0

Uña nueva creciendo mal

Especialistas en Uña del pie encarnada

  • Me saqué un pedazo de uña que me.molestaba pero aún me sigue punzando, es normal? Ya tengo un día asi después e extraer la uña
  • Desde hace 15 años llevo padeciendo uñas encarnadas en los dedos gordos de ambos pies, me he operado ya unas 5 veces y siempre vuelvo a padecer este mismo problema, ¿operar y que no vuelva a crearme las uñas, o parte de ellas, podría ser una solución?
  • Buenas noches hace una semana me quitaron la uña encarnada y aun me dan dolores leves es normal?
  • Buen dia que tan cierto es que despues de una extraccion de uña si se mantienen relaciones sexuales causa gangrena?
  • Cuantos dias de incapacidad dan por la retirada de una uña encarnada?
  • Hola me retiraron la uña entera del dedo gordo del pie hace 3 meses y casi está entera, pero siento que me está volviendo a doler la misma zona por la cual fui intervenido . Es normal?
  • A mí hijo le realizaron cirugía por uña enterrada de los dos laterales hace un mes y siete días a los 15 días le quitaron toda la uña por una infección aún está inflamado su dedo y sigue morado de la parte de abajo es normal? El tiene 14 años
  • Buenos días Me extirparon la uña del dedo gordo hace 5 meses,tengo ya más de la mitad,mi.pregunta es,¿Es normal que me duela al mínimo toque?
  • Me cauterizaron los dos lados de las uñas y una ya no me duele nada y la otra sigue el dolor, es normal? De esto hace 4 días
  • Tengo una uña del dedo gordo morada me dijeron que es un hongo y me mandaron medicamento pero me sigue doliendo cuando la toco me duele la uña me estoy poniendo terbinafina y tomando lo mismo esto apenas tiene 3 días no pregunta es… es normal que me duela?

Problemas más comunes en las uñas de los pies. Causas y tratamientos

Las uñas son estructuras de consistencia dura y superficie brillante y lisa. La lámina ungueal es la parte más visible de la uña, está compuesta fundamentalmente por queratina, que confiere a la uña su propiedad de dureza, y crece a lo largo de toda la vida. Se forma básicamente a partir de la matriz -zona proximal de la uña-, y habitualmente tiene una coloración rosada, como consecuencia de los vasos sanguíneos subyacentes. Descubre todas las partes y funciones de las uñas aquí.

De forma fisiológica, las uñas experimentan un crecimiento variable en función de la edad, disminuyendo la velocidad de crecimiento a lo largo de los años. Hay distintos factores que pueden influir en la velocidad de su desarrollo, como el uso de determinado tipo de calzado, una buena o deficiente vascularización en los dedos o microtraumatismos que puedan ralentizar el crecimiento y la estimulación celular.

Pero, ¿por qué se caen las uñas o se dañan y deterioran?

Si una uña de la mano se desprende, tarda en formarse de nuevo alrededor de tres meses. Sin embargo, las uñas de los pies tienen un crecimiento mucho más lento, pudiendo tardar de seis meses a un año, por lo que en muchas ocasiones es necesario recurrir a procesos de reconstrucción para mantener la protección de los dedos y la estética de nuestros pies.

PRINCIPALES PROBLEMAS DE LAS UÑAS Y SUS TRATAMIENTOS

– ONICOMICOSIS (hongos). Es una afección por hongos de la uña. Para su diagnóstico realizamos un cultivo micótico, y si el resultado es positivo se establece un tratamiento tópico mediante la aplicación de laca de uñas, y se valora un posible tratamiento con láser. En Podoactiva se utiliza la técnica del K-láser, con el que se recurre a una fuente de alta temperatura que hace desaparecer tanto el hongo como las esporas mediante luz pulsada, evitando la necesidad de tomar medicación.

En el artículo «Hongos en las uñas de los pies. Causas, síntomas y tratamientos» analizamos en profundidad esta frecuente infección.

– ONICOCRIPTOSIS (uña incarnada). La uña incarnada (tambien llamada uña «encarnada») es uno de los problemas de las uñas que más molestias y dolor puede provocar al paciente. Se realiza un tratamiento de extracción de espícula (fragmento de uña clavado), en el que se valoran otras soluciones para tratar de evitar la reincidencia del problema. Uno de ellos es la Ortonixia que desarrollamos en las clínicas Podoactiva, con el que se trata de reeducar el crecimiento de la uña recuperando la forma curva y la dirección natural de su desarrollo mediante la colocación de láminas de plástico, resinas o pequeños ‘brakets’ que generan tracción sobre la uña. Durante el periodo de colocación de estos minúsculos dispositivos pueden quedar disimulados ya que se cubren y se pintan con esmalte si se desea. En caso de continuas recidivas o casos más complejos se valora la posibilidad de cirugía.

En el artículo «Uña incarnada. Causas, tratamientos y cómo prevenirlo» te contamos todo sobre esta patología.

– Uñas ATRÓFICAS. En ocasiones se producen alteraciones en el crecimiento y el grosor de la uña, para lo que se realizan tratamientos de cortes y fresados.

– ONICODISTROFIA. Las uñas pueden verse alteradas o deterioradas por la presión continuada de determinados tipos de calzado, golpes o traumatismos, que pueden llegar a provocar su fragmentación o caída, por lo que en ese caso se puede recurrir a la reconstrucción de la uña con geles o resinas.

-UÑAS NEGRAS. Son un problema bastante común que ha incrementado con el auge de los hábitos deportivos y uso de calzado incorrecto, cuya principal causa son los traumatismos directos.Te contamos los motivos por las que las uñas se tornan de un color negro u oscuro y cómo prevenirlo aquí.

En las clínicas Podoactiva realizamos diferentes tratamientos para las patologías y problemas de uñas, así como reconstrucciones e intervenciones quirúrgicas si así lo requiere el paciente. Consulte su clínica Podoactiva más cercana aquí.

Muchos corredores saben de sobra lo que es tener unas uñas del pie negras. El problema incluye contusiones, quemaduras o sangrado bajo la uña por un trauma continuado, o se debe al roce constante de la parte superior de la zapatilla con tu uña o a que tu dedo golpea la puntera de la zapatilla. Es una experiencia más común en corredores de maratón y en aquellos que entrenan con una intensidad especialmente alta. Algunos incluso lo ven como un distintivo de honor, cuanto más negras tengas las uñas, más duro eres.

Pero no todas las uñas del pie negras están causadas por el running, y en ciertos casos, pueden indicar algo más grave. Aquí tienes las pautas para identificar cuándo debes preocuparte y cuándo estas uñas negras son totalmente inofensivas.

Un trauma continuado

Ictor / Getty

El culpable más común de las uñas negras es un trauma continuado, que puede ser resultado de correr o de llevar puesto algún tipo de calzado mal ajustado. Si una uña negra sale de la nada de repente tras hacer ejercicio o pasar un día con zapatillas demasiado apretadas o demasiado sueltas, esta es la causa probable.

El trauma continuado oscila entre leve (es decir: una pequeña e indolora decoloración negra y azul bajo la uña), a grave (grandes ampollas sangrantes entre tu uña y el lecho de la uña), explica la cirujana podológica Jacqueline Sutera, Doctora en podología En casos leves, no se necesitan tratamientos, y la uña negra simplemente se dejará crecer.

En casos graves, las ampollas entre la uña puede provocar que la uña se separe, entre parcial y completamente, del lecho de la uña. Este proceso puede ser bastante doloroso si la separación es solo parcial, advierte la podóloga deportiva Lori Weisenfeld, Doctora en podología Explica que, una vez que la uña se separa completamente del lecho de la uña, está oficialmente muerta y nunca se reacomodará. Lo bueno es que ya no dolerá. ¿Lo malo? La nueva uña puede tardar un tiempo en crecer, aproximadamente un año para las uñas del pie grandes, y entre tres y seis meses para las uñas pequeñas. En ciertos casos, una nueva uña puede empezar a crecer bajo la vieja uña muerta.

En caso de trauma continuado adicional, la nueva uña puede quedar magullada y desprenderse también. Para prevenir esto, Weisenfeld recomienda visitar a tu médico que puede recortar o quitar completamente la uña muerta, lo que permitirá a la nueva uña tener espacio para crecer correctamente.

Otra ocasión en la que debes visitar a tu médico es si la piel alrededor de tu uña ennegrecida está roja, inflamada, o rezumando. Esto puede ser una señal de infección, dice Sutera, y debes aplicar una pomada antibiótica hasta que puedas pedir una cita.

Prueba con: Pomada antibiótica original Neosporin Cómprala ahora

Para evitar las uñas negras causadas por un trauma continuado, Jordan Metzl, doctor en medicina y medicina deportiva en el Hospital for Special Surgery en Nueva York, recomienda probar con una zapatilla más grande o llevar un calcetín más fino (los calcetines gordos pueden provocar mucha más presión en tus uñas del pie).

Hematoma subungueal

ilbuscaGetty Images

La caída de un objeto duro (por ejemplo, una mancuerna) en tu pie puede romper los vasos sanguíneos bajo el lecho de la uña y provocar estancamiento de sangre debajo de ella, explica Wiesenfeld. Este tipo de uña negra, llamado clínicamente hematoma subungueal, es especialmente fácil de identificar, ya que aparecerá casi inmediatamente después de un accidente.

La concentración de sangre normalmente causa una sensación palpitante dolorosa que puede tratarse perforando con una pequeña aguja a través de la uña para drenar la sangre. Este procedimiento aliviará tanto la presión como el color oscuro bajo la uña, y siempre debe hacerlo tu médico, dice Sutera. Los intentos en casa suelen ser antihigiénicos, ineficaces, y más insoportables que en una consulta.

La mayoría de hematomas subungueales son puramente accidentales, por lo que Metzl recomienda priorizar la protección del pie para reducir el riesgo de tener una en primer lugar.

Infecciones fúngicas

Getty Images

Las infecciones fúngicas, como el pie de atleta, pueden extenderse a tus uñas del pie y darles un tono amarillo, azul, verde, marrón, púrpura, y negro, explica Sutera. Esta gama de colores es única para los hongos, así como la presencia de restos subungueales, una sustancia blanquecina que rodea el lecho de la uña y a menudo incluye un hedor apestoso.

Si piensas que puedes tener una infección fúngica, consulta a tu médico, él o ella pueden cortar y biopsiar una porción de tu uña para confirmar un diagnóstico. Las opciones de tratamiento varían dependiendo de la gravedad de la infección. Los casos leves a menudo se abordan con medicamentos tópicos, mientras que los hongos más agresivos requieren medicación oral o incluso tratamiento láser.

De acuerdo con la American Academy of Dermatology, tener las uñas de los pies cortas, llevar zapatillas y calcetines ajustados adecuadamente y transpirables, no ir descalzo en áreas públicas como vestuarios, y no usar las zapatillas, los calcetines, los cortauñas, o las limas de uñas de otras personas puede ayudar a prevenir una infección fúngica en tu uña del pie.

Cáncer de piel

Sofia ZhuravetsGetty Images

El melanoma subungueal, la forma más grave de cáncer de piel, puede crecer bajo tu lecho de la uña y causar hiperpigmentación de la piel, explica Sutera. A menudo es un crecimiento lento e indoloro, que lo hace especialmente complicado de detectar.

Una mala señal es la decoloración que se extiende a través de la uña e incluso la cutícula, dice Weisenfeld. “Si no has tenido un caso de trauma, y tu uña está empezando lentamente a cambiar de color, especialmente si ese color va a través de tu uña, debes pedir un chequeo a tu médico,” advierte ella.

A menudo, los pacientes que se hagan la pedicura deben hacer un examen rápido de sus pies entre los cambios de pintauñas para detectar cualquier nuevo desarrollo, añade Weisenfeld. Todo el mundo debe pedir a su médico que le hagan un chequeo de piel anual.

Mientras que el melanoma puede ser mortal, es extremadamente raro y tratable si se detecta pronto. La cirugía es la única opción de tratamiento para el melanoma subungueal, en la que el cirujano quitará tu uña entera para quitar el melanoma desarrollado. Ya que el melanoma subungueal no está causado por el sol, puede ser más difícil de prevenir que otras formas de cáncer. Pero mantener tus pies generalmente limpios y sanos puede ayudar.

Tono de piel

Zero CreativesGetty Images

En ocasiones, la decoloración oscura de la uña es simplemente un tema de tono de la piel. Sutera ve esto más menudo en pacientes de color. “Hay piel bajo tus uñas de los pies, y al igual que la piel de cualquier otra parte de tu cuerpo, la pigmentación puede cambiar con el tiempo,” explica ella.

A menudo, este tipo de decoloración es simétrico y se ve en muchos dedos. Por ejemplo, tus dos meñiques pueden desarrollar una decoloración similar en tamaño y forma. Otra señal chivata: la misma coloración bajo tus uñas. Estos factores pueden ayudar a distinguir este tipo de uña negra benigna de aquellas más malignas, que están normalmente contenidas en una sola uña. Aun así, Sutera recomienda pedir un chequeo a tu podólogo o dermatólogo ante cualquier nuevo cambio de color, solo para estar seguro.

Vía: Runner’s World. Traducción: blarlo.com

Las uñas

  • Tamaño de texto más grandeTamaño de texto grandeTamaño de texto regular

Probablemente no pienses en tus uñas, a menos que hayas terminado de pintártelas de azul o que tu mamá te diga que es hora de cortártelas. Pero las uñas cumplen una función. La superficie dura de las uñas ayuda a proteger las puntas de los dedos. Y las uñas de las manos hacen que sea más fácil rascarse o quitar el pelo de perro de tu sweater.

Las uñas están hechas de queratina. Es la misma sustancia que usa el cuerpo para crear el cabello y la capa superior de la piel. Tenías uñas en las manos y los pies incluso antes de nacer. ¿De dónde vienen?

Tal vez parezca que las uñas comienzan a crecer donde empieza la cutícula en forma de U. Pero debajo de la superficie ocurren muchas cosas. Las uñas comienzan en la raíz de la uña, oculta debajo de la cutícula.

Cuando las células ubicadas en la raíz de la uña crecen, la nueva uña empuja a las viejas células de la uña. Estas viejas células de aplanan y endurecen, gracias a la queratina, que es una proteína que producen estas células. La uña recién formada se desliza a lo largo del lecho ungueal, que es la superficie plana que tenemos debajo de las uñas. El lecho ungueal está apoyado sobre pequeños vasos sanguíneos que lo alimentan y les dan a las uñas el color rosado.

Las uñas crecen lentamente; de hecho, crecen aproximadamente una décima de pulgada (2,5 mm) por mes. A esta velocidad, puede llevar entre 3 y 6 meses reemplazar una uña por completo.

En la unión entre la uña y la piel se encuentra la cutícula. La cutícula protege a la nueva uña que sale de la raíz de la uña. La lúnula, que viene del latín equivalente a «pequeña luna», es el medio círculo pálido que se encuentra justo por encima de la cutícula. La lúnula se ve claramente en los dedos pulgares.

El cuidado de las uñas

Tal vez necesites que un adulto te ayude a cortarte las uñas, porque puede ser un poco complicado. Quizás use un alicate o unas tijeras de uñas. Para emparejar los bordes dentados, puedes usar una lima, que es similar a un papel de lija.

Las uñas de las manos se deben cortar con una pequeña curva. Tener las uñas bien cortadas, puede ayudarte a evitar comértelas, lo que puede causar infecciones. También es una buena idea humectar regularmente las uñas y las cutículas. Puedes hacerlo con una loción o crema humectante para manos.

Como las uñas de los pies crecen más lentamente que las de las manos, no es necesario cortarlas con tanta frecuencia. Debes cortarlas rectas, lo cual puede resultar complicado. Tal vez necesites ayuda de tus padres.

Manicuras y pedicuras

A veces, las personas acuden a un salón de belleza para que un profesional les corte y pinte las uñas. Las manicuras (en las uñas de las manos) y las pedicuras (en las uñas de los pies) son servicios muy solicitados por muchachas y mujeres adultas (¡e incluso por algunos hombres!). Si te haces una manicura o pedicura, asegúrate de que el salón de belleza siga reglas estrictas para limpiar las herramientas y las estaciones donde se lavan, cortan, liman y pintan las uñas de las manos y los pies.

Para prevenir las infecciones y otros problemas, los expertos recomiendan llevar tus propios alicates y otras herramientas a la manicura o el pedicuro. Esto es mejor porque no estarás expuesto a bacterias y otras cosas que pueden quedar en las herramientas que se usaron en las manos y los pies de otras personas.

Puede ser divertido hacerte la manicura o pedicura en casa, pero es conveniente que les pidas ayuda a tus padres. Ten especial cuidado con las herramientas afiladas, el esmalte y el quitaesmalte. Estos elementos pueden ser especialmente peligrosos si los agarra un hermanito o una hermanita pequeños. Además, los ingredientes de algunos esmaltes y quitaesmaltes pueden dañar y secar las uñas.

Problemas comunes de las uñas

La mayoría de las veces, las uñas están rosas y sanas, pero en algunas ocasiones, tienen problemas. Algunos de los problemas más comunes en los niños son los siguientes:

  • uña encarnada: la uña se curva por debajo de la piel y causa dolor y, en algunos casos, una infección
  • lesión en la uña: cuando se cae algo en las uñas de los pies o te pellizcas un dedo con un cajón. Es posible que aparezca un hematoma debajo de la uña y, a veces, la uña se cae. En el lugar crecerá una nueva.
  • deformidad de las uñas: cuando la uña no está lisa, como las uñas sanas. Las personas que se comen las uñas o se toquetean mucho las uñas pueden tener este problema, pero también puede ocurrir si una persona tiene una enfermedad que afecta a la uña.
  • padrastro: cuando una tira de piel muerta cuelga del borde de la uña. Si tiras de los padrastros (o pellejos) puedes lastimarte.

Algunos de estos problemas, como una lesión leve en una uña o un padrastro, se pueden tratar en el hogar con la ayuda de los padres. Pero las infecciones y las lesiones más graves de las uñas deben ser atendidas por un médico. Los signos de infección incluyen dolor, enrojecimiento, inflamación (hinchazón) y, tal vez, pus.

Qué tienen que decir las uñas

No te sorprendas si el médico te mira las uñas en tu próximo examen físico, aunque no tengas ningún problema con ellas. Las uñas de las manos ofrecen buena información sobre la salud general de una persona.

Por ejemplo, cuando el médico presiona las uñas, está comprobando la circulación de sangre. Al mirarte las uñas, el médico puede ver cambios que quizás estén asociados con problemas en la piel, enfermedades pulmonares, anemia y otras enfermedades. ¡Las uñas dicen muchas cosas!

Revisado por: Expertos en medicina de KidsHealth

admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *