0

Fotos de embarazadas famosas

  • 1Helen Lindes La más sutil. La más elegante. La más bella. Helen Lindes (Girona, 35 años) demuestra que menos sigue siendo más. La modelo posó así de natural, unos días antes de dar a luz (el 22 de diciembre) a Alan, el hijo que ha tenido con el jugador de baloncesto Rudy Fernández (su marido desde 2015). La ex Miss España huye de barroquismos. No ha venido a lucir nada que no sea su redondeada y efímera barriga. Instagram @valero_rioja
  • 22. Beyoncé El anuncio de embarazo más barroco de la historia del pop. Una esfinge egipcia, plantas, flores a tutiplén y una melena indomable. Parece que la cantante ha sentido la necesidad de representar ‘El nacimiento de venus’, de Botticelli, en versión forestal. Le ha bastando con cambiar la concha de la que salía Venus por un matorral, y ‘voilá’. Beyoncé (Texas, 35 años) y su marido Jay Z (Nueva York, 47 años), que ya tienen una hija de 5 años, están esperando mellizos y, claro, la alegría es doble. Entendemos que la típica foto estándar con el rapero abrazando la incipiente barriga de la cantante les supiera a poco.
  • 33. Behati Prinsloo Todo en esta foto es sexi. La melena despeinada. Las gafas de sol. El hecho de hacerse una autofoto en el espejo. El tatuaje en el costado rozando los límites de la parte superior del bikini. El gesto de la modelo mientras aprieta el disparador. Cuando el ángel de Victoria´s Secret Behati Prinsloo (Namibia, 27 años), mujer del cantante de Maroon 5 Adam Levine (California, 37 años), se tomó esta foto, en el verano de 2016, estaba embarazada de su hija Dusty Rose (Rosa Polvorienta en español) y suponemos que a punto de ponerse a remojo en la piscina de su mansión. Instagram
  • 44. Malena Costa Elegante y sensual. Solo una americana cubre sutilmente a Malena Costa (Mallorca, 27 años) mientras esta se sujeta la tripa y mira a Roco, su perro, que aún no sabe si la tripa de su dueña es algo bueno. La sonrisa tensa de la modelo parece estar diciéndole a Roco que nada cambiará cuando nazca el bebé. Nada de echarle de la cama por las noches ni de cerrar puertas para que no se acerque a Matilda, la niña que tuvo hace unos meses con el jugador de fútbol Mario Suárez. Parece que se entienden. Instagram
  • 55. Irina Shayk Ser una de las elegidas para desfilar para Victoria´s Secret tiene mérito. Pero conseguirlo estando embarazada es épico. El pasado mes de diciembre, una Irina Shayk (Rusia, 31 años) resplandeciente se subió a la pasarela en lencería más lozana, saludable y deslumbrante que nunca. El niño llegará en verano y el padre es Bradley Cooper (Filadelfia, 42 años). Getty
  • 66. Demi Moore La fotógrafa Annie Leibovitz abrió la veda en el momento en que decidió quitarle a Demi Moore (con 28 años en 1991, embarazada de 7 meses de su segunda hija Scout LaRue) el vestido de Isaac Mizrahi y disparar el objetivo. Este gesto cambió la historia y convirtió a esta portada de ‘Vanity Fair’ en una de las más importantes y controvertidas de los años 90. Sin embargo, Leibovitz nunca entendió el furor que generó la sesión: “Para que fuese un gran retrato, no debería estar cubriendo sus pechos”.
  • 77. Pilar Rubio Abróchate el cinturón porque en esta fotografía son todo curvas. La presentadora Pilar Rubio (35 años, Torrejón de ardoz), en la imagen embarazada de su primer hijo Sergio Ramos Jr (2014), descubre una vez más su espíritu rockero. Con un ajustado vestido negro, que realzaba su envidiable estado de buena esperanza, una melena despeinada y un contraste de luces pseudo gótico, la novia de Sergio Ramos dejó clao que el embarazo no tiene porqué ir asociado a cursilería. En su caso, todo lo contrario. Uno casi espera que se lance desde lo alto de un escenario haciendo los cuernos con la mano. Instagram
  • 88. Britney Spears En Japón llegaron a prohibir la difusión de la revista ‘Harper’s Bazaar’ porque dijeron que la foto era «demasiado estimulante». Fue en 2006 y Britney Spears tenía 24 años. Sonriente, tapándose los pechos con las manos y completamente desnuda, la cantante transmite una felicidad lozana y, efectivamente, estimulante. Antes de esta imagen, denunciaron a Britney por conducir con su otro hijo en brazos. El padre de los dos es el bailarín Kevin Federline. La pareja se divorció poco después de que naciera el segundo hijo.
  • 99. Blake Lively Bucólica, tierna y con una luz perfectamente estudiada, esta imagen está diseñada para quererla presidiendo el salón. Aunque no sepas quién rayos aparece en ella. Y fue la elegida por la actriz Blake Lively (California, 29 años) para anunciar a través de su página web personal que ella y su marido, el actor Ryan Reynolds (canadá, 40 años), estaban esperando a su primera hija, que llegó en diciembre de 2014. Ahora ya tienen dos.
  • 1010. Vanesa Lorenzo El yoga es una de las prácticas más recomendables durante el embarazo. Ayuda a las embarazadas a respirar correctamente, a mantener la musculatura fuerte e incluso a establecer una comunicación con el bebé. Un estudio de la Universidad de Michigan asegura que, además, reduce los síntomas depresivos que produce la alteración hormonal durante el embarazo. Pero la modelo Vanesa Lorenzo (Barcelona, 40 años) no necesitó excusas para hacer la flor de loto mientras esperaba a su segundo hijo, en 2016. No hay asana (postura de yoga) que se le resista a la modelo, ni a su pareja, el exfutbolista Carles Puyol. Inundar las redes sociales de fotografías en las que aparecen realizando contorsiones imposibles es uno de los pasatiempos favoritos de la pareja.
  • 1111. Rosie Huntington «Muy feliz de que Jason y yo compartamos lo que está por venir. Mucho amor». Con este mensaje y esta imagen, la modelo Rosie Huntington-Whiteley (Reino Unido, 29 años) se suma este mismo febrero a la moda de posar un embarazo sexi. Ayuda que seas modelo de Victoria’s Secret, claro. Y que estés en el Caribe mientras el resto del mundo se hiela. Por cierto, Jason es el actor calvo más irresistible, el inglés Jason Statham. Será padre a los 50. Instagram

Las famosas embarazadas que tendrán sus bebés en 2018 [FOTOS]

Las celebridades de Hollywood y Latinoamérica seguirán agrandando sus familias este 2018, ya que varias de ellas se encuentran en la espera de la llegada de sus herederos, hoy en Wapa te vamos a mostrar quienes son los bebes más esperados de este año que viene.

NO DEJES LEER: Estos son los bebés que han sido famosos con solo nacer

Jessica Alba

La guapa actriz está esperando su tercer bebé con su esposo Cash Warren. La pareja aún no ha anunciado el sexo del bebé pero se espera que sea un niño ya que Jessica tiene dos pequeñas, Honor y Haven.

Una publicación compartida de Jessica Alba (@jessicaalba) el Dic 20, 2017 at 2:38 PST

Paulina Rubio

La chica dorada ahora espera su tercer hijo junto a su galán Gerardo Bazúa. Actualmente tiene dos niños más, Eroz y Andrea Nicólas.

Kim Kardashian

La popular socialité se encuentra a la espera de su tercer hijo fruto de su matrimonio con el rapero Kayne West, sin embargo Kim decidió tener su bebé por gestación subrogada.

Una publicación compartida de Kourtney Kardashian (@kourtneykardash) el Dic 21, 2017 at 9:26 PST

Rose Byrne

Esta guapa actriz confirmó que está esperando a su segundo bebé junto a su pareja Bobby Cannaval.

Antonella Roccuzzo

Lionel Messi está a la espera de su tercer hijo junto a su esposa Antonella Roccuzzo, ellos agrandaran su familia y Thiago y Mateo tendrán compañía este 2018.

Una publicación compartida de AntoRoccuzzo88 (@antoroccuzzo88) el Oct 15, 2017 at 7:02 PDT

Khloé Kardashian

La menor de las Kardashian se encuentra muy feliz a la espera de su primer bebé junto a su novio el basquetbolista Tristan Thompson, este 2018 ella estará cumpliendo un sueño que anhelaba hace mucho tiempo, ser madre.

Una publicación compartida de Khloé (@khloekardashian) el Dic 20, 2017 at 2:41 PST

Aislinn Derbez

Tras 13 años de relación, la guapa hija de Eugenio Derbez junto al actor Mauricio Ochmann han decidido en convertirse en papás por primera vez.

Una publicación compartida de 🅐🅘🅢🅛🅘🅝🅝 🅓🅔🅡🅑🅔🅩 (@aislinnderbez) el Nov 10, 2017 at 5:09 PST

Kylie Jenner

Aún no hay una confirmación oficial pero los rumores abundan cada día más pues ella al parecer se encuentra en la dulce espera de su primer hijo junto a su pareja Travis Scott, en las postales navideñas la menor del clan Kardashian-Jenner ha sido la gran ausente.

Una publicación compartida de Kylie (@kyliejenner) el Dic 3, 2017 at 11:12 PST

Behati Prinsloo

La bellisima top model y el vocalista de Maroon 5 , Adam Levine, se encuentran en la espera de su segunda bebé, actualmente tienen una preciosa niña llamada Dusty Rose.

Kate Middleton

La Duquesa de Cambridge está por recibir a su tercer hijo con el príncipe William, el alumbramiento está previsto para abril de este año.

Una publicación compartida de positive⛄🎄❄💖 (@positivequotelife) el Ene 2, 2018 at 12:30 PST

Eva Longoria

La actriz de 42 años está casada con el empresario Pepe Bastión y confirmó en diciembre que será madre por primera vez y está en el cuarto mes de embarazo.

Una publicación compartida de Eva Longoria Baston (@evalongoria) el Ene 1, 2018 at 8:46 PST

TAMBIÉN LEE: Estos son los personajes que nos dijeron adiós este 2017

Candice Swanepoel

La ángel de Victoria Secret desfiló en la última gala del Fashion Show celebrado en Shanghái, China, y nadie se percató que estaba embarazada. Será su segundo bebé.

Celebridades

Jennifer Hudson. La cantante y actriz que se hizo conocida en American Idol tuvo un impactante cambio de peso después de hacerse conocida. Mientras participaba del programa de talentos era un mujer de hartas curvas, lo mismo que se puedo ver en Dreamgirls y Sex an the City, pero en 2010 Hudson bajó bastantes kilos y dejó a todos con la boca abierta.

La ganadora de un Grammy y un Oscar es ahora la vocera de Weight watchers.

Fotos: Agencias

Oprah Winfrey. Oprah, una de las mujeres más poderosas y exitosas del mundo, se hizo famosa siendo una mujer robusta, pero el 2000 tuvo una reducción drástica de peso. En otras oportunidades ha vuelto a subir de peso y lo ha bajado nuevamente. Esto debido a un problema de tiroides.

Fotos: Agencias

Kelly Osbourne. La hija de Ozzy Osbourne cambió su apariencia luego de participar en el reality “Dancing with the stars” donde dejó de comer por ansiedad y además tonificó su cuerpo con el entrenamiento y el baile.

Fotos: Agencias

Charlize Theron. La delgada actriz subió 15 kilos para hacer su papel de prostituta en Monster. Además del maquillaje que escondió la belleza de Theron, el aumento peso la hizo irreconocible.

Fotos: Agencias

Janet Jackson. La hermana del Michael Jackson es conocida por sus cambios drásticos de peso. Mientras tuvo momentos en que aumentó bastante en 2010 volvió a mostrar su físico en portadas de revistas y en los últimos años se han mantenido con una dieta saludable y haciendo ejercicio constantemente.

Fotos: Agencias

Renee Zellweger. La actriz subió de peso para interpretar a Bridget Jones. Tras realizar la película Zellweger perdió los kilos de más y bajó aún más que su peso normal por lo que muchas revistas comenzaron a especular sobre si tenía algún tipo de desorden alimenticio. Luego volvió a subir el peso para la segunda parte del filme y tras terminar las grabaciones volvió a bajarlo. En una entrevista admitió que era algo peligroso subir y bajar de peso tan drásticamente y aseguró que no lo volvería a hacer.

Fotos: Agencias

Kirstie Alley. Una de las actrices que más portadas ha tenido por sus cambios de pesos. Cada vez que sube o baja algunos kilos los tabloides lo muestran. La actriz ícono de los 90 hizo hasta un programa sobre su lucha con el peso llamado “Fact actress”.

Fotos: Agencias

Sara Rue. La actriz que en Popular hacía de la “gordita” del colegio y protagonizó “Less than perfect” tuvo un cambio impactante. Rue se volvió vocera del programa para bajar de peso Jenny Craig y ha mantenido su nuevo look desde entonces.

Fotos: Agencias

Christina Aguilera. La cantante ha subido y bajado de peso desde los inicios de su carrera, pero fue en 2011 que todos quedaron impactados con el importante cambio corporal que tuvo. En el concierto tributo a Michael Jackson Aguilera cantó y lo único de lo que se habló fue de su peso.

Fotos: Agencias

Kate Winslet. Cuando se hizo conocida con filmes como Sensatez y sensibilidad y la exitosa Titanic obtuvo varios seguidores y seguidoras por sus curvas y el orgullo con las que las mostraba. Pero luego con el tiempo Winslet bajó de peso y tuvo algunos cambios. Cuando se lanzó Titanic 3D, la actriz británica admitió que su peso era distinto a cuando realizó el filme, ya que ahora era más flaca.

Fotos: Agencias

Bonus track:

Jessica Simpson. Luego de su primer embarazo, esta actriz tuvo serios problemas de sobrepeso, los que le costó superar. Incluso llegó a tener un programa de televisión que siguió su lucha contra los kilos de mas.

Fotos: Agencias

¿Imaginas que te pagaran por engordar? ¿O por estar a dieta? Sin duda así no nos sentiríamos culpables por comernos esa hamburguesa suculenta un sábado por la noche o por no ir al gimnasio a diario. Esta sea probablemente la razón por la que los actores están dispuestos a modificar por completo su cuerpo para una película.

No todos deciden hacerlo, ya que conlleva esfuerzo y pasión por su trabajo, pero algunos actores nos han mostrado cómo transformaban su físico por completo para interpretar un papel en televisión o cine. Te mostramos algunos de los más radicales.

Las mejores y más impresionantes transformaciones de actores en películas y series:

1- Meryl Streep – Angels in America

Wikimedia Commons // HBO

Para la mini serie de HBO, Streep interpretó cuatro papeles diferentes. Entre ellos destaca su transformación en un rabino.

2- Matthew McConaughey – Dallas Buyer’s Club

Warner Bros. Pictures // Focus Features

Para poder interpretar a Ron Woodruff, McConaughey tuvo que perder 60 Kg. Tenía una dieta estricta que sólo le permitía comer claras de huevo, coca cola y un trozo de pollo al día.

3- Charlize Theron – Monster

Wikipedia // Newmarket Films

Le sirvió para ganar un Óscar pero fue un trámite duro para la actriz. No sólo tuvo que ganar casi veinte kilos para el papel sino que además debía de llevar una prótesis en su cara y sus dientes, lo que implicaba largas horas de maquillaje cada día de rodaje.

4- John Travolta – Hairspray

Wikimedia Commons // New Line Cinema

Conocido por Grease, no es de extrañar que pensaran en él a la hora de hacer una película musical. Lo que sorprendió fue que se convirtiera en mujer, tanto físicamente como a la hora de cambiar su voz para cantar.

5- Gwyneth Paltrow – Amor ciego

Wikimedia Commons // 20th Century Fox

La actriz no engordó para el papel sino que debía llevar un traje y una prótesis que le hacían tener esta apariencia. Dicho traje pesaba cerca de 15 Kg, por lo que no era fácil actuar con él.

6- Ralph Fiennes – Harry Potter

Wikipedia // Warner Bros

Ser el enemigo de Harry Potter no fue nada fácil para Ralph Fiennes. Tenía que afeitarse la cabeza todos los días, su cara estaba cubierta por sensores digitales, sus dientes eran falsos y le colocaban tanto en uñas como en la piel prótesis para darle aspecto de serpiente.

7- Christian Bale – La Gran Estafa Americana

Paramount Vantage // Columbia Pictures

El actor perdió cerca de 30 kg para la película El Maquinista. Tras regresar a su peso normal cuando el rodaje terminó, se vio obligado a ganar más de veinte kilos para su papel en La Gran Estafa Americana.

8- Rebecca Romijn – X-Men

Wikimedia Commons // Marvel Entertainment

La actriz pasaba ocho horas al día en el departamento de maquillaje para poder rodar la película X-Men. Había días que tardaban hasta diez horas en colocarle el traje y las diferentes escamas y marcas sobre su cuerpo.

9- Chris Hemsworth – En el corazón del mar

Marvel // Instagram @ChrisHemsworth

Estamos acostumbrado a ver a Chris Hemsworth en las listas de los más guapos del mundo y uno de los motivos es su espectacular físico. Sin embargo, para la película En el corazón del mar tuvo que perder toda su musculatura y mucho peso.

10- Eddie Murphy – El Profesor Chiflado

Wikimedia Commons // Paramount Pictures

La transformación de este actor para la película El Profesor Chiflado fue tan buena que se llevó el Óscar a Mejor Maquillaje. Murphy interpretó siete papeles diferentes, incluido el de un profesor para el que debía de llevar una prótesis de látex.

11- Matt Damon – El Informante

Wikimedia Commons // Warner BrosDamon no sólo se dejó crecer el pelo y el bigote, sino que también ganó unos kilos de más comiendo todo lo que encontraba a su paso.

12- Jake Gyllenhaal – Redención

Wikipedia // StudioCanal UK

Para interpretar al campeón de boxeo Billy Hope, Gyllenhaal tuvo que pasar muchas horas en el gimnasio para desarrollar el cuerpo que vemos en la imagen. Es más impresionante aún si tenemos en cuenta que venía de rodar una película en la que había perdido mucho peso. Tuvo que entrenar durante cinco meses para este papel.

13- Jared Leto – Chapter 27

Wikimedia Commons // Peace Arch Entertainment GroupEl actor y cantante interpretó al asesino de John Lennon, Mark David Chapman. Para ello tuvo que engordar más de veinte kilos comiendo pizza, hamburguesas, helados…

14- Cate Blanchet – I’m not there

Wikimedia Commons // The Weinstein Company

La actriz se transformó en el cantante Bob Dylan para este biopic. Usaron una peluca y ropas masculinas para marcar las diferentes fases por las que pasó Dylan.

15- Tom Hanks – Náufrago

Tom Hanks cambió por completo su físico para la película que le dio un Óscar. Náufrago fue rodada en dos partes para permitir al actor perder los más de 20 Kg necesarios para su tiempo en la isla.

¿Qué te han parecido estas transformaciones? ¿Crees que es sano que cambien tan drásticamente sus físicos si tenemos en cuenta la cantidad de tecnología digital y recursos con los que contamos hoy día?

¡No olvides compartir estas transformaciones de famosos con todos tus amigos!

Fuente Hollywood.com

Está considerada una de las mujeres más bellas de nuestro país, aunque a un servidor le gusta más su mujer, y en las fotos en que la vemos embarazada se hace patente que los kilos que está ganando en su embarazo se están depositando todos en su barriga, porque se le ve igual de guapa que siempre, pero con barriguita.

Ella, sin embargo, parece que no piensa igual y es que, según se comenta estos días en la prensa, está acomplejada con los cambios y los kilos de su embarazo hasta el punto de no aceptar ningún trabajo nuevo (sólo los que tiene ya firmados por contrato) ni acudir a ningún evento público. Si será cierto o no, no lo sé, pero como no es imposible y como esto sucede también con otras mujeres embarazadas, que llegan a no aceptarse en ese nuevo estado, quiero hablar hoy de ellas, de las mujeres que no aceptan bien los cambios físicos.

¿Y qué hace un hombre hablando de la aceptación o no de los cambios físicos de una embarazada?

Por si os lo preguntáis, yo os respondo ya mismo. Hablo yo, hombre, de ello, precisamente por eso, porque soy hombre y porque, como tal, me preocupo menos del físico que la gran mayoría de mujeres. Los hombres, salvo algunas excepciones que pronto pasarán de moda, no andamos demasiado pendientes de nuestro físico, o si lo andamos no es tanto como la media de las mujeres. Somos más simples: un corte de pelo cuando toca, un afeitado de vez en cuando (más frecuente según el trabajo que tengas) y ejercicio si disfrutas haciéndolo, si no ni eso, y si acaso por salud. Ah, y si alguna vez nos decidimos a hacer un poco de dieta, será por eso de poder vernos los pies y también por salud, pero no tanto por lucir un abdomen dividido en seis porciones.

Pues lo comento yo por todo eso y porque nos cuesta entender un poco que haya mujeres que den tanta importancia a su físico. No es que nos desagrade, ni mucho menos, como digo Sara Carbonero está muy guapa, pero seguro que sería igual de guapa si no pusiera tanta atención a su físico y a ir siempre a la moda y con un cutis perfecto.

Víctimas de su imagen

Toda mujer sabe que cuando se queda embarazada el cuerpo va a cambiar. Es impepinable, es ley de vida, es lógico y además se ve cada día. El bebé crece dentro, la barriga aumenta de tamaño, ganas peso, retienes algo de líquido y por eso puedes ver a mujeres embarazadas con una cara más redondita, por los kilos y líquidos acumulados, y otras, como Sara y mi señora esposa, que de espaldas nadie diría que están embarazadas, porque los kilos van directos a la barriga.

Con esto quiero decir que el cuerpo puede cambiar un poco, o puede cambiar un mucho. Es normal, la mujer debe saber que es normal y la pareja debe saberlo también y debe demostrar que el amor que siente por ella no viene de su imagen (sino a ver qué harán las parejas cuando lleguen los cuarenta, los cincuenta y los sesenta… ¿Separarse porque ya no eres la misma con que me casé? Absurdo).

Sin embargo, por mucho que le digas a una mujer que «yo te quiero igual, incluso con estos kilos de más», la auto-imagen de una no siempre proviene de las opiniones de los demás, sino de la opinión que tiene de sí misma. Si siempre ha sido delgada, si siempre ha sido bella, si siempre se ha sentido así y si además vive de su imagen, siendo algo importante para ella, puede suceder eso, que cualquier cambio, incluso un embarazo, pueda afectar. Es uno de los síntomas de nuestra sociedad, uno de los síntomas de otorgar más importancia a las apariencias que a quién eres en realidad, uno de los síntomas de convertir a la mujer en objeto de deseo por su aspecto y uno de los síntomas de considerar bella a la mujer alta y delgada, y menos bella, o tirando a fea o mal hecha a la mujer más bajita y con más kilos.

Y después del embarazo, a perder kilos enseguida

Se comenta que personas cercanas a Sara le recomiendan que haga dieta. No sé qué dieta quieren que haga, si no hay más que ver que los kilos que lleva de más no son de grasa. Además, como hemos comentado aquí en Bebés y más, hacer dieta durante el embarazo es muy poco recomendable. Ella misma, con mucho sentido común, les ha respondido que no, que no va a ir a ningún gimnasio ni va a hacer ningún régimen por este motivo.

Ya tendrá tiempo después del embarazo de perder los pocos kilos que habrá ganado tan rápido como sienta necesario, en otro síntoma de que, como digo, el embarazo se siente, en cierto modo, como un momento de tránsito defectuoso en el que la mujer se afea y del que hay que huir rápidamente, olvidándolo a medida que se pierden los kilos. Recordad hace tres años, por ejemplo, cuando Corporación Dermoestética ofreció el «Pack madres» con el que ofrecían intervenciones quirúrgicas y dietas especiales para perder los kilos del embarazo con mejores precios. Alucinante.

Para qué serán los kilos de más

Entonces uno se para a pensar. Si en condiciones normales una mujer tiene un peso más o menos equilibrado con su altura (hace ejercicio moderado, lleva una dieta equilibrada y está emocionalmente estable), ¿por qué gana peso en el embarazo? Pues igual no es para nada o igual es para algo. Si tenemos en cuenta que cuidar de un hijo desgasta lo que no está escrito, pues igual resulta que es para eso. Tienes un bebé y te vas a tirar unas semanas, unos meses, unos años, detrás de él. Corriendo detrás suyo, tratando de llegar a todo, dando el pecho (que hace consumir unas 500 kcal por día) y, en definitiva, siendo madre. Los padres, mira, no cambiamos tanto cuando esperamos a un bebé, pero como somos más despreocupados ya andamos con algún kilo de más antes de ser padres y, como no amamantamos, tenemos un poco más de margen.

Así que Sara…

Así que Sara, repito, estás igual de guapa que siempre, pero eso seguro que ya te lo dice tu compañero. Y aunque hubieras ganado peso y hubieras cambiado más, es la maternidad que de una u otra manera deja huella. Un cuerpo que cambia porque en él se ha gestado un bebé no deja de ser, al menos para mí, un cuerpo bello, porque ahí ha habido vida, un bebé, el fruto del amor de dos personas. Eso debe pesar más que cualquier apariencia. Además, las personas no pueden medirse, ni podemos medirnos nosotros mismos por nuestros kilos o nuestra belleza. Que sí, que ayuda, que todos entramos en este juego, pero no podemos ser más felices o más infelices en función de nuestro aspecto, sobre todo porque es volátil, porque la juventud se pierde y la belleza cambia y se va alejando, con los años, de los cánones establecidos.

Disfruta de tu embarazo, disfruta del «Comer, amar, mamar» de Carlos González, que sé que estás leyendo, y piensa en todo lo que está por venir, que seguro que si lo vives con intensidad y dejas un poco de lado el querer estar siempre perfecta para personas que no saben valorar otras cosas que no sea un físico bonito, disfrutarás mucho.

Vía | Antena 3, La Razón, Terra Foto | Cuando nadie me ve (blog de Sara Carbonero) En Bebés y más | La dieta de la embarazada influye en la salud del bebé, Una dieta pobre en el embarazo podría afectar el desarrollo de los órganos del bebé, Consejos para recuperar la figura después del parto: Alimentación

Secretos de las famosas para perder el peso del embarazo

¿Cómo le hacen las mujeres famosas para recuperar la figura tan pronto después de dar a luz? La gran mayoría de las celebridades pueden presumir cuerpazo después del embarazo, y sus secretos radican en: ejercicio, una dieta saludable y baja en calorías, yoga, pilates y tratamientos de drenaje linfático.

Claro que algunas de ellas también recurren a cirugía y tratamientos estéticos, pero quiero darte los mejores tips que hemos leído de mujeres famosas, así como de entrenadores y médicos para recuperar tu figura después de tener a tu bebé. Empecemos con los consejos de las famosas:

Beyoncé

Beyoncé es una de las celebrities que ha acepatado que bajar de peso después del embarazo, le ha sido difícil. La cantante ganó 25 kilos durante el embarazo y dijo que se arrepiente de haberse presionado tanto para recuperar su figura y regresar al trabajo cuanto antes. Así que relájate, tómate el tiempo necesario para recuperarte del parto. No decimos que te gane la flojera y no hagas nada por bajar de peso, pero si te presionas mucho es más difícil llegar a tu meta. Cuando las cosas se hacen disfrutándolas es más probable que se cumplan con los retos. No fuerces a tu cuerpo ni pongas en riesgo tu salud, con calma. Beyoncé lo ha comentado: “las mujeres tenemos que aceptar nuestras diferencias y centrarnos en nuestra salud en lugar de en la báscula”.

La cantante y actriz logró deshacerse del exceso de peso haciendo ejercicios de cardio y baile, manteniéndose en movimiento. También, ha declarado que el 80% del peso perdido post-parto fue gracias a que disminuyó la cantidad de comida que ingería. “Hice una dieta baja en calorías, me abstuve de comer carne roja, reemplace la pasta y el arroz por la quinoa y comí mucho pescado”

Shakira

Otra de las famosas que admiramos por su gran trabajo en recuperar su peso después del embarazo es Shakira, quien ha comentado que su secreto fue apegarse a una práctica colombiana conocida en todo el mundo: la Zumba. La practicó durante el embarazo y lo retomó en cuanto estuvo lista para regresar a ponerse en movimiento haciéndolo 4 o 5 veces por semana. Su plan de ejercicio incluyó cardio, entrenamiento con pesas y ejercicios de flexibilidad. Para tonificar su famoso “trasero” hacía series de 30 sentadillas con los glúteos apretados y muchas abdominales. En cuanto a la dieta que siguió la cantante, Shakira inició un régimen de comen ocho veces al día eligiendo porciones pequeñas con alto contenido en fibra, calcio y proteína. Y a pesar de que se esforzó y trabajó duro para recuperar su esbelta figura, lo hizo más por compromisos de trabajo que por presión personal, ella ha declarado que es más importante aceptarse a uno mismo y no obsesionarse por las imperfecciones. “Los hombres aprecian más la seguridad que la perfección”.

Ariadne Díaz

Cuando se embarazó de su primogénito, Diego, se permitió comer muchas cosas y subió 23 kilos. Obviamente, después de dar a luz, se puso a dieta y ejercicio riguroso y logró recuperar su figura. En su cuenta de Instagram ha compartido esta transformación.

La pérdida de peso después del embarazo, y en cualquier momento de la vida, no es cosa mágica. Famosas o no, todas las mujeres debemos dedicar tiempo y esfuerzo para alcanzar la meta. Dieta, ejercicio y cuidados enfocados son lo que nos van a ayudar. Tips de abuelas para recuperar la figura cuando nace el bebé son: fajarse, dormir boca abajo en cuanto puedas, usar el brasier adecuado, un ungüento especial que contiene alcohol alcanforado y éter y lactancia, que hace una grandísima diferencia en la reducción de grasa del cuerpo.

Para cuidar tu piel puedes usar tus mascarillas Embellè de colágeno. Están listas para usar y son facilísimas de aplicar, sólo por 20 minutos y una cada tercer día. Durante el embarazo o después de éste, sentirás tu piel muy humectada, tersa y luminosa.

Tu cuerpo después del embarazo: 7,000 mujeres nos cuentan la verdad

Casi la mitad de las mamás dijeron que recibieron críticas negativas de parte de sus padres acerca de sus cuerpos.
Por otro lado, muchas otras personas parecen estar siempre listas para criticar tu nuevo cuerpo de mamá. Cerca de la mitad de las mujeres que participaron en nuestra encuesta dijeron que sus padres las criticaron en un momento dado, y un cuarto de ellas escucharon comentarios negativos de un suegro o suegra. A veces hasta los desconocidos ofrecen su opinión sin que nadie se la pida, y un 18 por ciento de las mamás nos dijeron que oyeron comentarios ofensivos de personas que ni siquiera conocían. (Al mismo tiempo, las mamás participantes nos comentaron que de manera general recibieron más elogios y ánimos que comentarios negativos de parte de todos estos grupos de personas.)

Libre para ser tú misma

Lo importante es llegar a un peso con el que te sientas a gusto, aunque ahora tengas algunas libras de más
Amanda Denn, una mamá de 31 años que viven en Montgomery, Texas, aumentó un total de 75 libras (34 kg) entre los meses anteriores a su primer embarazo y sus nueve meses de espera. A pesar de haber perdido 20 libras (9 kg) después del nacimiento de su hija, su peso se mantuvo elevado durante los diez meses siguientes. Entonces su cuñada la motivó a que se inscribiera en un gimnasio Curves, donde tienen una rutina fija de ejercicios que podía completar durante el intervalo de la comida de su trabajo. «Seis meses después había perdido 45 libras (20.4 kg), y ahora estoy muy contenta con mi imagen», nos cuenta. «Y como perdí el peso de una forma saludable, es más probable que logre mantenerlo».
Así como el embarazo motiva a mucha mujeres a comer de forma sana, la maternidad también puede ser una buena oportunidad para desarrollar hábitos alimenticios más saludables. Eso es precisamente lo que ha encontrado Susan Olsen, de Riverside, California, quien antes vivía a dieta, subiendo y bajando constantemente de peso. Cuando quedó embarazada, esta mujer de 28 años venía luchando contra las mismas 30 libras (13.6 kg) desde que estaba en la universidad. Pero no fue hasta que nació su hija Madelyn, que hoy tiene 7 meses, que Susan halló la inspiración que necesitaba para cambiar permanentemente su forma de comer.
«Mi mamá tenía unas 100 libras de sobrepeso, y yo no quería que me pasara lo mismo», dijo Olsen. «Quiero poder correr y jugar con Madelyn». O sea que se apuntó una vez más a los Vigilantes del Peso (Weight Watchers), empezó a hacer ejercicio, y esta vez se mantuvo firme en su propósito. Hasta ahora ya ha bajado 41 libras (18.6 kg) — 14 (6.3 kg) más de las que engordó durante el embarazo — y proclama con orgullo: «Puedo decir que estoy en mejor forma hoy, después de haber traído al mundo a mi hermoso bebé».

admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *