocina: Con alcohol de quemar

Otro producto de buena calidad que recomendamos es el alcohol de quemar, es un excelente truco muy acertado. Para este trabajo solo necesitaras el alcohol de quemar, además de pequeñas cantidades de otros productos como: la misma cantidad de amoniaco, un chorro de detergente concentrado.

A la mezcla también debes agregar ½ lts de agua y un paño de algodón para evitar que deje pelusas o papel periódico. En este caso te recomendamos el papel periódico porque es excelente, ya que no tendrás que preocuparte por residuos que puedan quedar en el azulejo.

Deja todo reluciente

Ahora mojas abundantemente el paño de algodón o el papel periódico, y frotas de forma continua la superficie total de los azulejos. Y poco a poco conseguirás el brillo que deseas. Será muy obvia la diferencia además de los excelentes resultados logrados.

La última recomendación que te daremos en este artículo es ventilar la habitación para así evitar la concentración de fuertes olores. Dañinos por los vapores tóxicos que pueden emanar de la solución. Aun así te aseguramos que si efectúas los pasos a pie de la letra todo quedara reluciente.

¿Por qué es bueno asegurarte de la limpieza en tu cocina?

Nuestra cocina es un lugar donde pasamos mucho tiempo, además es donde preparamos los alimentos. Y si queremos sentirnos seguros y en calma y confort es altamente necesario y fundamental que esté en orden y limpio.

Esto es algo que nos aportará muchos beneficios en sentido emocional, mental, social, y físico. Aunque es cierto que la mayoría de las personas lo ven como una obligación tediosa de igual forma se debe hacer. Ya que todo con lo que coexistimos es está rodeado de microorganismos.

Problemas en el entorno

Nuestro entorno está formado de entes que pueden afectar nuestra salud como miles de especies distintas de bacterias, gérmenes y microbios. Por tal motivo es de gran importancia que cada espacio de tu hogar se mantenga en buenas condiciones.

Esto con el objetivo de prevenir enfermedades que pueden causar gran daño a los integrantes de tu familia. Sin duda alguna la salud de tu casa es lo más importante para ti. Para asegurarte de esto debes hacerlo de una buena manera, así que aquí te dejamos unos buenos consejos.

Consejos para realizar una limpieza adecuada

Como la limpieza es una actividad cotidiana a continuación te explicaremos unos trucos que te ayudaran a ser un experto. En el difícil arte de la limpieza profunda y así realizar menos esfuerzo las recomendaciones son las siguientes:

  • Una que te ayudara a ahorra tiempo y energías es limpiar primero los objetos que se encuentren en lo alto de tal modo que el sucio caiga al suelo
  • Barrer el sucio y los escombros y para tener un mejor resultado aspirar
  • Realizar un itinerario con las tareas del hogar y marcar las que debes hacer, diariamente, semanalmente y mensualmente.

Te recomendamos que uses todos los instrumentos de limpieza que en este artículo para limpiar azulejos cocina te hemos mencionado. Solo nosotros te aseguramos máxima calidad en los servicios, para que puedas lograr los mejores resultados. En el siguiente video obtienes más información.

Si quieres productos profesionales

Nos hemos esforzado porque los consejos que aquí te hemos dado sean los mejores y te hagan la tarea de limpiar azulejos cocina. Lo más fácil y sencillo posible, aun así entendemos que tal vez necesites una ayuda adicional y en eso también te podemos ayudar. Mira lo que tenemos para ti.

Contamos con los mejores productos de limpieza con calidad garantizada y disponibles para ti cuando los necesites a los mejores precios del mercado. Sin riesgos y con las medidas de seguridad adecuadas el éxito de nuestros clientes es lo que nos recomienda. Y si crees que no es suficiente, tenemos más.

Entendemos lo gratificante que es el trabajo hecho por uno mismo, pero a veces es demasiado para ti o necesitas ayuda. Para, por ejemplo limpiar azulejos cocina, no solo contamos con los mejores productos de limpieza, sino con también con la mejor mano de obra. Todas a tu disposición.

Quieres una mano adicional

Puedes contratarnos y estar totalmente seguros, sin tener duda alguna de que tu inversión no será en vano al contrario te sentirás feliz. Sabemos lo que tú y tu hermoso hogar necesitan, claro que somos cuidadosos pero efectivos en nuestra manera de proceder. También en la limpieza azulejos cocina.

Ya que somos profesionales en la extensa área de la limpieza profunda de los hogares tomamos todas las medidas de seguridad. Todas las que la ley pueda exigir, somos rápidos y sin problemas, con años en un servicio exclusivo solo para usted. Y por supuesto para los suyos.

Créenos, sabemos cuáles son los lugares de más difícil acceso, pero también contamos con la mejor tecnología. Para asegurarnos de que el feo rostro de la suciedad, microbios y bacterias nocivas para la salud no se asomen. En las partes importantes de tu hogar.

Estamos para ayudarte

Hay ocasiones en las que las tareas de limpieza sobrepasan lo que podemos hacer o mejor, lo que estamos dispuestos a hacer. Cuando esas situaciones te agobien no tienes por qué mortificarte solo tienes que contactarnos, hacemos cualquier trabajo de limpieza que tu no hagas. Como por ejemplo, limpiar azulejos cocina.

Ya sea porque no quieras, no te guste o simplemente quieres pagar porque alguien más lo haga, estamos para ti. Es nuestro trabajo, no tienes que hacerlo por nosotros, queremos ayudarte para que así tu tan ocupada vida sea más tranquila. Y ocupes tiempo a lo que verdaderamente importa, tu familia y tú.

Podemos seguir siendo de ayuda

Cuando necesites un agente que pueda hacer lo que no deseas en cuanto a cuestiones de limpieza ya sabes a quien puedes contactar. Somos los mejores ofreciendo productos y servicios de calidad profesional con reconocimiento internacional, tu mejor opción y solución.

Los más indicados para que les confíes tus bienes más preciados tu salud y la de los tuyos. No solo pedimos que confíes en lo que aquí decimos, sino en lo que podemos hacer cuando ponemos manos a la obra.

¿Cómo limpiar azulejos y baldosas?

Las baldosas y los azulejos suelen ser una de las partes más complicadas de mantener limpias y brillantes tanto de pisos, casas como locales comerciales. De hecho, limpiarlas puede ser sencillo a corto término, sin embargo alargar ese estado ya resulta más complicado.

Un piso tiene zonas críticas o más críticas que otras ya no sólo para la limpieza, sino para el mantenimiento en condiciones lo más higiénicas posibles. Estas zonas son la cocina y el baño, las cuales poseen alicatados, azulejos y baldosas incluso en las paredes.

En la cocina se acaban acumulando restos de grasa, olores y vapores que acaban quitando el brillo de los azulejos y de las baldosas. En el baño, por otro lado, los restos de cal y de vapor del agua acaban mermando el brillo y limpieza del alicatado.

¿Cómo se pueden limpiar las baldosas y los azulejos?

Limpieza de baldosas de cocina

Como ya se ha comentado, las baldosas de la cocina acaban llenas, en gran parte, de grasa de las preparaciones que se realizan en ella. Por eso son necesarios productos o materiales desengrasantes, ácidos, desinfectantes y que permitan extraer fácilmente la grasa de las baldosas.

Entre las mezclas y combinaciones más efectivas se encuentran los siguientes. Eso sí, cabe recordar que antes de utilizar esta mezcla sobre los azulejos, siempre será conveniente haber pasado un estropajo con jabón neutro y agua. Tras su aclarado y para acabar de rematar la limpieza, el amoniaco va perfecto y dará brillo.

  • Agua caliente y vinagre para limpiar baldosas y azulejos de cocina
  • El vinagre puede ser de vino, de manzana o de limpieza. Normalmente el más efectivo suele ser el de limpieza, pues su composición es mucho más concentrada y efectiva en menor cantidad de líquido.
  • La forma de limpieza con esta mezcla es depositar en un cubo una parte de vinagre por dos de agua caliente. Después se coge un cepillo y de friegan las baldosas con esta agua. Incluso se puede aplicar el vinagre directamente para hacerlo más efectivo y después aclararlo con agua.
  • Para que quede mucho más brillante, lo más recomendable es darle una última pasada secante con papel de cocina o una gamuza que no deje rastro de fibras.

Amoniaco y agua para limpiar azulejos y baldosas de cocina

Esta mezcla es ya uno de los clásicos en lo que a limpieza se refiere. Mezclar tres partes de agua con media de amoniaco es suficiente para poder tener buenos resultados. Incluso se puede utilizar amoniaco con detergente u olores.

El amoniaco y el agua caliente resultan altamente efectivos y prácticos para suciedad que lleva tiempo incrustada en las baldosas y azulejos de la cocina. No obstante, esta mezcla es muy corrosiva. Por eso se recomienda utilizarla tras haberla dejado reposar unos instantes y con guantes.

Limpieza de baldosas de baño

Las baldosas y azulejos del baño, como ya se ha mencionado anteriormente, acaban llenas de cal, vapor y de restos de jabón, champú y otros productos de higiene. Por ello resulta importante llevar a cabo una serie de hábitos de limpieza para poder dejar las paredes mucho más bonitas.

Limpieza con vinagre y amoniaco

El sistema resulta el mismo que con la limpieza de baldosas y azulejos en la cocina. De forma previa, se deben limpiar con jabón y agua, pero tras ello, una pasada con alguna de estas dos mezclas dejará la superficie mucho más brillante, desinfectada y limpia.

Limpieza con bicarbonato

La mezcla de bicarbonato con un poco de agua permitirá no sólo darle brillo a las baldosas y azulejos del baño, también quitará el exceso de cal y protegerá la zona para que no se acumulen estos restos de forma tan rápida.

Las dudas más comunes sobre limpieza de azulejos y baldosas

¿Cómo eliminar la grasa incrustada de las baldosas de la cocina?

Para ello, el mejor de los métodos siempre es la mezcla de agua y amoníaco. Esta combinación de productos permite disolver y extraer la grasa, incluso la más acumulada.

La forma para aplicarla debe ser bien con una esponja, bien con un estropajo, según el tipo de grasa y lo seca que ésta esté. No debe olvidarse la importancia de proteger las manos con guantes de goma, pues esta mezcla resulta altamente agresiva con la piel debido al amoniaco.

¿Cómo eliminar la cal incrustada en los azulejos del baño?

Para quitar la dichosa cal de las baldosas y azulejos del baño lo más útil y económico es la mezcla de vinagre y agua. Sobre todo, eso sí, el agua debe ser fría.

La aplicación en las superficies debe realizarse con una esponja, dejando actuar durante unos diez minutos. Al aclarar, se seca con un papel de cocina o paño limpio y seco.

¿Cómo limpiar las juntas ennegrecidas de los azulejos del baño?

Otro de los problemas más comunes en los baños son las juntas ennegrecidas entre las piezas de los azulejos. Esto se debe, en gran parte, a la humedad de estas áreas del piso y a la no limpieza correcta, que ocasiona una acumulación de moho.

Esto se traduce no sólo en un aspecto poco atractivo, también en infecciones y bacterias. De ahí que sea tan importante una limpieza concienzuda y apurada del baño con vinagre, ya sea de limpieza o de manzana, y agua caliente. Otro producto muy práctico para este problema es el bicarbonato mezclado con agua.

Ambas mezclas deben dejarse actuar durante unos minutos (entre 20 y 30) sobre la superficie, tras fregar la superficie con un cepillo o estropajo duro. Siempre protegiendo las manos con guantes, ya no por los productos en sí, sino por el moho y las bacterias de las juntas.

La limpieza de baños y cocinas, al fin y al cabo, resulta muy sencilla si se sabe cómo llevarla a cabo. Desde el blog de Megaservice queremos facilitar información y consejos a nuestros clientes y lectores para hacerles la vida más sencilla. Para mas información sobre nuestros servicios visite nuestra web

admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *