0

Talla bebe 4 meses

A partir del cuarto mes de vida, el bebé empieza a desarrollar su sociabilidad. Esto quiere decir, que desde ese mismo momento, el pequeño ya no quiere estar solo. Es capaz de emitir sonidos, balbuceos y algunas sílabas como pa o ma. También ríe a carcajadas.

Y si eso ocurre, aunque sea por poco tiempo, el bebé llorará mucho y no parará hasta que vuelva a oír la voz de su madre. La buscará girando la cabeza y los ojos.

El desarrollo físico del bebé de cuatro meses

A partir de este segundo trimestre de vida, el peso y el crecimiento en general se van ralentizando. Así durante este tiempo, las ganancias diarias son en torno a 20 gramos y las semanales alrededor de 140 gramos. De esta manera, suele ganar alrededor de 2 kilos en este segundo trimestre.

La longitud del bebé también aumenta más despacio, de manera que, en los 3 meses siguientes, crece unos 6,5 cm, frente a los 10,5 cm que crece en los 3 primeros. Al final de este mes, el peso y la talla promedio serán respectivamente de 6,100 kilogramos y 63 centímetros.

Entre los cuatro y los seis meses, se desarrolla la visión del color del bebé. Ya reconoce los objetos y los busca. Observa las caras con mucha atención, y no sólo se centra en los ojos como cuando era más pequeño. Empezará a diferenciar los sonidos: la voz de mamá, la de papá, y los de la música que le gusta. Empieza a desarrollar su sociabilidad.

El bebé ya no querrá estar solo y dedica mucho tiempo a examinar las cosas. Sonríe a su imagen reflejada en un espejo y al ver a personas que le son familiares, pero también empieza a mostrar timidez ante los extraños (es la primera señal de su ‘yo’ emergente).

Los reflejos del bebé en su cuarto mes de vida

Ejerce un mayor control sobre su cabeza en posición erecta. Cuando está boca abajo, se apoya sobre las manos abiertas y, si está acostado de espaldas, dobla el cuello hacia delante para verse los pies, mientras trata de agarrárselos con las manos. Durante este mes, suelen empezar a darse la vuelta y prefieren estar sentados, porque ven con facilidad lo que hay alrededor.

Los padres deben estar más pendientes cuando dejen al bebé en lugares altos como el cambiador o la cama de matrimonio. El bebé ya no para de moverse. Sigue a sus padres con la vista dentro de un radio de 180 ºC y muestra una gran curiosidad por todo lo que le rodea. Su coordinación mano-vista-objeto aumenta, demostrando anticipación en abrir la mano lpara poder agarrar lo que desea.

Se lleva objetos a la boca, un instinto natural que le ayuda a desarrollar la percepción de su cuerpo. Ponle en la mano objetos de fácil presión y distintas texturas para fomentar su capacidad de coger cosas y explorarlas. El bebé será capaz de coger un juguete y pasarlo de una mano a otra sin que se le caiga. Le encantará jugar con los sonajeros, los muñecos de peluche, y con el chupete.

La estimulación del bebé de cuatro meses

Su lenguaje empieza a desarrollarse con soplidos, balbuceos, gritos y risas. Intenta repetir en un intento de emularte. Emplea diferentes expresiones faciales para comunicarse y cambia de expresión ante un sonido. Es el momento de estimularle con nuevos sonidos, y mostrarle objetos y nombrarlos.

Los bebés de cuatro meses son más conscientes de lo que escuchan y ven a su alrededor. Su capacidad para moverse y expresarse va aumentando a pasos agigantados cada día.

El sueño del bebé de 4 meses

A los 4 meses, el bebé duerme de 8 a 10 horas seguidas durante la noche y, durante el día, realiza 3 o 4 siestas. Asimismo, disminuye el número de evacuaciones y, con ello, el número de pañales sucios que cambiar. Pueden aparecer los primeros dientes.

Alimentación en el cuarto mes de vida del bebé

La lactancia materna a demanda y en exclusiva es el alimento ideal para el bebé de 4 meses. Si toma leche de fórmula, puede alimentarse con 4 biberones diarios de entre 180 y 210 ml cada uno. A esta edad está desaconsejado introducir una alimentación complementaria. La leche materna o artificial es el único alimento que los bebés de 4 meses necesitan, salvo contraindicación pediátrica.

Fuentes consultadas:
– Asociación Española de Pediatría (AEP) Padres primerizos. Autora Dra. Miriam Stoppard.

Desarrollo del bebé mes a mes

Primer año Segundo año
Mes 1 Mes 7 Mes 13 Mes 19
Mes 2 Mes 8 Mes 14 Mes 20
Mes 3 Mes 9 Mes 15 Mes 21
Mes 4 Mes 10 Mes 16 Mes 22
Mes 5 Mes 11 Mes 17 Mes 23
Mes 6 Mes 12 Mes 18 Mes 24

¿Qué hace un bebé de 4 meses?

El bebé con 4 meses sonríe, balbucea y se interesa más por las personas que por los objetos. En esta fase, comienza a jugar con sus propias manos, y algunos cuando se colocan boca abajo levantan la cabeza y los hombros. Además de esto, comienza a demostrar alguna preferencia por ciertos tipos de juguetes, y se ríe y emite gritos cuando es estimulado. Para un bebé de 4 meses todo termina siendo broma, incluso los momentos de comer, bañarse o pasear.

En esta fase es común que el bebé tosa algunas veces, debido a que se puede ahogar con la saliva o con alimentos y no ser necesariamente por una gripe o resfriado, por lo que es muy importante que los padres estén bien atentos a estas situaciones.

Peso del bebé de 4 meses

Una de las dudas más comunes para las madres es cuánto debe pesar un bebé de 4 meses, esta tabla indica el peso ideal del bebé para esta edad, sin embargo, el peso puede variar ligeramente, pudiendo tener más o menos peso.

Niños Niñas
Peso 6,4 g 6,1 g
Estatura 62 cm 61 cm
Circunferencia cefálica 41,5 cm 40 cm
Circunferencia torácica 41,5 cm 39,5 cm
Ganancia de peso mensual 600 g 600 g

En general los bebés en esta fase del desarrollo mantiene un patrón de aumento de peso de 600 g por mes. Si el peso se encuentra muy por encima o por debajo de lo que indicamos aquí debe acudir al pediatra para evaluar las causas.

Sueño del bebé de 4 meses

El sueño del bebé con 4 meses durante la noche comienza a ser más regular y duerme más horas sin interrupciones, pudiendo dormir un intervalo de hasta 9 horas. Pero el patrón de sueño es diferente para cada bebé, existiendo los que duermen mucho, los que duermen siesta y los que duermen poco. Además de esto, hay bebés que prefieren dormir acompañados por la madre o el padre, otros que se quedan dormidos solos.

En general, el período en que el bebé está más despierto es entre las 15h y las 19 h, que es el horario ideal para las visitas.

Desarrollo del bebé de 4 meses

El bebé con 4 meses juega con los dedos, consigue agarrar objetos pequeños, voltear la cabeza en cualquier dirección y, cuando está acostado boca abajo se levanta apoyándose en los codos. Cuando está boca arriba al bebé le gusta mirar sus manos y pies, consigue mantenerse sentado por algunos segundos con un apoyo, y sigue los objetos con los ojos volteando la cabeza.

Adoran estar en el regazo de sus padres y todo para ellos es un juego, les gusta mucho quedarse sin ropa, pasear en el coche, agarrar un sonaja y hacer ruidos. Normalmente, el bebé de 4 meses tiene tendencia a ser más tranquilo con la mama y más agitado y juguetón con el papá.

Con esta edad ya pronuncian algunos sonidos semejante a gárgaras, consigue emitir diferentes sonidos balbuceando vocales y pequeños gritos.

Además de esto, durante este período es importante estar atento a las reacciones del bebé a los estímulos, ya que en este período ya es posible identificar algunos problemas como problemas de audición por ejemplo.

Alimentación del bebé de 4 meses

La alimentación del bebé con 4 meses debe ser hecha exclusivamente con la leche materna, siempre que sea posible. Los diferentes tipo de leche en polvo también son alternativas para la alimentación, existiendo también la alternativa de introducir fruta cocida o cruda triturada, o papillas sin gluten bajo la orientación del pediatra.

El bebé ya presenta alguna madurez gastrointestinal y para educar su paladar, pueden comenzar a introducir otros alimentos según indicación médica. Más información sobre la alimentación del bebé en esta fase Papillas para bebés de 4 a 6 meses.

Cómo evitar accidentes en esta fase

Para evitar accidentes con el bebé de 4 a 6 meses los padres necesitan adoptar estrategias para mantenerlo seguro como comprar juguetes de buena calidad, porque así es posible disminuir el riesgo de asfixia y de toxicidad.

Otras medidas de seguridad que los padres deben tener en cuenta son:

  • No dejar al bebé solo encima de la cama o del cambiador, ya que puede rodar y caerse;
  • No dejar al bebé solo en el baño cerca de un grifo porque puede abrir el agua caliente y quemarse;
  • Estar atento para que la pintura de la cuna y de las paredes de la casa no contengan plomo, ya que el bebé puede morder e ingerir el producto tóxico;
  • Las maracas o sonajeros deberán ser de buena calidad para que no se quiebren fácilmente y el bebé trague los objetos de su interior;
  • Mezclar y machacar muy bien las papillas antes de dárselas al bebé para que no se atragante;
  • Usar protectores en todos los enchufes que estén al alcance del bebé;
  • No dejar ningún cable suelto por la casa;
  • No dejar objetos pequeños al alcance del niño como botones, canicas y granos de frijoles;
  • Colocar una barrera al inicio y al final de las escaleras para que el bebé no suba ni baje solo.

Para evitar quemaduras solares en el bebé, se debe aplicar protector solar con factor elevado y volver a colocarle cada 2 horas, evitar la exposición al sol entre las 9h y las 17h, y colocarle un sombrero.

Es importante que los padres sigan estas medidas, ya que de esta forma logran prevenir accidentes como asfixia, engaño, quemadura y caídas que pueden ser graves e incluso fatales para el bebé.

¡Qué deprisa crece! Ya ha dejado atrás su tercer mes de vida y ha entrado en el cuarto mes, momento en el que comienza a ser más consciente lo que se va viendo y escuchando a su alrededor, y de las personas de su entorno. El bebé sigue aprendiendo sobre el mundo a gran velocidad, interesándose por cada detalle.

Te explicamos cómo va evolucionando el sueño, la alimentación y la sociabilidad de los bebés de cuatro meses meses, cuando ya observa los rostros con mucha atención y comienza a llevarse todo a la boca.

Alimentación del bebé de cuatro meses

A esta edad, el pequeño se sigue alimentando exclusivamente de leche, ya sea materna o artificial. No necesita ningún otro alimento, ya que la leche les aporta todo lo necesario para seguir creciendo y desarrollándose normalmente, cubriendo todos los requerimientos de nutrición por sí sola.

La alimentación complementaria puede esperar hasta los seis meses, tanto si el bebé se alimenta de leche materna como de fórmulas adaptadas.

Sueño del bebé de cuatro meses

Tal vez empiece a dormir más durante la noche. A los cuatro meses el bebé duerme entre unas 15 y 18 horas diarias. El bebé va consolidando sus ciclos de sueño-vigilia. Se puede acomodar el ambiente previo a la hora de dormir para establecer el sueño nocturno, con poca luz, tranquilidad, baño, música, alimento…

Sigue la recomendación de que el bebé duerma en la habitación de los padres o en su cama para poder atenderlo cómodamente cuando sea necesario (intranquilidad, hambre…).

Crecimiento del bebé de cuatro meses

Una vez más, como siempre a lo largo del desarrollo de cualquier bebé, hay que recordar que cada bebé tiene su propio ritmo de desarrollo y crecimiento: dos bebés nacidos con el mismo peso y alimentados igual pueden tener un peso muy diferente.

Lo habitual es que entre el tercero y sexto mes aumente entre 500 a 600 gramos al mes y crezca unos dos centímetros de altura.

Pero puede variar y seguir estando dentro de la normalidad. Así que los padres no tienen que obsesionarse con las tablas de crecimiento y deben dejar que sea el pediatra el que valore la salud del niño.

Además, lo normal es que aún no esté en edad de enseñar sus primeros dientes, pero sí podrían darse muestras de su próxima aparición: incremento del babeo, necesidad de morder…

Desarrollo del bebé de cuatro meses

Aunque no son logros estándar, a los cuatro meses es habitual que un bebé:

  • Siga con la mirada objetos y personas en movimiento cada vez más rápido
  • Observe las caras con mucha atención, centrándose ya no sólo en los ojos
  • Siga moviendo las piernas y los brazos, cada vez con más fuerza, cuando está tumbado
  • Mantenga estable la cabeza en posición erecta
  • Se mantenga incorporado más tiempo, porque los músculos de la espalda están más fuertes
  • Levante la cabeza y la parte superior del pecho, apoyándose en los brazos, cuando le colocamos boca abajo
  • Reconozca objetos y personas familiares desde lejos.
  • Coordine un poco más las manos con los ojos.
  • Controle algo más el movimiento de manos: las abre y las cierra.
  • Se empuje con las piernas apoyando los pies cuando se le coloca sobre una superficie firme.
  • Se lleve la mano a la boca cada vez más conscientemente.
  • Dé manotazos a los objetos colgantes.
  • Agarre y sacuda juguetes con la mano.
  • Empiece a distinguir entre él (lo propio) y lo que no es él (lo extraño).
  • Su visión sigue desarrollándose y a los cuatro meses el control muscular del ojo le permite seguir objetos.
  • Distinga objetos y los busque con la mirada, porque ya es capaz de ver a más distancia.
  • Dé muestras de haber entendido la relación de causa y efecto que le permite coordinar alguna acción con el resultado esperado.
  • Sea capaz de transmitir lo que quiere o necesita aún sin palabras.

Sociabilidad de un bebé de cuatro meses

La forma de comunicación de los bebés se va perfeccionando a medida que crecen. Es muy importante que contestemos al bebé cuando éste balbucea. De esta manera lo animamos a seguir el ritmo de una conversación. No está listo para entender historias, pero disfrutará de cualquier conversación o de una canción.

Balbucea mucho emitiendo cada vez más sonidos diferentes, tratando de imitar las palabras que decimos.

A los cuatro meses aún sigue usando el llanto, pero amplía su repertorio a la comunicación no verbal. El lenguaje corporal hace su aparición con fuerza y el niño lo usa para explicarnos claramente si quiere bajar de la silla, ser tomado en brazos o dejar de comer. Incluso nos apartará la mirada si quiere cambiar de actividad.

También fruncirá el ceño por desconcierto, sorpresa o desagrado, pataleará o alargará los brazos si no quiere estar en la cuna o quiere que lo cojamos en brazos…

Cuando está contento, susurra, grita, balbucea, hace burbujitas, saca la lengua, sonríe y se ríe a carcajadas. El bebé a los cuatro meses sigue sonriendo cuando ve a sus papás y a las otras personas cercanas, a las que ya reconoce perfectamente. Quizás frunza el ceño cuando ve a personas desconocidas.

Ante los juegos y carantoñas, el bebé nos recompensará con sonrisas, y otros balbuceos felices.

A esta edad es muy importante la estimulación. Cuanto más ayudemos a explorar al bebé, más aprenderá. Jugando con él, cantándole y hablándole disfrutarán y crecerán estimulando sus sentidos. Podemos hacer sonar junto a él campanas y cascabeles, sonajeros más ruidosos, música… Las salidas al exterior, con los paseos al aire libre (protegidos adecuadamente del sol) son un gran entretenimiento para ellos.

Es aconsejable:

  • Dejarlo boca abajo (en una superficie lisa, firme y amplia), para que el bebé siga ejercitando músculos de brazos, piernas, espalda y cuello al querer incorporarse.

  • Dejar a su alcance objetos que llamen su atención para que los coja.

  • Mantenerlo en nuestro pecho o abdomen boca abajo.

  • Cogerle de los brazos y estirar suavemente cuando está acostado…

Cualquier juego en el que se sienta acompañado le hará disfrutar y aprender. Con su espalda algo más fortalecida, podemos colocarlo incorporado en una superficie segura entre cojines, usar una hamaquita o inclinar un poco el respaldo de la silla de paseo.

Más sobre el desarrollo del bebé

  • Bebé de un mes
  • Bebé de dos meses: todo sobre alimentación, sueño y desarrollo en el segundo mes de vida
  • Bebé de tres meses: todo sobre alimentación, sueño y desarrollo en el tercer mes de vida

Fotos | iStock y Victoria Borodinova en

En Bebés y Más |

Hemos llegado a los 4 meses y el tiempo se nos ha pasado volando. Los bebés de 4 meses empiezan a ser mucho más sociables, ya que ahora pueden comprender mucho mejor el ambiente que les rodea. Esto es importante, ya que a partir de este mes el bebé se dará cuenta de cuánto está solo, y te podemos asegurar que esto no le gustará lo más mínimo.

Rebajas#1 de Los Más Vendidos BelleStyle Alfombra Musical – Musical Canto Teclado Estera de Alfombra Bebé Niño Actividad Juego De Gimnasio Colchonetas Alfombra Animal para El Regalo del Bebé (Azul) Material: Hecho suave tela no tejida; Dimensión: 100 cm (39,37 pulgadas) * 36 cm (14,17 pulgadas). Adecuado para niños de 3 + años. −42% #2 de Los Más Vendidos MAM Training Bottle Set, regalos para bebés de +4 meses, incluye 1 biberón Trainer (220 ml) y 1 biberón Easy Active (330 ml), juego de biberones con bonitos dibujos, NIÑO (Boy) Práctico juego – Los bebés estarán muy bien equipados con este set de biberones que incluye asas, tetinas y boquillas para beber. Todas las piezas se combinan entre sí. Rebajas#3 de Los Más Vendidos Juguetes para bebés para 0, 3, 6, 9, 12 Meses, mordedores Cochecito de Peluche de Desarrollo temprano Cochecitos para bebés, Regalos de cumpleaños para recién Nacidos, Paquete de 4 Material: estos juguetes sonajeros para bebés están hechos de felpa con suave relleno de algodón PP y son cómodos, se recomiendan lavar a mano. −14% #4 de Los Más Vendidos Hosaire 4 Piezas Calcetines y Muñeca para Bebé, con Juguetes, Adecuado para bebé 0-6 Meses, Sonajeros incorporados 80% algodón, 20% spandex #5 de Los Más Vendidos VTech- Vaca muusical Peluche Interactivo de Bebe con Suaves, Multicolor, única (3480-166022) 3 botones de luz para descubrir los primeros números, las primeras letras y los colores.

Notaremos que el pequeño llorará cuando se le acerquen desconocidos y otras personas que no son sus papás: pero esto no quiere decir que sea más apático ni mucho menos. De hecho, es un proceso crucial en la evolución del bebe de 4 meses y medio, ya que quiere decir que tiene capacidad de reconocer lo que ya conoce. Necesitará de algo más de tiempo para adaptarse a las nuevas personas que aparecerán.

Ahora hace algo más que sonreír, y es que es capaz de reír a carcajadas, incluso hasta pronunciar las sílabas que, tarde o temprano, se terminarán convirtiendo en carcajadas.

El bebe de 4 meses de gestación ha cambiado mucho de un mes para otro; habrá diferencias en cuanto a sus hábitos de alimentación, en relación con su progreso psicomotor, habrá crecido más… y los padres deben de estar muy pendientes de todos estos cambios, de su salud, y de los nuevos cuidados que puede entrañar el nuevo periodo en el que estamos entrando.

Sin más preámbulos, vamos a ver algunos de los cambios a los que nos enfrentamos:

Peso y Talla del bebé de 4 meses

El percentil peso y talla bebé de 4 meses es el siguiente:

En niños, el peso debería de ser de unos 6,88kg, mientras que la estatura debería de estar comprendida por los 62,25 cm.

En niñas, el peso será de 6,2kg mientras que su altura llegará a los 62 cm.

Pero es importante que no nos obsesionamos si los valores que hacen referencia a nuestro bebé no corresponden totalmente con los aparecidos en la tabla peso y estatura de un bebé de 4 meses. Hay que tener en cuenta que todos estos valores son orientativos, y que será labor del pediatra determinar si hay alguna anomalía que requiera de atención inmediata.

Lo que se hace es estudiar la tendencia: si el pequeño se mantiene en su peso y estatura, aunque sea más bajo o algo de lo normal, no es común que sea un problema.

A partir de este modelo de su vida, el peso y el crecimiento se ralentizará un poco. Es común sorprenderse cuando nos preguntamos cuanto debe pesar un bebé de 4 meses y descubrimos la gran evolución que ha habido desde el mes 2º al 3º y la escasa desde el 3º al cuarto.

Las ganancias diarias empezarán a ser de unos 20 gramos, y las semanales de aproximadamente 140 gramos. Es decir, que en este segundo trimestre de su vida puede llegar a ganar 2kg.

Por otra parte, la longitud del bebé también irá aumentando más despacio. En los 3 meses que están por venir crecerá unos 6,3 cm.

También conviene tener controlado cuantos biberones debe tomar un bebé de 4 meses. Este dato es muy variable, y que tu bebé puede tomar biberones de 120ml a diario, mientras que el de tu vecina, con la misma edad, llega a los 180ml al día. Podemos concluir que las tomas serán de entre 120-180 ml con una frecuencia de 4-5 biberones al día, pero esto no es una ciencia exacta.

Alimentación del bebé de 4 meses

Llegados a este punto es normal preguntarse qué puede comer un bebé de 4 meses; podemos llegar a tener esa necesidad de introducir algún alimento distinto de la leche en su alimentación (cómo agregar una cierta cantidad de cereales sin gluten). Si analizamos lo que dice la OMS (Organización Mundial de la Salud) al respecto descubrimos que la entidad tan sólo recomienda la lactancia exclusiva hasta los 6 meses.

Es algo confuso, ya que cuando vamos al supermercado tenemos algunos cereales que se recomiendan a partir de los 4 meses.

En relación a la cantidad de cereales para un bebé de 4 meses, lo cierto es que es mejor no agregar ningún alimento nuevo a la dieta; y es que su estómago podría no estar formado lo suficiente para tolerarlo. Pero puede darse el caso de que el facultativo haya determinado que el pequeño esté bajo de peso, en cuyo caso es posible que sí que recomiende la inclusión de cereales.

¿Y qué hago si mi bebé de 4 meses no quiere comer? No es nada raro que se produzcan algunos momentos en los que el bebé no tenga apetito. Llegado el caso habrá que determinar si está más irritable de lo normal; puede ser que esté incómodo por no haber dormido, que tenga gases, entre otras muchas cosas.

Esto pasará bastante, pero si la tendencia se mantiene en el tiempo deberíamos llevarlo al pediatra para que evalúe mejor la situación.

Nunca pierda de vista el dato de cuantas tomas hace un bebé de 4 meses (que será de unas 4-5 al día de entre 120-180 ml), y así podremos estar seguros y seguras de que se estará alimentando de la forma correcta.

Crecimiento y desarrollo de un bebé de 4 meses

Los 4 meses pueden ser una pesadilla para la mamá, y es que en este periodo se les puede acabar la baja maternal y pueden tener que volver al trabajo. Esto supone un momento crítico para el estado emocional de la mamá y el bebé.

Necesitaremos a alguien de confianza que lo cuide mientras no estemos; puede ser el papá, los abuelos, una guardería, un canguro particular. Con independencia de la persona elegida, tendremos que estar 100% seguras de que la decisión es correcta.

¿Y qué hace un bebé de 4 meses? En este punto sí que nos vamos a encontrar con cambios importantes. El pequeño, en ese momento, no parará de moverse, por lo que no podemos dejarlo sólo ni por un momento, y mucho menos si el lugar es elevado (cómo puede ser la cama mientras lo estamos cambiando), ya que se podría caer.

El desarrollo físico de un bebé de 4 meses será muy característico en ese momento: ejercerá un mayor control sobre su cabeza estando en posición erecta. Por otra parte, cuando esté boca abajo se apoyará sobre si mismo con las manos abiertas. Si se acuesta de espaldas ya tendrá la capacidad para doblar el cuello hacia adelante para verse los pies, incluso hasta tratará de agarrarlos con las manos.

Ya a partir de ese mes sabrán cómo darse la vuelta.

El desarrollo psicomotor de un bebé de 4 meses también será evidente. Ahora serán capaces de seguir con la mirada todo lo que hacen los padres, hasta en un ángulo de 180ºC, mostrando una gran curiosidad por todo su entorno. En relación con el desarrollo motor en bebé de 4 meses habrá desarrollado la coordinación mano-vista-objeto se verá aumentada; anticipándose en abrir la mano cuando encuentra algo que quiere coger.

El instinto natural del pequeño le hará llevarse cosas a su boca, ya que así podrá apreciar mejor la percepción sobre el cuerpo. Podemos estimular su mente ofreciéndole objetos de diferentes presiones, texturas y colores para que los identifique.

Es común preguntarse ¿Por qué mi bebé de 4 años se despierta llorando desconsoladamente? Lo más común es que se sienta sólo cuando se despierta en plena noche, y que requiera de atención maternal/paternal, pero hay muchas otras causas que pueden explicar este comportamiento.

El sueño del bebé de 4 meses: ¿Cuántas horas debe dormir el bebé?

No hay muchos cambios sueño bebé 4 meses en comparación con lo acontecido en el mes anterior. Los expertos recomiendan que los bebés duerman entre 8-10 horas una vez que hayan llegado a esa edad. Además, este tipo se complementará con el que puedan haber dormido en la siesta.

Los periodos del sueño del bebé se irán acortando a medida que transcurren estos primeros meses, ya que necesitará percibir más estímulos del entorno para aprender más del mismo.

Una vez que haya pasado el tercero y el cuarto mes se producirá un momento muy especial en la evolución del bebé; y es que ya empezará a reconocer la diferencia que hay entre el día y la noche. Dormirá más horas durante la noche que durante el día; lo más normal es que haga 1 o 2 siestas, incluso hasta 3 si es más dormilón.

Sin embargo, es posible que el bebé 4 meses tenga sueño intranquilo, con despertares frecuentes, incluso más que cuando era un recién nacido.

El patrón del sueño de un bebé es muy diferente al de una persona adulta. Mientras que los adultos tenemos 5 fases de sueño (Fase REM + 4 subfases no REM), el bebé tan sólo nace con 2 fases. Desde el momento que nacen, hasta que llegan a los 3 meses, el sueño será bifásico: es decir, que tan sólo tendrá una base de sueño activo (REM) y otra de sueño tranquilo. En este 4 mes empezará a desarrollar estas fases, lo que puede hacer que esté más intranquilo.

En cuanto a las posturas de sueño seguiremos las mismas recomendaciones. No se recomienda que el bebé 4 meses duerma boca abajo, aunque ya tendrá capacidad para girarse por si mismo. Lo pondremos boca abajo para que vaya fortaleciendo su articulaciones de manera progresiva.

Más características y consejos de un bebé de 4 meses

Sociabilización

A partir del cuarto mes los padres tendrán que volver a hacer su vida de siempre; ya sea porque la mamá tendrá que volver a trabajar, o bien porque quieren algo de tiempo para ellos.

Todo esto hará que el bebé de 4 meses tendrá que pasar más tiempo con otras personas: cómo con los abuelos, con un canguro o en la guardería con otros bebés. Lo cierto es que este contacto es muy bueno para su desarrollo mental, pero es importante que esté en un entorno cariñoso y lleno de atenciones.

Desarrollo lingüístico

Es muy importante que la mamá y el papá le hablen con calma y manteniendo un tono cariñoso. La idea es captar su atención para que al bebé le interese interactuar con nosotros.

No pasa nada si el pequeño todavía no tiene un amplio repertorio de vocalizaciones, pero quizá si será importante prestar atención a si el pequeño no sonríe, si no emite ningún sonido, o si bien no reacciona cuando los papás le están hablando.

¿Dónde ir de vacaciones con un bebé de 4 meses?

Con el bebé de 4 meses podemos ir a cualquier parte de vacaciones, aunque los destinos más populares suelen ser la playa y la montaña.

De lo único de lo que nos tendremos que preocupar es de extremar las precauciones: habrá que protegerlo del sol, no dejarle solo ni por un momento, y analizar los riesgos de cada situación en particular.

Irritabilidad

Es bastante normal encontrarse con cuadros del tipo mi bebé de 4 meses llora mucho. Si está más irritable de lo normal, cómo ya hemos visto, es más común de lo que parece. Estamos ante una etapa llena de cambios a la que se tendrá que acostumbrar.

Artículos y accesorios para un bebé de 4 meses

Estos artículos fomentarán el crecimiento del bebé de 4 meses.

  • Juguetes para parque infantil: Estos juguetes permiten estimular la vista y la coordinación del bebé. Con ellos diferenciarán entre colores y balbucearán las primeras palabras.
  • Hamacas: Permiten que los bebés se relajen y se tranquilicen. A través de la música, sonidos y luces relajantes conseguiremos que el pequeño entienda que ha llegado la hora de irse a dormir.
  • Juguetes móviles: Resultan muy interesantes para que el bebé pueda aprender más, para que cante, tararee, estreche lazos afectivos con los papás…
  • Mordedores: Le resultarán muy útiles para calmar el dolor que experimentará durante el proceso de dentición.

Con estos consejos será más fácil el cuarto mes del bebé.

Desde esta edad los intervalos entre las tomas se alargan, y lo normal es que entre una y otra pasen unas 4 horas, excepto por la noche, que ya aguanta hasta 8 horas seguidas durmiendo, lo cual seguro que agradeceréis. No obstante, esto depende de cada bebé y es posible que el tuyo siga comiendo cada 3 horas tanto por el día como por la noche. Recuerda que la lactancia debe ser siempre a demanda, respeta sus necesidades.

Sus necesidades alimenticias varían y requiere menos cantidad de leche para quedar satisfecho, por lo que cogerá menos peso. No te preocupes, es normal a esta edad, por lo que no significa que se esté alimentando peor.

Por regla general, los niños de 4 meses engordan unos 140 g a la semana, haciendo un total de unos 500 g al mes.

La mayoría de niños hace 4 o 5 tomas al día, de unos 200 ml cada una, si hablamos de leche de fórmula. Pero, al igual que con la lactancia materna, esto depende de cada bebé y algunos comerán más o menos en cada toma y harán más tomas. Debes saber que la cantidad de leche para el bebé es siempre a demanda, es decir, la que él requiere, aunque tome el biberón.

No te puedes perder …

¿Qué puede comer un bebé de 8 meses?

La alimentación del bebé es un tema de cuidado, puesto que algunas cosas no son adecuadas para la edad que tenga el bebé, por ello te recomendamos conocer qué puede comer tu bebé de 8 meses.

En cuanto a su peso a esta edad, los niños con un P50 pesan unos 6.880 gramos, y las niñas en torno a los 6.200 gramos.

Si su percentil está en el límite más bajo, cerca del P3, pesará unos 5.600 gramos s es un niño y unos 5.100 si es una niña.

Y si está cerca del P97, su peso rondará los 8.450 gramos si es un niño y 7.800 g si es una niña.
Si quieres calcular el percentil de tu hijo puedes hacerlo con nuestra calculadora de percentiles, pero no te obsesiones con las medidas ni con los percentiles ya que no está más sano un niño con un P80 que uno con un P20, lo que importa es que el niño crezca de manera adecuada a su genética y su alimentación y que se mantenga siempre más o menos en los mismos rangos.

Te puede interesar:
El percentil del bebé, tanto en talla como en peso, es una variable que utilizan los pediatras para evaluar cómo se está desarrollando un bebé.

admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *