0

Como moverme en la cama

¡Sal del clásico «mete saca»! Eso de ser como un conejito… no son todo ventajas. Sí, sí, en las películas parece que todo el mundo disfruta, pero… ejem, ejem, ¡SON ACTORES Y ACTRICES! Su trabajo es hacerte creer que es el mejor día de sus vidas… Explícanos: si sabes que nunca te encontrarás a Terminator en medio de la calle, ¿por qué te crees lo que te venden las películas XXX?

Si lo que quieres es mejorar tus relaciones sexuales con tu pareja, lo que necesitas es aprender a moverte mejor en la cama, controlando tu cadera. Y es que cualquier postura que quieras atreverte a hacer, dependerá de ella. Y si os preguntáis por qué pues… Es la pieza clave para movernos en la cama. Sin ella, nos moveríamos como palos agitados por el viento: a lo loco y sin ritmo alguno.

Paso a paso para aprender a mover la cadera

La clave para moverse bien en la cama, es moverse bien fuera de ella. Por eso, lo primero y principal es aprender a mover la cadera sin mover el resto del cuerpo, lo que se conoce como disociar la cadera, te será muy útil para dominar el arte del amor vertical.

Paso #1 – Rotación de caderas

Lo primero que tienes que aprender es a rotar tu cadera. ¡Es muy sencillo! Ponte de pie, con las rodillas estiradas y bloqueadas, es decir, que no se muevan. Se trata de traer la cadera hacia delante, primero de un lado y luego del otro.

Para ello, gira la cadera hacia delante con tus rodillas rectas y sin mover el tronco ni los hombros. Comienza lentamente… Primero de un lado y luego del otro. Así:

Este paso te ayudará a disociar tu cadera

Ve practicando este paso hasta que lo domines. Recuerda: prueba a comenzar poco a poco y, cuando lo domines, prueba a aumentar la velocidad.

Paso #2 – Dibujemos un cuadrado

Este un paso muy básico, fácil y segurísimo que lo conoces. Pon tus manos en tu cadera y flexiona las rodillas. Una vez aquí, lleva la pelvis hacia delante, luego hacia un lado, pelvis hacia atrás (como sacando el culete), pelvis hacia el otro lado y vuelta a comenzar. Todo junto: delante, izquierda, atrás, derecha, delante. ¿Lo tienes?

Relaja tu cadera: delante, a un lado, atrás y delante

Este paso te ayudará a tomar conciencia de tu cadera y a moverla independientemente de tu cuerpo, para que no parezcas un gusanito.

Paso #3 – Eleva tu cadera

Nos metemos más de lleno en materia y, aprovechando lo que ya hemos aprendido, subimos un poquito la dificultad. Se trata de mover la cadera de arriba abajo, sin mover el resto del cuerpo.

Comienza con ambas rodillas flexionadas. Una rodilla se estira, elevando la cadera, mientras la otra se mantiene flexionada:

Con este paso tomarás conciencia de cómo se mueve tu cadera

¿Lo veis? La cadera se mueve prácticamente sola. Y cambiamos la pierna. 1,2. 1,2.

Si te apetece probar un cambio en este paso, en vez de pasar directamente de una pierna a otra, prueba de volver a la posición de inicio antes de cambiar la pierna: una rodilla se estira elevando la cadera. Vuelve al centro, con ambas rodillas flexionadas y luego eleva la otra rodilla. 1, centro, 2, centro.

Bien, esto es todo lo que necesitas saber para aprender a disociar tu cadera. La pregunta es: ¿quieres aprender a llevar estos trucos a la cama para mejorar las relaciones sexuales con tu pareja? Si la respuesta es que sí, estás a punto de conocer cómo.

Cómo mejorar en la cama si tienes pene

Muy bien, después de la teoría, ¡viene la práctica! Prepárate para aprender unos cuantos movimientos para que tu pareja alucine contigo. RECUERDA: Estos consejitos pueden servirte independientemente de tu orientación sexual o de si tienes, o no, pareja/s.

Lo primero que tienes que saber es que las terminaciones nerviosas, tanto del ano como de la vagina, están sobre todo en la entrada… lo que significa que llegar más al fondo, no implica que tu pareja sienta más placer.

Antes de comenzar, para poder desarrollar mejor los movimientos, pídele a tu pareja que se ponga en la posición de perrito y que se abrace a una almohada, manteniendo el pecho en la cama.

Esta postura te permitirá moverte mejor y le dará más placer a tu pareja

DATO INTERESANTE: La forma de tu pene podría influir en un mayor disfrute de tu pareja según qué postura adopte, es decir, si tienes una curva pronunciada hacia arriba, es probable que tu pareja sienta más placer si está boca arriba.

Entonces, ¿estás [email protected] para aprender 3 movimientos para que tu pareja disfrute mucho más contigo en la cama?

Movimiento #1 – Profundo

Ponte detrás de tu pareja, con las rodillas en la cama. Lo primero que tienes que hacer es arquear tu espalda y luego levantas tus caderas y las llevas hacia delante, y te retiras arqueando la espalda, como si fueras un gusanito. Recuerda que lo que se mueven son tus caderas, no tus brazos. Así que mantenlos firmes.

Este paso masajea la vagina/ano de tu pareja, en vez de “[email protected]

Movimiento #2 – Puntita

Este paso es perfecto si quieres estimular las terminaciones nerviosas que se encuentran en la entrada, tanto del ano, como de la vagina. Es básicamente como el anterior pero al revés, es decir, con la espalda recta, entras y luego retiras, bajando la pelvis y sacando el culete hacia atrás.

Este paso es perfecto para estimular los puntos de placer

Movimiento #3 – Remolino

Para este paso, probad cambiando un poco la postura en la que estéis. Tú que tienes pene, ponte de pie al borde de la cama y acércate a tu pareja. Se trata de hacer círculos alrededor de su ano o vagina.

Es todo un remolino de placer

Para facilitarlo puedes ayudarte alternando la planta de los pies y hacer el movimiento mucho más marcado.

Cómo mejorar en la cama si tienes vulva/vagina

Es tu turno de enloquecer a tu pareja. Hay ciertos pasos de baile que pueden ser muy placenteros si los sacas de la pista de baile y te los llevas a la cama. La clave está en que no te límites al “mete-saca”.

RECUERDA: Estos consejitos pueden servirte independientemente de tu orientación sexual o de si tienes, o no, pareja/s.

Antes de comenzar, puedes pedirle a tu pareja sexual que te sujete por la cadera para ayudarte a mantener el equilibrio y evitar que te caigas… ¡No queremos que te hagas daño!

Dicho esto, prepárate para aprender 3 movimientos que te harán ser una divinidad en la cama.

Movimiento #1 – En círculos

Bien, estás encima… Hay que sacarle provecho a eso, así que puedes comenzar moviéndote en círculos. Apóyate en su pecho o brazos y gira ligeramente en la dirección que desees. Debes asegurarte de tocar todos los puntos: derecha, izquierda, adelante y atrás.

Con este paso estimularás tus puntos de placer

Con este movimiento estarás dando un masaje al pene de tu compi de juegos, que a su vez estará estimulando todos los rincones de tu vagina y estimulará indirectamente tu clítoris. Aquí ganáis [email protected] dos. ¿Y si tu pareja tiene vagina también? ¡Prueba y verás! El roce de las vulvas estimula las terminaciones nerviosas de ambos clítoris y ¡boom! Placer asegurado.

Movimiento #2 – El gusanito

Cuando os canséis del paso anterior, prueba moviéndote como un gusanito, moviendo tus caderas de adelante hacia atrás. Esto te dará más control a ti y más placer a [email protected] dos.

Tu pareja alucinará con este paso

Movimiento #3 – Bubble

Y, por último, si quieres marcarte un “Rihanna” en la cama, aprende el paso básico de twerking para deleitar a tu pareja tanto si estás encima como si estáis disfrutando de la postura del perrito.

Para practicar y dominar esto, puedes comenzar fuera de la cama. El movimiento aquí es sencillo: colócate con las piernas abiertas y flexionadas, manos encima de las rodillas, bajas todo lo que puedas y sacas un poco el culete hacia atrás. Entonces: fuera, dentro, fuera, dentro.

Es un paso de baile perfecto para llevar a la cama y ¡disfrutar!

Intenta mover únicamente la cadera, porque si no, puedes hacerte daño. Una vez lo tengas controlado, puedes aumentar poco a poco la velocidad.

Con estos trucos, no solo mejorarás las relaciones sexuales con tu pareja o compi de juegos, si no que ampliarás tu abanico de movimientos para conocerte y disfrutar (y hacer disfrutar) de tu sexualidad. Recuerda: no es algo que se domine de un día para el otro, sino que requiere de paciencia, mucha práctica y comunicación. Así que pon tu música preferida y, ¡disfruta aprendiendo!

*En esta guía tu disfrute y tú sois protagonistas. Así que, independientemente del sexo que tengas, de tu orientación sexual y del género en el que te identifiques, ¡queremos que te lo pases en grande!

Platanomelón es un espacio inclusivo. Para [email protected] es fundamental que cualquier persona se sienta cómoda con su sexualidad y ¡disfrute de ella al máximo! Trabajamos para promocionar términos comprensivos de cualquiera orientación, genitalidad y género.

Aun así la mayoría de búsquedas en la red apuntan a palabras como «mujer/hombre», «femenino/masculino». ¡Pero ojo! Tu género no tiene necesariamente que ver con tu sexo. ¡Eres ú[email protected] y nos encantas tal y como eres! Así que para no dejar de lado a nadie, nos referiremos a ambos términos para que ninguna persona se sienta excluida.

Nuestra misión es mejorar el mundo y confiamos en conseguirlo cada día a través de una mayor inclusividad.

Cómo moverme cuando estoy arriba de él

La posición de vaquera, es decir, arriba de él, no solo nos da mucho placer como mujeres, sino que también es muy sexi para los hombres, porque tienen una gran vista y trabajan menos.

Si no la has practicado antes, no te preocupes, no es nada complicado. Puede que te sientas intimidada por estar arriba, porque entonces eso significa que tú tienes el control, pero a los hombres les encanta eso.

Así que lo primero que tienes que hacer es sentirte segura de ti misma. No sientas pena ni miedo, gran parte de esta posición implica que tú busques tu propio placer y el de él viene por añadidura.

Los tres movimientos básicos son los siguientes:

1. Hacia atrás y hacia adelante

Si disfrutas de la estimulación del clítoris durante el sexo, entonces este movimiento te gustará. Comienza sentándote sobre él y controla la penetración. Luego, simplemente balancéate hacia delante y hacia atrás encima de él, frotando tu clítoris en su pubis.

2. Arriba y abajo

Moverse hacia arriba y hacia abajo requiere un poco más de esfuerzo. Vas a utilizar tus piernas para ‘rebotar’ sobre tu pareja, permitiendo que su pene se deslice en profundidad y luego salga de nuevo.

Es como si hicieras twerk, pero sobre él, así que necesitas piernas fuertes, y si aún no las tienes, no te preocupes, con esto lo harás.

Sé gentil con este movimiento, pues si lo haces muy rápido y con mucha fuerza, el pene de tu pareja podría resbalarse y podrían tener un accidente.

3. En círculos

Este último movimiento es similar al primero, pero en lugar de moverte hacia atrás y hacia adelante sobre él, vas a hacer un movimiento circular con tu cadera. Intenta hacerlo como si estuvieras bailando.

Los polvos pasados, quedarán en el pasado. Hoy te traigo un grandioso artículo sobre cómo ser buena en la cama. Puede que hayas tenido muchas parejas, pero si has llegado hasta aquí es porque crees que puedes mejorar en algo, incluso creo te puedo ayudar aunque no tengas experiencia.

No creo que exista alguna chica sobre la faz de la tierra que pueda decir que todas sus experiencias sexuales han sido satisfactorias, la realidad es que todas hemos pasado por alguna experiencia negativa, y es totalmente normal, porque congeniar 100% con alguien lleva su tiempo, cada quien tiene sus fetiches y sus gustos, y hay que ir descubriéndolos con el tiempo. Este es el camino para mejorar en la cama.

Cómo moverse en la cama para volverlo loco

Para empezar, debes conseguir cierto nivel de complicidad y confianza con tu chico, de esta manera lograrás despojarte de ciertos complejos que no te permiten dar rienda suelta a tu imaginación, y disfrutar como deberías.

Si quieres convertirte en una diosa en la cama, necesitas tener un buen sentido del humor, mucho entusiasmo, disfrutar de ciertos juegos eróticos, y tener ganas de mantener relaciones sexuales, así que toma nota de los siguientes consejos para follar mejor, ser sexy, y volverlo loco en la cama. Vamos al lío!.

1. Cómo ser buena amante: sexy y sensual

El hecho de ser sensual pasa por hacerle saber que lo deseas. Él debe saber que le excitas. Ningún chico querrás acostarse con alguien que pareciera que lo hace por obligación. Si en algún momento te da esa sensación, procura mirarle con máxima lujuria, prueba lencería sexy y hazle saber que estás loca por él.

Aquí en Sudamérica tenemos la maldita costumbre de pensar que el hombre debe dar siempre el primer paso. Bueno, tampoco quiero generalizar, pero me atrevería a decir que le pasa a la mayoría, y no saben de lo que se pierden!.

Si es tu caso, cambia el chip, y prueba alguna vez a tomar el control total y a expresarle cuánto lo deseas. Ese simple cambio de actitud te llevará a disfrutar mucho más, y por consiguiente, él también disfrutará mucho más.

2. No tengas miedo a experimentar

La mayoría de hombres que dicen que una mujer es mala en la intimidad, es porque la mayoría de esas mujeres no tienen la disposición necesaria para experimentar en la habitación. Tampoco digo que hagas todo lo que él quiera, me refiero mas bien a tener una actitud abierta.

Se trata de mantener la confianza y el respeto, así que lo no lo juzgues por lo que quiera hacer. Es bueno hablar de las fantasías sexuales de cada uno de cara a explorar cosas nuevas. Una de las fantasías del 90% de los hombres es el sexo anal, y es una de las cosas que más nos ha chocado a muchas.

Pero te digo algo…no le digas inmediatamente que no, podría ser divertido!, para mi lo es ahora. No puedes saber site gusta, si no lo has probado. Así que no lo rechaces de buenas a primeras, dile al menos que te lo vas a pensar, quizás te guste más de lo que te imaginas.

3. Mira las cosas desde otra perspectiva

No me gusta ver al sexo como una actividad que se realiza netamente en la cama. Hay mucho más allá de eso. Me gusta verlo como un juego de acción del amor, que empieza por los pequeños detalles. No me gusta pasar directamente a «la acción», y aunque muchos hombres lo prefieran así, a mi me gusta calentar el ambiente, para llegar a estar los 2 muy excitados. Así es mucho más fácil hacerse inolvidable jeje.

Por ejemplo, pasa tu mano por su cabello cuando haga algo que te parezca bien, cógele la nalga cuando le tengas ganas. Te aseguro que le va a encantar!. Préstale mucha atención a todo su cuerpo, no recortes los preliminares, y ayuda a calentar el ambiente con buena música, incienso, o lo que haga falta, será mucho más divertido!.

Puedes leer también: ➤ Qué le regalo a mi novio.
➤ Regalos para él.

4. Dar y Recibir

Para poner a un hombre loco, debes dejar el egoísmo a un lado. A veces somos un poco vagas y queremos que él haga todo el trabajo. Y puede ser una idea tentadora que él se esfuerce mucho complacerte sexualmente, pero si hay algo que la mayoría de chicos odian es que solo pienses en tu propio placer.

El sexo requiere de dos personas involucradas, así que es importante dar para luego recibir (como todo en la vida). Si logras este equilibrio, ambos lograrán unos orgasmos brutales. Esto tampoco quita que de vez en cuando uno tome un rol más importante que otro para experimentar cosas nuevas…

¿Qué tan buena eres en la cama? ¡Averígualo!

5. Autoconfianza

Nunca podré saber si soy buena en la cama si antes no sé si tengo confianza en mi misma. Puede sonarte aburrido, un tema de poca importancia, pero te equivocas!. No te puedes imaginar cuando excita a los chicos el saber que te mueves con mucha seguridad en la cama.

Incluso si eres algo novata, y no tienes muy claro cómo moverte, las posturas que debes adoptar, etc, debes al menos tomártelo con sentido del humor, eso denota mucha seguridad, y eso les pone a mil. Una mujer con autoconfianza es la más sexy del mundo. Te aconsejo que aprendas a disfrutar de ti misma, el hecho de conocerte bien, hará que tu chico disfrute mucho más…ya sabes a lo que me refiero…

6. Cómo ser la mejor en la cama

Para ser la mejor debes ser innovadora. Por ejemplo, donde los demás ven un simple sillón, tu verás una excelente opción para un doggie style. La famosa sexóloga Sarah Montero, en su libro «Levanta su pasión», indica que: «buscar nuevas herramientas que alimenten la creatividad es vital para convertirse en una buena amante».

No te inhibas en ningún sentido, es muy divertido y excitante disfrazarse, tomar roles en la cama, hacerlo dentro del clóset, todo es más interesante cuando se innova, te invito a que lo pruebes, ya verás lo genial que es!.

7. No te enfades

Me refiero a que debes aprender a aceptar las criticas, y no debes tomar malas actitudes cuando ocurra. Sé que es complicado aceptar un critica sin cabrearse, pero conviene hacer el esfuerzo, y ahora te digo por qué.

Es mejor saber que eres un desastre en la cama ahora, y que haya una buena comunicación con tu pareja, a que después de un tiempo te enteres, ya sea por tu ex o por terceras personas. Si algo haces mal, estás a tiempo de cambiar!. Nadie es perfecta, así que tómatelo con calma.

En lugar de enfadarte, tómatelo con humor!, a veces pasan cosas raras en la cama, se muerden la lengua sin querer queriendo, suena algo raro, o lo que sea…es mejor reírse que tomar una mala actitud, así se disfruta más! y estarán más abiertos a probar cosas nuevas sin miedo a que resulte algo raro.

8. Aprender a moverse en la cama

La práctica hace al maestro. Tampoco quiero hacer aquí un mega-manual de ejercicios para moverse bien en la cama. Pero al menos te quiero compartir unos 3 tips básicos que puedes practicas antes de pasar a la acción. Y luego te compartiré algunos truquitos para cuando estés en el acto:

  • Perreo: Odio el reggaetón, pero…nunca te has preguntado: cómo hacen esas chicas para moverse tan bien?. Algo tiene ese baile que lo hace tan sexual, y seguro esas chicas se mueven en la cama brutalmente bien. Tampoco te digo que estés bailando todo el día, pero puedes probarlo para practicar la contracción de los glúteos, y los movimientos de cadera. Yo lo he practicado y sirve un montón. También puedes practicar en la cama tu sola, separando las piernas y bajando un poco la cadera, y repitiendo el movimiento característico de este baile.
  • Realiza movimientos circulares de cadera, asegurandote de tocar los 4 puntos cardinales.
  • Mantén el equilibrio usando tus rodillas, las manos y los dedos de los pies. Con esta postura puedes hacer cambios de ritmo sin cansarte mucho.

Ahora, vamos a la acción!. La famosa pose de la ranita (la que ves en la foto de arriba) es buenísima para empezar a moverte como una diosa, y es una de las posturas que más les gustan a ellos, literalmente le va a volver loco si lo haces bien, te detallo cómo:

  • Los movimientos deben realizarse de atrás para adelante, sacando el miembro sin que salga por completo. Puedes alternar con movimientos para los lados, formando círculos, sacándola y metiéndola. Si dominas el movimiento del perreo que antes te comenté, va a ser mucho más fácil.
  • Soba tu vulva contra su miembro bien lubricado, y que sea a lo largo de todo pene, piensa más en tu placer que en el suyo.
  • Tu llevas todo el control, pero pídele a tu chico que también se mueva como él quiera (así descansas un poquito).
  • Alterna colocando tus pies a los lados de sus caderas, procura que no se salga, y mientras tanto vas levantando tus caderas y moviéndote en círculos.
  • Luego prueba con lo siguiente: te mueves hacia la izquierda sin sacarla y profundiza hasta la mitad, y luego hacia la derecha sin sacarla y profundizando hasta la mitad. Y asi sucesivamente. De lado a lado. Luego coges y la metes hasta el fondo. Mientras haces esto, pídele que se quede quieto.
  • Te aseguro que ambos disfrutarán un montón!.

iStock by Getty Images

Más de:

Sexualidad

Posiciones sexuales

Hacer que tu encuentro sea inolvidable es más fácil de lo que crees. ¿Cómo lo puedes hacer? Con ayuda de tu cadera.

Sí, aunque no lo creas, hacer un buen performance en la cama depende (por completo) de esta zona baja de tu cuerpo.

Si logras dominar tus movimientos bajo las sábanas, te quedarás para siempre en la mente de tu galán.

3 orgasmos y 3 posiciones para experimentarlos (sola o acompañada)

Para que logres impresionarlo (y llegues al clímax en tiempo récord) te decimos los movimientos que debes hacer en la cama para que tengan el mejor sexo de su vida.

TREPIDATORIO

Los movimientos verticales son clásicos en las posiciones del misionero y en la ‘cow girl’; sin embargo, para que logres darle sazón a estas posiciones debes jugar con el ritmo.

Trata de darle velocidad, pero con misteriosas pausas que logren hacer que quiera más y más.

OSCILATORIO

Si logras hacer movimientos circulares en la cama, ¡lo enloquecerás! Busca hacer que tu cadera sea la estrella de tu encuentro y con suavidad realiza esta oscilación.

3 posiciones que aman… ¡y las que odian!

Juega con este movimiento cuando tú estés arriba y cuando logren estar sobre una silla o mesa. ¡Lograrás impactar!

1. En el sexo no hay unas reglas establecidas y lo verdaderamente importante es que ambos os compenetréis bien y encontréis aquellas caricias, posiciones y el ritmo que os permitan sentiros el uno al otro y disfrutar al máximo del encuentro íntimo. Con los movimientos durante el coito sucede lo mismo, pero aunque no hay una forma determinada de moverse, si tienes en cuenta algunos de los consejos que te mostraremos a continuación, conseguirás aumentar el placer de los dos y desempeñar tu rol de dominante a la perfección. ¡Toma nota y dejarás a tu chico sin habla!

2. Lo primero de todo y muy importante es que te muestres segura de ti misma y te olvides de todo tipo de complejos físicos o inseguridades. De la misma forma que a nosotras nos gusta un hombre seguro en la cama, ¡a ellos también! Sácate de la cabeza la idea de que él estará examinando cada parte de tu cuerpo para ponerle nota y, por el contrario, siéntete hermosa, sensual, sexy y atractiva. Toma el mando de la situación, hazle ver que te sientes súper cómoda encima de él y con muchísimas ganas de sorprenderle y tener la iniciativa. Simplemente con esto, conseguirás excitarlo muchísimo y será mucho más fácil mantener la pasión hasta el final.

Si necesitas una ayuda para sacar tu lado más salvaje, presta atención a los consejos que te damos en el artículo Cómo ser más atrevida en la cama.

3. Cuando estés encima de tu chico, no te muestres tímida e intenta mantener el contacto visual con él mientras mantenéis relaciones. También es importante que además de moverte para que la penetración sea placentera, le deleites al mismo tiempo con caricias juguetonas, besos, mordisquitos y lamidas eróticas por aquellas zonas a las que tengas acceso. Y si además de esto, a medida que la excitación vaya en aumento, le sorprendes con algunas palabras hot subiditas de tono, arderá de placer y alcanzará el clímax de un momento a otro. En el siguiente artículo puedes ver algunas de las Frases que más excitan a un hombre en la cama, ¡no te las pierdas!

4. Deja a un lado las prisas y no intentes darlo todo desde el primer minuto. Lo mejor es que encuentres tu propio ritmo para que ambos sintáis placer y este vaya aumentando a medida que va avanzando la excitación. Empieza con una penetración lenta y suave para sentir el contacto poco a poco y, cuando te sientas cómoda y notes que ambos estáis muy pero que muy excitados, da paso a movimientos más rápidos e intensos. En el caso de que notes molestias, reduce el ritmo y vuelve a buscar la posición más cómoda para ti.

5. ¡Variar el ritmo! Este es un punto fundamental para evitar que el encuentro sea monótono y acabe aburriendo a los dos. Muévete de arriba a abajo, pero también alterna los movimientos y mueve tus caderas de delante hacia a atrás, e incluso haciendo movimientos circulares. Los diferentes movimientos le generarán a tu chico muchísimo más placer y, así, también podrás ver qué es lo que más le gusta a él y a ti también, por supuesto. Otra increíble forma de volver loco a un hombre en la cama estando tú arriba, es la de detener el movimiento de la penetración por un momento y contraer los músculos vaginales de forma rítmica, esto provocará una fricción distinta que, sin duda, le llevará a tu chico a experimentar un gran orgasmo.

6. Son muchísimas las posturas sexuales que podéis poner en práctica en las que tú estés encima y tengas el control absoluto de la situación. En base a ellas, podrás probar con muchísimos movimientos distintos. A continuación, te mostramos cuáles son las mejores posiciones para tener sexo con la mujer arriba:

La Hamaca

El Sometido

La Medusa

La Doma

La Fusión

La Amazona

Recuerda que cambiar de posición y probar varias en un mismo encuentro es una forma segura de disfrutar doblemente y hacer que el sexo sea mucho más novedoso, divertido y apasionado. Y si tenéis la posibilidad, no dudes en proponerle cambiar de sitio y continuar el sexo en otro lugar, ya sea el sofá, una silla, el suelo, el baño, la ducha, etc.

El sexo en 20 posturas (II): ella encima

Pero no solo hay posturas en las que ella está debajo y él encima también puede cambiarse y que sea él que permanezca con la espalda sobre el colchón o el suelo. Esta es la postura opuesta a la del misionero, se trata de que sea el hombre el que esté tumbado boca arriba con las piernas extendidas. Es buena cuando la corpulencia de él no permite la del misionero o simplemente para cambiar.

5.De frente. Ella se coloca encima de él. Los dos permanecéis quietos sin movimientos coitales, mientras tú aprietas y relajas el músculo que cierra la abertura de tu vagina y tu pareja te retransmite en directo lo que va sintiendo.

6.De la entrega. El hombre se tumba boca arriba con las piernas extendidas. La mujer se sienta a horcajadas sobre los muslos de su compañero, de cara a él. Una vez que la mujer ha sido penetrada, ella inclina su cuerpo hacia adelante hasta descansar en el pecho de su compañero, mantiene las piernas flexionadas a los costados de él, quien le sujeta las nalgas para ayudarla en los movimientos coitales. Los brazos de la mujer descansan por encima de los hombros de su compañero.

7.Cabalgando. En esta posición el hombre se tumba de espaldas con las piernas flexionadas de modo que sus muslos ofrezcan un punto de apoyo para la mujer. Ella se sienta a horcajadas encima de las piernas de su compañero y dirige manualmente el pene hacia su vagina y se recuesta en los muslos del hombre, quien queda con las manos libres para acariciar los pechos de la mujer, o si se quiere conseguir una excitación mayor, puede acariciar su clítoris.

La mujer apoyando sus manos en la pelvis de su compañero, debe moverse hacia arriba y hacia abajo, de tal forma que sus movimientos gratifiquen la penetración. En su movimiento ascendente debe levantar el arco pelviano hacia adelante, mientras que en el movimiento descendente su pelvis debe estar lo más atrás posible. Con esta postura y estos movimientos se consigue una penetración muy profunda.

8.Los Dos Tumbados. El hombre se tumba de espaldas con las piernas un poco flexionadas y separadas. La mujer se sienta a horcajadas de cara a su compañero, en un primer momento con las piernas dobladas a los lados del hombre. Ella coge el pene con la mano para introducirlo en la vagina. Luego ambos se cogen de las manos y él ayuda a la mujer que va echando su cuerpo hacia atrás lentamente, mientras estira sus piernas en dirección a los hombros de su compañero.

Él le suelta una de las manos, por ejemplo la derecha y con ella le coge el muslo izquierdo a la mujer para ayudarla a inclinarse hacia atrás. La pierna derecha del hombre está ligeramente doblada hacia un lado. Ella tiene que continuar su inclinación hasta que su cabeza quede apoyada en la cama o en el suelo.

Posiciones Para Hacer Bien El Amor. Como Moverse En La Cama

Continúe explorando las posiciones para hacer bien el amor con imágenes y descripciones. Esta es la última parte, así que en total hemos mostrado las 10 mejores posiciones íntimas que pueden ayudarlos a poner algo de variedad en su vida sexual. Sin embargo, no se detengan aquí. En esta página encontrarán más posiciones.

La posición del misionero

Esta es una de las posiciones para hacer bien el amor más antigua y la más popular. Como es una de las mejores esta posición les brinda placer a las parejas, pero practicarla exclusivamente puede volver monótona y aburrida su vida sexual. Así que conozca y use esta posición, pero no olvide las demás alternativas.

Videos De Posiciones De Hacer El Amor. Click Aqui

  • La mujer yace boca arriba en el suelo o en la cama.
  • Abre las piernas.
  • El hombre se ubica encima y la penetra.
  • Para evitar recaer enteramente sobre la mujer el hombre debe sostener su peso con los brazos o las manos.
  • Además de la fricción del hombre la mujer en estas posiciones para hacer bien el amor también puede hacer movimientos, tensionar y relajar los músculos de la vagina, estómago y caderas, lo que puede acelerar el orgasmo.

En estas posiciones para hacer bien el amor el hombre es el guía, los movimientos de la mujer están muy limitados, las manos de ambos no están libres para acariciarse. Para darle más placer a la mujer la pareja debe cambiar de esta a otras excelentes posiciones.

El hombre atrás sobre en una silla

En este tipo de posiciones para hacer bien el amor el hombre está atrás y la mujer se sienta encima de él. La mujer tiene el control de los movimientos y la velocidad. El hombre tiene libres las manos para acariciarla.

  • El hombre se sienta en una silla.
  • Puede tener las piernas rectas o dobladas un poco por las rodillas.
  • La mujer se sienta sobre él dándole la espalda.
  • Tras la penetración el hombre sostiene a la mujer por las caderas en estas posiciones para hacer bien el amor para ayudarla a moverse hacia arriba y abajo.
  • Para apoyarse la mujer puede poner las manos sobre los brazos de la silla.

En las posiciones para hacer bien el amor la mujer controla la intensidad de los movimientos, pero de todas formas esta posición requiere trabajo físico de la mujer, porque debe moverse mucho. Así pues, esta es la última de las mejores posiciones. Pero no es el fin… En esta página encontrará muchas más.

admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *