0

Vestidos novia alquiler

¿Alquiler de vestidos de novia? Las respuestas a todas tus dudas

Pogo Eventos

Apostar por el alquiler del vestido de novia es una idea en expansión que las mujeres adoptan con mayor confianza cada vez. Dentro de los preparativos de la boda, el vestido de novia es un factor que incide directamente en el presupuesto y surge el dilema de si alquilar o comprar. El catálogo de vestidos de alquiler de una tienda especializada puede ser muy amplio, como ocurre con los vestidos de fiesta. Conocé esta nueva alternativa que te brinda calidad 100%.

1. Una nueva tendencia

Ima Sumac Producciones

En los tiempos actuales el alquiler de vestidos de novia o prendas elegantes para fiestas tiende a tomarse con más naturalidad. Las novias pueden lucir hermosos diseños de forma más accesible y no dejar de lado un sueño por los costos que implica comprar un vestido nuevo. Muchas novias también calculan el impacto que puede llegar a producir la compra en un presupuesto de boda más acotado, entonces esta solución les resulta muy favorable.

2. Todos los estilos

Flor Kaiser Fotografía

Si ya revisaste catálogos y visitaste casas de novia, vas a tener una idea más cabal de cuáles son los diseños de moda, los cortes que se imponen en tus firmas preferidas y los modelos vintage o boho más empoderados. La mayoría de las casas nupciales no se limitan solo la venta, sino que ofrecen también el alquiler de vestidos de novia, con asesoramiento y arreglos de costura tal como si compraras la prenda.

3. Opción sostenible

Studio Des Reves

La mano de obra puesta en un vestido de novia con encaje trabajado y los costos de materiales se reaprovechan mucho más en el tiempo. Más novias pueden disfrutarlo y sacarle todos los momentos felices con fotos que van a atesorar en sus álbumes de casamiento. No será necesario buscar un lugar para guardar el vestido sin que se ponga amarillento ni esperar años para traspasarlo a una hija u otro familiar, más aún cuando las casas tienen poco espacio.

4. Tipos de alquiler

El formato más habitual es alquilar un vestido de novia usado, es decir que ya lo han lucido algunas novias. Son vestidos cedidos para alquiler o prendas propias de las diferentes firmas que se elaboran con ese objetivo. La segunda forma es alquilar un diseño de primera postura que la novia afortunada puede estrenar a un precio mucho menor que un modelo nuevo. Esta segunda opción es un poco más cara.

5. ¿Cómo funciona?

Leo Furió

Cada emprendimiento tiene su modalidad de gestión. Ya mencionamos que podés descubrir un diseño que te enamore en las casas de novia tradicionales. Otras casas pueden dedicarse solo al alquiler y suman distintos modelos para ofrecer un amplio abanico. Otro modo surge de las redes comunitarias compuestas por chicas que ceden sus vestidos para alquilar y amortizan así los gastos de su propia boda. Si lo pensaste, lo mismo puede aplicarse al vestido de novia para civil.

6. De segunda mano

El alquiler y la compra de segunda mano son opciones igual de valederas para novias ahorrativas. Sin embargo, en la casa de alquiler te aseguran el buen estado de la prenda, mientras que una compra de segunda mano podría requerir mayor inversión en arreglos, sobre todo en la parte baja y en la botonadura, por lo cual te recomendamos que lo revises cuidadosamente.

7. Pasos para alquilar

Ou Clock

Una vez que te hayas decidido por el alquiler, deberás iniciar la búsqueda por lo menos tres meses antes para comenzar a probarte varios modelos hasta que encuentres el que te guste. Es recomendable buscar un sitio de confianza o una empresa especializada que ofrezca calidad 100%. Podés solicitar asesoramiento, y mejor aún, una cita previa para que el personal esté disponible para responder todas tus dudas. El tiempo de las pruebas es importante porque te asegura comodidad con la prenda luego en el momento de la verdad.

8. El contrato

Antonella Natalicchio Fotografía

Si ya elegiste tu vestido, te recomendamos revisarlo palmo a palmo para evitar encontrarte con sorpresas posteriores. Luego se hace la reserva formal del vestido y se firma el contrato. Muchas tiendas pueden ofrecerte un seguro por riesgo de roturas o manchas que pueda sufrir la prenda, y es aconsejable tomarlo. Por último, si es necesario, tendrás que hacer los arreglos de costura para que se ajuste a tu silueta.

Cuando los vestidos ya han pasado por algunos usos, las tiendas suelen moverlos a venta de outlet, y es otra forma de conseguir un vestido de novia sencillo y económico. Sumergite aún más en el mundo de las nupcias y conocé sobre la tradición del color blanco del vestido de novia.

¿Cuánto cuesta un vestido de novia?

En una boda, incluso el último detalle está pensado. Cuando somos alguno de los invitados, ni siquiera reparamos en muchos de ellos. Sin embargo, cuándo somos uno de los protagonistas, cambian las tornas. Si quieres aprender a organizar una boda paso a paso y de manera profesional, descubre Cómo ser Wedding Planner. Y sigue leyendo, hoy te contamos cuánto cuesta un vestido de novia y te damos algunas ideas para que puedas ahorrar en los gastos de una boda. ¿Te quedas?

Gastos a contemplar: ¿Cuánto cuesta una boda?

Ahora que llega el entretiempo, muchas parejas aprovechan para celebrar sus enlaces matrimoniales. Lo cierto es que aunque, hasta ahora, lo más típico era hacerlo en pleno verano, los precios de las bodas fuera de «temporada» son más bajos. De ahí que cada vez más prometidos se lancen a celebrarla en septiembre o en pleno otoño.

Si eres uno de ellos o, simplemente te preguntas cuánto cuesta una boda y cuánto cuesta un vestido de novia, has llegado a buen puerto.

En España, el precio medio de una boda oscila entre los 15.000 y los 20.000 euros. En general, el mayor gasto en una boda se destina al banquete (100 – 140 euros por invitado), seguido de la luna de miel (de 4.000 a 6.000 euros).

¡Cuánto dinero!, puedes pensar. Pero, ¿tienes en cuenta todos los ítems que se deben cubrir? Los resumimos a continuación.

Desglosando la factura de una boda

En general, y sin tener en cuenta las bodas temáticas muy cerradas, que multiplican los gastos en decoración, aquí tienes un desglose de gastos que responden a la pregunta de cuánto cuesta una boda. Si solo te interesa cuánto cuesta un vestido de novia o de novio, puedes ir directo al siguiente apartado.

  • Belleza, maquillaje y peluquería. Los gastos en la estética matrimonial pueden oscilar entre los 300 y los 600 euros.
  • Decoración floral y ramo nupcial. Esta factura puede ascender hasta los 900 euros. En ella se incluyen la decoración del lugar de la ceremonia nupcial, del salón o espacio de banquete y el ramo de la novia.
  • Animación, DJ, música. La animación de la boda, con todos los elementos y alquileres de material que comporta, puede ascender hasta los 1.000 euros.
  • Banquete. El banquete de una boda puede costar entre los 120 y los 150 euros por comensal. Todo ello sin tener en cuenta detalles como la posterior barra libre durante el baile.
  • Fotos de boda y vídeo de recuerdo. Casi todas las parejas quieren tener recuerdos audiovisuales de su boda. Los costes del vídeo de boda y las fotos pre y postboda pueden oscilar entre los 1.200 y los 3.000 euros.
  • Alianzas y joyería. Las alianzas de la pareja y la joyería nupcial cuestan entre 400 y 500 euros.
  • Otros gastos adicionales. Las invitaciones de boda cuestan de 300 a 500 euros. Los recuerdos o detalles para invitados, otros 300. El transporte hasta el banquete, unos 300 más dependiendo del trayecto y el número de personas.

Y ahora… la pregunta clave:

Si te preguntas cuánto cuesta un vestido de novia, debes saber que, de mediana, los costes de un traje de boda están entre los 600 euros y los 1.700€. Esta cantidad, sin embargo, no contempla el gasto en calzado, lencería o complementos. En cambio, el traje de boda de un novio cuesta entre 400 y 800 euros y puede ascender a los 1.000 si se opta por una firma de alta costura.

Tips para ahorrar en una boda y el vestido de novia

Llegados a este punto, muchas personas se preguntarán cuáles son las opciones para ahorrar al organizar una boda. Por ello, os damos a continuación algunos consejos para que no se dispare el presupuesto de una boda. Toma nota y valora cuáles de ellos pueden serte de mayor utilidad en tu caso concreto.

1- Elegir el día de la boda fuera de temporada alta.

Si tu intención es casarte cualquier día (sin predilección por un día en concreto), puedes considerar reservar un día fuera de la alta temporada. Tal como comentábamos anteriormente, cada vez hay más parejas que deciden casarse en otoño e incluso en invierno.

2-. Flores, sí, pero de temporada

Algunas parejas no tienen en cuenta que el precio de la decoración floral en una boda también tiene temporalidad. Así como las fresas no crecen durante todo el año, lo mismo ocurre con las flores. Una buena manera de ahorrar en una boda es optar por flores más baratas, por lo tanto, de temporada.

3-. Alquilar el vestido de novia

Ahora ya sabes cuánto cuesta un vestido de novia. Sin embargo, no te preocupes. Muchas personas no están dispuestas o no se pueden permitir gastarse tanto dinero en sus vestidos y trajes. De ahí que cada vez haya más opciones para alquilar el outfit de boda que van a lucir. Hay diseños preciosos que pueden costarte mucho menos. También se puede considerar invertir en un vestido de segunda mano o usar el de una familiar o amiga.

4-. Valora hacer la ceremonia y el banquete en el mismo sitio

Este punto es especialmente interesante si tu ceremonia será una boda civil.

Es sabido por todas que casarse conlleva un desembolso importante de dinero, son muchos los gastos que hay que tener en cuenta: banquete, viaje de novios, música, complementos…, además de los gastos ocultos que debes conocer. El gasto más importante para una novia es el vestido. Hoy te queremos contar cuáles son los precios medios de compra y alquiler de vestidos de novia para que decidas qué opción se adapta mejor a tu presupuesto.

Vestidos de novia: Precios medios de compra

Es indiscutible que aunque todos los elementos de una boda son importantes y, en algunos casos, imprescindibles, para las novias el elemento que cobra mayor importancia es el vestido. Existe la posibilidad de comprar trajes de novia por menos de 500 euros o vestidos que ronden los 12000 si se trata de un diseño de alta costura.

En general, el gasto medio que realizan las novias en sus vestidos suele rondar los 1500 euros, a ello hay que sumarle el gasto extra de los complementos que suelen costar de media entre 400 y 800 euros. Entre estos gastos extra se encuentran el velo de novia, la ropa interior, los complementos para el pelo como tocados o tiaras, las joyas, los zapatos…

El motivo principal que lleva a las novias a decantarse por comprar el vestido de novia es un motivo sentimental, la posibilidad de conservar tu vestido como recuerdo del día de tu boda es lo que hace que las novias prefieran hacer este gasto y conservar su vestido.

Si quieres comprar tu vestido de novia porque te gustaría conservar ese recuerdo tan especial, pero no te quieres gastar mucho, te proponemos una opción que te va a encantar: los vestidos de novia prêt-à-porter low cost, una opción que está marcando tendencia entre las novias más modernas.

Vestidos de novia: Precios medios de alquiler

El precio de un vestido de novia de alquiler dista mucho de uno comprado, el rango de precios va desde los 200 hasta los 800 euros, como ves, es una opción bastante más económica. Las novias son cada vez más prácticas y el alquiler de vestidos está teniendo cada vez más aceptación, la ventaja de esta modalidad de compra es que podremos dedicar un gasto mayor a otro aspecto de la boda, generalmente cuando se ahorra en algún coste, en la mayoría de los casos, suele ser en beneficio del viaje de novios. Por cierto, si este es tu caso, te aconsejo que no te pierdas este artículo sobre los mejores destinos en Nueva Zelanda, un viaje de ensueño para una pareja recién casada.

Consejos para alquilar vestidos de novia

A la hora de alquilar un vestido debes tener en cuenta dos elementos importantes:

  1. Firmar un contrato: En él se especificarán cosas como cuándo será la recogida y entrega del vestido, las condiciones en las que debes entregar el traje de novia… Estas condiciones las establece cada tienda.
  2. Puedes contratar un seguro: Algunas tiendas ofrecen la posibilidad de contratar un seguro adicional, de esta manera estarás más tranquila si el vestido se ensucia por accidente o sufre algún desperfecto.

El hecho de alquilar un vestido de novia no quiere decir que se trate de un vestido antiguo o en malas condiciones, los vestidos de novia de alquiler suelen ser vestidos en liquidación de temporadas anteriores. Al igual que con los vestidos comprados tendrás la opción de elegir entre diferentes modelos: diseño romántico, vintage, clásico…

Como ves, hay opciones para todos los bolsillos, de esta manera el precio de los vestidos de novia ya no será un impedimento, podrás elegir el vestido que más te guste y con el que te sientas radiante y adaptarlo a tu presupuesto.

Si tu boda se acerca, no puedes perderte estos artículos con los mejores peinados para novias en 2017 y los ramos de novia de tendencia esta temporada.

Alquiler de vestidos de novia: todo lo que quieres saber

Algunas novias prefieren invertir el importante desembolso económico que supone comprar el vestido de novia en otras cosas, como el banquete o el viaje de novios. La alternativa en estos casos es comprar vestidos de novia baratos o bien recurrir a tiendas de alquiler especializadas. A fin de cuentas, si ellos pueden hacerlo con sus trajes de novio, chaqués o esmóquines, ¿por qué nosotras no podríamos alquilar el nuestro? Es un modo de abaratar costes e invertir ese presupuesto en bonitos ramos de novia originales o consentirse un capricho en los zapatos de novia.

¿Cómo funcionan estas tiendas? ¿Qué vestidos se pueden encontrar? ¿Son fiables? ¿Qué podemos esperar de ellas? Respondemos a estas y muchas otras dudas frecuentes y te recomendamos que, antes de tomar una decisión, te informes bien, visites estos establecimientos para ver in situ los vestidos y servicios que ofrecen y consultes todas las dudas que te puedan quedar. Y tranquila: en nuestro país existen locales que se dedican al alquiler de trajes de novia con absolutas garantías de calidad.

Tipos de alquiler

Lo primero que debes saber es que existen distintas maneras de hacerlo. Puedes alquilar un vestido que ha sido utilizado anteriormente por otras novias o bien decantarte por el de primera puesta. En el primer caso tienes también dos opciones: reservar el vestido que has elegido y que, desde la firma del contrato de alquiler, ninguna novia se podrá poner antes que tú, o bien optar por un llamado alquiler abierto. Es decir, aquel en el que la empresa, y siempre con un margen de tiempo suficiente, puede alquilar el mismo vestido a diferentes novias durante todo el año. Por su parte, el alquiler de primera puesta implica que tú estrenarás el vestido de tus sueños y que, con posterioridad, este será utilizado por otras novias. Obviamente, se trata de un servicio bastante más caro que los dos anteriores.

Sea cuál sea la opción de elijas, recuerda que, al igual que en las tiendas de trajes de novia, es preciso reservar fecha y hora para garantizar una atención personalizada todo el tiempo que necesites. Y que podrás probarte todos los vestidos que sea necesario hasta dar con el que siempre habías soñado.

¿Qué tipo de vestidos puedo encontrar?

La oferta es muy amplia y variada, pues hay modelos para todos los estilos, desde los vestidos de novia vintage hasta los más espectaculares corte sirena con pedrería. La mayoría de estos diseños proceden de showrooms de liquidación de temporada de las principales firmas nupciales, por lo que cuando se pongan a la venta los vestidos de novia 2019, en ese tipo de establecimientos podrás encontrar muchos modelos pertenecientes a estas colecciones a un precio mucho menor. Asimismo, en estas tiendas también descubrirás trajes que muchas novias deciden vender tras la boda para recuperar parte del desembolso económico que hicieron en su día.

Elijas el que elijas, asegúrate que está en buen estado –sin ningún tipo de mancha–, completamente limpio de tintorería y sin rastro de taras: descosidos, enganchones, abalorios o pedrería perdidos, etc.

Además del amplio abanico de vestidos, muchas de estas tiendas permiten completar el look de novia total, pues en su catálogo incluyen todo tipo de complementos: zapatos de novia vintage, velos, tocados, boleros, etc. Una medida que les resulta muy cómoda, ya que pueden encontrar todo lo que buscan en una misma tienda… ¡con un presupuesto ajustado!

¿Qué servicios extra me ofrecerán?

En lo que a servicio postalquiler se refiere, estos negocios suelen contar con profesionales en costura que ajustarán el vestido a tu cuerpo como si estuviera hecho a medida, realizando incluso las modificaciones que se permitan. Y es que, como si de un vestido comprado se tratara, la novia tendrá tres pruebas para que el modelo que ha escogido se adapte al máximo a su silueta y a sus medidas exactas.

¿Cuánto cuesta alquilar un vestido de novia?

El precio del alquiler depende de muchos factores. Por ejemplo, los trajes de la última temporada son más caros que los de las anteriores, al igual que los modelos de diseñadores de prestigio y los de firmas reconocidas cuestan más que los de marcas poco conocidas. Recuerda también que el coste de los vestidos de alquiler de primera puesta es mayor que el de las demás opciones existentes. Hablando en cifras, el precio puede oscilar entre 200 y 1000 euros, aunque el coste final depende tanto de la tienda como del modelo seleccionado. Su mayor ventaja, sin duda, es que puedes acceder a modelos increíbles de colecciones recientes a un precio muy inferior al de venta. Igual que hacen ellos con sus fracs y chaqués.

¿Cómo funciona el alquiler de un vestido de novia?

De una manera muy similar a la compra del vestido. Una vez elegido el modelo, el primer paso es formalizar la reserva, lo que te asegura tener un vestido de tu talla en la tienda con la antelación suficiente para realizar los arreglos y modificaciones oportunas.

Al tratarse de un alquiler, también es necesario firmar un contrato por ambas partes, detallando los requisitos que establece la tienda. En él se establecerán aspectos como los plazos de entrega y devolución, y las condiciones en las que debe estar la prenda: lavada, planchada, etc. Para evitar más de un susto desagradable, se suele ofrecer un seguro opcional para que la novia se despreocupe si mancha el vestido o alguno de los complementos, o si cualquiera de ellos sufre un desperfecto antes de retornarlos al establecimiento.

Más cosas que debes saber

Fotoaurinko

Ya hemos comentado lo importante que es que te informes sobre la profesionalidad de los establecimientos con los que contactes. Pero más allá de eso, es necesario que no te olvides de ciertas cosas. Así, es muy importante que confirmes y reconfirmes las fechas y el modo de entrega y recogida del vestido. Si se trata de una reserva en exclusiva, asegúrate también de que el vestido que escoges el primer día sea el mismo que tendrás en las siguientes pruebas. Y si optas por un alquiler abierto, comprueba que tienen el stock suficiente para ofrecerte una solución efectiva en caso de percance. ¿Qué pasaría si en un alquiler anterior a tu boda le sucediera algo al vestido? ¿Te quedarías sin? ¿Tendrías que elegir otro? No dejes ningún cabo suelto. Y, aunque no es habitual, pregunta si es posible que en algún momento del proceso cambies el vestido por un nuevo diseño que te guste más. ¡Esas cosas pasan!

El alquiler del vestido de novia puede ser una buena opción para abaratar los costes del enlace y dedicar parte del presupuesto a un mejor banquete, a regalar detalles de boda personalizados a los invitados o a hacer realidad las ideas originales para bodas que os han enamorado. ¡Tú tienes la última palabra!

Veganovias – Vestidos de Novia

Alquiler novia

Alquiler novia. Un vestido de alquiler cuesta a 399€, en nuestra tienda. Elige entre más de 50 modelos diferentes. Cualquiera de nuestra colección. Vestidos de novia de alquiler

Pide cita y vente a probar llamando al 91 831 95 78 o escribiendo un email: [email protected]

Estamos en c/ Maqueda 10. Metro Campamento.

En otras tiendas desde 300 a 1000€.
¿Qué hacemos? Hay algunas chicas que cuando ya tienen fecha de boda éste es su siguiente dilema, compro o alquilo.

Creo que los vestidos de novia son muy caros, no me quiero gastar tanto. ¿Cómo hago para abaratar costes en mi boda?

Una opción en la que muchas piensas es en coger un vestido de novia en alquiler, aquí veremos pros y contras de ésta opción y la que más se ajusta a cada novia.

¿Tengo que dejar fianza para el alquiler de vestido de novia?

En los vestidos de novia que se alquilan en cualquier tienda vas a tener que dejar una fianza de aproximadamente 300 – 700€ más lo que vale el vestido. Si no no te lo dejarían llevar para casa, eso es obvio. El tema es que muchas novias empiezan a hacer sus cuentas si me alquilan un vestido de novia por 500€-700€ y a parte tengo que dejar una señal de 300-700€ y le pasa algo al vestido… ¿Pierdo la señal?

¿La fianza del vestido de novia se devuelve?

Vemos muchos casos por internet en el que las novias salen perdiendo con esta opción de alquiler ya que hay en muchos sitios en los que no devuelven la fianza. Aseguraros de lo que estáis firmando porque imaginamos que no en todos los sitios son iguales de estrictos.

¿Cuando me la devuelven?

Siempre que el vestido de novia esté perfecto y que lo comprueben fehacientemente, te devolverán el dinero. Lo ideal como imaginaréis es que no tenga manchas, ni quemaduras de cigarrillos, ni enganchones…

Compra o alquiler de vestidos de novia

Para veganovias la mejor opción es comprar el vestido de novia ya que en nuestra tienda y en muchas otras. tendrás la opción de tener un vestido precioso por el mismo dinero que un vestido de alquiler sin tener que estar preocupada de si le pasa algo al vestido o no. Hay muchos outlets que por 300-500€ tienes tu vestido de novia, después de la boda siempre tienes la opción de vendérselo a otra novia o quedártelo. A la larga te ahorras incluso dinero.

Antes de alquilar el vestido de novia infórmate bien. Valora todo lo positivo y negativo y adelante con tu opción.

Murió Amanda Peterson, protagonista de »Novia se alquila»

Una lamentable noticia sacudió nuevamente al mundo del espectáculo.La actriz Amanda Peterson, quien será recordada por su papel co-protagónico en la película ‘Can’t buy me love‘ junto a Patrick Dempsey, fue hallada muerta el pasado domingo 5 de julio a la edad de 43 años en su casa en Greeley, Colorado.Se dice que la familia no tenía noticias de la actriz desde el pasado viernes 3 de julio, por lo cual emprendieron una búsqueda que finalizó con el fatal hallazgo de su cuerpo en su domicilio, de acuerdo con información del portal TMZ.“Ella había estado enferma y tenía un problema de apnea del sueño que pudo haber contribuido (a su deceso)”, contó su padre a la prensa local.En 1987 durante la película Can’t buy me love , encarnó a Cindy Mancini, una popular estudiante que acepta hacerse pasar por la novia de Ronald Miller (Patrick Dempsey) a cambio de un pago, para luego terminar felizmente enamorados.Amanda Peterson se retiró del cine en 1994 y estableció su residencia en Colorado.

admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *