0

Quiche sin masa

Oh la la! 10 ideas de quiche sin masa a las que no podrás resistirte

¿Qué es una tortilla de patata sin cebolla? ¿Una ensalada sin lechuga? ¿Un chocolate sin porras? Y podrías pensar, ¿y una quiche sin masa? Deja atrás tus prejuicios: existe, está deliciosa y además es una versión mucho más ligera que la receta tradicional. No obstante, como también nos encanta, puedes ver una receta con masa en el vídeo y optar por la que más te apetezca.

Tu navegador no puede mostrar este vídeo

Para empezar, vamos a abrir el apetito con algunas de las quiches más deliciosas que hemos encontrado en Pinterest. ¡No te las pierdas!

© iStock

Para empezar, vamos a darte los cinco secretos para triunfar con una quiche sin masa. ¡Importantísimo que tengas en cuenta todos ellos!

  • Engrasar bien el molde en el que vayas a realizar la quiche es un imprescindible para que salga bien. Puedes cubrirlo, además, con papel de horno que te ayudará a desmoldarla más fácilmente.
  • Asegúrate una buena consistencia agregando dos cucharaditas de harina al relleno habitual que hayas elaborado.
  • Como nuestra quiche no va a incluir masa, tenemos que intentar que el relleno sea lo más sabroso posible. Para ello, te recomendamos que agregues sal y pimienta, por supuesto, pero que te arriesgues utilizando otras especias como curry, nuez moscada o cúrcuma. ¡Te encantará el resultado!
  • Además de las especias, busca ingredientes que sean realmente sabrosos como el puerro, la cebolla caramelizada, los tomates cherry y las hierbas aromáticas que más te gusten.
  • Para saber si está bien cocida, pasados los 30 minutos de horneado, prueba a insertar un palillo en la masa para comprobar que sale limpio. Nuestro consejo es que coloques papel de aluminio sobre la quiche en los últimos 10 minutos de horneado.

La receta base para una quiche sin hojaldre

Ingredientes:

  • 5 cucharadas soperas de harina
  • 5 huevos
  • 50 cl de leche
  • 175 g de queso gruyère rallado
  • 175 g de jamón cocido
  • 15 g de mantequilla
  • Sal, pimienta y nuez moscada

Modo de elaboración:
Para empezar, precalentaremos el horno a 200º mientras preparamos la masa. Para ello, mezclamos en un bol harina con los huevos y vamos agregando la leche poco a poco. Después, condimentamos con sal, pimienta y nuez moscada. A continuación, engrasamos el molde con mantequilla y vertemos la mezcla. Sobre ella, espolvoreamos el jamón cocido y el queso gruyere y llevamos al horno durante unos 30 minutos aproximadamente. Pasado este tiempo, dejamos que se enfríe ligeramente y cuando alcance la temperatura ambiente, estará listo para degustar.

10 variaciones de las quiches sin masa

Ahora que ya sabemos cómo se prepara la base, solo nos queda combinar los ingredientes que más nos apetezcan.

  • Cebollino, queso de cabra fresco y guisantes
  • Atún y aceitunas negras
  • Patata y cebolla (previamente cocinada al horno) y bacon
  • Tomate, espárragos verdes y queso parmesano
  • Ratatouille
  • Cebolla, brócoli y queso cheddar
  • Espinacas, queso de cabra y menta
  • Puerro, queso de oveja curado y bacon
  • Setas y queso parmesano
  • Cebolleta y jamón serrano

Como ves, las opciones son infinitas. Estas son solo nuestras favoritas pero te proponemos que tú misma juegues a improvisar con los sabores que más te gusten.

Y como el queso es uno de los principales ingredientes de las quiches, no puedes dejar de hacer este test para saber qué dice de ti tu sabor de queso preferido.

Te enseñamos los restaurantes más saludables de Madrid, ¿te vienes?
10 recetas ideales para una hater de las verduras

Quiche de espinaca y calabacín sin masa, es una receta simple, pero con mucho sabor, hecha con huevos y queso.

Ir a la Receta | Imprimir Receta

El quiche de espinaca y calabacín sin masa es fácil de preparar y sólo necesitas un puñado de ingredientes. Muy probablemente, debes tener la mayoría de ellos en tu despensa. Esta receta es una buena manera de añadir más verduras a tu dieta.

Para esta receta vas a necesitar los siguientes utensilios: un tazón grande para mezclar, un molde para quiche y una sartén antiadherente. Sino tienes un molde para quiche, puedes utilizar un molde redondo para hacer dulces.

Los ingredientes que vamos a utilizar para este quiche de espinaca y calabacín sin masa son:

  • Espinaca picada
  • Calabacín rallado
  • Huevos
  • Cebolla
  • Aceite de oliva
  • Queso cottage
  • Queso mozzarella rallado
  • Sazonadores: sal, pimienta negra y nuez moscada

Para el relleno del Quiche

Para empezar, cortamos la cebolla en cubos pequeños. Luego, cocinaremos el relleno de nuestro quiche sin masa. En una sartén antiadherente, colocamos el aceite de oliva a fuego medio-alto. Salteamos las cebollas hasta que estén blandas. Después añadimos el calabacín y continuamos salteando por un par de minutos adicionales o hasta que no haya liquido en la sartén. El calabacín tiene un alto contenido de agua, por lo que queremos que la mezcla este lo más seco posible para que no quede aguado nuestro quiche. Procedemos a agregar las espinacas picadas y continuamos salteando hasta que estén cocidas y se haya reducido el volumen de las mismas. Ahora le agregamos la nuez moscada revolvemos y apagamos el fuego. Removemos de la estufa y dejamos enfriar por unos minutos.

Se pueden cambiar los ingredientes del relleno si gustan, así pueden personalizar el sabor de su quiche con lo que tengan en casa. Este quiche lo he probado añadiendo jamón, sólo con espinacas o sólo con calabacín y siempre resultan geniales. Las combinaciones son infinitas.

Mezcla de huevo para el Quiche

Ahora vamos a trabajar en la mezcla de huevo para el quiche que también forma parte del relleno. En un tazón grande, mezclamos los huevos, sal, pimienta negra, queso cottage (también llamado requesón) y la mezcla de verduras del relleno que hicimos previamente. ¡Así de sencillo! Me gustan las recetas fáciles de hacer. Una de las razones principales por la que añadí el queso cottage o requesón es para aumentar un poco la cantidad de proteínas.

Tip: Si te gusta una textura más cremosa, pueden utilizar una licuadora y agregar todos los ingredientes de la mezcla de huevo para el quiche y licuarlo todo hasta que esté bien combinado. Luego le agregan el relleno y lo revuelven con una espátula. Ahora estará listo para verter en el molde y hornear.

Normalmente forro mis moldes con papel pergamino. Los huevos tienden a pegarse. Sino tienen papel pergamino, pueden utilizar aceite o mantequilla para engrasar el molde, y así evitan que se pegue el quiche. Ahora vertemos la mezcla del quiche en el molde y le agregamos el queso mozzarella rallado encima.

Horneamos a 350ºF entre 35-40 minutos o hasta que la parte de arriba esta dorada. Dejamos enfriar por 5 minutos antes de cortar. Su quiche de espinaca y calabacín sin masa está listo para ser devorado. ¡Disfrute!

Esta receta la puedes preparar para un meal prep. También puedes hacerlo utilizando un molde para cupcakes.

Quiche de espinaca y calabacín sin masa

El quiche de espinaca y calabacín sin masa es una receta fácil y saludable. Es una buena opción para desayuno, almuerzo o cena. Otra manera de agregar más verduras a tu dieta! Tiempo de Preparación15 min Tiempo de Cocción45 min Tiempo Total1 h Porciones: 8 porciones Autor: Nadja | Nashi Food

Ingredientes:

  • 6 huevos medianos
  • 1/2 taza queso cottage
  • 1/2 taza queso mozzarella rallado
  • 1/2 cucharadita sal
  • 1/4 cucharadita pimienta negra

Relleno del Quiche

  • 2 tazas espinaca picada
  • 1 calabacín mediano, rallado (aprox. 1 taza)
  • 1 cebolla amarilla pequeña
  • 1 cucharadita aceite de oliva
  • 1/4 cucharadita nuez moscada

Instrucciones:

  • Precalente el horno a 350º F.
  • Corte la cebolla en cubos pequeños.
  • Calente una sartén antiadherente a fuego medio alto y agregue el aceite de oliva. Saltee las cebollas durante 5 minutos. Luego, añada el calabacín y saltee durante 2 minutos más o hasta que no haya agua en la sartén. Por último añada las espinacas y saltee durante 3 minutos. Agregue la nuez moscada y revuelva. Retire del fuego y deje enfriar durante unos minutos.
  • En un tazón grande, bata los huevos con sal, pimienta negra, el queso cottage y la mezcla de verduras.
  • Forre un molde para hornear de 9 pulgadas con papel de pergamino y agregue la mezcla. Coloque el queso mozzarella rallado en la parte superior.
  • Hornee de 35 a 40 minutos o hasta que este completamente cocido y dorado por arriba.
  • Deje refrescar por 5 minutos antes de cortarlo. Sirva y disfrute.

¿Hiciste esta receta? Compártela en Instagram menciona @nashifood o utiliza el hashtag #nashifood

Si te gustan las espinacas también puedes probar mis filetes de salmón rellenos de espinaca y queso crema.

Me encantan las quiches, son unos pasteles o tartas saladas deliciosas, que se preparan bien fácil y te resuelven una comida o cena en un periquete.

La receta de hoy es una quiche de queso y bacon (también llamado beicon, panceta, tocino o tocineta)… y además preparada ¡sin masa!. Sí, también se puede hacer una quiche (o pastel salado) sin masa, el resultado es una delicia y al comerla resulta algo más ligera que la original.

Esta receta de quiche de bacon y queso sin masa se hornea en un molde, bien cubierto de papel de hornear para que no se quede pegada, y la dejaremos en el horno hasta que esté bien cuajada y dorada.

QUICHE de BACON y QUESO (quiche de beicon sin masa)

La quiche es una tarta salada a la que se la puede poner cualquier ingrediente: verduras, pescados o carnes. Yo la he preparado con beicon (o bacon) y queso, porque queda con un sabor realmente delicioso.

Esta quiche de bacon es perfecta para llevar de picnic, preparar para una fiesta, o una cena con amigos, y si la acompañamos de una ensalada tendremos una comida o cena muy completa.

Si queréis ver cómo preparar una quiche original… con masa, recordaros que, hace unos meses, hicimos una “quiche de calabacín y queso“, la cual sí lleva masa, y también estaba deliciosa 😉

Vamos a ver los ingredientes que necesitamos para hacer esta quiche de bacon y queso:

– 4 huevos
– 250 g de nata para cocinar
– 8 lonchas de bacon (unos 200 g)
– 200 g de queso Gouda rallado
– Sal
– Pimienta

Y aquí os dejo el vídeo para que veáis cómo se prepara esta quiche de bacon y queso (quiche de beicon sin masa):

El pastel de cebolla es una de esas recetas que nos pueden sacar de más de un apuro. Con unos ingredientes muy sencillos vamos a hacer un plato elegante, delicado y delicioso. La cebolla será la estrella de este pastel salado, un ingrediente de sabor dulce con una serie de propiedades necesarias. Vamos a vestir a esta verdura de gala con un poco de jamón de york o bacon para que le aporten ese toque ahumado necesario. La nata y los huevos serán el nexo de unión de estos ingredientes, una auténtica explosión de cremosidad. Toma nota de cómo se cocina un pastel de cebolla exquisito en solo unos minutos.

  • Un paquete de pasta brisa o masa quebrada congelada
  • 500 gr de cebollas
  • 150 gr de jamón york en taquitos o beicon
  • 3 cucharada de aceite de oliva virgen
  • Un poco de nuez moscada
  • Pimienta
  • Sal
  • 2 huevos
  • 80 gr de nata para cocinar
  • Cómo preparar un pastel de cebolla

    1. Este pastel de cebolla es perfecto si disponemos de poco tiempo y no queremos renunciar al sabor y la textura de este tipo de recetas. Usaremos un poco de masa quebrada o brisa, la podemos preparar o comprar ya lista. Tener un paquete de esta masa en la nevera o el congelador nos hace disponer siempre de una materia prima preparada para la acción.
    2. Ponemos la pasta brisa directamente en el molde que usaremos. Untamos previamente con un poco de mantequilla para evitar que se pegue la masa. Pinchamos un poco la masa con un tenedor para que no suba demasiado en el horno. Le daremos un primer punto de cocción con unos 10 minutos a 180º en el horno.
    3. Seguimos con las cebollas mientras se cocina la masa. Las pelamos y cortamos lo más finitas posibles, podemos utilizar una picadora. Pochamos las cebollas en la sartén con un buen chorrito de aceite un poco de sal.
    4. Cuando la cebolla esté transparente ponemos los trocitos de bacon y de jamón york. Esperamos que se doren un poco.
    5. Batimos en un bol los huevos y le añadimos la nata. Ponemos sal, pimienta y un poquito de nuez moscada. Removemos bien hasta que estén todos los ingredientes bien mezclados.
    6. Incorporamos la cebolla con el bacon y removemos para que no cuajen los huevos. Este relleno irá directamente sobre la masa que tenemos en el horno. Volvemos a hornear a 180º durante unos 20 minutos. Tendremos listo un pastel salado increíble en un tiempo récord.

    Cocina

    El pastel de cebolla es fácil de elaborar, con ingredientes económicos, convirtiéndose en una excelente alternativa para brindar una sorpresa a nuestra familia.

    Ingredientes (considerados para 6 personas):

    Para el relleno:

    – 1 kilo de cebollas.

    – 1/2 cucharada de azúcar.

    – 3 cucharadas de crema de leche.

    – 1 huevo.

    – 400 grs. de queso fresco.

    – 250 grs. de queso parmesano rallado.

    – 1 cucharada de mantequilla.

    – Sal y pimienta.

    Para la masa:

    – 2 tazas de harina.

    – 2 yemas.

    – 2 cucharadas de crema de leche.

    – ¼ de mantequilla.

    – 1 cucharada de sal.

    Preparación: Para elaborar la masa, en una fuente mezclar la harina con la mantequilla, agregar las yemas, sal y añadir de a poco la crema de leche, unir bien los ingredientes sin que se pegue la mezcla. Dejar reposar la masa tapada con papel alusa o film transparente durante media hora mínimo.

    Para preparar el relleno, cortar las cebollas en pluma, disponerlas en un sartén y freírlas con mantequilla, esperar que se evapore un poco el líquido y añadir la crema de leche, el azúcar, sal y pimienta a gusto, dejar cocinar durante un momento y reservar.

    Posteriormente, agregar el queso fresco molido y el queso parmesano rallado, batir ligeramente el huevo y añadirlo a la mezcla del relleno.

    Extender la masa con un uslero y generar dos capas delgadas de masa, espolvorear cada una con un poco de harina. Cubrir con mantequilla un molde o fuente (apta para horno) y colocar la mitad de la masa extendida (que cubra totalmente la base y orilla interior del molde o fuente), incorporar el relleno y tapar con la otra mitad de masa extendida. Pintar la cubierta con una yema batida mezclada con leche. Introducir la preparación en el horno precalentado a 180ºC (grados Celsius) o 350ºF (grados Fahrenheit) y cocinar durante 35 minutos.

    La ventaja de esta preparación es que de acuerdo a sus preferencias, pueden agregar otros alimentos al relleno, por ejemplo: tocino, jamón, choricillos, ciboulette (picado finamente), salame, otras variedades de quesos, carne molida, etc.

    La idea es innovar, que disfruten haciéndolo y puedan utilizar todos los elementos disponibles en su Cocina.

    My Aunt onion cake baby

    There are recipes that are repeated over and over again and forever in my family because everyone loves them, and that’s what happens with this recipe onion pie that I have always associated with family meals, with the Saint day of my grandmother and with the beloved appetizers that we all like, and that my aunt Nena prepares like no one else in my family. Perhaps that is the reason why I have a special love for this recipe

    It is a very simple but very rich savory pie that has become part of my collection of must recipes with which I may solve a dinner or a last time visit at lunch time since almost everybody loves it. It is made with caramelized onions, but that doesn’t mean you add sugar nor be sweet, but they are golden as the color of the caramel with the natural sweetness of our onions.

    Almost all recipes for onions tarts or pies (if not all), call for fresh cream and eggs, so they are prepared as if they were a quiche with onions. However, this one I am bringing you today, is done with a béchamel sauce, which is left to cook slowly with the cooked onion making the pie much more light, soft and creamy. A delight of cake that I propose for any occasion, for any day… «just because I am worth it».

    Ingredients

    • 1 kilo of onions €0.80
    • 20 ml of extra virgin olive oil €0.09
    • 3 tablespoons flour €0.15
    • 1/2 liter of milk hot €0.30
    • 200 g emmental cheese grated €1.10
    • 2 pie dough ready to go €2,00

    Total €4.44 for two pies of which easily you will get 14 portions, i.e. €0.32 per portion. can you think of a more original plate for so little?

    Directions

    1 Preheat the oven to 180 degrees. Line a pie mould with the ready to go dough..Since this dough carries much butter, you don’t have to be greased the pan because it will not stick. Bake for 20 minutes the dough placing a few ceramic beans over. Remove from the oven and put aside. This is what is called blind baking and it is used for fillings that do not require much cooking in the oven as it is the case of this cake.

    2. Chop the onion into rings.

    3. In a large skillet, pour the oil and the chopped onions and sauté to medium fire for about 20 minutes or half an hour, until the onion is well browned (caramelized).

    4. Heat milk in a saucepan over low heat.

    5 At this point, remove the onions and set aside. In the same pan, add a tablespoon of oil and the flour and toast to medio-low fire for a couple of minutes.

    6 Add the milk little by little taking care not create any lumps (if the milk is very hot should not form lumps, but if they were, use a blender to beat our sauce béchamel once we have incorporated all the milk and return to the fire).

    7. When all the milk is incorporated, add back the onions and cook slowly for 10 minutes until the bechamel is cooked, raw flour is not noticeable and have all the flavor of caramelized onion. Season with salt, freshly ground black pepper and nutmeg.

    8. Place onions filling onto the mould making sure there are no unfilled spaces. Cover with cheese on top and bake at 180 degrees for 20 minutes, until the dough is golden. Remove from the oven and let stand for a couple of minutes before removing from pan.

    Tips and Tricks

    • Serve with a little salad
    • Replace the ready to go pie dough with ready to go puff dough. Use an oven tray instead of a pie pan.
    • Add some nuts to have a crispy touch
    • You can prepare this recipe baking only one of the pies and freezing the other no-baked and wrapping well in plastic wrap
    • Difficulty: easy
    • Preparation time: 40 minutes
    • Servings: 12

    admin

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *