0

Operacion triunfo 4

Antes de Amaia, Alfred, Aitana o Miriam (los actuales finalistas de OT 2017 ) otros concursantes del programa también estuvieron en su lugar, con los mismos nervios y con la misma ilusión por iniciar una carrera musical. Aunque no todas terminaron bien. Pablo López explicaba el pasado fin de semana a Toñi Moreno sus malos momentos económicos que le llevaron a la ruina por un negocio que no fue bien. Y ahora, el cantante triunfa en medio mundo con sus canciones.

Uno de los finalistas más distintos que pasaron por el plató de Operación Triunfo fue Víctor Estévez. Este rockero con la música en las venas no ganó OT 4 pero inició una carrera brillante con su primer disco de oro. Sin embargo, con los años el joven pasó a un segundo plano hasta el punto de hacer un cambio radical y pasar a formar parte de un grupo espiritual.

Víctor Estévez pasa a llamarse Víctor Polo y se convierte en cantante de un grupo espiritual (YouTube)

Víctor, ahora conocido como Víctor Polo, es uno de los ejemplos de cómo un concurso musical como Operación Triunfo te puede llevar a la fama y al éxito o todo lo contrario. Tras quedar finalista por detrás de Soraya Arnelas y Sergio Rivero, el cantante sacó su primer disco ‘Rock Swimg’ con el que vendió 40.000 copias. Ciertamente, sacó otros discos al mercado pero ninguno con tanto éxito.

Incluso Víctor llegó a tener su propia banda denominada ‘Victor Electrik band’ con la que llevó a cabo una gira llamada ‘Picando Piedra’. Parecía que podía respirar tranquilo. De hecho, su último disco, ‘Abre tus alas’, que se publicó en 2016 pretendía mantenerse en la cresta de la ola, pero no ocurrió.

data-youtube-vid>

Ahora, Polo ha decidido cambiar el rumbo de su carrera musical e iniciar un proyecto con el grupo Ananda Sananda. Se trata de un grupo de música espiritual con cursos de autoayuda y en el que ayudan a las personas a conectar con su yo interior. Hacen cursos de relajación, conferencias y componen canciones.

Esta nueva actividad que desarrolla junto a Alicia Sánchez ha proporcionado al joven rockero un cambio en todas sus facetas. Como reza el lema del grupo: “música y conciencia en unidad”. Así suena una de sus canciones.

data-youtube-vid>

OT 2020
(29 Visitantes)

Pues rentable yo que se
Esto es un calco de los primeros OT
OT1 lo petó incluso más que OT 2017. OT 2 con mejores voces ya no fue lo mismo. Y de OT3 no se acuerda ni dios. Conclusión… A chapar el chiringo. Y unos años después lo compro Tele5.
Así que no se si es o no tan rentable. OT no es un programa barato. Tienes que tener una edición de directo 24h y producción bestial en las galas además de pagar los royalties de los autores … Y lo emite TVE que no puede recuperar la inversión con la publicidad
Yo no entiendo como no aprenden después de tantos años de OT Rentable claro que es que sino la productora no lo hacía.
No se puede comparar OT1 con nada porque el contexto social es totalmente diferente, las redes sociales y la diversidad de plataformas no tienen nada que ver con los pocos canales de televisión que había en 2001. OT no es barato pero a TVE le compensa porque es un «reality blanco» que reúne a gente joven, segmento de televidentes en el que están escasos. Y encima paga el pueblo.
MEDIOS TELEVISIÓN PÚBLICA
El ‘chollo’ de Operación Triunfo para TVE: descubre el coste de cada programa
El precio pagado por el reality musical del momento se encuentra cercano al de grandes producciones como ‘Cuéntame’.
29 enero, 2018 02:2
¿Cuánto cuesta a TVE cada capítulo de Operación Triunfo? Es uno de los secretos mejor guardados de la cadena pública y uno de los pocos detalles que se desconocen del programa más exitoso de Televisión Española de las últimas temporadas. Gracias a OT, la cadena ha logrado contactar con públicos que nunca les habían sintonizado, ha generado un verdadero fenómeno en redes sociales y ha registrado sus mejores audiencias en más de un año.
Es verdad que TVE no saca réditos económicos directos del fenómeno de Operación Triunfo -ya que no puede emitir publicidad en las galas- pero la inversión de las marcas en branded content, la participación de empresas en su emisión en redes sociales y el efecto de los intangibles, convierten a la vuelta de OT en un negocio redondo.
Un efecto que RTVE probablemente no esperó cuando se aprobó la vuelta de Operación Triunfo a la cadena pública después de 16 años de su primera edición. En septiembre, el consejo de administración de la cadena pública autorizó un contrato mediante el cual TVE se comprometía con Gestmusic a pagar unos 700.000 euros por cada gala producida.
Según fuentes del sector, estamos ante un precio «de mercado», similar al que se paga en otras cadenas televisión por este tipo de ‘talent shows’, que requieren de una gran producción y programas en directo.
Se realizarán 15 galas de ‘OT’
Si nada cambia, TVE terminará emitiendo quince galas de OT,incluyendo la gala cero en la que los concursantes fueron elegidos y el capítulo especial con la elección del representante español a Eurovisión. Esto se traduce en un coste total para la cadena pública de unos 10,5 millones de euros. Un coste inferior a otras temporadas de OT en TVE y en la línea de los programas de prime time de la cadena, pero que han tenido mucho menos repercusión mediática y audiencias.
Gestmusic entrega los programas a TVE “en lata”, lo que significa que no hay ningún coste extra de producción para la cadena fuera de las galas. Esto no incluye la participación ni la realización de eventos ajenos a los programas semanales o intervenciones en otros espacios de la televisión, unos extras que han ido surgiendo después de la firma del contrato y debido al gran éxito del formato.
En el año 2003, la revista Interviú publicó el coste de OT2 para RTVE: un total de 19,5 millones de euros. La diferencia está en que este contrato incluía la producción de 21 galas semanales, resúmenes diarios que se emitían en La 2, además de conexiones con diferentes programas de TVE. Un coste influido por el fenómeno de la primera edición de Operación Triunfo. De hecho, como reveló esta revista, este coste fue un 18% superior al facturado en la primera edición.
Cifras similares a ‘Cuéntame’
En cualquier caso, las cifras no son comparables ya que han pasado quince años entre la segunda y la nueva edición y los productos contratados para cada temporada cambian radicalmente. Lo que sí se aprecia, es que en términos generales el coste final para TVE ha sido mucho menor que el pagado en sus primeras dos ediciones.
Por otro lado, si se compara con otras grandes producciones de TVE, enprime time y con unas expectativas similares, vemos que Operación Triunfoha tenido un coste bastante similar. La última auditoría de RTVE disponible y correspondiente al año 2015 indica que la temporada 16 de Cuéntame como pasó tuvo un coste de 710.570 euros por capítulo y un valor total de 13,5 millones. Otro de los productos estrella, la octava temporada de Águila Roja, costó a la cadena 626.904 euros por capítulo y 7,9 millones por la temporada completa.
Las audiencias de ‘Operación Triunfo’
El Ministerio del Tiempo, otro de los grandes éxitos reciente de TVE, costó 614.917 euros por capítulo (4,9 millones por su primera temporada) y Carlos Rey Emperador llegó a los 600.556 euros por episodio en su única temporada (10,2 millones en total). La tercera temporada de Master Chef costó 395.341 euros por capítulo y un total de 5,1 millones de euros, pero se estima que su última edición, la de 2017 ha mejorado sus condiciones debido a su gran éxito de audiencia.
A favor de Operación Triunfo juegan sus audiencias. Desde que comenzara el 23 de octubre, sus espectadores han crecido hasta el 18% y el 21% en sus dos últimas galas, por encima de la media de Cuéntame con un 16,3%, de Águila Roja con un 12,8% y de Carlos Rey Emperador con un 11,9%. El Ministerio del Tiempo consiguió un 13% y Masterchef un 18,9% de media por toda la temporada.
¿Conclusión? Un éxito equilibrado, incluso barato. Si nos atenemos a lo que sucedió en el pasado, que a nadie le extrañe que la factura de Gestmusic suba el próximo año.

Operación Triunfo ha conseguido romper expectativas de nuevo con la increíble participación por parte del público que está teniendo. Esto ha hecho que la nostalgia nos recuerde a otros grandes concursantes de la academia que, desgraciadamente, no seguimos viendo con frecuencia en televisión.

Sergio Rivero ganó, en 2005, la cuarta edición de Operación Triunfo, que además se convirtió en una de las promociones más vistas por el público, ya que fue la primera que se hizo en Telecinco. A pesar de haber ganado el programa, no se convirtió en uno de los concursantes más mediáticos de su edición, como sucedió con Soraya o Edurne.

El mismo año que se alzó con la victoria, sacó su primer álbum, titulado Quiero. En 2006 publicó su segundo álbum de estudio bajo el nombre Contigo. Y seis años después, retomó su carrera musical con Seguiré. Hoy día, no es que siga viviendo de la música, sino que además se dedica a componer canciones para otros artistas como Rosa López.

Actualmente, se encuentra inmerso en su nuevo disco QUANTUM, que verá la luz durante este invierno, según él mismo asegura. Pero ya podéis disfrutar de un adelanto gracias a su single Close Your Eyes, ya disponible en plataformas digitales. Además, parece que el triunfito tiene tiempo para entrenarse en el gimnasio, ya que desde su Instagram nos deja ver sus progresos, y además nos demuestra lo guapo que está. Nosotros te dejamos con sus mejores fotos por si aún no lo conocías.

Una publicación compartida de sergio rivero (@srivh) el 16 de Oct de 2017 a la(s) 5:06 PDT

Para ver las fotos de Sergio Rivero, pasa página

Una publicación compartida de sergio rivero (@srivh) el 20 de Oct de 2017 a la(s) 6:59 PDT

La nueva aventura de Sergio Rivero, ganador de ‘OT 4’

Sergio Rivero ya no es el niño que ganó Operación Triunfo/ Redes sociales.

Cuando has sido ganador de la cuarta edición de Operación Triunfo, qué mejor momento para estrenar nuevo disco que ahora que el concurso está en boca de todos. O eso parece haber pensado Sergio Rivero, que está preparando con gran ilusión el lanzamiento de su nuevo trabajo.

Un proyecto que ve la luz gracias a su gran talento y a la ayuda popular. El músico recurrió a un crowdfunding para recaudar el dinero necesario para poder sacar su nuevo trabajo. Este sistema de mecenazgo no es nada nuevo, ya lo utilizó en su día Lola Flores, claro que ella lo vendió de otra manera, diciendo aquello de: «si cada español pusiera una pesetita…».

Mucho ha llovido desde Operación Triunfo

Sergio tras ganar Operación Triunfo con 19 años.

Sergio resultó ganador de la cuarta edición de Operación Triunfo, celebrada en 2005. En el concurso coincidió con algunas de las voces que mayor repercusión han tenido tras el concurso. Fue compañero de escenario de Edurne y Soraya Arnelas entre otros. Él consiguió el favor del público y se alzó con el premio, pero su carrera no acabó allí.

Una vez terminado el concurso y recogido el trofeo, Sergio se puso a trabajar. El canario grabó tres discos de estudio, el último en 2012. Desde entonces, no había habido novedades musicales en su vida. Hasta ahora.

Un nuevo sonido

Sergio ha estado preparando su nuevo trabajo con mucho esfuerzo/ Redes sociales.

Aprovechando que cumple 32 años y que su vida es completamente diferente a cuando le conocimos, Sergio ha querido reinventarse completamente. Ha abandonado el sonido con el que se hizo famosos y ha demostrado que está dispuesto a arriesgar. Ahora prueba suerte con algo completamente nuevo, más electrónico pero igual de intimista.

Ha sabido elegir su propio destino y ha demostrado que, ganar el programa no lo es todo, hay que trabajar por lo que se desea en la vida. Ha seguido estudiando, aprendiendo y preparándose para sorprender a sus fans con un nuevo trabajo que esperan con ganas y en el que no han dudado en confiar.

La homosexualidad, al igual que en el resto de la sociedad, suele estar presente en los realitys televisivos españoles. Y más aún en aquellos vinculados con las cualidades artísticas. Tal y como os comentaba hace unas semanas, Fama es un ejemplo de ello, pero también Operación Triunfo (Telecinco).

Desde su primera edición en 2001 hasta la que actualmente se emite, el programa se ha caracterizado por dejar bastante de lado la vida privada de los concursantes y centrarse sobre todo en sus dotes como cantantes. Una política blanca que se vio un poquito alterada con el paso de TVE a Telecinco. Ya se sabe que la cadena amiga es mucho más dada al morbo…

Sobre muchos concursantes han planeado las especulaciones de una posible homosexualidad. Rumores que no han llegado a confirmarse oficialmente. Pero ya se sabe, el ambiente es muy pequeño y todo el mundo tiene a alguien que ha visto, conocido o vivido en propias carnes la carne, nunca mejor dicho, de un triunfito. Naím Thomas, Sergio Rivero, José Galisteo o Daniel Zueras son sólo algunos ejemplos de sujetos de estas especulaciones.

Pero hay otra cara de la moneda. A pesar de que muchos mantienen oculta su supuesta homosexualidad, algunos la han afrontado de forma natural tanto dentro como fuera de la Academia. En esta edición tenemos dos ejemplos: Chipper Cooke y Tania G.

Chipper es un joven norteamericano de 34 años. Lo suyo, sin duda ha sido llegar y pegar. Lleva en España unos tres meses y durante los castings finales del concurso contrajo matrimonio con su novio español. Desde su misma entrada en la Academia se ha llevado con total naturalidad. De hecho, la primera noche ya recibió un mensaje de audio de su marido en el que le expresaba lo mucho que le quería.

Por su parte, Tania G. (25 años) se presentó a los castings con su novia, con la que lleva más de cuatro años, pero ésta no fue seleccionada. Hubo cierta polémica en la gala inicial, ya que cuando Laura, que así se llama la pareja de Tania, fue entrevistada, le pusieron en los rótulos que era su compañera. Este término no ha gustado demasiado, pero tampoco me parece tan grave. Sobre todo, si tenemos en cuenta que en la web del programa se habla claramente de su novia. Creo que tampoco hay que ser tan tremendistas…

No creo que Chipper y Tania G. sean los únicos homosexuales de esta edición de Operación Triunfo. Mi gaydar ha detectado, como mínimo, tres más. El mío y el de muchos, que no tiene ningún mérito… Pero me gusta que, al menos, haya dos que lo lleven con total naturalidad y hablen de ello sin tapujos. Siempre he pensado que no hay que ir con un cartel, pero tampoco ocultarlo. Eso es la normalización. Es más, diría que ese es el verdadero orgullo.

Hasta el momento, han sido pocos los concursantes de otras ediciones que han salido del armario. De hecho, yo sólo recuerdo dos: Israel (OT 3) y José Antonio (OT 5). Se acepta que me refresqueis la memoria…

admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *