0

Espejos rotos significado buena suerte

Romper un espejo, significados y soñar con espejos rotos

¿Ya escuchaste que romper un espejo trae siete años de mala suerte? Lo más probable es que sí, ya que es uno de las creencias más antiguas de la humanidad y que según muchos estudiosos proviene del mito griego de Narciso.

Narciso era un joven muy bello que atraía las miradas de hombres y mujeres. La ninfa Eco se enamoró del joven y trato de conquistar su amor, pero Narciso la rechazó. Como respuesta a esto la diosa de la venganza Némesis hizo que se enamorara de su propia imagen que el joven vio en un estanque de agua, quedando extasiado y enamorado de lo que veía en las aguas cual espejo. El joven quedo contemplando su imagen y al ver que no podía poseerla se suicida y cae al agua, en el lugar de su muerte nació la flor del narciso.

Lee también: Descubre el poder de los espejos en el Feng Shui

Romper un espejo significados

La historia de Narciso tiene un significado y enseñanza moral que reprende la actitud vanidosa de los jóvenes. Pero hay otros significados de romper un espejo que tienen que ver por ejemplo con los sueños, hay diversos significados con soñar con espejos rotos que veremos a continuación.

Soñar con romper un espejo

Por ejemplo soñar que partes un espejo para la cultura gitana tiene que ver con romper con las malas energías del pasado, es decir, tiene un significado positivo ya que se rompen los obstáculos y las energías que no te dejan avanzar hacia el futuro. Comienza una nueva etapa con más prosperidad y felicidad ya que se entra en nuevo camino.

Otro significado es ver en el sueño un espejo quebrado, según algunos estudiosos sobre la interpretación de los sueños, esto significa que el universo nos está advirtiendo que alguien cercano tiene resentimientos o energías negativas hacia nosotros. Hay que ser cautelosos y estar muy atentos a las personas que están alrededor nuestro.

Por otra parte, soñar con un espejo rompiéndose significa que tienes un mal hábito, una conducta que te está haciendo mal y que necesitas cambiar. Este tipo de sueño es una advertencia para que revises tus hábitos y hagas modificaciones en tu vida.

Soñar con un espejo agrietado

Es decir, no partido en pedazos, sino con grietas en varias partes indica que sientes una gran necesidad de eliminar los malos hábitos, ya que tienes una imagen distorsionada de ti mismo, como si no quisieras ver tu verdadero rostro. Puede que sea un aviso que estás escapando de la realidad o viviendo en un mundo mental de fantasías.

Cuando sueñas con muchos espejos rotos, con varios espejos rotos en todas partes, esto indica que muy pronto surgirán disputas y desacuerdos con sus seres queridos. Esto representa que cada espejo roto es una persona con la cual hay un conflicto pendiente que puede estallar en cualquier momento.

Soñar romper un espejo de mano tiene un significado muy positivo, ya que simboliza que estás entrando en una nueva etapa de tu vida, más positiva y relacionada con el desarrollo profesional o el trabajo. Se termina una etapa complicada que te estaba agotando y finalmente logras romper con algo que te detenía, y comienza a dar frutos todos tus esfuerzos y todo por lo que has luchado.

Significado de ROMPER un espejo

Si bien es cierto que vivir en el temor de que si haces tal cosa pase algo malo y te traiga la maldición no es tener vida, también es cierto que por cultura popular eso es algo que todos manejamos como algo del día a día, esos miedos tal como el TERROR que nos pueda causar que un espejo se rompa y nos venga la mala suerte ¿mala suerte en qué sentido? ¿qué podría suceder? Aquí les platicamos más sobre este escabroso tema.

¿Cuando se inicia esta superstición?

Resulta que cuando inicio este “temor” no existían aún los espejos ¿Cómo es posible que si no habían, hubiera un miedo? Resulta que los espejos antiguamente eran de metales (bronce, latón, plata e incluso oro pulimentado), osea no podían romperse.

Los espejos antiguamente eran charolas de metal.

Catoptromancia

Los griegos en el siglo VI a.C. ya habían iniciado una práctica de adivinación basada en los espejos y llamada catoptromancia, en la que se empleaban unos “cuencos de cristal o de cerámica” llenos de agua, similar a la bola de cristal que vemos de las gitanas.

Miratorium

Este cuenco de cristal lleno de agua, era conocido por los romanos como miratorium, se suponía que revelaba el futuro de cualquier persona.

Cuencos de cristal.

¿Cómo eran usados los cuencos?

Las predicciones eran leídas por un “vidente” o experto en esas artes, si uno de estos espejos se caía y se rompía, la interpretación inmediata del vidente era que la persona que sostenía el cuenco no tenía futuro (que no tardaría en morir) o que su futuro le reservaba unos acontecimientos tan catastróficos, que los dioses, amablemente, querían evitar a esa persona una visión capaz de trastornar su mente profundamente.

TE PUEDE INTERESAR: Leyendas Mx: La isla de las muñecas

Los 7 años de mala suerte

En el siglo I, los romanos tomaron la superstición (de la que hablamos líneas arriba) portadora de mala suerte y le añadieron algo nuevo, que es nuestro significado actual. Sostenían que la salud de una persona cambiaba en ciclos de siete años. Puesto que los espejos reflejaban la apariencia de una persona, un “espejo roto” anunciaba siete años de mala salud y de infortunios.

Su adaptación

La superstición adquirió una aplicación práctica y económica en la Italia del siglo XV. Los primeros espejos de cristal revestidos de plata, desde luego rompibles, se fabricaban en Venecia en esta época. Por ser muy costosos, se trataban con gran cuidado, y a los sirvientes que limpiaban los espejos de las casas se les advertía severamente que romper uno de esos nuevos tesoros equivalía a siete años de un destino peor que la muerte.

Temas

  • Supersticiones
  • Superstición
  • estilo y vida

Cómo evitar los 7 años de mala suerte cuando se rompen y otras 7 cosas que tal vez no sabías sobre los espejos

Derechos de autor de la imagen Getty Images Image caption Los espejos ahora se hacen con polvo de aluminio y vidrio.

«¿Qué se ve en un espejo que se mira en otro espejo? ¿Lo sabes tú, Señora de los Deseos, la de los Ojos Dorados?»

La pregunta la hace el Viejo de la Montaña Errante en la novela de Michael Ende, «La historia interminable», y ayuda a resumir la vieja fascinación del hombre por ver su reflejo.

  • El trastorno psiquiátrico que lleva a esta joven a verse fea en el espejo
  • El truco que utilizaba Rembrandt para pintar sus alabados autorretratos

Y desde el antiguo Egipto hasta la fecha, los espejos han sido un instrumento útil, desde para comprobar que estás vestido para la ocasión hasta como poderoso aliado a la hora de ensayar los gestos que acompañan un discurso.

Los primeros surgieron del arte de pulir metales como el bronce o la plata, pero después, casi en el siglo XIII, comenzaron a fabricarse con una lámina de aluminio cubierta por vidrio y se volvieron la mejor manera de «verse como las otras personas nos ven».

Pero, ¿conoces estas curiosas historias sobre los espejos?

Derechos de autor de la imagen Getty Images Image caption La egipcia fue de las primeras culturas en utilizar artefactos con la idea de reflejarse en ellos.

Un vistazo del futuro

En la Antigua Grecia, contaban que las Brujas de Tesalia, las dueñas de la Luna, usaban espejos mágicos -que entonces eran láminas metálicas- para escribir con sangre sus oráculos o las respuestas de las deidades a las consultas que les hacían.

Se dice que también Pitágoras tenía un espejo mágico que apuntaba hacia la Luna para ver el futuro.

Los romanos que tenían la habilidad de leer espejos eran llamados «specularii».

Espejito, espejito

Antiguamente se creía que los espejos tomaban nuestro reflejo y lo almacenaban para utilizarlo más tarde.

Derechos de autor de la imagen Getty Images Image caption Se dice que la historia de Blancanieves se inspiró en la vida real, en un caso donde había un espejo «que hablaba con la verdad».

Esa creencia pudo haber sido el origen del espejo más famoso en la literatura: el que utiliza la malvada madrastra de Blancanieves para saber «quién es la más bella de todas».

Parece ser que la inspiración que tomaron los Hermanos Grimm para su relato provino de una historia de la vida real: la de una baronesa bávara cuyo padre se volvió a casar en 1743.

De acuerdo a los relatos históricos, la madrastra había recibido un enorme espejo como regalo de su nuevo marido.

A este espejo se le conoció como el «espejo que habla», porque así se llamaban a los que se hacían en la región de Lohr, en el sur de Alemania. ¿La razón del nombre? Su reflejo era tan claro que era como si «hablaran con la verdad».

Actualmente, en la ciudad de Lohr am Main se puede visitar un museo de la familia Erthal donde se conserva el famoso espejo.

Amigos en altas posiciones

En China, los espejos fueron utilizados para capturar energía, especialmente de la Luna.

Se dice que un gobernante chino se convirtió en emperador gracias a uno de estos «espejos mágicos».

Derechos de autor de la imagen Getty Images Image caption En la antigüedad se creía que los espejos tenían el poder de robar las almas.

Qin Shi Huang, el primer emperador de la dinastía Qin y cuyo mausoleo está rodeado por los famosos Guerreros de Terracota de la provincia de Xian, aseguraba que su espejo mágico le permitía ver las cualidades o virtudes internas de las personas que se reflejaban en él.

Sin embargo, estudios recientes -como el realizado por el físico Michael Berry- lograron descifrar que la particularidad de estos espejos «mágicos» se debía a que eran hechos de bronce, lo que algunas veces, con el reflejo directo de la luz en el lado que estaba más pulido, parecían transparentes.

Buena suerte

El espejo es objeto de muchas supersticiones. Por ejemplo, se dice que si rompes un espejo vas a tener siete años de mala suerte.

Derechos de autor de la imagen Getty Images Image caption En muchas culturas se cree que romper un espejo es sinónimo de mala suerte.

Esta teoría viene de la creencia romana de que la vida se daba en ciclos de siete años, así que más tarde, cuando hubo espejos de vidrio, surgió el mito de que al romper un espejo, el alma se quedaría encerrada entre los pedazos rotos.

Sin embargo, una forma de evitar el maleficio era recoger todos los pedazos, juntarlos en una bolsa de papel o de tela y botarla a un río caudaloso, para que se lleve lejos la mala suerte, o enterrarla bajo la tierra.

Algunos actores consideran una señal de mala suerte ver su reflejo en el espejo cuando la ven por encima del hombro de otra persona.

Pero digamos que son puras suposiciones.

El velo sobre los cajones

En tiempos de la reina Victoria (1819-1901), cuando alguien moría en su casa se cubrían todos los espejos con un velo con el fin de evitar que su alma se quedara atrapada en ellos.

Y debido a la expansión del imperio británico, esta práctica se extendió por Inglaterra, Escocia, Estados Unidos, China, Madagascar y la India.

De hecho esta costumbre todavía es utilizada por los judíos cuando alguien muere, durante el periodo de luto -conocido como «shiva»-, pero tiene otro sentido: la idea es que no haya durante este lapso de tiempo -que se extiende por una semana- ningún objeto que permita algún tipo de vanidad.

Los colmillos no se reflejan

Derechos de autor de la imagen Getty Images Image caption De acuerdo al relato del libro de Bram Stoker, Drácula no se reflejaba en el espejo.

Algunas culturas antiguas creían que los espejos reflejaban la «sombra del alma», la verdadera naturaleza de la persona que se reflejaba en ella.

Y esa creencia, muy arraigada en las culturas que poblaron los actuales territorios de Bulgaria y Croacia, alimentaron una característica específica de las leyendas de vampiros y demonios: que no podían verse reflejados en los espejos.

De hecho, la novela «Drácula»- que trata sobre vampiros y demonios- del escritor británico Bram Stroker transcurre en la región de Transilvania, en Rumania, muy cerca de la frontera con Bulgaria.

Haciendo espejos

Actualmente los espejos se hacen utilizando polvo de aluminio, pero lo que hacían los egipcios -los precursores de estos objetos- era pulir el cobre.

El cobre estaba relacionado con la diosa egipcia Hato, quien era la deidad de la belleza, el amor, el sexo, la fertilidad y la magia.

Pero del otro lado del Atlántico, los espejos también estaban relacionados con los dioses.

Los aztecas los hacían con obsidiana, y creían que este objeto estaba relacionado con el dios Tezcatlipoca, cuyo nombre en español es «espejo humeante».

Tezcatlipoca era conocido como el señor de la noche y utilizaba los espejos para cruzar de la Tierra hacia el inframundo.

Tips para evitar la mala suerte si se rompe un espejo

MDBrockmann/iStock/Thinkstock

Toda la vida hemos escuchado decir que cuando se rompe un espejo, el culpable tendrá 7 años de mala suerte. Pero, ¿no hay forma de evitar esa mala suerte si rompemos un espejo sin intención? Por si acaso alguna vez tu espejo tiene un accidente y eres tú la responsable, mejor te quedas y conoces estos tips para no tener mala suerte cuando se rompe un espejo. ¡Más vale prevenir!

#1 No tirar las piezas rotas

iStockphoto/Thinkstock

Lo primero que debes hacer es no tirar, bajo ninguna circunstancia, las piezas rotas. Lo que puedes hacer es reutilizarlas en otra cosa y así no te deshaces de ellas o, también, puedes convertirlas en polvo y luego tirarlas al viento. Algunos incluso dicen que para no tener 7 años de mala suerte luego de romper un espejo se debe…

#2 Utilizar la pieza más grande para reflejarla en la luna

ricardoreitmeyer / iStock / Thinkstock

Corre a fijarte cuándo será la próxima luna llena, guarda la pieza más grande de tu espejo y refléjala en esta luna. Recuerda que tiene que ser la primera luna llena luego de que rompas el espejo. Algunos dicen que al hacer esto no evades completamente la mala suerte, pero la reduces significativamente. Con intentar no perdemos nada, ¿no?

#3 Arrojarse sal por detrás del hombro izquierdo

iStock/Thinkstock

Esta técnica para no tener mala suerte es muy común, porque la sal significa buena suerte en muchas culturas. Para deshacerte de la mala suerte, tienes que tomar un puñado de sal con tu mano derecha y arrojarlo detrás de tu hombro izquierdo. Ten en cuenta que debes hacerlo por el hombro izquierdo, ya que se considera que hacerlo por el derecho trae más mala suerte. Otra alternativa es bañarte en agua con sal, te relajas y te quitas la mala suerte todo de una. ¡Me gusta!

#4 Conseguir amuletos que te protejan

Thinkstock Images/Comstock/Thinkstock

¿Tienes un amuleto de la suerte? Si tienes uno propio, nada te protegerá más que él, pero si no lo tienes, puedes conseguir algunos de los amuletos de buena suerte más populares. Puede ser una herradura de caballo, un trébol de 4 hojas, una pata de conejo, una piedra o gema con energía para el Feng Shui, una llave, entre otras opciones.

Ver más: TOP 8: Mejores gemas y cristales para mejorar el Feng Shui del hogar

#5 No pensar en la mala suerte

Ridofranz/iStock/Thinkstock

Hay también quienes dicen que la mala suerte solo llega si piensas que llegará, es decir que, si no crees en que un espejo roto trae mala suerte, entonces nunca tendrás ni siquiera minutos de mala suerte. Muchos creen que las maldiciones solo llegan si crees en ellas, ¿tú qué piensas?

Y ahora que ya sabes cómo evadir la mala suerte, ¿qué te parece atraer la buena? Aquí tienes6 formas de atraer la buena suerte a tu casa.

EVITA 7 AÑOS DE MALA SUERTE AL ROMPER UN ESPEJO

No me digas. Si no estás leyendo esto en estos instantes «por si a caso te pasase», has roto un espejo y estás buscando librarte de los 7 Años de Mala Suerte al Romper un Espejo.

Pues menos mal que has encontrado este artículo, porque hoy te enseño cómo formular un CONTRAHECHIZO de Magia Blanca: Evita 7 Años de Mala Suerte al romper un Espejo.

La Mala Suerte de un Espejo roto es básicamente simbólica y predictiva. Al final de este artículo te explico el por qué y un ejemplo para que veas lo potente de los símbolos, y por qué debes estar alerta cuando te encuentres con uno de ellos. Pero ahora, vayamos con el CONTRAHECHIZO y Evita 7 Años de Mala Suerte al Romper un Espejo.

¡Zas! Sin saber cómo ha pasado todo muy rápido, de repente has roto un espejo o este se ha caído (aparentemente) solo.

Tiemblas porque ves venirte 7 años de muy Mala Suerte de la que estás segura no podrás librarte. Piensas en que son habladurías y leyendas sin sentido, pero aun así, tiemblas y miras de soslayo por si ves venir la mala racha por algún lado.

¡Y tiemblas con razón! Un espejo roto no es que augure una suerte tremenda en los próximos tiempos, sino más bien todo lo contrario. Encontrarte un trébol de cuatro hojas sin duda sería buen augurio pero, un espejo roto, seamos sensatos: NO.

Puestos en este caso, mejor hacer algo para evitar esos 7 años de mala suerte, ¿no te parece?

Evita 7 Años de Mala Suerte al Romper un Espejo

Ingredientes y Materiales

– 1 puñado de Sal Marina gruesa (de grano gordo)

RECETA

Bien, pues aquí es donde entro en acción con mi Magia Blanca y mi ayuda para quitarte el gafe que acabas de adquirir al romper el Espejo. No te preocupes, esto lo hacemos en un periquete 🙂

Ve corriendo a por el ingrediente principal y único en este Contrahechizo: un puñado de Sal Marina gruesa (de grano gordito o grande). Si sólo tienes a mano Sal Marina fina, no es lo mismo y no te lo aconsejo, aunque es mejor eso que nada. Eso sí, que por favor sea al menos Marina. En el súper la encuentras seguro.

Colócate de espaldas al espejo roto (espejo roto en el suelo claro), mientras sostienes el puñado de Sal Marina gruesa en tu mano derecha. Sin pensarlo dos veces, vierte el puñado de Sal Marina por encima de tu hombro izquierdo. Mientras realizas esta acción, mentalmente enfoca tu pensamiento en que lo que estás haciendo con ese gesto es rebotar la Mala Suerte y disolverla con la Sal.

Este paso es tremendamente sencillo, sí, pero debes asegurarte de que tienes el enfoque mental correcto. De lo contrario, no te funcionará. Así que no lo hagas con temor, con dudas, con poca fe, temblando, insegura, etc. porque entonces, será tu perdición y no te funcionará.

La Magia hay que realizarla siempre de forma segura, si no es así, no esperes buenos resultados.

SIMBOLISMOS EN LA MAGIA

La Magia está llena de simbolismos. Y para explicártelo, voy a exponerte un caso real que le sucedió a un profesor de Universidad durante un vuelo.

Al ir al lavabo del avión, por descuido o casualidad, al profesor se le cayó la cartera en el retrete.

Como un hombre de mente amplia y sabia, supo ver enseguida el simbolismo que esto encerraba. Vio la señal a la primera.

Sintetizó que, el simbolismo de ese «accidente» en el baño, significaba una cosa muy importante:

«¡Atención amigo! el dinero se te irá por el retrete»

Él, atendiendo a su buena interpretación de esta señal, revisó inmediatamente todos sus ahorros y entonces recordó algo. Tenía invertido un dinero en unas acciones, que evidentemente no dependían de él (si no de la bolsa, claro).

Sin dudarlo un segundo, las retiró sin más dilación.

A la semana la bolsa cayó, y las acciones de las que había retirado el dinero, cayeron haciendo perder bastante dinero a los clientes que tenían inversión ahí. De esa forma, un simbolismo bien captado a tiempo, le salvó de perder todo su dinero invertido.

Moraleja:

Me he tomado la molestia de grabar para ti este Contrahechizo en vídeo. Si me dejas un like en mi Canal de Youtube en este vídeo, queda cumplido tu agradecimiento con creces. Además, así podré continuar publicando más vídeos para ayudarte en todo lo que pueda 🙂

Y tú quién eres, ¿de las que acabas de romper un espejo?, o ¿de las de «por si a caso mejor saber que desconocer»?

Me encantaría que me dejases tu comentario aquí debajo opinando si te ha gustado este Contrahechizo y sobre todo, si te ha sido util.

Un fuerte abrazo,

María.

Este artículo pertenece a la web www.tarotdemariarituales.com y está protegido por copyright. Si lo estás leyendo en otra ubicación es porque el contenido está siendo utilizado sin permiso por otra web/blog.

Por favor, evita los blogs con contenido robado y denúncialo allí donde lo veas o en la red social que lo encuentres, o si lo prefieres avísame aquí debajo en comentarios para que podamos hacerlo nosotros. Toda copia y/o modificación del contenido y/o imágenes pertenecientes a esta web sin permiso de su autora, serán denunciados de inmediato.

¿QUIERES MEJORAR TU VIDA CON LA MAGIA? ☾ Únete a mi comunidad y recibe mi eBook para comenzar en Magia

*Es necesario que aceptes la política de privacidad para poder continuar

TAROT DE MARÍA te informa que los datos de carácter personal que nos proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por María González Ramos (Tarot de María) como responsable de esta web. Finalidad » enviarte este recurso así como consejos y recomendaciones de Magia y Hechicería (así de sencillo). Legitimación » tu consentimiento. Destinatarios » tus datos los guardará ActiveCampaign, mi proveedor de email marketing, que está acogido al acuerdo de seguridad EU-US Privacy. Tus datos están bien protegidos aquí. Derechos » tendrás derecho, entre otros, a acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos en cualquier momento que lo decidas.

Descubre el origen de la superstición del espejo roto

¡Cuidado! Un espejo roto, pasar por debajo de escaleras, derramar sal, cruzarse con un gato negro. Todo lo antes nombrado es símbolo de mala suerte en nuestro continente. La creencia popular asegura que todo esto es consigna de mala suerte, que por siete años nada nos saldrá bien. Hoy en Mujer Pandora el tema a descubrir es el origen de la creencia acerca de los espejos rotos. Ante todo, esta la creencia popular será real o mentira. Según el portal Esoterismos, citado en la plataforma web nuevamujer,la historia es la siguiente:

La principal indica que el origen de esta superstición era una forma de asustar a criados y sirvientes, para que tuvieran más cuidado en lo que hacían. Por otro lado, está el arte de adivinar el futuro por medio de los espejos o catoptromancia, una forma de abrir una puerta de entrada a los espíritus del más allá. Se supone que al romper un espejo se abría esta puerta de entrada a los espíritus algunos malignos que podrían estar en el otro lado, indica el portal.

Por otro lado, está el poder de reflejar la imagen de los espejos. Hace siglos la gente veía su reflejo sobre el agua de ríos, lagos o estanques y llegaban a pensar que el reflejo era parte de ellos. Si mientras estaban contemplando la imagen esta desaparecía al agitarse el agua, pensaban que era su culpa y esto les traería mala suerte. Después cuando se comenzó a usar los espejos al romperse y dejar de reflejar la imagen se asoció a un mal presagio.

En las memorias del filósofo francés Benjamin Constard, se hace mención a la superstición de los espejos relacionada con Napoleón Bonaparte.Durante una de sus campañas en Italia rompió el cristal del retrato de Josefina. Napoleón no descansó hasta que el emisario que traía el correo hubo llegado sano y salvo, temía que algo le ocurriera. Es probable que Napoleón como tantas otras personas asociara el hecho de la rotura del cristal con algún mal presagio.

¡No te puedes perder esto!:Ganadoras de gifts cards de Mujer Actual canjearon vales

¡No te puedes perder esto!:Ganadoras de gifts cards de Mujer Actual canjearon vales

Supersticiones, llamando a la buena suerte

El número 13, el de la mala suerte

¿Qué tiene el número 13 que espanta a tanta gente?… Los franceses no dan a las señas de una casa el número trece; en Italia, la lotería nacional lo omite; las líneas aéreas internacionales saltan ese número en las filas de asientos de los aviones, y en los EE.UU., los edificios de apartamentos dan al piso que sigue al 12 el número 14.

Pero veamos su origen en la mitología nórdica. Cuenta el mito que se realizó un banquete en el Valhalla donde fueron invitados doce dioses. Loki, el espíritu de la pelea y del mal, consiguió entrar sin invitación, por lo que el número de los presentes llegó a trece. En la lucha que se produjo para expulsarlo, Balder, el favorito de los dioses, encontró la muerte. Así el trece se convirtió es símbolo de infortunio y desgracia, y desde Escandinavia, la superstición se difundió a través de Europa.

Para la Era Cristiana, la superstición ya estaba establecida en los países mediterráneos, y la creencia fue notablemente reforzada por la Última Cena. Cristo y sus apóstoles eran trece, y en menos de veinticuatro horas después de esta cena, Cristo fue crucificado. Por lo tanto, desde principios de la era cristiana en adelante, invitar a cenar a trece personas significa buscar un desastre.

Sí el 13 cae en día viernes el temor aumenta. Según la leyenda, en un viernes 13 Eva tentó a Adán con la manzana, el Arca de Noé inició su larga navegación durante el Diluvio, una confusión de idiomas puso fin a la construcción de la torre de Babel, el Templo de Salomón fue arrasado, y también en este día Cristo murió en la cruz.

Sin embargo, el verdadero origen del viernes 13 proviene de la mitología escandinava. El nombre del viernes (Friday en inglés y Freitag en alemán) procede de Frigga, la liberal diosa del amor y la fertilidad. Cuando las tribus escandinavas y germánicas se convirtieron al cristianismo, Frigga fue considerada una bruja y desterrada a la cumbre de una montaña. Se creía que cada viernes la rencorosa diosa celebraba un aquelarre con otras 11 brujas más el demonio (13 los asistentes en total) y conspiraban para causar infortunios durante la semana siguiente, por lo que el viernes pasó a llamarse el “Sabbath de las brujas”.

En algunos países, se originó el dicho “no te cases ni te embarques, ni de tu casa te apartes” un martes 13. Se desconoce su verdadero origen, pero podemos recordar que el nombre del día procede de Marte, el dios romano de la guerra.

Espejo roto, siete años de mala suerte

Una de las supersticiones más extendidas es la de un espejo roto, el cual trae siete años de mala suerte. Sin embargo, esta creencia tiene su origen mucho antes de que existieran los espejos de vidrio. De hecho, los antiguos egipcios, los hebreos y los griegos, utilizaban espejos hechos de metales como el bronce, el latón, la plata y el oro pulimentados, y por lo tanto, irrompibles.

En el siglo VI a.C., los griegos practicaban la catoptromancia, un método de adivinación basada en los espejos en la que utilizaban cuencos de cristal o de cerámica llenos de agua. Estos se suponían que revelaba el futuro de cualquier persona que reflejara su imagen en la superficie de agua. Estas imágenes eran leídas por un vidente, pero si uno de estos espejos se caía y se rompía, se interpretaba que la persona que sostenía el cuenco no tenía futuro (o sea, que la muerte acechaba) o que su futuro le reservaba acontecimientos catastróficos y que los dioses querían evitar a esa persona una visión capaz de trastornarla profundamente.

Los romanos adoptaron esta superstición en el siglo I y le añadieron un nuevo significado que es a su vez nuestro significado actual. Sostenían que la salud de una persona cambiaba en ciclos de siete años, y puesto que los espejos reflejaban la apariencia de una persona y su salud, un espejo roto anunciaba siete años de mala salud e infortunios.

La superstición adquirió una aplicación práctica y económica en el siglo XV. Los primeros espejos de cristal con el dorso revestido de plata, desde luego rompibles, se fabricaban en Venecia. Al ser muy costosos, se trataban con mucho cuidado, y a los sirvientes que limpiaban los espejos de las casas se les advertía que romper uno de estos equivalía a siete años de un destino peor que la muerte.

Este uso efectivo de la superstición sirvió para intensificar la creencia en la mala suerte acarreada por la ruptura de un espejo, a lo largo de generaciones de europeos. Cuando, a mediados del siglo XVII, empezaron a fabricarse en Inglaterra y en Francia espejos baratos, la superstición del espejo roto estaba ya extendida y firmemente arraigada en la tradición.

¡Salud! para los que estornudan

Cuando una persona estornuda, tenemos la costumbre de decir “¡Salud!”. Esta práctica proviene de los primeros cristianos, quienes creían que cuando alguien estornudaba podría llegar a lanzar su alma al mundo. Por esto se pensaba que para ayudar a mantener el alma se ofrecía una bendición, por lo que se afirmaba que “Dios le bendiga”. Cuando llegó la plaga de la Peste Negra alrededor de 1348, el estornudo se convirtió en un signo de enfermedad e infección, por lo que la persona podría llegar a morir, y se reemplazo la anterior bendición por un pedido de salud.

Sigue leyendo en:

–Otras supersticiones tradicionales

Señales de brujería: Espejos que se rompen. 

Una emanación de energía alterada por medio de una proyección psíquica, actúa sobre los elementos que se encuentran dentro de un lugar, la primera señal, la sensación que «algo» está sucediendo, presencias, ruidos, despertar siempre a la misma hora, sentir que se es observado, frió que pasa atravesándolo, se produce la piloerección o piel de gallina al captar energías extrañas que llegan a inducir dolor y parálisis. Síntomas que su mente y el reflejo de proximidad le indican que está frente a un peligro.

Estas sensaciones van lentamente en aumento, hasta que se produce un clásico fenómeno del mundo de la brujería, los ESPEJOS SE ROMPEN.

No existen espejos, existe un «solo» espejo fragmentado en millones, y en ellos el mundo que está dentro de los espejos, usted ve sombras y mira hacia atrás, no hay nada, la sombra está dentro del espejo.

Cuando la energía emanada va aumentado, la frecuencia de onda hace que el espejo se rompa o explote de formas que no tienen causa física aparente, sin importar el tamaño del espejo.

Al quebrarse, es la señal, que a partir de ese momento la energía ha iniciado un proceso de desgaste, llega el infortunio, el verse reflejado en un espejo quebrado, se quiebra también la energía o periespíritu produciendo las alteraciones.

  • Todo se fractura
  • Los problemas se desencadenan uno detrás de otro
  • Eventos consecutivos ocurren, se funden bombillos, se dañan las puertas y llaves, etc.

    Se produce una turbulencia psíquica que lentamente va alterándolo todo, y aun si se cambia el espejo, otro objeto se daña, un televisor, lavadora, nevera etc.

    Todo esto indica que: alguien con un fuerte sentimiento de repudio está actuando en su contra, una emanación de sentimientos alterados ha infestado su vida.

    Antes de sugerir o suponer una brujería, se debe descartar cualquier fenómeno físico que sea causa o de origen con los anteriores eventos. En el caso que no exista la causa se debe crear protecciones mágicas y buscar ayuda HONESTA.

    Para protegerse se debe conseguir dos espejos redondos del mismo diámetro, evitando ver su reflejo en ellos, con mucho cuidado y sin romperlos se ahúman por la mitad, luego se colocan en el lugar más retirado de la puerta de entrada de la casa, enfrentando uno con el otro, se dejan allí durante una fase de luna o siete días, evitando tocarlos o mirarlos.

    Si la energía irradiada no es poderosa quedara atrapada entre los espejos, usted puede sentir el cambio que se produce. Si la energía es intensa los espejos se quebraran. Una señal que está frente a un poderoso enemigo.

    Si no se quiebran debe unirlos y sellarlos con cera de una vela de color negro, envolverlos y sacarlos de su hogar. Luego debe evaluar su vida, esto no termina la influencia psíquica, solo la frena por un tiempo, quien induce una alteración buscara la forma de continuar infestando. Es prudente mirar que causa inicio esa emanación. Recuerde no Crea en esto, no es de creer es de conocer.

    Todos los derechos reservados WICCA E.U, prohibida su copia © Radio Kronos – Ofiuco.com

¿Romper un espejo es de mala suerte?

Muchas personas han indicado que si el espejo se rompe mientras se refleja una persona, el alma quedaría en cerrada en el, también se cree que se puede distorsionar la imagen de la persona.

Se dice que al romperse se genera una maldición por siete años, esto obedece a que el alma se renueva en este tiempo. Existen varios tips que pueden ayudar a contrarrestar la mala suerte. ¡Toma nota!

1. Los amuletos: Si tienes un amuleto de buena suerte este te protegerá. Pero si no lo tienes, puedes conseguir algunos amuletos populares. Puede ser una herradura, una pata de conejo, una piedra del Feng Shui para la energía, entre otras opciones.

2. Arrojar sal: Esta es una de las técnicas más comunes, porque la sal significa buena suerte en varias culturas. Pero, ¿cómo funciona? Solo tienes que tomar un puñado de sal con tu mano derecha y arrojarla detrás del hombro izquierdo.

Por ningún motivo debes hacerlo por el hombre derecho ya que atrae más la mala suerte. Otra alternativa es bañarte en agua con sal.

Te puede interesar: Los limones pueden purificar las energías

3. No botar las partes: Por ninguna circunstancia debes arrojar las piezas rotas a la basura, lo ideal es reutilizarlas. También puedes convertirlas en polvo y tirarlas al viento. Esto ayudará a que la mala suerte se disperse dejándote libre de las energías negativas.

4. Enterar las piezas: Para evitar que la mala suerte se quede en la casa lo ideal es ir a un parque en donde puedas encontrar un árbol mediano o grande y enterar las piezas en la raíz. Finalmente evita mirar hacia atrás.

5. La luna: La influencia de la luna tiene mucho que ver con el esoterismo, por esto, una de las recomendaciones es utilizar una de las piezas grandes para que se refleje en el. Esto se debe hacer justo con la primera luna llena después de que se rompe el espejo.

6. El pensamiento positivo: No siempre romper un espejo tiene que ser sinónimo de mala suerte. Los incidentes ocurren sin más, lo mejor para evitar que la mala suerte llegue, es pensar siempre de manera positiva. Si te aferras a los malos pensamientos es más fácil que salga todo mal.

Colombia.com

¿Por qué da mala suerte que se rompa un espejo?

Pasar debajo de una escalera, cruzarse con un gato negro, romper un espejo, derramar la sal… si tuviéramos que estar alerta ante todas las cosas que supuestamente dan mala suerte no tendríamos un momento de descanso.

Afortunadamente, la mayoría de las personas asumen que las supersticiones no son más que un atavismo sin fundamento y no se preocupan demasiado cuando se les vuelca el salero.

No obstante, es curioso saber cómo y por qué nacieron semejantes miedos. Por ejemplo, el de los siete años de mala suerte que da romper un espejo.

El origen de esta superstición tiene que ver con el valor pecuniario de estos objetos. Fue en siglo XV cuando comenzaron a elaborarse los primeros espejos hechos con un vidrio al que se añadía una lámina de plata en la parte posterior.

Se trataba de artículos de lujo, muy caros, que solo podían permitirse las clases más acomodadas. Y en la Venecia de la época, además, se puso de moda exhibirlos como muestra de poderío económico.

Sin embargo, eran tan costosos que se exigía a los criados un cuidado exquisito en su limpieza y su traslado, de modo que si algún sirviente cometía la torpeza de romper uno, se le castigada a trabajar sin cobrar hasta que su salario cubriera el precio de la pieza rota. Eso suponían varios años sin sueldo, con las terribles consecuencias que eso debía suponer.

Por eso, quebrar un espejo se convirtió en un sinónimo de mala suerte. Lo que no está claro es por qué la tradición popular ha situado en siete años el plazo de desgracias que acarrea, pero el siete es un número que ha tenido una carga misteriosa a lo largo de la historia y ya Pitágoras lo consideraba el número perfecto.

admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *