0

Desodorante con bicarbonato

Tabla de contenidos

4 desodorantes naturales para deshacerse del mal olor de las axilas

En los últimos años, muchas personas empezaron a interesarse por los desodorantes naturales, ya que son una alternativa más ecológica y saludable a las fórmulas convencionales. Si bien es cierto que las versiones comerciales son bastante eficaces contra el mal olor y el exceso de sudoración, hay controversia por los efectos secundarios que se le atribuyen a algunos de sus componentes.

Por ejemplo, durante mucho tiempo se divulgó una posible relación entre el uso de antitranspirantes y un mayor riesgo de cáncer. Sin embargo, desde la Sociedad Estadounidense del Cáncer aseguran que:

“No hay estudios epidemiológicos sólidos en la literatura médica que vinculen el riesgo de cáncer de seno y el uso de antitranspirantes, y muy poca evidencia científica para respaldar esta afirmación.»

Ahora bien, aunque dicho vínculo no se ha podido comprobar, lo cierto de todo es que muchos desodorantes y antitranspirantes químicos contienen ingredientes que no son precisamente «eco-amigables» y que, en ciertos casos, resultan irritantes para la piel.

¿Cuáles son las alternativas? Pues bien, en la actualidad se han desarrollado muchas fórmulas naturales que son libres de compuestos como el cloruro de aluminio y los parabenos. Estas opciones pueden encontrarse en distintas presentaciones del mercado. Asimismo, se han desempolvado viejas recetas caseras que combinan ingredientes 100 % naturales. ¿Te animas a probarlas?

Desodorantes naturales contra el mal olor en las axilas

Antes de conocer las recetas para preparar en casa algunos desodorantes naturales es importante hacer un par de aclaraciones. En primer lugar,este tipo de alternativas no impedirán sudar, ya que no contienen aluminio, que es el ingrediente presente en los antitranspirantes convencionales.

Por otro lado, encontrar una fórmula que sirva en cada caso puede implicar un proceso de prueba-error; ¿la razón? no hay certeza que funcionan sobre todos los tipos de piel. De hecho, en personas con pieles sensibles, algunas recetas pueden ser irritantes, como por ejemplo las que tienen mucho bicarbonato de sodio.

De todos modos, si decides probarlos, ten en cuenta que ofrecen algunas ventajas:

  • No bloquean los poros y permiten que el sudor circule.
  • Respetan el pH de la piel y favorecen la presencia de bacterias buenas.
  • Son ecológicos.
  • Ayudan a prevenir el mal olor de las axilas.
  • Son libres de sustancias químicas agresivas.

Asimismo, ten presente que no hay evidencias que respalden la seguridad y eficacia de estas recetas. Simplemente, hay estudios que sugieren que sus ingredientes tienen propiedades antibacterianas, lo que podría ser útil contra el mal olor. Por lo tanto, te sugerimos probarlos y elegir la opción que más te dé resultado. Si hay alguna reacción desfavorable, suspende su uso.

1. Desodorante de aceite esencial de árbol de té

Como lo detalla una publicación enClinical Microbiology Reviews, el aceite esencial de árbol de té tiene propiedades antisépticas y antimicrobianas. Por tal razón, su aplicación externa puede ser una buena opción para evitar el mal olor de las axilas.

Como su uso directo sobre la piel puede ser un poco agresivo, en este desodorante lo mezclaremos con agua de rosas para suavizar su acción.

  • 5 gotas de aceite esencial de árbol de té
  • 1 cucharada de agua de rosas (10 ml)

¿Qué debes hacer?

  • Mezcla el aceite de árbol de té con el agua de rosas y aplícalo en las áreas deseadas hasta que se absorba bien.
  • Es muy probable que debas repetir su aplicación varias veces al día, ya que su efecto dura solo unas horas.
  • Úsalo para protegerte todos los días.

No olvides leer: Uso terapeutico del aceite esencial del árbol del té en el acné

2. Desodorante cítrico

Los frutos cítricos contienen sustancias de acción antibacteriana que podrían ser útiles contra los microorganismos que causan mal olor corporal. Lo mejor es que esta receta es bastante ecológica, ya que invita a aprovechar las cáscaras de estos frutos.

  • 3 cáscaras de naranja
  • 3 cáscaras de limones
  • 1 litro de agua
  • 1 kg de sal marina
  • 3 cucharadas de bicarbonato de sodio (30 g)
  • Corta o ralla las pieles de los dos cítricos y colócalos a hervir en un litro de agua.
  • Cuando esté lista, filtra la preparación y resérvala para el momento del baño.
  • A continuación, vierte el líquido en el agua del baño y agrégale la sal marina y el bicarbonato de sodio.
  • Sumerge tu cuerpo y relájate unos 15 minutos.
  • Este baño no solo servirá para neutralizar los malos olores en las axilas, sino también en otras áreas del cuerpo.
  • Repítelo cada vez que lo consideres necesario.

3. Desodorante natural de bicarbonato de sodio y harina de maíz

Hasta la fecha no hay evidencias que respalden el uso de bicarbonato de sodio como desodorante. Sin embargo, es uno de los ingredientes más populares en la elaboración de desodorantes naturales. Según un estudio publicado en Journal of Food Science, este ingrediente tiene propiedades antimicrobianas. Por ello, resultaría efectivo.

  • ½ taza de bicarbonato de sodio (100 g)
  • ½ taza de almidón de maíz (100 g)
  • 10 gotas de aceite esencial de árbol de té
  • 10 gotas de aceite de menta
  • 2 cucharadas de vitamina E (20 g)
  • 4 cucharadas de aceite de coco (60 g)
  • En un recipiente limpio mezcla el bicarbonato de sodio con la harina de maíz y añade poco a poco el aceite de coco hasta obtener una textura cremosa.
  • Agrega la vitamina E y los aceites esenciales y remueve todo hasta que quede bien incorporado.
  • Vierte la mezcla en un frasco hermético y séllalo muy bien para conservar el producto.
  • Toma la cantidad que sea necesaria para proteger las axilas y aplícalo con un suave masaje circular.
  • Guarda el resto en un lugar fresco y seco, ya que el calor lo puede derretir.

4. Desodorante de romero

La última opción entre los desodorantes naturales es la que se prepara con romero. Es importante ser cuidados con esta receta, y hacer primero una prueba de sensibilidad, ya que contiene alcohol y para algunos puede ser irritante.

¿Quieres conocer más? Lee: Usos del aceite de romero que posiblemente no conocías

  • ½ vaso de agua (100 ml)
  • 4 cucharadas de hojas de romero secas (40 g)
  • 2 cucharadas de alcohol de 90º (20 ml)
  • 10 gotas de esencia de limón.

  • Coloca a hervir el agua y agrégale las hojas de romero secas.
  • Déjalo reposar durante 10 minutos y cuélalo.
  • Agrégale los 20 ml de alcohol de 90º y las 10 gotas de esencia de limón.
  • Mezcla todo hasta que quede bien incorporado e introdúcelo en una botella de vidrio.
  • Agítalo antes de usar y aplícalo con un frasco con pulverizador.
  • Esta mezcla la puedes utilizar a diario y puede durar hasta un mes en un lugar fresco y oscuro.

Resumiendo

Los desodorantes naturales son una alternativa interesante a los antitranspirantes convencionales. Aunque su efectividad puede variar entre una persona y otra, en general ofrecen algunas ventajas. Sin embargo, dado que no hay evidencias sobre su seguridad y eficacia, deben utilizarse con precaución, suspendiendo su uso en caso de irritación o alergia.

10 CONSEJOS para limpiar una TV de PANTALLA plana

Hace unos días fui a un bazar y mientras mi esposo veía un par de libros, yo me escabullí hasta encontrar un puesto en donde vendían productos orgánicos.

Aquí encontré champús, jabones, cremas y desodorantes a base de ingredientes naturales, libres de químicos y lo mejor de todo… ¡NO DAÑAN AL MEDIO AMBIENTE!

Por lo que se me hizo una gran idea crear mis propios productos, así que el primero que hice fue un desodorante natural casero para axilas, el cual hoy te contaré cómo realizar.

¡TOMA NOTA!

Necesitarás:

* Bicarbonato de sodio

* Maicena o fécula de maíz

* Aceite de coco

* Aceite esencial de tu preferencia (OPCIONAL)

* Recipiente

¿Cómo se hace?

1. Echa tres cucharadas de bicarbonato de sodio en el recipiente. Estas deben estar bien llenas.

2. Añade tres cucharadas de maicena y aceite de coco.

3. Revuelve perfectamente para que todos los ingredientes se mezclen.

En caso de que decidas echarle aceite esencial, una vez que revuelvas la mezcla, agrega un par de gotitas.

La mezcla final se debe de ver un tanto pastosa.

4. Posteriormente lleva el recipiente al congelador para que se haga SOLIDO.

Muchas amigas me contaron que usaron este desodorante de forma LÍQUIDA, por lo que, si así lo quieres usar, no será necesario congelarlo.

Procura guardar el desodorante en un lugar fresco y libre de humedad.

Algo que amé de este desodorante es que los ingredientes al ser naturales tienen propiedades benéficas para tus axilas, ya que la fécula de maíz ayuda a hidratar y combatir el sudor.

El bicarbonato elimina malos olores y logra blanquear esta área del cuerpo.

Mientras que el aceite de coco hidrata y ayuda a que la axila sea más suavecita.

Espero este desodorante sea eficaz y te ayude a combatir el mal olor de tus axilas, estoy segura que al usarlo diario, ¡lo AMARÁS!

Uno de los productos de aseo personal por excelencia es el desodorante.

Desde mi punto de vista, es uno de esos productos de los que más debemos tener en cuenta sus implicaciones en nuestro organismo, ya que lo usamos a diario, y está en nuestra piel casi permanentemente.

El problema de los desodorantes antitranspirantes. El aluminio.

Es bastante conocido que los desodorantes usan sales de aluminio en su composición como método antitranspirante.

No todos los desodorantes son antitranspirantes, pero sí la mayoría, y los que lo son, lo normal es que usen aluminio para esta función.

El aluminio es un metal controvertido. Te pondría enlaces a estudios que lo clasifican como disruptor endocrino, lo relacionan con el cáncer o el Altzheimer, pero también hay otros estudios que dicen que no hay riesgo. ¿A quién creer? ¿Quiénes están detrás de unos y otros estudios?

Desde mi punto de vista, la respuesta pasa por hacer lo que sientas que es verdad para ti.

Si eres de los que, como yo, prefiere usar productos naturales que sabes que, además de no dañar el medio ambiente, comparten biología con tu organismo, sigue leyendo porque este artículo te interesa.

La piedra de alumbre

By Ferbr1 (Own work) , via Wikimedia Commons

Desde el comienzo de mi búsqueda de estilo de vida más natural, una de las primeras cosas que cambié fue el desodorante.

Empecé usando aquellos que no contenían aluminio en su composición, pero pronto me pasé a la piedra de alumbre, por considerarlo una alternativa más natural y respetuosa con el medio ambiente.

Es lo que he estado usando todos estos años, pero hace unos meses encontré información más actualizada que afirmaba que la piedra de alumbre en seco es neutra, pero que al contacto con el agua o con un medio ácido como el sudor libera aluminio.

Sinceramente, no he encontrado información demasiado fiable sobre esto. Podría ser perfectamente una forma de desprestigiar a la alternativa más usada por las personas que buscan una alternativa natural al desodorante sintético.

Por precaución, dejé de usarla, y empecé a probar alternativas de desodorante más saludables.

La receta más fácil y práctica de desodorante natural

Yo no tengo un sudor abundante, y tampoco de olor fuerte, así que empecé a buscar un desodorante natural desde el más suave.

Lo primero que probé fue no usar desodorante. ¿Era la opción más natural de todas no? 🙂

Al fin y al cabo, taponar la salida del sudor es un método bastante antinatural. Deberíamos poder dejar salir el sudor…

Pero vamos a ser prácticos, que todos queremos oler bien.

Me bastó unas horas para comprobar que no usar nada no era buena idea, al menos cuando hace calor. Porque también tengo que decirte que normalmente cuando viajo unos días en invierno a un lugar fresco, directamente no me llevo el desodorante, ya que no lo necesito.
Parece que hay que usar desodorante por norma, y realmente sólo hay que usarlo si es necesario.

La siguiente prueba que hice es la que sigo usando ahora y con la que estoy encantada.

Se trata simplemente de usar 2 gotitas de aceite esencial de árbol del té. Con la axila recién lavada, se entiende, como aplicarías cualquier desodorante.

Eso sí, ten precaución porque la axila es una zona delicada y no se debería aplicar aceite esencial puro directamente sobre ella.

Haz la prueba primero mezclándolo con un aceite vegetal como el aceite de coco. Además, así te beneficias de las propiedades hidratantes y bactericidas del aceite de coco.

Ojo, el aceite esencial que sea puro, 100% natural. Nada de «imitaciones sintéticas».

Receta de desodorante natural para sudores más resistentes

Si tu olor es más fuerte y el aceite del árbol del té no es suficiente, puedes probar con esta receta casera de desodorante.

Ten en cuenta que no tienes que elaborarla cada vez. Haces cantidad y lo guardas en un envase de cristal.

La receta es la siguiente:

Mezclar a partes iguales:

  • Maicena (o harina de arroz)
  • Aceite de coco
  • Bicarbonato de sodio
  • Manteca de karité (o de cacao)

Además, puedes añadirle unas gotas de un aceite esencial de tu preferencia. Si tu sudor se resiste, prueba con el aceite esencial del árbol del té, o incluso a ponerte el aceite y cuando se seque un poco te pones este desodorante.

Conclusión

Si existen alternativas naturales que cubren nuestras necesidades, en este caso de desodorante, ¿Por qué no intentarlo?

Te aseguras poner a tu organismo en contacto con sustancias naturales que reconoce, y le evitas al planeta envases innecesarios, producción de plástico y otros derivados químicos que no necesitamos para mantener controlado el sudor.

¿Cómo preparar desodorantes caseros?

Aunque no tengamos olores desagradables en nuestro cuerpo, y especialmente en las axilas, nos acostumbramos a usar desodorantes y no podríamos vivir sin ellos, ya que un aroma delicioso nos hace sentir mucho más seguros.

Para no tener un mal olor corporal, también es importante comer de forma saludable y tomar suficiente agua.

Si eres del tipo de personas que no pueden pasar un día sin usar desodorantes, entonces debes seguir estas recomendaciones para que aprendas a prepararlos tu mismo.Al ser naturales, estaremos seguros de que no dañarán nuestra piel y que no van a tener la cantidad de químicos que contienen los desodorantes comerciales.

Desodorantes caseros:

Esta primera receta posee muy pocos ingredientes. Al prepararlo toma una textura muy espesa y cuando se va a usar es necesario agitarlo un poco, pues a menudo notarás que se forman grumos.

Su olor es muy suave y agradable, la pueden utilizar tanto las mujeres como los hombres. Se debe aplicar dos veces al día para que su efecto sea prolongado.

  • Seis cucharadas de aceite de coco.
  • Bicarbonato de soda.
  • Maicena.

Puedes leer también: 5 maneras de utilizar bicarbonato y limón en la limpieza del hogar

El primer paso para preparar correctamente este desodorante casero es mezclar muy bien el bicarbonato con la maicena, a esta mezcla se le añade el aceite de coco sólido y se bate hasta que posea una textura suave, pero firme.

Después se pone esta mezcla en un recipiente limpio y bien seco, en el cual se puede almacenar hasta tres meses aproximadamente.

Desodorante número #2

Esta receta contiene ingredientes un poco más fuertes, por lo que una sola aplicación será más que suficiente. Una de las grandes ventajas de este desodorante es quetiene la capacidad de hidratar la piel, especialmente le será útil a las personas que se depilan con frecuencia.

  • Aceite de coco.
  • Bicarbonato de soda.
  • Aceite de karité.
  • Maicena.
  • Aceites esenciales.

Lo primero que tenemos que hacer es derretir el aceite de coco y la manteca o aceite de karité. Una vez que estén completamente derretidos se retiran del fuego y se añade el bicarbonato y la maicena, se mezcla muy bien y se agregan los aceites esenciales. Se colocan en un recipiente con tapa (no se necesita refrigeración para conservarlo).

Desodorante número #3

Esta última receta presenta muy buenos resultados, ya que una sola aplicación puede brindar absoluta protección durante todo el día, incluso después de hacer mucho ejercicio o si nos encontramos en un clima muy caliente.

Su textura puede variar según el estado del clima, ya que si hace demasiado calor se puede poner un poco pegajoso y si hace mucho frío puede estar duro, pero esto no tiene nada que ver con su gran efectividad.

No te olvides de leer: Cómo hacer una crema hidratante de cera de abejas y aceite de oliva

  • Aceite de coco.
  • Cera de abeja.
  • Bicarbonato de soda.
  • Maicena.
  • Arcilla.
  • 25 gotas de aceite esencial de árbol de té.
  • 5 gotas de aceite esencial de lemongrass.

Lo primero que hay que hacer es derretir el aceite de coco con la cera de abeja, luego se retira del fuego y y se añaden los demás ingredientes, menos los aceites esenciales.

Se debe revolver la mezcla muy bien hasta que esté completamente fría, se le añaden los aceites esenciales, se mezcla muy bien y se deja endurecer a temperatura ambiente o en la nevera, como lo prefieras.

Hoy en día hay muchos productos desodorantes en el mercado, pero la mayor parte de ellos tienen compuestos químicos que en ocasiones pueden dañarnos la piel o crearnos reacciones no deseadas. Con estas recetas para preparar tus propios desodorantes puedes disfrutar de olores agradables mientras hidratas y cuidas la piel con productos totalmente naturales. Por lo tanto, no esperes más y empieza a prepararlos en tu casa.

El mal olor en el cuerpo no es un secreto a voces, ya que en cualquier momento de nuestras vidas el desodorante nos abandonó un poco, preferiste dejar de usarlo, porque manchaba tus axilas o quizás simplemente eres alérgica al alcohol que utilizan muchos de estos productos.

Pero tranquila, que nosotras tenemos una solución, que además de ser efectiva, no daña tu piel. Pero antes déjame hacerte una pregunta, ¿Sabes que existen desodorantes naturales?, ¿Te funcionan?, ¿Crees que cuestan demasiado? Bueno la respuesta a estas preguntas es súper sencilla, si no lo sabías, ahora lo sabes, verdaderamente funciona y no es para nada caro.

Mujeres, los ingredientes naturales, nunca son caros, lo caro es gastar miles de monedas por cosas que nos afectan a la salud y no preocuparnos por cómo mejorar.

Así que hoy te compartiremos algunas recetas que te ayudaran a combatir el mal olor de las axilas, y lo más importantes que te las protege y cuida.

4 recetas para eliminar el mal olor de las axilas

1. Desodorante a base de aceite de coco

Fuente: Google

El aceite de coco brindara suavidad y protección a tus axilas. Ideal si quieres empezar por algo suave.

  • 6 cucharadas de aceite de coco
  • 1/4 de taza de bicarbonato de sodio
  • 1/4 de taza de almidón de maíz orgánico
  • Aceites esenciales
  • 1 frasco de vidrio pequeño

En el frasco vierte el bicarbonato de sodio y el almidón de maíz y mézclalo suavemente, luego agrégale el aceite de coco y los aceites esenciales.

Y listo, tienes tu primer desodorante, fácil, rápido y sencillo. No te tomara más de 5 minutos.

2. Desodorante Herbal, a base de plantas aromáticas

Perfecto para darle un toque de frescura a las zonas donde será aplicado.

  • 1 1/4 taza de vodka
  • Hojas de salvia
  • Hojas de tomillo
  • Lavanda
  • Ralladura de limón
  • Aceites esenciales (A diferencia del anterior, aquí si es necesario): 6 gotas de salvia, 4 gotas de lavanda, 3 gotas de pachuli y 3 gotas de lima.

Para la preparación, necesitas un tazón donde puedan entrar todos los ingredientes y donde te permita moverlo. Entonces, agrega las hojas de salvia y tomillo, junto a la ralladura del limón y cúbrelo con vodka.

Cuando ya se hayan combinado, viértelo en una botella que tenga tapa de spray y agrégale los aceites esenciales para que tenga un mejor aroma.

3. Desodorante probiótico, para proteger y darle suavidad a tu piel

Ayudarán a que tus axilas estén protegidas por más tiempo y que tu piel se mantenga suave.

  • 1/4 de Bicarbonato
  • 4 cucharadas de aceite de coco
  • 1/4 taza de cera de abeja
  • 1/4 de manteca de karité
  • 3 cucharadas de polvo
  • 3 capsulas de probiótico
  • 10 gotas de lavanda o cítricos
  • Envase desodorante vacío o un tarro de vidrio pequeño

Derrite el aceite junto a la cera de abeja, a fuego lento, luego mézclalo suavemente para que los aceites se combinen uniformemente y agrégale el resto de ingredientes.

Una vez que tengas la mezcla, vacíalo al envase de desodorante vacío y déjalo enfriar hasta que la mezcla se endurezca.

4. Desodorante a base de cítricos, perfecto para proteger y aclarar

Con esta receta, además de protegerte del mal olor por varias horas, podrás ayudarte a deshacerte de esas manchas que tanto nos molestan.

  • Cáscara de 3 limones
  • Cáscara de 3 naranjas
  • 1 litro de agua
  • 3 cucharadas de bicarbonato de sodio
  • 1 taza de sal marina

Ralla las cáscaras de los cítricos (tanto como la del limón y las naranjas) y ponlas a hervir, luego cuélalo y déjalo enfriar. Luego agrégale la sal marina y el bicarbonato ( de a pocos) y mézclalo hasta que se forme una pasta.

Esta preparación también la puedes utilizar para darle aroma y refrescar otras partes de tu cuerpo, lo más importante es que te sientas protegida.

Recuerda que puedes agregarle aceites esenciales para darle aroma a tus antitranspirantes y así obtener mejores resultados.

Te puede interesar:

  • Consejos y tratamientos para saber cómo mantener tu cabello liso
  • Las 5 mejores mascarillas caseras para hidratar el rostro
  • Remedios caseros para darle brillo y suavidad a tu cabello

Cómo hacer un desodorante casero: siete recetas paso a paso

En otros post te hemos contado cómo hacer un purificador de aire casero o cómo elaborar una mascarilla exfoliante facial casera. En esta ocasión queremos darte ideas de recetas sobre cómo hacer un desodorante casero. Las siete recetas de las que vamos a hablar son las siguientes:

  1. Desodorante casero con romero.
  2. Desodorante de limón casero.
  3. Desodorante de piedra de alumbre.
  4. Desodorante de aloe vera casero.
  5. Desodorante de aceite de árbol de té.
  6. Desodorante con lavanda.
  7. Desodorante de bicarbonato de sodio.

Indice de contenidos

Desodorante de romero

El romero es una planta astringente que funciona muy bien como desodorante casero natural y que además aporta una agradable fragancia. Para elaborarlo, vierte tres o cuatro cucharadas de hojas secas de romero en un recipiente con 100 ml de agua y ponlo a hervir durante 10 minutos. Déjalo reposar otros 10 minutos y cámbialo de recipiente.

Después añade 20 ml de alcohol de 90 grados, unas 10 gotas de extracto de hamamelis y un buen chorro de limón. Déjalo enfriar bien y envásalo en un frasco. Ya lo tienes listo para usar. Eso sí, la mezcla pierde efectividad en aproximadamente un mes.

Desodorante de limón casero

La vitamina C del limón es muy buena para la piel, además de eliminar toxinas y bacterias de forma natural gracias a su alto nivel de ácido. Para disfrutar de sus propiedades, basta con cortar una buena rodaja de limón y con la piel limpia, aplicar directamente sobre la axila durante unos 15 minutos.

Otra receta de desodorante casero un poco más elaborada consiste en rallar la piel de una naranja y varios limones, añadir 500 ml agua y dejar hervir durante unos minutos. El siguiente paso es colar el agua y agregar romero, media taza de sal marina y tres cucharadas de bicarbonato sodio. Una vez frío, almacenar en un recipiente de vidrio.

Piedra de alumbre

La piedra de alumbre es desodorante ecológico y natural de los más efectivos que existen contra el sudor. No sólo evita el mal olor, sino que tiene propiedades bactericidas, astringentes y cicatrizantes. Sus efectos son duraderos y su uso no deja ningún tipo de marca en la ropa.

Este mineral lo venden en varios formatos en herbolarios y tiendas especializadas en productos naturales. La mejor opción: compra la clásica piedra de alumbre, mójala con agua y aplícala sobre la piel para disfrutar de un fantástico desodorante natural.

Desodorante de aloe vera casero

La savia de esta planta es un desodorante natural muy efectivo que no sólo puedes usar para la axilas, sino también para el resto del cuerpo. También es antiséptico, sirve para cicatrizar pequeñas heridas y curar quemaduras. También nutre, regenera y calma nuestra piel irritada nutre.

Para conseguir tu desodorante casero vierte en un recipiente una cucharada de limón y un poco de bicarbonato. Mézclalo y deja reposar. Añade agua de flores y unos minutos más tarde dos cucharadas de gel de aloe vera puro. Bate todos los ingredientes y añade unas gotitas de aceites esenciales (esto es opcional). Envásalo en un recipiente de vidrio y agítalo antes de usar.

Desodorante de aceite de árbol de té

Este aceite esencial es uno de los más utilizados por sus propiedades antisépticas y medicinales. Para elaborarlo mezcla media taza de almidón de maíz con 10 gotas de aceite de árbol del té y un cuarto de taza de bicarbonato de sodio. Añade dos o tres cucharadas de aceite de coco y mete la mezcla en un recipiente hermético.

Desodorante de lavanda

Este desodorante natural es uno de los más aromáticos. Para producirlo sólo necesitas media taza de vinagre de manzana y una taza de infusión de lavanda. Mezcla ambos productos y deja macerar unos 10 días a temperatura ambiente. Filtra todo bien y guárdalo en un bote. Te encantará su aroma.

Desodorante con Bicarbonato de sodio

Las múltiples propiedades del bicarbonato de sodio le convierte en otro desodorante efectivo contra el sudor que podemos hacer fácilmente en casa. Es un exfoliante natural que elimina las células muertas de la piel y un potente neutralizador que ayuda a combatir los molestos olores de la transpiración.

Para utilizarlo, basta con mezclar bicarbonato y maicena a partes iguales. La única pega que tiene es que suele dejar manchas en la ropa. Lo mejor es echar poca cantidad y con mucho cuidado.

Desodorantes caseros a base de coco

¿Te gustaría hacer tus propios desodorantes caseros a base de coco? ¿Sabías que el coco tiene maravillosas propiedades cosméticas y también para tu salud?

Sin duda se trata de un ingrediente que no puede faltar en tus recetas naturales. Aprende cómo hacer desodorantes caseros a base de coco en este artículo.

Las mil y una aplicaciones del coco para la belleza

El aceite de coco es uno de los mejores productos que debes tener en tu neceser, mesa de noche o bolso de viaje. Tiene muchos usos y sin duda tiene la capacidad de reemplazar ciertos productos cosméticos que utilizas actualmente.

1. Desmaquillante

Coloca un poco de aceite de coco en una bola de algodón o una toalla húmeda y ayuda a quitar el maquillaje de tus ojos, labios y rostro en general.

2. Limpiador facial

Una gota de aceite de coco es suficiente para limpiar profundamente tu cara. Haz un masaje circular por todo el rostro con el aceite y luego enjuaga con un paño húmedo. Te sorprenderá cómo la suciedad del cutis quedará “pegada” en el paño.

3. Crema facial o corporal

El aceite de coco permite reducir las líneas finas de expresión, hidrata la piel, refuerza los tejidos y suaviza el cutis.

Leer más: Aceite de coco, la mejor crema hidratante para tu piel.

Beneficios del aceite de coco para usar como desodorante

Desde hace muchos años, este producto se usa en las cocinas de todo el mundo. Además se utiliza como producto cosmético en la zona de India y Sri Lanka como un poderoso remedio para dejar el cabello brilloso y suave, por sus propiedades en belleza. En los últimos añosse ha descubierto que el aceite de coco tiene propiedades para ser usado como desodorante.Te las contamos a continuación:

1. Antibacteriano

Te ayuda a controlar las bacterias que se acumulan en tus axilas y causan mal olor al transpirar. También se usa en casos de personas que tienen alergias a ciertos productos.

2. Hidratante

Aplicar una fina capa de aceite de coco en las axilas después de bañarse ayuda a proteger y a humectar la zona, sobre todo en el caso de las mujeres que se depilan con diversos métodos. Si tienes áreas resecas o agrietadas bajo los brazos por el rasurado y usar desodorantes te irrita más, prueba con el aceite de coco.

3. Antiinflamatorio

Seguramente ya sabes que la piel de las axilas es extremadamente sensible. Los químicos usados en los desodorantes y antitranspirantes pueden causar mayor irritación y al mismo tiempo tapar los poros y folículos pilosos.El aceite de coco desinflama la zona, nutre la piel dañada y sus componentes evitan la inflamación de las axilas.

Sigue leyendo: 7 usos del aceite de coco para la belleza.

Recetas de desodorantes caseros a base de coco

En primer lugar, no se trata de un antitranspirante, sino de un desodorante. Esto quiere decir que no vas a dejar de transpirar si hace calor o si haces ejercicio, pero la buena noticia es que no olerás mal.

El principio de cualquier desodorante es no dejar que haya mal olor. Los antitranspirantes comerciales bloquean la eliminación de las toxinas a través de la transpiración, algo que también sirve para regular la temperatura del cuerpo.

Los desodorantes naturales como los que podrás hacer con estas recetas te permiten transpirar pero controlan las bacterias que causan el mal olor.

Receta N° 1 de desodorantes caseros a base de coco

Los ingredientes necesarios son aceite esencial de árbol de té, bicarbonato de sodio, aceite de coco y aceite esencial de limón. Las cantidades no son exactas, porque la idea es que consigas la consistencia que más te agrade. Escoge un recipiente que luego quedará para guardar el desodorante, puede ser un bote vacío de crema, por ejemplo.

  • Coloca el bicarbonato hasta llenar las ¾ partes del recipiente.
  • Mientras tanto, derrite a baño María el aceite de coco y viértelo sobre el bicarbonato, mezclando para que se forme una pasta.
  • Luego coloca unas gotas de cada uno de los dos aceites esenciales, sin dejar de remover. Usa cada vez que lo desees.

Receta N° 2

Los ingredientes que precisas para esta receta son:

  1. Media taza de fécula de maíz
  2. Media taza de bicarbonato de sodio
  3. 10 gotas de aceite esencia de lavanda
  4. 10 gotas de aceite esencial de sándalo
  5. Dos cucharadas (30 ml) de aceite de almendras
  6. Cuatro cucharadas (60 ml) de aceite de coco.

Mezcla el bicarbonato con la fécula y luego añade el aceite de coco (puede que necesites un poco más para conseguir una mejor consistencia). Luego vierte los demás aceites. Pon la mezcla en un frasco y tapa bien. Guárdalo en un sitio fresco.

Receta N° 3

Esta receta es similar a la anterior pero sin los aceites esenciales. Por lo cual, precisarás: ¼ taza de bicarbonato de sodio, ¼ taza de aceite de coco y ¼ taza de almidón o fécula de maíz.

  • Mezcla todo en una olla, colócala en el fuego y cocina a fuego lento cinco minutos (o hasta que el aceite de coco se derrita).
  • Quita del fuego y remueve durante dos minutos para que todo se integre.
  • Vierte en un recipiente y tapa.
  • Deja en la nevera 12 horas antes de usar la primera vez. Puedes guardarlo allí para que no se derrita, sobre todo en verano.

No dudes en probar cada uno de estos desodorantes caseros a base de coco, adecuando cada uno a tu cuerpo y comprobando cuál es el más indicado para ti.

Te dejamos una receta muy sencilla para que empieces a experimentar con un desodorante natural.

Puntos que debes tener en cuenta:

Los desodorantes naturales no evitan la sudoración por lo que tendrás la sensación del sudor que es completamente normal y sano.

A lo que te ayudan es a eliminar las bacterias que ocasionan el mal olor, como recomendación, utilizar blusas de algodón evita que se vean las manchas de sudor.

Receta:

1/3 de Taza de Aceite de coco.

2 Cucharaditas de bicarbonato de sodio.

1/3 de taza de Fécula de maíz.

Puedes agregar algún aceite esencial si deseas algún aroma.

Instrucciones:

Lo único que necesitas es mezclar todos los ingredientes, si deseas hacerlo sólido te recomendamos ponerlo en el refrigerador, de lo contrario puede hacerse una mezcla más líquida dependiendo el clima en donde te encuentres.

Indicaciones de uso:

Si tu piel es sensible puedes presentar irritación por el bicarbonato, en ese caso, disminuye la cantidad al prepararlo.

Aplica con tu mano como aplicando crema en tu axila y espera un momento a que se seque para no tener manchas en tu ropa.

Si utilizas aceites esenciales puede dejar una mancha amarillenta en tu ropa pero es muy fácil de lavar.

Crear tu propio desodorante natural puede ser parte de un estilo de vida zero waste, además de que te ayuda a cuidar tu piel y controlar los olores; todo al mismo tiempo.

Elegir productos de belleza naturales que vayan de acuerdo a tu ley de cero residuos no es difícil, sólo necesitas elegir los ingredientes naturales para la piel que mejor se integren a tu rutina y ¡listo!

Existen muchas formas e ingredientes para hacer un desodorante natural o casero, pero la idea de hacerlo tú mismo, es para que agregues los elementos naturales que ayudan a mantener el balance de tu propia piel.

¿Cómo hacer tu propio desodorante natural en casa?

Aceite de coco

El desodorante natural con aceite de coco es bueno para las pieles que tienden a ser un poco más secas y sensibles.

dkn

Necesitas:

  • 1 cucharada de aceite de coco.
  • 1 cucharada de crema de karité.
  • 1 ½ cucharada de cera de abeja.
  • 5 gotas de vitamina E.
  • 4 gotas del aceite esencial que más te guste.

Mezcla los ingredientes hasta que se forme una pasta consistente y sin grumos, después vacíala en una bandeja de hielos y déjala congelar para crear tu barra de desodorante o aplicarla con tus dedos.

También en Ecoosfera: Recetas sencillas para preparar tu propio champú casero ecosustentable

Lavanda y vinagre

El vinagre es excelente para eliminar olores y desinfectar, así que para garantizar la limpieza de tus axilas este ingrediente es indispensable.

sepalika

Necesitas:

  • 1 ramo de hojas de lavanda.
  • ½ taza de vinagre de manzana.
  • 1 vaso de agua.
  • 4 gotas de esencia de lavanda.

Mezcla las hojas de lavanda y el vinagre y colócalas en un recipiente de vidrio que dejarás reposar en el refrigerador por 10 días. Una vez que pase el tiempo, agrega el vaso de agua y utilízala como una loción.

Bicarbonato de sodio y romero

El bicarbonato de sodio funciona de manera muy parecida al vinagre, ya que elimina los olores y ayuda a mantener la higiene de la zona, sin embargo, este ingrediente tiene un aroma más accesible.

ML

Necesitas:

  • 3 cucharadas de bicarbonato de sodio.
  • 2 cucharadas de aceite de coco.
  • 6 gotas de aceite de romero.

Mezcla todos los ingredientes en un contenedor de vidrio que permita su conservación, aunque queda un poco líquido, esto no impide que lo puedas aplicar con los dedos en tus axilas.

Sigue leyendo: 5 recetas de jabones ecológicos que puedes hacer en casa

Cómo Hacer Desodorante Casero y Natural

  • Aceites esenciales

    Los aceites esenciales, ya sabéis, son nuestros elementos naturales favoritos para todo: salud, cosmética, hogar, emociones… todo! Los aceites esenciales son, en general, antibacterianos y regeneradores celulares, por no hablar de sus maravillosas fragancias naturales… todo ello los hace excelentes a la hora de elaborar un desodorante natural. Por un lado podemos elegir la fragancia natural que más nos guste y, por otro, ayudaremos a mantener alejadas las bacterias. Si quieres saber más, consulta nuestros reportajes: qué son los aceites esenciales, los mejores aceites esenciales para cosmética natural, aceites esenciales en el botiquín natural.

  • Aceites vegetales

    Los aceites vegetales tienen menos propiedades terapéuticas que los aceites esenciales pero nos sirven como estupendo vehículo para diluir otras sustancias y utilizarlos como base del producto. Además, como veremos a continuación, hay aceites vegetales de consistencia semi-sólida, perfectos como base para desodorantes. Si quieres saber más consulta qué son los aceites vegetales, los mejores aceites vegetales para cosmética natural.

  • Hidrolatos

    Los hidrolatos son aguas florales que, aunque no alejan las bacterias y tienen menos poder que los aceites esenciales, nos pueden servir para refrescar la piel y, al mismo tiempo, proporcionar un olor muy agradable. Digamos que son la versión light de un desodorante casero, ideal para aquellas personas que sudan poco. Los hidrolatos también tienen infinidad de usos; si quieres saber más sobre ellos consulta: qué son los hidrolatos, usos de los hidrolatos, hidrolatos según el tipo de piel.

  • Recetas caseras para hacer desodorante natural

    A continuación te proponemos algunas recetas específicas para elaborar tu propio desodorante natural y casero de menor a mayor complicación:

    ZUMO DE LIMÓN

    Simplemente exprime un limón y aplícalo

    HIDROLATO

    Elige un hidrolato de tu gusto, llévalo siempre en el bolso, y aplícalo siempre que lo necesites para refrescar y proporcionar un agradable y natural olor floral a tu piel o tu ropa (o tu habitación, o tus cortinas, etc).

    Algunos de los más recomendados son el hidrolato de lavanda, el hidrolato de jazmín, el hidrolato de tomillo, el hidrolato de árbol del té (antibacteriano), etc. Eso sí, recuerda que tiene un impacto sutil y por ello está indicado como desodorante solamente en caso de no tener mucho sudor ni olor.

    DESODORANTE LÍQUIDO

    Esta opción y la siguiente son para personas que sudan más y que tienen un olor más fuerte. Esta es una receta de desodorante casero en formato líquido (para que la uses con un recipiente que lleve roll-on o difusor). Recuerda que tienes recipientes vacíos y accesorios en Tienda VidaNaturalia). Elabora la receta siguiendo estos pasos:

      • Prepara un recipiente vacío de 50ml
      • Calienta levemente 50ml de aceite vegetal de jojoba (u otro aceite vegetal según tus gustos y preferencias como te decíamos en el apartado anterior). Es muy importante que solo lo calientes un poco a baja temperatura porque, si aplicas demasiado calor, perderá sus propiedades hidratantes y nutritivas.
      • Cuando el aceite se haya calentado un poco, añade una cucharadita de postre de bicarbonato de sodio y remueve bien hasta que se disuelva
      • Introduce esta mezcla en el recipiente vacío con capacidad para 50ml.
      • Añade 15 gotas en total de un aceite esencial (o dos de ellos) que te guste.
      • Cierra el recipiente, guárdalo y úsalo cuando lo necesites.

    DESODORANTE EN CREMA CON ACEITE DE COCO

    Para esta primera opción de desodorante casero en forma de crema, te proponemos un aceite vegetal sólido como el es el aceite de coco (también puedes hacerlo con las mismas proporciones de manteca de karité). Sigue estos pasos:

      • Prepara un recipiente vacío de cristal para guardar, aproximadamente, 30ml de crema.
      • Añade a una olla 4 cucharadas soperas de aceite vegetal de coco y caliéntalo levemente (a temperatura muy baja) hasta que se haga líquido.
      • Cuando el aceite de coco tenga textura líquida, añade 1 cucharadita de postre de bicarbonato de sodio
      • Remueve bien para que el bicarbonato se disuelva
      • Retira del fuego y añade 15 gotas en total de uno o varios aceites esenciales cuya fragancia te guste
      • Remueve de nuevo
      • Vierte el contenido en el recipiente de cristal y ponlo en un lugar fresco (el armario del baño es suficiente). Con la temperatura ambiente el aceite de coco se volverá sólido y la mezcla adquirirá una textura de crema.
      • Aplica en la piel cuando lo necesites como si fuera una crema corriente.

    DESODORANTE EN CREMA CON ARCILLA

    En esta segunda opción, te proponemos otro tipo de crema desodorante utilizando las beneficiosas propiedades de la arcilla. Sigue estos pasos:

      • Prepara un recipiente vacío de cristal para guardar, aproximadamente, 30ml de crema.
      • Añade a una olla 4 cucharadas soperas de aceite vegetal de jojoba (o el que prefieras) y caliéntalo levemente (a temperatura muy baja).
      • Cuando se haya calentado levemente, añade 1 cucharadita de postre de bicarbonato de sodio
      • Remueve bien para que el bicarbonato se disuelva
      • Retira del fuego y añade 15 gotas en total de uno o varios aceites esenciales cuya fragancia te guste
      • Remueve de nuevo
      • Añade en un bol 4 cucharadas soperas de arcilla blanca
      • Vierte sobre la arcilla el aceite de jojoba con el bicarbonato y los aceites esenciales
      • Remueve todo hasta que consigas una textura cremosa. Para corregir la textura, añade un poco más de arcilla si quieres espesar o añade más aceite de jojoba si quieres hacerla más líquida, según tus gustos y preferencias.
      • Vierte la crema en el recipiente de cristal
      • Aplica en la piel cuando lo necesites como si fuera una crema corriente.

    Recuerda que los desodorantes y los antitranspirantes son sospechosos de producir múltiples dolencias, entre ellas cáncer de mama y Alzheimer. Si te interesa el tema, echa un vistazo a los peligros de los desodorantes y antitranspirantes industriales.

    Y si quieres eliminar todos los tóxicos que hay en el hogar, consulta:

      • Aprende a leer etiquetas
      • Las sustancias más tóxicas de la cosmética industrial
      • El peligro de los aditivos alimentarios
      • Cómo evitar la contaminación electromagnética
      • Las ventajas de la cosmética natural
      • Aprende a comer bien
      • 5 hábitos para conseguir bienestar

    Hoy os traigo una receta diferente que me habéis pedido mucho; un desodorante natural que podemos hacer en casa en unos pocos minutos y que cuesta menos que nada. Es natural, libre de aluminio y 100% vegano.

    Los desodorantes químicos que hay en el mercado, además de tener parabenos, aluminio y demás ingredientes dañinos e irritantes, no me parecían para nada eficaces. Además, no me hacía mucha gracia que la mayoría fueran antiperspirantes; el cuerpo NECESITA transpirar, es su naturaleza, y utilizando estos productos solo estamos guardándonos todo lo que el cuerpo pretende expulsar. Asi que, indagué un poco y desde la primera vez que lo hice yo misma no he vuelto a utilizar otra cosa.

    Cuanto más naturales y básicos sean los ingredientes, mejor para nuestro cuerpo, y qué mejor forma de saber lo que llevan nuestros productos de belleza que hacerlos nosotras mismas. Aquí os dejo la receta básica de mi desodorante natural, casero y vegano.

    Desodorante natural casero (V) 2016-10-26 17:32:23 Desodorante natural casero con ingredientes 100% naturales y veganos. Escribe reseña Imprimir Preparación 5 min Tiempo total 5 min Preparación 5 min Tiempo total 5 min Ingredientes

    1. 2.5 cdas de polvo arrurruz o tapioca (arrowroot powder)
    2. 1 cda de bicarbonato de sodio
    3. 1 cda de aceite de coco
    4. 1 cda de manteca de carité
    5. 5 gotas de aceite de nim/neem
    6. 3-4 gotas de aceite de árbol de té
    7. 5 gotas de aceite esencial (yo utilizo vainilla y naranja dulce)

    Preparación

    1. Ponemos todos los ingredientes en un recipiente de cristal resistente al calor.
    2. Ponemos el recipiente sobre una olla con agua hirviendo o al baño María.
    3. Removemos bien con un palillo de madera/bamboo (yo utilizo los que se usan para brochetas) o una cuchara de metal (nunca de plástico).
    4. Cuando todo esté bien mezclado, pasamos a un recipiente hermético de cristal y lo metemos a la nevera unos 30 minutos.
    5. Para utilizar, simplemente cogemos la cantidad de un guisante y lo aplicamos en las axilas.

    Notas

    1. Este desodorante se puede guardar en el baño perfectamente, no tiene por qué estar en la nevera.
    2. Dura bastante tiempo pero siempre prefiero hacer esta cantidad y volver a hacerlo fresco cuando se termine que hacer más cantidad y que se quede muchos meses en el recipiente.

    Adaptación de Trash Is For Tossers Adaptación de Trash Is For Tossers Viamalama by Ally https://www.viamalama.com/ Como véis no hay cosa más sencilla y natural. Lo que sí quiero recalcar es que, esta receta es básica, asi que si lo utilizáis y véis que no os elimina el olor completamente, podéis jugar con las cantidades de los ingredientes. El aceite de coco y de nim son antibacterianos pero cada cuerpo es un mundo asi que siempre está bien encontrar nuestra propia receta perfecta.

    También recalcar que el bicarbonato a veces puede causar irritación a algunas personas asi que probad en alguna zona sensible con un poco de bicarbonato y aceite de coco primero para aseguraros de que os va bien. Finalmente deciros que el aceite de neem huele bastante mal en el bote, pero no os asustéis porque el olor desaparece por completo una vez mezclado con otros ingredientes. Este aceite es el que le da propiedades antibacterianas y antimicrobiales al desodorante por lo que es esencial desde mi punto de vista.

    Nota: Este desodorante queda semi-cremoso, yo lo prefiero así, lo he hecho más espeso con más arrurruz y bicarbonato y a veces me ha irritado la piel, asi que estas son las cantidades que a mí me van bien. Como he dicho, todo es experimentar con los gustos y las preferencias de cada una 🙂

    Abajo os dejo los ingredientes exactos que yo utilizo para este desodorante, enjoy!

    Polvo de arrurruz
    Aceite de coco
    Bicarbonato de sodio libre de aluminio
    Aceite de nim/neem
    Manteca de carité
    Aceite de árbol de té
    Aceite de naranja dulce
    Aceite de vainilla

    Comparte esto:

    Me gusta Cargando…

    admin

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *