0

Esther cañadas maxine gibernau

Esther Cañadas

Career

Originally, Cañadas wanted to pursue a career as a criminologist, but her mother persuaded her to give modeling a try.

Cañadas signed her first contract with the Take 2 Agency after winning a local competition for a teen magazine. She represented her country in a model search and was sent to South Africa. She then moved to Barcelona on her own to begin working.

Cañadas has walked the catwalk for many designers, including Chloé, Gucci, Dolce & Gabbana, Versace, Chanel, Michael Kors, Calvin Klein, Alexander McQueen, Yves Saint Laurent, Valentino, Moschino, Custo Barcelona and Givenchy.

Cañadas made her feature film debut with an appearance as «Anna Tyrol Knutzhorn» in 1999 action/romance The Thomas Crown Affair, starring Pierce Brosnan and Rene Russo.

She moved to New York City in 1996 and has since appeared in campaigns for Atelier Versace, Gianfranco Ferré, Donna Karan, and Saks Fifth Avenue, as well as appearing in the Victoria’s Secret catalog. She is probably most known, however, for her appearances in DKNY ads. She has graced the cover of Mademoiselle, Marie Claire Italy, Mondo Uomo, as well as Vogue Spain—all in 1997.

She is signed to Unique Models in Copenhagen, Denmark.

Personal life

Cañadas met her first husband, model Mark Vanderloo, on the set of a Donna Karan advertising DKNY shoot in 1997. They married in 1999, but divorced in November 2000. She married MotoGP rider Sete Gibernau. In 2008, Gibernau confirmed that he had split with Cañadas.

In September 2013, it was announced that she is engaged to Vikram Chatwal. They broke up approximately one month later.

In December 2014, Cañadas gave birth to her first child, Galia.

Filmography

  • Trileros (2003)
  • Torrente 2: Misión en Marbella (2001)
  • Enslavement: The True Story of Fanny Kemble (2000, TV)
  • The Thomas Crown Affair (1999)
  • Notable TV guest appearances

  • Cinema Mil playing «Anfitriona» (archive footage) (uncredited) (episode # 1.10) 17 September 2005
  • Cinema Mil playing «Anna Knudsen/Anna Knutzhorn» (archive footage) (episode # 1.2) 23 July 2005
  • Lo + plus playing «Herself» 24 March 2004
  • Entre Línies playing «Herself» 18 September 2000
  • Mundo VIP» playing «Herself» in episode: «Show nº220» (episode # 5.32) 12 August 2000
  • 25 de Agosto de 2017 – 11:12 CEST by hola.com

    Ibiza es el paraíso elegido año tras año de Esther Cañadas para disfrutar de sus vacaciones. La modelo ha regresado a la isla balear con su hija Galia, una preciosa muñequita de dos años y medio que se ha convertido en el centro de su universo. Desde que Esther Cañadas cumpliera su sueño de ser madre, en diciembre de 2014, Galia Santina se ha convertido en la niña de sus ojos y su máxima prioridad.

    VER GALERÍA

    Esther, que desde hace años vive en México, ha viajado con ella hasta Ibiza para disfrutar de unos días de descanso. Espectacular, luciendo tipazo con un bikini y un sombrero de cowboy, que dejaba muy claro que quien tuvo retuvo, la top model alicantina, de 40 años, pasó un divertido día de playa con Galia.

    -Esther Cañadas, mimos y atenciones hacia su pequeña Galia

    -El verano más ‘mágico’ de Esther Cañadas

    -En ¡HOLA!: Esther Cañadas espera su primer hijo, tras superar una larga enfermedad

    VER GALERÍA

    Jugando con la arena, saltando en el agua y bañándose… es difícil decir quién de las dos se lo pasó mejor durante esta jornada playera. La niña, con un bañador morado y unos manguitos rosas, se divirtió jugando en el agua con un flotador enorma de color rosa ante la atenta mirada de su orgullosa máma.

    VER GALERÍA

    Esther Cañadas se ha volcado con la maternidad y sólo tiene ojos para su niña . Las dos mantienen una relación muy especial, están de lo más unidas, puesto que Cañadas está criando a la niña en solitario y la identidad del padre no ha sido nunca revelado por la modelo. Desde que rompiera su compromiso con el magnate hotelero Vikram Chatwal en 2013, no se sabe nada de su situación sentimental. La modelo estuvo casada con Mark Vanderloo, del que se divorció en el año 2000, y del exmotociclista Sete Gibernau, con quién rompió un año después de su boda en 2008.

    ¿Qué fue de Esther Cañadas, la top model de los 90?

    De vez en cuando, hay famosos que consiguen desaparecer el foco mediático porque así lo desean, y dan un paso al lado que les permite realizar una vida más calmada y relajada sin estar rodeados de cámaras y curiosos.

    El caso de Esther Cañadas es uno de ellos. En los 90 llegó a ser una de las top models internacionales más cotizadas y famosas por su trabajo, a lo que además se sumó el atractivo por su vida personal fuera de las pasarelas.

    Pero pese a la enorme fama mundial que adquirió, más aún en nuestro país como un verdadero icono de la moda y la publicidad, ha conseguido que su vida no siga por la senda del espectáculo.

    La carrera de Esther Cañadas

    Nacida en Albacete el 1 de marzo de 1977, la modelo de 40 años inició su carrera con tan solo 14, cuando se trasladó a Barcelona para despegar sobre las pasarelas. Sus rasgos marcados y sus ojos afilados le hicieron destacar, hasta convertirse en una de las mejores.

    Durante los 90 se convirtió en una de las principales top models del mundo, desfilando en las principales pasarelas y para las grandes firmas de alta costura. Se mantuvo totalmente activa en este mundo hasta aproximadamente 2006, cuando se decidió a dar un paso al lado.

    Hasta ese año, habia protagonizado decenas de portadas en revistas y publicaciones de todo el mundo. Pero de ahí en adelante, tan solo fue portada de una publicación en el año 2008. Y no fue hasta 8 años después, en 2016, cuando reapareció en un número especial de Harper’s Bazaar Spain.

    Mark Vanderloo y Esther Cañadas

    La vida privada de Esther Cañadas

    Saltó a la fama muy joven, y su belleza y éxito la hizo convertirse en uno de los personajes más perseguidos por los paparazzis de nuestro país. Hasta el punto de que en el año 2000 las agencias pagaban 18.000 euros por un reportaje con ella.

    En junio del año 1999, cuando tenía 22 años, se casó con el modelo holandés Mark Vanderloo, del que se divorció poco después, en noviembre del 2000. En 2003 inició un noviazgo con el piloto Sete Gibernau, con el que se casó en 2007 y se divorció también poco después, en 2008.

    En el año 2014 fue madre de su primera y hasta la fecha única hija, Galia, cuyo padre no ha sido nunca revelado por la modelo. Fue un proceso difícil puesto que tuvo que superar una enfermedad del sistema inmunológico, que la obligó a estar medicada con cortisona durante cinco años, lo que la hizo ganar peso considerablemente.

    Esther Cañadas tras tener a su hija Galia, en 2014

    Los escándalos de su ex

    Salvo precisamente por el nacimiento de su hija en 2014, las referencias en los medios de comunicación a Esther Cañadas se redujeron drásticamente en el momento que ella decidió apartarse de las pasarelas, en torno al 2006.

    Por ello, en los últimos años apenas ha aparecido «por culpa» de su expareja Vikram Chatwal, un exitoso empresario hotelero indio con el que llegó a estar comprometida, aunque a última hora cancelaron la boda.

    Chatwal ha tenido muchos problemas con la justicia, el último por intentar quemar a sus perros, por lo que fue detenido. Todas estas polémicas han salpicado a Esther Cañadas, que por su parte mantiene su vida alejada de los medios y centrada en el cuidado de su hija.

    Vikram Chatwal y Esther Cañadas

    Fiel a su cita con la isla pitiusa, Esther Cañadas ya exprime el verano junto a su pequeña Galia, de cuatro años. Madre e hija se encuentran disfrutando de sus vacaciones veraniegas en Ibiza, su destino imprescindible en estas fechas. La modelo protagoniza cada año una escapada a su paraíso para relajarse en sus rincones y calas de agua cristalina, aunque, desde que llegó al mundo su hija en el año 2014, la top solo tiene ojos para ella.

    Por ello, durante esta jornada de playa, Esther estuvo muy atenta y cariñosa con su niña, que en diciembre cumplirá cinco años. Pendiente de que realizase las comidas diarias recomendadas, la modelo preparó varios tuppers para darle el almuerzo y la merienda cuando tocaba.

    VER GALERÍA

    La también actriz se lanzó al agua en varias ocasiones para refrescarse y chapotear en el mar junto a Galia, con la que no paró de jugar, llegando a subirse con ella a una tabla de bodyboard mientras ambas sonreían y se reían. La pequeña lucía para la ocasión una camiseta de baño de color fucsia que iba a juego con su braguita.

    VER GALERÍA

    Por su parte, Esther lució un bikini con estampados coloridos y braguita brasileña. A sus 42 años la modelo española mantiene una belleza natural y una figura espectacular. Fue en julio de 2014 cuando la revista ¡HOLA! confirmó el embarazo de la modelo. Quien fuera una de las grandes ‘tops’ internacionales cumplía así su sueño de ser madre tras superar una larga enfermedad del sistema inmunológico, que le obligó a estar medicada con cortisona durante cinco años.

    VER GALERÍA

    La modelo no ha querido desvelar la identidad del padre de la pequeña, y es que nada se ha sabido de su vida sentimental desde que, en septiembre de 2013, rompiera su compromiso con el magnate hotelero, Vikram Chatwal. Anteriormente, estuvo casada con Mark Vanderloo (de junio de 1999 a noviembre de 2000) y Sete Gibernau (de abril de 2007 a mayo de 2008).

    Esther Cañadas ya no es así: se hace Instagram y sorprende con su nueva imagen

    La top model Esther Cañadas ya tiene 42 años. Es una de las mujeres más guapas del país, nacida en Albacete pero catalana de adopción. Vino a Barcelona a ganarse la vida desfilando y triunfó: desde pelis con Pierce Brosnan a un matrimonio fallido con Mark Van der Loo. Fueron la pareja más guapa de la moda mundial. El paso del tiempo les ha tratado como a todos. Así eran, así son:

    En tabla|puesto shared by CryBaby Babilonia ���� (@crybabylonia) donde|dónde Jul 27, 2019 at 2:42pm PDT

    En tabla|puesto shared by Glauber Costa (@testolifestyle) donde|dónde Apr 14, 2019 at 3:42am PDT

    Cañadas declarando en los juzgados de Esplugues (2013) / GTRES

    La modelo ha dado pasos adelante una vez divorciada del hombre más guapo del planeta. Se ha casado y divorciado del piloto catalán Sete Gibernau. Se ha ido a vivir a los EE.UU. Ha sido madre soltera de una niña de color, Galia Santina, que ahora tiene 5 años. Ha adoptado un perro. Ha cambiado de peso y ahora otro guapo, Jon Kortajarena, la ha convencido para hacerse Instagram, donde vemos a Cañadas en la actualidad: esbelta, sonriente, pletórica. No desentona al lado de Kortajarena, el Van der Loo de 2019, el más guapo del mundo:

    ¡He convinced me! Te adoro @kortajarenajon Aquí estoy #instagram

    En tabla|puesto shared by Esther Cañadas (@esthercanadasofficial) donde|dónde Jul 29, 2019 at 9:33am PDT

    ��������Compañera de Vida ����#Azul #nocompresadopta #dontbuyadopt

    En tabla|puesto shared by Esther Cañadas (@esthercanadasofficial) donde|dónde Jul 30, 2019 at 7:20am PDT

    Kortajarena la ha convencido, y a diferencia de su exmarido top model, con Kortajarena no se liará. La modelo de los labios exuberantes que parecían operados antes de existir los labios operados ya tiene la red de las fotos bonitas. Bienvenida a la feria de las vanidades.

    Casa real Letizia las cría por separado: Leonor y Sofia, fotos muy diferentes en puerto Marc VillanuevaTelevisión Nuria Roca, resentida: «No quería estar en TV3, me alegré de que me echaran» Marc VillanuevaEl secreto de Rosalía es Daikyri, hermana mayor y estilista. Así es Pili Vila Marc Villanueva Casa real FOTOS: Felipe saluda a su ahijada en bikini, que se tapa avergonzada Marc Villanueva Actores Ira contra un actor de Hollywood: publica un desagradable vídeo con su hijo David Gorman Actrices Maribel Verdú cambia radicalmente de imagen: «Espectacular» David Gorman Modelos Claudia Schiffer, totalmente desnuda en la revista Vogue EN Blau Famosos Polémica por la app que te desfigura la cara: esto es lo que le ha pasado a Alba Flores David Gorman

    Esther Cañadas: el cuerpazo de Ibiza

    «silban ya aubchean a la levi en directo» se dice «está bien, pero tiene el miedo en el cuerpo y ha tenido que salir protegida por cuatro mossos d’esquadra» significa qe es timida, y cuando eso pasa o es unabeata o …. ,el hecho protegida por cuatro»dice mucho de lo que es no de lo qe teme.
    comolas corresponsalas pobrecitas temblando como si no fueselosuyo lagente como dicen delcdi»ella estaba sufriendo».
    y no se a qe temía, porqe se puede cuestionar la orientacionsexual de la congregacion atrás porqe de haber sido pajillerosforeros habrian sacado yposteado fotos delalevy desde allí marcandoculo desde la silla como es una ventana o diciendo qe viendo la tele levantando la cabeza para ver más de ella pero no fue posible.en lugar de silbaryabucheos pudo ser siblidosypirpopos poniendola biensonrojada, si la congregaciónfue gaypudo notenermiedo ydejar que latoqenbuk.
    suexpresión dice qe se la pasa divirtiendose a menudo en risas y juegos como hacen las amigas.
    en miopinion lasexta debió solo entrevistar a [email protected]ña, si delosotrospartidosno hubo es porqe no tienen lugarnecataluña, es decir qien debio hablar fue annagabriel porsupartido y noelfigurete.
    mucho se handistaciado delacomunidad tanto pscat yciudadanos y sutomatitarimadas»ahora resulta que es su amiga y lo bien que la defendias de. tu…canto».laannagabriel le tiene envidia a las dos.undebate o e este tipo decasos esa actitud de salir endefensa ocuatromossoesquadra se justifica cuando puede quedardesnuda endirecto olamuchedumbreladesplumó.
    tambien hace falta mucho que pasen en la tele los comentarios de los espectadores como siempre fue:
    «em faria res fer un trio amb la…. i la …. #OrgulloFriki
    Ya lo sabréis, pero entre.. España la fantasía número 1 es un trío con …. e ….
    He soñado que hacía un trio con …. y …. Al final terminábamos los tres comprando muebles en Ikea. Que cosas Freud!
    Votaré al partido que me aseguré un trío con …. e ….
    Un trio con …. e ….s rait nao….Piensalo…
    Un trío con …. e …. sí sería ganar las elecciones»

    Esther Cañadas nació en Albacete, pero a los 14 años decidió mudarse a la ciudad condal y probar suerte en su sueño, ser modelo. Sus grandes ojos azules y sus labios carnosos le abrieron las puertas de la moda. Tan solo dos años después de llegar a Barcelona se trasladó a Nueva York para presentarse a un concurso de supermodelos.

    Este hecho le daría fama internacional y Cañadas comenzaría a desfilar por todo el mundo destacando las grandes capitales de la moda, París y Milán. Reconocidas marcas de prestigio como Dolce & Gabbana, Gucci, Versace, Michael Fors, Chanel, Valentino o Yves Saint Laurent añadieron en sus desfiles a la española. Además, fue la musa de la diseñadora Donna Kara, de quien también fue imagen.

    Cañadas hizo historia en el modelaje español, ya que fue la segunda modelo de esta nacionalidad en desfilar para la marca de lencería Victoria’s Secret. Este hecho ocurrió en 1997, solo dos años después de Helena Barquilla. Actualmente solo cinco españolas han tenido el privilegio de unirse a la pasarela de los ángeles más famosos de la moda.

    La albaceteña compartió pasarelas con las súper modelos de los 90, Claudia Schiffer, Naomi Campbell o Heidi Klum. También hizo sus pinitos en el mundo del cine junto a actores de la talla de Pierce Brosnan. En España pudimos verla en ‘el secreto de Thomas Crown’, ‘Torrente 2: Misión en Marbella’ o ‘Trileros’.

    En cuanto a su vida sentimental, Esther se casó con el también modelo Mark Vanderloo, uno de los chicos del momento. La boda tuvo lugar en la Toscana italiana, ella tenía 22 años y él 28. Su matrimonio solo duró un año y pocos meses. En abril del 2007 volvió a comprometerse y se casó con el piloto de Moto GP, Sete Gibernau. Pero su amor tuvo el mismo final que su anterior matrimonio y al año siguiente emprendieron caminos separados.

    En 2014 superó una enfermedad del sistema inmunológico que le obligó a maneter una medicación de cortisona durante 5 años más. Pero ese año también le traería la alegría de su vida. La modelo decidió adoptar a una niña y ser madre. Desde entonces vive en Estados Unidos y está centrada en el cuidado de su pequeña de 5 años.

    Una publicación compartida de Esther Cañadas (@esthercanadasofficial) el 29 Jul, 2019 a las 9:33 PDT

    La última noticia que hemos tenido de la modelo es que se ha unido a la red social Instagram. Su manera de inaugurar el perfil ha sido subiendo una fotografía junto al modelo y actor español Jon Kortajarena, de quién es una gran amiga. Por ahora ya cuenta con más de 10 mil seguidores, a pesar de que Esther solo sigue a 25 afortunados, entre los que se encuentran Jon, Alejandro Sanz, Antonio Banderas o Jennifer López.

    Su última publicación, una foto junto a Ricky Martin ha dejado entrever el gran cambio que ha experimentado la modelo en estos años alejada de los medios. Ahora se encuentra renovada y feliz y todo apunta a que seguiremos viendo su evolución a través de esta red social.

    Una publicación compartida de Esther Cañadas (@esthercanadasofficial) el 31 Jul, 2019 a las 2:53 PDT

    Desapareció de las portadas, de las campañas millonarias, del papel brillante de las revistas. De las pasarelas y los backstages. De la noche y las fiestas, en las que era la reina. Desapareció. Desde hace aproximadamente un lustro, el secretismo se intensifica en torno a Esther Cañadas.

    Ya apuntaba maneras. Lo anunció en octubre de 1998 Enrique Cerdán Tato en este mismo periódico: “El destello de la luz en los pedruscos de la Serra Grossa se sacó a Esther Cañadas, una adolescente estudiante de BUP, pálida y lineal, que enlazó la gloria a la sombra de un tilo en el azul ondulante de sus ojos”. Era el momento de la albaceteña. Acababa de cumplir 21 años y ya se había creado esa aura de misterio lánguido que la sigue envolviendo.

    En enero de 2013, una mujer de melena rubia, abrigo de paño gris y jersey y pantalones amplios aparecía en los juzgados de Esplugues de Llobregat (Barcelona). Era ella. Pero su cambio físico ralentizó el clic acelerado de los fotógrafos. La cara hinchada y unos kilos de más habían transformado aquel cuerpo que parecía cincelado sobre el molde de una espiga. Iba a testificar en el juicio contra su exmarido, Sete Gibernau, por evadir 2,8 millones de euros durante 2005 y 2006.

    Ha recuperado su figura tras superar una vasculitis, una enfermedad que le había obligado a tomar cortisona

    Ahora, hace apenas unos días, se la ve descansando con su recuperada figura por las playas de Ibiza. Justo después de dar la noticia que la vuelve a poner en el punto de mira de los que llevan tiempo preguntando por ella: va a ser madre de su primer bebé.

    No ha desvelado la identidad del padre. Lo que sí ha explicado es el motivo de su transformación física. Sufrió una vasculitis del sistema inmunológico —una inflamación de los vasos sanguíneos— que obliga a tomar cortisona. Estuvo medicándose cinco años. Ahora, restablecida de la enfermedad, espera “feliz y contenta” la llegada de su hijo, según afirma su representante; que también confirma la residencia actual de Cañadas, en la costera ciudad de Puerto Vallarta, en México.

    “Allí se dedica a un proyecto humanitario, pero no puedo contar más”, explica su agente. Ha blindado su intimidad, se niega a dar entrevistas. Se admiten pocas preguntas más sobre la dorada cimbreña que, aunque nació en Albacete, creció en Alicante hasta los 14 años, donde no era más que una chica delgada y con ojeras. Barcelona la acogería durante dos años. Después, Nueva York.

    La meca de las oportunidades se convirtió en su hogar y fue su trampolín hacia la cumbre de la moda cuando apenas había cumplido 18 años. Inició el peregrinaje por otras ciudades santas de la costura: Milán, París. Donna Karan se convirtió en una pieza clave en el engranaje de su carrera.

    La diseñadora de Long Island dio algo más que visibilidad a la vida ascendente de Esther Cañadas Delgado en 1997. La campaña de uno de los perfumes de la firma reunió a la española, en una sesión maratoniana bajo la lente de Peter Lindbergh, con una de las sonrisas más cotizadas de los noventa, Mark Vanderloo. El fotógrafo, uno de los factótum del concepto supermodelo, se lo avisó al holandés: “Creo que te estás enamorando”. Y Vanderloo lo reconoció el año pasado en estas páginas: “Sí, fue un flechazo”.

    En 72 horas se habían ido a vivir juntos. Se casaron en 1999. El amor les duró un año más, pero los libros de moda ya tenían para los anales a su pareja más explosiva del cambio de siglo. Dieron lugar a conjeturas de todo tipo. Los medios hablaron sobre la coincidencia del divorcio con el final de un contrato que la marca firmó con la pareja. Radiografiaron la ruptura, pero nunca fue del todo posible. Vanderloo coincidía en algo con Cañadas: a ninguno le gustaba especialmente la sobreexposición mediática.

    Siete años después, embalada con la misma discreción, la modelo se casaba por segunda vez. El Baix Empordà fue el lugar elegido para su enlace con Sete Gibernau, un 14 de abril. El año que duró la relación, Cañadas se instaló en España. Con el divorcio, por mutuo acuerdo según un comunicado de prensa, volvió a Nueva York.

    A partir de ahí se ha hecho cada vez más invisible, hasta su vuelta a Barcelona en enero de 2013 por el juicio a Gibernau, investigado por fraude fiscal. Unos meses después, en septiembre, apareció un nuevo nombre en su vida sentimental: Vikram Chatwal, el propietario de las cadenas Dream y Night Hotels y uno de los solteros más conocidos de Manhattan. La catedral de San Patricio en Nueva York —y unos cuantos turistas— eran testigos del anillo de diamantes de 8,5 quilates que le regaló a Cañadas. El compromiso duró apenas unos días. El empresario aseguró al New York Post que había sido suspendido de mutuo acuerdo. “Ya no salimos y seguimos siendo amigos”.

    Después, la nada. Hasta su reaparición en Ibiza hace unos días. Su vida privada sigue a cubierto.

    Una auténtica mamá modelo que tiene tiempo para todo. Esther Cañadas está viviendo sin duda su verano más auténtico y especial tras haber sido madre. Hace siete meses llegó a su vida su hija Galia y ha sido con ella con la que ha disfrutado de unos días de vacaciones en la isla de Ibiza. Se pudo ver en la isla pitiusa a la modelo dando paseos por la ciudad tras haber hecho un poco de ejercicio en el gimnasio con su pequeña, la niña de sus ojos.

    VER GALERÍA

    Sin embargo, hay tiempo para todo y Esther también disfruta estos días de la compañía de sus amigos. Con un grupo, embarcó en una lancha para pasar un día relajante en alta mar. Presumiendo de figura, sus esfuerzos en el gimnasio han dado sus frutos y ha recuperado ya su tipo, y muy estilosa, Esther se reunió con ellos para hacerse a la mar.

    Con pantalones cortos y enseñando abdomen, quién diría que hace sólo unos meses fue madre, Esther se protegió del sol con una enorme pamela. En esta ocasión no se llevó consigo a la niña, que es aún muy pequeña para navegar, aunque seguro que dentro de poco se une también a excursiones como esta.

    VER GALERÍA

    Fue el pasado mes de diciembre cuando Esther, de 37 años, dio la bienvenida a su primera hija, cumpliendo por fin el sueño que tenía de ser madre. La niña, a la que puso el nombre de Galia Santina, nació en la clínica Ruber de Madrid y permaneció unos días en la incubadora, algo muy común en los recién nacidos y que no revistió gravedad. En el mes de julio, la revista ¡HOLA! confirmaba el embarazo de la que fue una de las grandes ‘tops’ internacionales, que cumplía así su sueño de ser madre tras superar una larga enfermedad del sistema inmunológico, que le obligó a estar medicada con cortisona durante cinco años.

    El verano más ‘mágico’ de Esther Cañadas

    Primicia: Esther Cañadas abandona el hospital con su hija tras permanecer varios días en la incubadora

    El tierno gesto de Esther Cañadas a su tripita de embarazada

    En ¡HOLA!: Esther Cañadas espera su primer hijo, tras superar una larga enfermedad

    No ha trascendido la identidad del padre de su pequeña, y es que nada se ha sabido de la vida sentimental de la modelo desde que, en septiembre del año pasado, rompiera su compromiso con Vikram Chatwal. Tras su divorcio del modelo Mark Vanderloo en el año 2000, y del exmotociclista Sete Gibernau, en 2008, la modelo se comprometió con el magnate hotelero, con quien rompería algunos meses más tarde. Esta ha sido la última relación conocida de Esther, que por ahora solo tiene un amor en su vida: su hija.

    admin

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *